Se inaugura en Uruguay la primera fábrica de América Latina que convierte bolsas en abono

La empresa, llamada, “No soy plástico”, fabricará bolsas biodegradables y se instalará en Canelones, Uruguay con la primera planta de biopolímeros de América Latina.

Estas bolsas se disuelven en agua caliente a 80°C y en la tierra se convierten en abono, es comestible y en mares y océanos se desintegra. Estas bolsas que cargan hasta 4kg. son 100% orgánicas, 100% compostables y no son tóxicas para ningún ser vivo.

La empresa asegura que producirá bolsas que se disuelven en agua caliente a 80 grados, en la tierra se convierten en abono, en mares y ríos se desintegran, es comestible.

Como campaña, la empresa ha enviado muestras de la bolsa a diferentes medios de comunicación con la consigna de que se pongan en una taza de agua caliente, se revuelva para comprobar si se disolvía.

La Ley sobre el uso sustentable de bolsas plásticas, que fue sancionada por el Parlamento en el Día Mundial del Medio Ambiente.

Noticias Ambientales


VOLVER