El oficialismo y la oposición salen a las calles en el Día de la Democracia

Colectivos y el MAS salen a las calles en 6 ciudades el Día de la Democracia

El día ‘D’ – de democracia- llegó. Tras varios meses de anuncios, hoy, 10 de octubre, los colectivos ciudadanos y el Movimiento Al Socialismo (MAS) medirán fuerzas en las calles de al menos seis ciudades capitales de Bolivia; los primeros -con bloqueos y marchas- defendiendo el voto del 21F y el oficialismo, por su lado, en respaldo a su líder Evo Morales.

En Cochabamba y La Paz, las plataformas convocaron a bloqueos y marchas, mientras que en Santa Cruz, Sucre, Tarija, Potosí y Oruro se anunciaron masivas movilizaciones y concentraciones de ambos bandos.

En la capital valluna, los colectivos ciudadanos anunciaron el bloqueo de las “mil esquinas” y aseguraron la participación de 24 plataformas y más de 300 puntos vecinales. WhatsApp es la herramienta preferida de los movilizados para organizarse, con más de 70 grupos activos.

La Universidad Mayor de San Simón (UMSS), la Universidad Católica Boliviana (UCB)  y la Alcaldía de Cochabamba determinaron suspender las labores , mientras la Dirección Departamental de Educación  (DDE) afirmó que las clases en unidades educativas públicas, de convenio y privadas serán normales con tolerancia, informó el titular Iván Villa.

Empero, el presidente de la Asociación Nacional de Colegios Particulares (Andecop) filial Cochabamba, Genaro Durán, afirmó que los padres de familia decidirán si envían o no a sus hijos a clases dependiendo de la conflictividad registrada en horas de la mañana.

Sin embargo, quienes decidieron no acatar la medida fueron los de la Federación del Autotransporte de Cochabamba.

El dirigente José Orellana afirmó que ellos “no pertenecen a ningún bando” por lo que saldrán a trabajar con normalidad, pero si ven que sus afiliados corren riesgos en los bloqueos o que no pueden trabajar con regularidad, replegarán sus vehículos.

En tanto, el presidente de la Federación de Entidades Empresariales de Cochabamba (FEPC), Javier Bellot, dijo que el sector dejó a sus afiliados la decisión de acatar el paro o no.

Sin embargo, varias empresas privadas, como el Hupermall, Los Castores y varias medianas, decidieron cerrar sus puertas acatando la medida de presión.

Oficialismo

El MAS también movilizará a sus bases para mostrar fuerza. Con el argumento de los 36 años de la democracia, el oficialismo organizó sendas concentraciones en seis capitales. En Cochabamba se reunirán en la plaza principal desde las 12:00, previa marcha desde cuatro puntos de la ciudad. La concentración será para reafirmar el respaldo a la candidatura de Evo Morales.

En La Paz, la Central Obrera Boliviana (COB) y la Coordinadora Nacional por el Cambio (Conalcam) liderarán la marcha desde la Autopista, que tendrá la presencia del primer mandatario. Morales también participará de los actos oficialista en la ciudad de Sucre. El ministro de Gobierno, Carlos Romero, responsable político del MAS en Santa Cruz, explicó que la movilización en esta capital se realizará en el monumento al Chiriguano.

En Tarija, el MAS se concentrará cerca al mercado campesino y los colectivos ciudadanos en la plaza principal.

En Potosí, el Comité Cívico Potosinista (Compico) convocó a una masiva marcha a las 14:00 en la plaza del Minero.

Por otra parte, el comandante nacional de la Policía, Faustino Mendoza, explicó que la institución del orden acuartelará a todo su personal para brindar seguridad y que se desplegarán grupos especiales.

DETALLES

Transporte no acatará medida; maestros sí. El transporte federado de Cochabamba decidió trabajar con normalidad a menos que los bloqueos no permitan la transitabilidad, en ese caso se replegarán. Los maestros urbanos, en tanto, decidieron acatar la medida de presión, empero la DDE advirtió con descuentos.

Evo marchará en La Paz y en la capital del Estado. El presidente Evo Morales participará de la marcha de La Paz en la mañana y en la de Sucre por la tarde.

Sectores aseguran que marchas serán pacíficas. Tanto el MAS como los colectivos ciudadanos aseguraron que las marchas y protestas que protagonizarán serán pacíficas y que no provocarán a sus contrincantes.

ALP da horario continuo por “fumigación”. La Asamblea Legislativa Plurinacional determinó “horario continuo” en sus oficinas debido  a que éstas serán fumigadas. La oposición criticó que cada vez que hay una movilización, el MAS fumiga oficinas para que los funcionarios asistan.

Carlos Mesa también irá a las protestas. El candidato del FRI, Carlos Mesa, anunció que participará “como ciudadano” en las protestas por el día de la democracia. Aseguró que no hablará en los mitines.

BOLIVIA VIVIÓ 18 AÑOS DE DICTADURA MILITAR

Bolivia cumple hoy 36 años de vigencia del sistema democrático. El 10 de octubre de 1982, el último presidente militar, Guido Vildoso, entregó el mando a Hernán Siles Suazo y Jaime Paz Zamora, tras 18 años de gobiernos de facto militares.

Estas dos décadas dejaron cientos de muertos y desaparecidos, que aún se investigan en la denominada “Comisión de la Verdad” que conformó el Gobierno de Evo Morales para investigar las dictaduras militares.

Siles Suazo sólo pudo estar en el poder hasta 1985, cuando dimitió por presiones sindicales y políticas. Luego le sucedieron Víctor Paz Estenssoro (1985-1989), Jaime Paz Zamora (1989 – 1993), Gonzalo Sánchez de Lozada (1993-1997), Hugo Banzer Suárez (1997-2001), Jorge Quiroga Ramírez (2001-2002 por la muerte de Banzer), el segundo mandato de Sánchez de Lozada (2002 – 2003 se fue por la crisis de octubre de 2003), Carlos Mesa (2003-2005 renunció por presiones), Eduardo Rodríguez (2005-2006) y Evo Morales Ayma (2006-2009; 2009-2014; 2014-2018 y va por su cuarta repostulación).

El país llega a esta fecha con el debate por el respeto al voto del referendo del 21 de febrero de 2016, cuando la población votó No a una nueva postulación de Morales, sin embargo, el Gobierno decidió  interponer un recurso ante el Tribunal Constitucional que finalmente dio curso  a esta reelección, lo que polarizó el país con posiciones en favor y en contra.

La Prensa