Ecuador: el Congreso decide si acepta la renuncia de Vicuña a la vicepresidencia

Asamblea debe decidir si acepta la renuncia de la vicepresidenta Vicuña

La Presidencia de Ecuador confirmó ayer la renuncia de la vicepresidenta, María Alejandra Vicuña, acosada por una denuncia de supuesta corrupción, pero destacó que es a la Asamblea Nacional a la que le corresponde aceptarla.

“(Al presidente) no le corresponde aceptar la renuncia, es a la Asamblea Nacional como ente nominador y es ella la que debe tomar una decisión al respecto”, dijo el consejero de la Presidencia, Juan Sebastián Roldán, en una rueda de prensa.

El consejero confirmó que la renuncia se había recibido ayer y que a lo largo de la jornada el presidente Lenín Moreno decidirá cómo proceder para la elección de un reemplazo, así como sobre los dos viajes que tiene previsto realizar este mes a China y Catar.

“El presidente Moreno tendrá que decidir cómo maneja el tema de los viajes”, apuntó.

Y explicó que, según los mecanismos para estos casos, la Asamblea debe elegir al sucesor entre una terna elaborada por el Ejecutivo.

Por el momento “no se ha discutido ningún nombre”, dijo Roldán, ni un perfil para integrar la terna que será presentada.
Vicuña, acosada desde la semana por el presunto cobro irregular de contribuciones a un exasesor, llegó al cargo de vicepresidenta en octubre de 2017 tras el procesamiento de su predecesor, Jorge Glas, por corrupción, y en enero fue elegida de forma permanente.

Roldán explicó que el proceso comenzará una vez el Legislativo acepte la renuncia, pese a que la carta de dimisión tiene el carácter de irrevocable, según la propia vicepresidenta.

La Asamblea, que difundió el viernes una declaración pidiendo su dimisión, deberá analizar la terna y elegir al sustituto.
El consejero dijo que es prematuro adelantar criterios, pues el presidente Moreno acaba de recibir la noticia sobre la renuncia, en un momento en que él participaba en el Gabinete binacional y reunión presidencial con su homólogo de Colombia, Iván Duque.

El Río


María Alejandra Vicuña: “El país no merece esta inestabilidad”

María Alejandra Vicuña renuncia a la Vicepresidencia, un día después de solicitar al presidente Lenín Moreno una licencia sin remuneración, hasta el 31 de diciembre próximo, para defenderse de las acusaciones de supuestos cobros indebidos que pesan en su contra.

Un escándalo por el que la Fiscalía la investiga y que se remonta a su etapa como asambleísta, entre 2011 y 2013, cuando presuntamente recibía contribuciones de sus excolaboradores para la financiación de la agrupación política Alianza Bolivariana Alfarista (ABA).

“El país no merece esta inestabilidad por lo que presento la renuncia a mi cargo como Vicepresidenta”, advirtió desde su cuenta oficial de Twitter, y continuó: “no me voy a prestar a que se abone a rumores de muerte cruzada, de renuncia del Presidente o de grave conmoción interna”.

Vicuña, quien ha negado irregularidades en los cobros, fue designada en el cargo al que dimite en octubre de 2017, en reemplazo de Jorge Glas, que en esa fecha entró en prisión preventiva por un caso de corrupción en la trama de sobornos de la firma brasileña Odebercht.

El lunes 3 de diciembre, durante la ceremonia de reajuste del gabinete, Moreno decidió cesarla de sus funciones como segunda mandataria y “por la delicadeza de esas funciones”, encargó esa labor al secretario general de la Presidencia, José Agusto Briones.

Expreso