Argentina: la justicia ordenó la excarcelación del exvicepresidente Amado Boudou

Ordenaron la excarcelación de Boudou

El Tribunal Oral 4 aprobó el pedido de excarcelación presentado ayer por la defensa del ex vicepresidente Amado Boudou y ordenó su libertad en fianza por la causa de la ex calcográfica Ciccone, por la que había sido condenado a 5 años y 10 meses de prisión. La medida es bajo el pago de una caución de 1 millón de pesos e incluye el uso de una tobillera electrónica.

La defensa de Boudou había planteado ayer que le concedieran al funcionario su excarcelación o mínimamente prisión domiciliaria con tobillera electrónica, luego de que el juez federal Ariel Lijo procesara el viernes a otros imputados en la causa sin prisión preventiva, a diferencia de la resolución que tomó con el funcionario en agosto de este año.

Los abogados se ampararon en la resolución que tomó Lijo cuando decidió procesar al ex titular de la AFIP Ricardo Echegaray y a la ex titular de la Casa de Moneda Katya Daura sin enviarlos a prisión por considerar que no había posibilidades de entorpecer la investigación. Sobre este último punto basaron el recurso que hoy aprobaron las juezas Gabriela López Iñíguez y Adriana Palliot. Votó en disidencia Néstor Costabel.

El mismo tribunal le había negado la excarcelación a Boudou en agosto, a la semana de haber dictado su condena. Boudou fue hallado culpable por el tribunal de los delitos de cohecho y negociaciones incompatibles con la función pública, pero los jueces habían requerido su detención inmediata en el penal de Ezeiza tras la lectura de la sentencia, a pesar de que el fallo no estaba firme.

El tribunal acusó a Boudou de haber adquirido el 70 por ciento de las acciones de la quebrada compañía encargada de la impresión de papel moneda y luego impulsar su salvataje, mientras era ministro de Economía. El exfuncionario siempre negó la imputación y ratificó dicha postura durante su alegato final. Ante el tribunal, afirmó que “jamás” negoció por él o a través de terceras personas la compra de la ex Ciccone y señaló que durante el juicio se “invirtió la carga de la prueba”.

Página 12


Amado Boudou, excarcelado

Amado Boudou, el ex vicepresidente que fue condenado a 5 años y diez meses de prisión por la causa Ciccone, recició hoy la excarcelación del tribunal que dispuso su detención. Como él mismo había propuesto, se le colocará una tobillera electrónica con GPS para monitorear su presencia en el país.

De tal modo se hizo lugar a la presentación de la defensa, a cargo de Alejandro Rúa y Graciana Peñafort. Esos abogados sostuvieron que después de la resolución tomada el viernes pasado por el juez Ariel Lijo en el caso por la ruta del dinero para comprar la quebrada imprenta ya no hay sospechas de que el ex vicespresidente pueda perjudicar la investigación.

La defensa de Boudou usó los argumentos que el propio Lijo sostuvo para no disponer prisiones preventivas en los procesamiento del ex titular de la AFIP Ricardo Echegaray, la ex jefa de la Casa de la Moneda Katya Daura o el banquero Jorge Brito, entre otros.

“Actualmente no observo de qué manera podrían entorpecer la investigación”, pues “a esta altura entiendo que ya se han desarrollado todas aquellas medidas más relevantes y conducentes al esclarecimiento del hecho investigado, de manera tal que los imputados no podrían desarrollar, en esta instancia, comportamiento alguno que comprometa el éxito de la investigación”, afirmó el juez, según citó el escrito de la defensa de Boudou al que accedió Infobae.

Boudou está preso en la cárcel de Ezeiza desde agosto. El Tribunal Oral Federal 4 lo condenó a 5 años y 10 meses de prisión por los delitos de cohecho y negociaciones incompatibles con la función pública en la venta de ex Ciccone. La sentencia no está firme porque la defensa apeló a la Cámara Federal de Casación Penal. Pero los argumentos del juez Lijo en el fallo del viernes reactivaron los pedidos de libertad para el ex vicepresidente.

Toda la comunidad sabe, de todos modos, que los poderes concentrados no perdonan a Boudou el haber dispuesto la recuperación de los recursos atrapados por las administradoras de fondos de jubilaciones y pensiones para volcarlos sobre el sistema jubilatorio de reparto estatal.

Para la defensa, “más allá del modo en que ha sido entonces fijada la calificación legal de los hechos, la responsabilidad que se le atribuyó a nuestro asistido en la sentencia del caso, la pena definida en esa primera instancia, los motivos que entonces se esgrimieran para detenerlo y los recursos que se alzaron contra todos ellos y se encuentran pendientes de respuesta definitiva, corresponde ahora revisar esa situación y los motivos de la cautela, en orden las circunstancias sobrevinientes reseñadas, para excarcelar a nuestro asistido en los términos de lo aquí solicitado”.

Radio Gráfica


VOLVER