En América Latina sólo Chile se abstuvo de votar a favor del pacto migratorio de la ONU

La ONU confirma su respaldo al Pacto Mundial de Migración en la Asamblea General

Con una votación de 152 países a favor, 5 en contra, y 12 abstenciones, la Asamblea General aprobó el proyecto de resolución que reafirma el compromiso de la ONU con el Pacto Mundial para una Migración Segura, Ordenada y Regular, que fue adoptado hace más de una semana y por más de 160 países en Marrakech, Marruecos.

Se trata del primer acuerdo global para ayudar a aprovechar los beneficios de la migración y proteger a los migrantes indocumentados. El documento consta de 23 objetivos, entre los que se encuentran medidas contra la trata de personas y la separación de las familias.

El Secretario General de la ONU acogió con satisfacción el respaldo al acuerdo a través de un comunicado y recordó que el Pacto no es legalmente vinculante y reafirma los principios fundamentales de la comunidad global, entre ellos la soberanía nacional y los derechos humanos universales, al tiempo que señala el camino hacia acciones humanas y sensatas para beneficiar a los países de origen, tránsito y destino, así como a los propios migrantes.

“[El pacto…] exige una mayor solidaridad con los migrantes en situaciones de terrible vulnerabilidad y abuso; subraya la necesidad de anticipar las tendencias futuras, desde los mercados laborales hasta los impactos del cambio climático; y destaca el imperativo de diseñar más vías legales para la migración, lo que también ayudaría a combatir el tráfico y la explotación”, expresa el comunicado de António Guterres.

El titular de la ONU aseguró que el liderazgo será crucial para “dar vida al Pacto” y para evitar los mitos y el discurso despectivo que “se han vuelto demasiado frecuentes”.

“La recién creada Red de las Naciones Unidas para la Migración está lista para apoyar a los Estados miembros y a todos nuestros socios mientras nos esforzamos juntos, en un espíritu de respeto y propósito común, para que la migración funcione para todos”, dijo.

Guterres también espera que aquellos países que optaron por mantenerse fuera del proceso puedan ver en el futuro el valor del Pacto y se unan al proyecto de cooperación.

Los detractores

Diez países rechazaron el pacto en Marrakech: Hungría, Austria, Israel, República Checa, Eslovaquia, Polonia, Lituania, Australia, República Dominicana y Chile.
Los cinco países que votaron en contra este miércoles en la Asamblea General fueron: República Checa, Hungría, Polonia, Estados Unidos e Israel.

Por su parte Algeria, Australia, Austria, Bulgaria, Chile Italia, Latvia, Libia, Liechtenstein, Rumania, Suiza y Singapore, se abstuvieron.

Otra decena de países, entre ellos República Dominicana y Eslovaquia, no asistieron a la votación.

Uno de los mayores detractores es Hungría, cuyo ministro de Relaciones Exteriores y Comercio declaró ante la Asamblea General este miércoles que el respaldo al Pacto era un “grave error”.

“Nos parece un documento desigual, parcializado y extremadamente pro-migración. Nos preocupa que va a contribuir a que haya una nueva ola masiva de migrantes en todo el mundo, que significa un gran riesgo. El documento sugiere que la migración es un derecho humano fundamental, pero ese no es el caso definitivamente. También sugiere que la gente se levante de la cama, escoja un país y viole todas las fronteras para llegar allá. Nos parece inaceptable”, aseguró Péter Szijjártó.

Por su parte Chile, que junto con República Dominicana fueron los únicos países latinoamericanos en rechazar el pacto, aseguró que su país cree profundamente en la importancia del multilateralismo y está comprometido con el dialogo y la cooperación especialmente en temas de migración. “Sin embargo, en este caso específico hemos decidido abstenernos de votar a favor del Pacto Mundial para la Migración dado que no resguarda completamente los intereses de nuestro país, y dificulta la protección de nuestras fronteras”, declaró el representante del país en la Asamblea.

La presidenta de la Asamblea General, Maria Fernanda Espinosa, les recordó a todos los Estados la importancia del apoyo mundial al Pacto.

“Los 23 objetivos del pacto contienen principios rectores que reafirman la soberanía de los Estados, la protección de los derechos humanos y el impacto positivo de la migración en el desarrollo sostenible, la perspectiva de género, el interés superior del niño y el enfoque multisectorial. Quién puede estar en contra, por ejemplo, de lineamientos que fortalecen la lucha contra el tráfico ilícito de migrantes y la trata de personas. Tengo la convicción de que todos queremos erradicar ese flagelo que además afecta de manera más aguda a las mujeres y las niñas”, dijo.

Espinosa además aseguró que el endoso del Pacto por parte de la Asamblea General permitirá reducir las vulnerabilidades en la migración, atender las necesidades de las comunidades de origen, tránsito y destino y combatir la retórica negativa contra los migrantes, así como la discriminación.

Declaración de Nueva York

La Declaración de Nueva York para los Refugiados y los Migrantes expresa la voluntad política de los dirigentes mundiales de salvar vidas, proteger derechos y compartir la responsabilidad a escala mundial. En la Cumbre de las Naciones Unidas que se celebró el 19 de septiembre, los dirigentes mundiales manifestaron la forma en que cada país cumplirá estos compromisos, lo cual beneficiará a los refugiados, los migrantes, las personas que les ayudan y los países y las comunidades de acogida.

Consulte el texto completo de la Declaración de Nueva York.

¿Cuáles son los compromisos?

La Declaración de Nueva York contiene compromisos audaces destinados a resolver los problemas que afrontamos en la actualidad y preparar al mundo para hacer frente a los futuros retos. Entre ellos se incluyen:

  • Proteger los derechos humanos de todos los refugiados y migrantes, independientemente de su condición. Esto incluye los derechos de las mujeres y las niñas, así como promover su participación plena, fructífera e igualitaria en la búsqueda de soluciones.
  • Asegurar que todos los niños refugiados y migrantes estén estudiando en un plazo de unos meses después de su llegada.
  • Prevenir la violencia sexual y por razón de género, y responder ante ella.
  • Prestar apoyo a los países que rescaten, reciban y acojan a un gran número de refugiados y migrantes.
  • Trabajar para poner fin a la práctica de detener a los niños a los efectos de determinar su estatus migratorio.
  • Condenar enérgicamente la xenofobia contra los refugiados y los migrantes, y respaldar una campaña mundial para combatirla.
  • Reforzar la contribución positiva de los migrantes al desarrollo económico y social de los países de acogida.
  • Mejorar la prestación de asistencia humanitaria y para el desarrollo en los países más afectados, en particular mediante modalidades innovadoras de soluciones financieras multilaterales, con el objetivo de subsanar todos los déficits de financiación.
  • Aplicar una respuesta integral para los refugiados, sobre la base de un nuevo marco que establezca la responsabilidad de los Estados Miembros, los asociados de la sociedad civil y el sistema de las Naciones Unidas, cuando se produzca un gran desplazamiento de refugiados o exista una situación prolongada de refugiados .
  • Encontrar nuevas viviendas para todos los refugiados que la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados haya considerado que necesitan reasentamiento; y ampliar las oportunidades de los refugiados para reasentarse en otros países mediante, por ejemplo, planes de movilidad de la mano de obra o programas educativos.
  • Fortalecer la gobernanza mundial de la migración incorporando a la Organización Internacional para las Migraciones en el sistema de las Naciones Unidas.

¿Qué pasará después?

La Declaración de Nueva York también incluye planes concretos con respecto a la forma de consolidar estos compromisos:

  • Iniciar negociaciones que conduzcan a una conferencia internacional y la aprobación de un pacto mundial para una migración segura, regular y ordenada en 2018. El acuerdo de avanzar hacia este marco integral es trascendental. Implica que la migración, al igual que otras esferas de las relaciones internacionales, se guiará por un conjunto de principios y enfoques comunes.
  • Elaborar directrices sobre el trato de los migrantes en situaciones de vulnerabilidad. Estas directrices revestirán particular importancia para el creciente número de niños no acompañados en tránsito.
  • Lograr un reparto más equitativo de la carga y la responsabilidad de acoger y dar apoyo a los refugiados del mundo mediante la aprobación de un pacto mundial sobre refugiados en 2018.

ONU News


Piñera tras abstención de Chile en Pacto Migratorio de la ONU: “He cumplido con mi deber”

Esta mañana, el canciller Roberto Ampuero confirmó que Chile se abstendrá en la votación que tendrá lugar este miércoles en la Asambela General de Naciones Unidas para ratificar el Pacto Migratorio que fue aprobado la semana pasada en Marruecos.

Tras este anuncio, el Presidente Sebastián Piñera en una actividad -en la que promulgó la ley Aula Segura- aseguró que “he cumplido con mi deber de proteger los legítimos intereses de todos mis compatriotas”.

En seguida, explicó esta decisión. El Mnadatario señaló que “el pacto de Naciones Unidas sobre migración entra en conflicto” con los principios de la política migratoria del país. “(Chile) no va a suscribir el pacto de migración que se acordó en Marrakech, sino se va a abstener porque eso nos da la oportunidad de explicarle a la comunidad de Naciones Unidas por las cuales no concurrimos a ese pacto”, indicó.

Posteriormente, salió al paso de las críticas. Una de ellas -que viene principalmente desde la oposición- se refiere a que la suscripción a este acuerdo no sería vinculante. “Cuando un país como Chile firma un pacto, lo hace porque lo quiere cumplir. Pero además es vinculante porque tiene consecuencias políticas y podría tener jurídicas muy importantes para nuestro país”, argumentó el Presidente.

“Otros dicen que con esto estaríamos rompiendo una política de Estado. La política de migración es esencialmente una política interna, por supuesto que buscamos la colaboración como lo hemos hecho siempre de toda la comunidad internacional, pero es una política interna y nuestra política que fue explicitada en nuestra campaña es distinta y contraria a lo que se hizo en el gobierno anterior”, añadió.

“El tercer argumento es que con esto nos estaríamos alejando del multilateralismo. ¡Por favor! ¿Qué significa eso? ¿Que para ser parte de la comunidad internacional hay que firmar, apoyar, acordar, todo pacto, acuerdo, de cualquier naturaleza que se proponga?”, se preguntó el Mandatario. “Chile ha dado muestras de ser un país que colabora con la comunidad internacional, que cree en el multilateralismo. La mejor prueba de ello es que el próximo año vamos a ser sede de la cumbre APEC, el año 2020 sede de la cumbre del cambio climático, acabamos de ser invitado por segunda vez consecutiva a la cumbre del G20 (en Japón)”, explicó Piñera.

“Pocas veces Chile había estado tan integrado al mundo como lo está hoy día”, puntualizó.

La Tercera


Canciller: “Hemos decidido abstenernos de votar a favor del Pacto Migratorio”

El canciller Roberto Ampuero confirmó que han decidido abstenerse en la votación del Pacto Global para la Migracion Segura, Ordenada y Regular, que se realiza este mediodía en la asamblea de las Naciones Unidas en Nueva York.

Según explicó el ministro de Relaciones Exteriores, “buscamos una inmigración que sea segura, ordenada y regular. Esto significa ejercer una política de puertas abiertas para recibir a aquellos migrantes que vienen a iniciar una nueva y mejor vida con la intención de respetar nuestras leyes”.

“Pero al mismo tiempo, significa ejercer una política de puertas cerradas, para detener la entrada irregular, evitar que ingresen aquellos que vienen a hacernos daño, como los delincuentes, narcotraficantes, el crimen organizado y los grupos de trata de persona”, agregó.

En esa línea, el ministro confirmó que algunos aspectos del Pacto de Marrakesh “no son plenamente consistentes con nuestra política migratoria y los principios que la inspiran”.

“Chile es un país que cree en la importancia del multilateralismo y está comprometido con el diálogo y la cooperación internacional, especialmente en materia de migraciones”, agregó el ministro.

“Sin embargo, en este caso específico, hemos decidido abstenernos de votar a favor del pacto de la migración, dado que no resguarda compleetamente los legítimos intereses de nuestro país y dificulta la protección de nuestras fronteras”, dijo el canciller.

“El pacto sí es vinculante”

En esta línea, el Presidente Sebastián Piñera dio detalles de la abstención de Chile, y explicó el porqué el pacto si era vinculante.

“Cuando un país como Chile tiene un paco, lo hace porque lo quiere cumplir, sería absurdo firmarlo para no cumplirlo. Además es vinculante, porque tiene consecuencias políticas y puede tener consecuencias jurídicas muy importantes para nuestro páís”, señaló el mandatario.

El Presidente además agregó que “otros dicen que con esto estaríamos rompiendo una política de Estado. La política de migración es escencialmente una política interna, y nuestra política fue explicitada -y yo creo que es la política de migración que apoya la inmensa mayoría de los chilenos”.

Ex canciller Muñoz: Decisión es “lamentable y contradictoria”

El ex canciller Heraldo Muñoz (PPD), se refirió a la decisión del Gobierno de abstenerse y aseguró que es “lamentable y contradictoria”.

Según Muñoz, se repiten “argumentos insostenibles. Podría haberse votado a favor con reparos en explicación de voto, como se ha hecho en otras oportunidades en votaciones políticas y acuerdos no jurídicamente vinculantes.

En tanto el diputado de Revolución Democráctica (RD) y presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores, Pablo Vidal aseguró que “si en algún momento el país quisiera, ya sea durante este Gobierno o en otro Gobierno, modificar la decisión y suscribir el pacto Chile podría hacerlo. Por eso yo creo que se termina absteniendo, acogiendo el llamado que Evópoli hace, si el desorden que el Gobierno tiene, lo tiene también en su coalición en estos temas.

En la misma línea, el senador del Partido Por la Democracia (PPD), y presidente de la comisión de Relaciones Exteriores del Senado, Ricardo Lagos Weber, fue más enfático, y aseguró que el tratado no es “jurídicamente vinculante”.

“Las explicaciones son muy insuficientes. El Gobierno lo que hizo fue hipotecar y dañar la política de Chile de materia internacional y compromiso con el multileteralismo, para subir un punto en las encuestas. No es jurídicamente vinculante, punto”, aseveró Lagos Weber.

Lamentable y contradictoria abstención de Chile en Pacto Migratorio. Repite argumentos insostenibles. Podría haberse votado a favor con reparos en explicación de voto, como se ha hecho en otras oportunidades en votaciones políticas y acuerdos no jurídicamente vinculantes.

— Heraldo Muñoz (@HeraldoMunoz) December 19, 2018

Cooperativa


VOLVER