Ecuador: la fiscalía abre investigación contra la vicepresidenta Vicuña y el Congreso pide su renuncia

Andrés Paéz denuncia a vicepresidenta María Alejandra Vicuña por concusión y tráfico de influencias

Concusión y tráfico de influencias son los delitos por lo que la tarde de este martes Andrés Páez presentó una denuncia en la Fiscalía contra la vicepresidenta de la República, María Alejandra Vicuña. La acción llega a tan solo horas de que la fiscal general (e) Ruth Palacios anunció que Fiscalía investigará los hechos en los que se señala a Vicuña.

Según el exasambleísta, la segunda mandataria, quien reemplazó a Jorge Glas en el cargo desde enero de este año, debe ser investigada penalmente por el cobro indebido que realizó a un colaborador legislativo cuando ella fue asambleísta del movimiento Alianza PAIS.

Además, agregó, debe indagarse en Fiscalía la relación de parentesco que Vicuña tiene con al menos 20 personas que ocupan cargos públicos en este Gobierno.

Parientes en el gobierno

Como parte de la denuncia que presentó, Páez anexó la declaración juramentada del exfuncionario Ángel Sagbay quien, dice, habría entregado “diezmos” por dos años para mantenerse en su cargo en la Asamblea y también un listado con 20 nombres, los parentescos con Vicuña, el cargo que mantienen y la institución pública en que trabajan.

Leonardo Vicuña, padre de la vicepresidenta, encabeza la lista. De él se dice que trabaja en el Banco del Pacífico y es miembro del directorio de Seguros Sucre S.A.

Páez pide también a la Fiscalía que investigue las cuentas personales de Vicuña en donde dice Sagbay depositó los dineros solicitados por la entonces asambleísta, pues de comprobarse el hecho también podría existir un posible enriquecimiento ilícito.

“Fiscalía tiene que investigar y encausar a la actual vicepresidenta. (…) Llegó el momento de decir basta de los abusos de esta gente vinculada con el chavismo y el correísmo”, apuntó Páez, al tiempo que anunció que acudirá a la Asamblea para hablar con su titular, Elizabeth Cabezas, y pedir el enjuiciamiento político de la vicepresidenta Vicuña.

El Universo


La Asamblea exige la renuncia de vicepresidenta María Alejandra Vicuña

Sin un debate de por medio, en el Pleno de la Asamblea Nacional se aprobó la noche de este jueves 29 de noviembre del 2018, una resolución con la que se exige la renuncia de la vicepresidenta de la República, María Alejandra Vicuña, por las denuncias de supuestos cobros indebidos que afronta.

La moción del asambleísta Fabricio Villamar, de Creo, tuvo el respaldo de 77 legisladores de 102 presentes en el hemiciclo legislativo. Mientras 24 oficialistas se abstuvieron y hubo 1 voto en blanco.

El texto de solo dos artículos será publicado en los diarios de mayor circulación nacional. Se indica que la situación que afronta Vicuña “atenta contra la institucionalidad del Estado”.

La vicepresidenta María Alejandra Vicuña realizó una visita a la central del movimiento ABA, en Guayaquil, este 29 de noviembre del 2018. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO

El tema fue dejado para el final de una maratónica sesión en la que el Pleno debatió la Pro forma presupuestaria del próximo año.

La resolución de la Asamblea es otro de los efectos de los señalamientos en contra de la Vicepresidenta. En horas de la mañana de este jueves, la Fiscalía General del Estado anunció que notificó a la Segunda Mandataria que está dentro de una indagación previa por “supuestos cobros ilegales” a uno de sus asistentes, que laboró con ella entre el 2011 y 2013, cuando era asambleísta del partido Alianza País.

La indagación previa número 195-2018-DRR se abrió formalmente el miércoles 28 de noviembre del 2018 y dentro de ese expediente ya se ordenaron las primeras diligencias. Entre estas, para el 3 de diciembre, a las 10:00, se citó a Ángel Polivio Sagbay Mejía, para que rinda su versión libre y voluntaria en la Fiscalía.

Él es el antiguo colaborador de Vicuña, quien habría declarado en la Notaría Décima Tercera de Quito, que la funcionaria le había solicitado el pago de una aportación obligatoria para el movimiento político Alianza Bolivariana Alfarista (ABA), a la que pertenece. Y que esos montos, entre 300 y USD 1 400 al mes, los había depositado supuestamente en una cuenta bancaria de la ahora Vicepresidenta de la República.

El Comercio


Caso Diezmos: María Alejandra Vicuña admite depósitos en su cuenta

Insistiendo en que ese “no es el problema”, la vicepresidenta María Alejandra Vicuña admitió que los depósitos de su exasesor Ángel Sagbay, en su cuenta bancaria personal, existen y eran para la organización política Alianza Bolivariana Alfarista (ABA). Estas declaraciones las dio la mañana de este jueves en una entrevista con Radio Majestad.

La vicepresidenta explica que ABA no es una organización de derecho, sino de hecho, no tiene RUC ni cuenta bancaria y, en esos años (2011 a 2013) ella era la encargada de las contribuciones de los militantes de la organización que existe hace más de quince años y se autodefine como “co – fundadora” de la organización de gobierno, Alianza País (AP).

La vicepresidenta, que ya está siendo investigada por la Fiscalía General del Estado, expresó que todas las personas que trabajaban en su despacho aportaban, como militantes y habían excepciones por problemas familiares, por ejemplo.

Vicuña aseguró que Sagbay quiso chantajearla y de eso hay como prueba un chat del 10 de septiembre, en el que inclusive admite que está siendo contactado por el ex candidato vicepresidencial de CREO, Andrés Páez y “los correístas”.

“Sagbay propuso el cambio a asesor 1, se le da la oportunidad, su asesoría era de trabajo político en el territorio. Él planteó a la organización (el aporte de $1.400), la colaboración vino de él, el planteamiento para que sea considerado asesor vino de él, porque era asistente”, dijo Vicuña.

Sagbay fue candidato a alcalde de Gualaquiza, finalmente no llegó, tenían una relación de compañeros, pero “seguramente las motivaciones reales seguramente hayan sido económicas”, de lo que Vicuña calificó como una “patraña”.

En la declaración juramentada, realizada el pasado 26 de octubre, Sagbay señala que Vicuña le pidió depósitos de $ 300 y de $ 1.400 a una cuenta corriente de la que ella era titular, durante un año por cada cantidad, entre 2011 y 2013, como “contribución obligatoria para el Movimiento ABA” y como condición para darle el cargo.

La vicepresidenta insistió en que el cariño y la confianza del presidente Lenín Moreno están, se lo ha expresado y que tanto la posibilidad de un juicio político en la Asamblea como la investigación en la Fiscalía deben hacerse de manera independiente, así lo piensa como “demócrata”.

Vicuña se mostró molesta por la falta de contrastación de la primera nota periodística que se hizo sobre este tema.

Seguirá en funciones normales

La vicepresidenta reiteró que se pretende afectar y desestabilizar al gobierno y a ella en particular, aunque prefirió reservarse nombres. Acudirá a la justicia y colaborará con todas las diligencias judiciales.

Vicuña dijo que sigue trabajando con normalidad en el gobierno, el viernes va a Guayas. Aseguró que por el momento no considera pedir licencia y mucho menos renunciar, pues cree que no hay motivos para ello.

Niega también haber incurrido en nepotismo y dice que su hermano, por ejemplo, trabaja en la Senae desde que ella tenía 14 años.

El Universo


VOLVER