Bolivia: ciudadanos de Santa Cruz y Tarija levantan huelga de hambre por el 21F

Los cívicos y activistas del 21F que cumplían una huelga de hambre en la ciudad de Santa Cruz suspendieron este martes la extrema medida con la idea de retomar las medidas de presión a partir de 2019 en contra de la repostulación del presidente Evo Morales y del vicepresidente Álvaro García.

Similar decisión tomaron el lunes los civicos de Tarija. “No se levanta de ninguna manera el accionar en defensa de la democracia, simplemente hemos hecho un paréntesis por la situación de salud de nuestros compañeros huelguistas”, explicó Juan Carlos Ramos, reportó la Voz de Tarija.

El dirigente cívico Fernando Cuéllar lideró la huelga, pero poco después fue evacuado debido a problemas de salud. Otros cívicos y activistas se sumaron y este martes de Navidad decidieron suspender la extrema medida.

“La lucha es larga y lo advertimos desde el principio, necesitamos reinventarnos cada vez y organizar medidas constantes que logren a nivel nacional escalarse y es por eso que 2019 es un año donde todos tenemos que comprometernos a resistir y mantener nuestra moral más alta que nunca”, explicó el Comité Pro Santa Cruz.

El diputado del Movimiento Al Socialismo (MAS) Edgar Montaño sostuvo que los líderes de la oposición dejaron a su suerte a los jóvenes y a algunos dirigentes cívicos que implementaban la extrema medida en Santa. “Los líderes opositores son los que han expuesto a esta extrema medida a gente que nada tiene que ver”, dijo a la estatal ABI.

El 13 de diciembre fue instalada la huelga en la capital cruceña, la primera luego de un paro cívico en ocho regiones en demanda de la renuncia de los vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE) o la anulación de la resolución que habilitó la candidatura de Morales, junto a la de otros siete binomios para las primarias de enero próximo. No renunciaron ni anularon esa resolución.

Hay piquetes de huelga en La Paz, Cochabamba y Sucre. El jefe de Unidad Nacional (UN) Samuel Doria Medina visitó al piquete de huelga en La Paz.

Levantan el piquete de huelga de hambre en Santa Cruz a pedido de la Iglesia

EL DEBER.- A casi dos semanas de haber iniciado la huelga de hambre en la plaza 24 de Septiembre, en la capital cruceña, este martes y tras el pedido de la Iglesia Católica y la Defensoría del Pueblo, los ayunadores decidieron levantar la medida extrema con la que exigían al Tribunal Supremo Electoral (TSE) dejar sin efecto la resolución que aprobó la repostulación del binomio Evo-Álvaro.

Fernando Cuéllar, presidente del Comité Cívico pro Santa Cruz, llegó muy temprano este martes a la vigilia, que pasó la Nochebuena en las carpas, y tras levantarse la medida extrema dijo que todos se sienten satisfechos porque se logró concienciar al pueblo boliviano.

“La Iglesia ha exhortado, la Defensoría del Pueblo y muchas autoridades han pedido que suspendamos la huelga, pero hemos dejado en claro que todos estamos comprometidos y tenemos convicción de lucha y no nos ha importado estar debajo de una carpa esta Navidad”, declaró Cuéllar en una rueda prensa improvisada en la plaza principal de la ciudad de Santa Cruz.

Explicó que el resto de los piquetes de huelgas de hambre se mantienen por el momento, y en las próximas horas los cívicos analizarán si continuar con la medida extrema o levantarla.

“Cochabamba, La Paz y Sucre, continúan en la huelga y sabemos que realizarán una evaluación, cada uno de ellos tomará la decisión que corresponda, si levantan o continúan”, dijo.

Agregó que, en los primeros días de enero, los cívicos del país se volverán a reunir para determinar las nuevas acciones que asumirán en defensa del 21-F y contra la repostulación de Morales.

“La mecha está encendida para seguir esta lucha pacífica, ahora el pueblo tendrá que salir a las calles a defender sus derechos”, concluyó.

SILVA: CÍVICOS QUE LEVANTARON HUELGA DE HAMBRE DEFIENDEN INTERESES POLÍTICOS PARTIDARIOS DE UNOS CUANTOS

El concejal del Movimiento Al Socialismo (MAS), Jorge Silva, aseguró el martes que los dirigentes cívicos de Santa Cruz que decidieron levantar la huelga de hambre que implementaron para exigir que el Tribunal Supremo Electoral deje sin efecto la resolución sobre la repostulación del binomio Evo Morales-Álvaro García Linera, defienden intereses político partidarios de unos cuantos y no de todo el pueblo boliviano.

“No es una huelga de hambre, eso es chacota, eso es faltar el respeto a la población porque están queriendo hacer ver que están en huelga de hambre defendiendo un interés sectario y político partidario y personal”, dijo a los periodistas.

Según el diario “El Deber”, el presidente del Comité Cívico pro Santa Cruz, Fernando Cuéllar, se presentó en la plaza 24 de Septiembre donde se cumplía esa medida de presión y confirmó esa decisión.

Silva consideró esa huelga de hambre como un “sacrificio a la picana, al chocolate y al panetón”, tomando en cuenta que no defienden un interés común del pueblo, sino de los candidatos a la presidencia en 2019, entre ellos, Carlos Mesa del Frente Revolucionario de Izquierda (FRI), y Oscar Ortiz, del?Movimiento?Demócrata?Social.

“Estos dos sujetos políticos temen que Evo Morales sea candidato el 2019 y sean derrotados por el pueblo porque saben que representa al país y a todo el pueblo boliviano”, remarcó.

Consulado General de Bolivia