La CIDH expuso los resultados del informe del GIEI sobre la crisis en Nicaragua en la sesión extraordinaria del Consejo de la OEA

Sesión de la OEA: estos países piden que crisis en Nicaragua se aborde “a la luz” de Carta Democrática

El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) debatió hoy de forma extraordinaria la crisis en Nicaragua y algunos países llaman a que la situación se analice a la “luz” de la Carta Democrática Interamericana.

La cita, que se realiza a petición del Grupo de Trabajo para Nicaragua, es rechazada por el gobierno nicaragüense.

En esta sesión la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), presenta ante el Consejo Permanente el informe del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) y el reciente monitoreo del Mecanismo de Seguimiento para Nicaragua (Meseni), los cuales plantean que el Estado de Nicaragua ha cometido crímenes de lesa humanidad.

Minuto a minuto de la sesión de la OEA sobre Nicaragua

11:23 am La presidenta de la sesión extraordinaria pide a los países miembros de la OEA analizar el informe del GIEI sobre Nicaragua y, finalmente, levanta la sesión.

11:22 am El representate de Nicaragua retoma la palabra y critica el discurso de Luis Almagro, al decir que representa una amenaza a la paz regional y expresa su “firme condena” a la posición de varios países de la OEA.

Agrega que, a criterio del gobierno de Nicaragua, Luis Almagro no debería ser secretario general de la OEA.

11:12 am Luis Almagro, secretario general de la OEA, toma la palabra y dice “que es una pena” que “uno de los últimos revolucionarios” de América Latina haya optado por el “camino de la represión”.

Para Almagro, los ciudadanos de Nicaragua están jurídicamente indenfensos.

“La dictadura está jurídicamente instalada” en Nicaragua, afirmó Almagro.

“Hay un error de comprensión grave en la simple negación de los hechos, quizás por las presiones que reciben de afuera… o por permanecer en el poder”, declaró Almagro al referirse al gobierno de Nicaragua.

Almagro dice que el interés de la OEA es que el gobierno de Nicaragua cumpla con sus obligaciones de respeto a los derechos humanos.

“Asuman su responsabilidad,sean dignos, ya perdieron la dignidad ante la comunidad internacional, no pierdan la dignidad revolucionaria que alguna vez tuvieron”, dijo Almagro.

El secretario general de la OEA califica como “infantil” el discurso que se refiere a un acto injerencista los informes emitidos por el GIEI.

“Han lanzado al país al abismo de las dictaduras”, reafirmó Almagro, quien explicó que ante el escenario de Nicaragua, “la OEA debe actuar”.

La expulsión de la CIDH, GIEI y Meseni “no hay que temerlo”, expresa Almagro, quien agrega que la medida obedece a que el gobierno nicaragüense “tiene cosas qué ocultar”.

“El futuro de Nicaragua no puede ser con un Ortega dictador, ojalá fuera con un Ortega democrático”, dijo Almagro.

La última esperanza de Almagro es que el gobierno de Nicaragua “recupere la dignidad revolucionaria” y la de “asumir errores”.

Dice que las acciones a futuro está impulsar el diálogo nacional, aplicar artículo 20 de Carta Democrática Interamericana, presentar ante la ONU el informe del GIEI.

“De continuarse cometiendo crímenes de lesa humanidad, pediremos a los estados miembros de la OEA y de otros orgnaismos, que los funcionarios implicados sean detenidos y juzgados por dichos crímenes”, advirtió Almagro.

10:58 am El representante de Nicaragua ante la OEA reitera que el gobierno desconoce el informe de la CIDH, que califica como “parcializado” y añade que desde antes el secretario general de la OEA, Luis Almagro, ha brindado declaraciones en contra del gobierno nicaragüense.

Entre las declaraciones que menciona, se incluye cuando Almagro dijo que Nicaragua va por el “despeñadero de la dictadura” o que hay que “asfixiar” al gobierno nicaragüense.

“Rechazamos y condenamos esta nueva maniobra injerencista”, sostuvo el representante de Nicaragua ante la OEA, al referirse al Grupo de Trabajo y a la sesión extraordinaria de este jueves.

Defiende que el Estado de Nicaragua permitió el ingreso a la CIDH a las cárceles, Dirección de Auxilio Judicial y otras instituciones, lo que -según el representante del gobierno de Nicaragua- confirmó que no hubo represión.

Critica que en los informes de la CIDH no se incluyen videos y denuncias de sandinistas en contra de los protestantes, a quienes acusan de “vandálicos” y de instalar “tranques de la muerte”.

Para el representante del gobierno de Nicaragua, la CIDH forma parte de un “engranaje” para impulsar un golpe de Estado que es financiado “por los sectores más radicales” de los Estados Unidos.

“El gobierno de los Estados Unidos debe poner fin a su política injerencista y desestabilizadora contra el gobierno de Nicaragua”, dice el representante del gobierno nicaragüense ante la OEA.

Sobre los periodistas detenidos, Lucía Pineda Ubau y Miguel Mora, reitera lo que dicen las acusaciones en contra de ellos: Que promovieron el odio y actos de terrorismo desde el canal de televisión 100% Noticias.

10:55 am El informe del GIEI genera el “más enérgico repudio” de Chile, dice el representante de ese país ante la OEA.

“Ante esta ruptura del Estado de derecho, todos los miembros de la OEA debemos alzar la voz para llamar a ese régimen (de Nicaragua)” a aceptar una solución pacífica a la crisis, declara.

10:51 am Bolivia “cree que el diálogo transparente es el camino hacia la paz”. Dice que cualquier acción que se tome para Nicaragua, sin la participación del gobierno, no podrá avanzar.

“Se debe propiciar un escenario de diálogo, sin imposiciones”, añadió.

10:44 am Venezuela menciona el artículo 19 de la Cartaa de la OEA, que indica que ningún Estado puede intervenir en los asuntos internos de otros Estados.

“El principio anterior excluye no solo la intervención armada, sino cualquier otro tipo de injerencia”, indica el representante venezolano ante la OEA.

Critica a Estados Unidos por no reconocer los resultados electorales de 2016, que marcaron la reelección de Daniel Ortega.

Afirma que Estados Unidos “está obsesionado” con derrocar al actual gobierno de Nicaragua.

Además, rechaza los informes de la CIDH, al calificarlos como “parcializados”.

10:41 am Costa Rica denuncia que la libertad de expresión en Nicaragua se ha limitado y expone la toma del edificio del semanario Confidencial, la quema de Radio Darío en León, y la detención de Lucía Pineda Ubau, la jefa de prensa de 100% Noticias, un canal que ha salido del aire por órdenes de Telcor.

El representante de Costa Rica se suma al llamado que hicieron otros países para que el gobierno de Nicaragua reinstale el diálogo nacional.

10:38 am Uruguay expresa su preocupación por la crisis en Nicaragua y denuncia “acciones represivas” y “desapariciones forzadas”, las cuales “deben ser repudiadas sin vacilación”.

También pide retomar el diálogo en Nicaragua y que el gobierno de este país colabore con el GIEI y Meseni.

10:31 am Panamá llama al gobierno de Nicaragua a restablecer el diálogo nacional para encontrar una solución “pacífica y sostenible” a la crisis.

“Se puede seguir intentando desacreditar a los críticos del gobierno llamándolos terroristas y llamar injerencistas a los demás gobiernos”, pero es clave reinstalar el diálogo, afirmó.

10:25 am “Sabemos que el uso de la fuerza la tiene el Estado, eso está claro; pero también sabemos que el Estado no puede hacer un mal uso de la fuerza y eso es lo que está pasando en Nicaragua… lo sufrimos en Argentina y sabemos que hay terrorismo de Estado… vemos que ahora eso sucede en Nicaragua”, dijo la representante de Argentina ante la OEA.

Relata que en Nicaragua es prácticamente un delito cantar en público el himno nacional o lanzar globos azul y blanco.

Agrega que cerrar medios de comunicación no es propio de un Estado democrático.

“Todo lo que nosotros escuchamos en los informes de los expertos demuestra la falta de democracia y lbiertad en Nicaragua”, dijo la diplomática.

“Muchos de nuestros Estados estamos pensando en la aplicación de la Carta Democrática en Nicaragua”, advirtió la representante de Argentina, quien criticó al gobierno de Nicaragua por “no aceptar un acercamiento” con el resto de países de América.

Llama al gobierno de Nicaragua a acatar las 24 recomendaciones que hizo el GIEI.

10:22 am Al tomar la palabra, Canadá sostiene que tras la cancelación de las personerías jurídicas a ONG, en Nicaragua no hay organizaciones de derechos humanos velando por ese respeto.

Exige para Nicaragua un “mointoreo robusto del respeto a los derechos humanos”.

10:17 am Ecuador pidió al gobierno de Nicaragua a respetar el acuerdo con la CIDH y que acepte el regreso al país del Meseni, para que cumpla su mandato y que tenga acceso irrestricto a información estatal y a los centros de detención.

“Los Estados tienen la obligación de respetar los derechos humanos” dijo el representante de Ecuador, quien expresó la preocupación por la anulación de las personerías jurídicas de las ONG y rechazó las condiciones impuestas a los medios de comunicación.

10:10 am Brasil pide reformas integrales al sistema electoral de Nicaragua para garantizar una solución duradera a la crisis. Indica que no pretenden cometer aciones injerencistas, pero critica al gobierno de este país por no permitir la ayuda del resto de naciones de América.

Advierte que la crisis en Nicaragua afecta principalmente a los países centroamericanos, pero también al resto del hemisferio. Como ejemplo puso la muerte a balazos de una ciudadana de Brasil en Nicaragua.

10:04 Antigua y Barbuda advierte que la crisis en Nicaragua tiene alcances regionales y pide a la OEA no permanecer en silencio, cuando “el pueblo de un país vecino está acosado”.

Pide al gobierno de Nicaragua a poner fin a los actos de violencia y a las causas que generan esa violencia. También lo llaman a reinstalar el diálogo nacional.

“No es demasiado tarde para que el gobierno de Nicaragua participe con otros miembros de nuestro hemisferio” en la búsqueda de una solución.

Hay varios países, dijo, listos para ayudar a Nicaragua.

“Instamos al gobierno de Nicaragua a que escuche este llamado urgente que se hace con un espíritu de amistad”, agregó y remarcó que “no puede continuar la situación actual”.

9:54 am Colombia afirma que el informe del GIEI confirma una serie de hechos “que son de una inaudita gravedad, solo comparables con el colapso institucoinal venezolano”.

“Las acciones de represión por parte del gobierno (de Nicaragua) han ido máslejos…. en Nicaragua disentir se convirtió en un delito”, agregó.

El diplomático explica que en Nicaragua no se ha dado una investigación independiente de los hechos de violencia ocurridos durante la crisis y cita que de 109 muertes registradas entre el 18 de abril y el 30 de mayo, solo nueve han sido judicializadas.

Explica que la crisis en Nicaragua deben ser “abordada a la luz de la Carta Democrática Interamericana”, porque “es imperativo que, ante todo, se restituya el Estado de Derecho, la protección de las garantías constitucionales y debe cesar la represión contra toda la sociedad civil, inerme e indefensa”.

9:50 am La representante de Perú condena “la grave violación de los derechos humanos” en Nicaragua.

“Perú condena la decisión del gobierno de Nicaragua de suspender la presencia” del GIEI, Meseni y CIDH.

La crisis política y social en Nicaragua se ha agravado, y el gobiernose aleja del respeto a los derechos humanos, “consagrados en la Carta Democrática Interamericana”.

9:46 am Carlos Trujillo, representante de Estados Unidos, ante la OEA, toma la palabra y sostiene que sus país “condena en términos enfáticos los ataques a manifestantes pacíficos, organizaciones de derechos humanos y contra periodistas por parte de los matones de Daniel Ortega”.

Critica la anulación de las personerías jurídicas a nueve ONG.

Trujillo pide al gobierno de Nicaragua convocar a elecciones y reinstalar el diálogo, para resolver la crisis.

9:42 am La CIDH sostiene que continuará monitoreando el cumplimiento que el Estado de Nicaragua debe hacer a sus comrpomisos de derechos humanos.

Además, la CIDH pide a la OEA reconocer públicamente el informe del GIEI sobre Nicaragua, en el cual se determina que se han cometido crímenes de lesa humanidad, los cuales deben ser investigados.

“Se impone un llamado a la comunidad internacional a actuar del modo más enérgico, en especial en los países de nuestra región”, dijo Esmeralda de Troitino.

9:40 am En un recuento del informe del GIEI, la CIDH explica que durante la crisis el Estado de Nicaragua coordinó una serie de ataques en contra de los manifestantes, lo cual puede ser considerado como “crímenes de lesa humanidad”, un tipo de delito que no tiene prescripción ni goza de amnistía. También habilita a otros Estados a intervenir jurídicamente en estos tipos de casos y, eventualmente, permiten la intervención de la Corte Penal Internacional, para lo cual se debe seguir un proceso legal.

9:35 am La CIDH registra 325 personas muertas de forma violenta durante la crisis en Nicaragua, la expulsión de 80 estudiantes de la Unan y el despido de centenares de médicos.

9:33 am La CIDH sostiene que unos 24 menores de edad han muerto de forma violenta en la crisis de Nicaragua. Agrega que hay baja asistencia a las escuelas y que se ha cometido una “adoctrinación” en las escuelas públicas de Nicaragua.

9:27 am Esmeralda de Troitino explica, cronológicamente una serie de acciones del Estado, que van desde la epxulsión de Ana Quirós, dirigente de Cisas; pasando por la anulación de las personerías jurídicas de nueve ONG; la incriminación que hizo la Policía Nacional en contra de Vilma Núñez y Gonzalo Carrión, del Cenidh, en el asesinato de una familia en el barrio Carlos Marx, Managua. También dio cuenta de la toma que hizo la Policía Nacional del edificio de Confidencial, y luego de 100% Noticias, así como el arresto de Miguel Mora y Lucía Pineda Ubau, quienes ahora son acusados por supuestamente promover actos de terrorismo.

9:20 am La representante de la CIDH detalla que en Nicaragua el sistema de justicia ha querido obligar a personas arrestadas a autoincriminarse en los crímenes por los cuales se les procesa. También denuncia la expulsión de personas.

“La CIDH identifica una cuarta etapa de la represión con las siguientes acciones estatales: En los dos últimos meses el gobierno de Nicaragua no ha permitido ninguna manifestación”.

Relata que el 13 de octubre el Estado de Nicaragua decretó la prohibición de las marchas e implemento una estrategia estatal par aimpedir cualquier protesta, tomándose todos los espacios públicos, como las rotondas en Managua.

09:12 La vicepresidenta de la CIDH, Esmeralda de Troitino hace una recapitulación del trabajo que ha realizado el organismo desde su primera visita a Nicaragua. También ha denunciado la expulsión de los miembros del GIEI y el Meseni.

09:11 am La CIDH presenta ante el Consejo Permanente de la OEA el informe del GIEI sobre Nicaragua.

09:10 am La delegación de Nicaragua rechaza la convocatoria a la sesión de la OEA. Sostiene que el Estado no ha convocado a esta cita y adelanta que desconoce al Grupo de Trabajo que da seguimiento a la crisis nicaragüense.

Venezuela se suma a la posición del delegado del gobierno nicaragüense.

09: 08 am La presidencia del Consejo Permanente aprueba el orden del día y da por iniciada la sesión sobre Nicaragua.

La sesión de este jueves es precedida por la delegación de Costa Rica, cuyo presidente manifestó esta semana que denunciaría ante la OEA la detención de la periodista Lucía Pineda Ubau, quien se encuentra encarcelada desde el pasado viernes y es acusada de “promover actos terroristas”. Pineda Ubau también tiene nacionalidad costarricense.

La crisis en el país ha dejado más de 300 muertos, miles de heridos, más de 600 personas encarceladas por participar en las protestas y miles de exiliados ante amenas, asedio e intimidación.

<iframe src=”https://www.facebook.com/plugins/video.php?href=https%3A%2F%2Fwww.facebook.com%2FOEAoficial%2Fvideos%2F1979330302368079%2F&show_text=0&width=560″ width=”560″ height=”311″ style=”border:none;overflow:hidden” scrolling=”no” frameborder=”0″ allowTransparency=”true” allowFullScreen=”true”></iframe>

Diario Metro


Informe del GIEI verificó que los crímenes de lesa humanidad que más cometió el régimen de Nicaragua fueron asesinato, encarcelamiento y persecución

El Estado de Nicaragua fue señalado por crímenes de lesa humanidad en el informe final del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI). No obstante, al momento de evaluarse los hechos concretos dentro de un proceso de juzgamiento, además del ataque generalizado o sistemático contra la población, deberá verificarse la comisión de crímenes específicos.

Tres de estos crímenes de lesa humanidad ya fueron verificados, con evidencias claras, por el GIEI. Se trata del asesinato, la encarcelación u otra privación grave de la libertad física y la persecución. En el caso de los crímenes de violación, tortura y desaparición forzada tendrán que ser investigados cuando existan las “condiciones que garanticen el acceso a la información del Estado y, sobre todo, un trato adecuado a víctimas y testigos”.

En su informe los expertos detallaron las razones por las que consideraron que el Estado de Nicaragua “ha llevado a cabo conductas que de acuerdo con el derecho internacional deben considerarse crímenes de lesa humanidad”.

Los crímenes del régimen

De acuerdo con la información reunida por el GIEI, uno de los crímenes de lesa humanidad cometidos con más frecuencia fue el asesinato. Y con asesinato los expertos se refieren a “todo acto de dar muerte a una o más personas como parte del ataque (del Estado a la población)”, sin que se exija que ese acto “haya estado premeditado”.

En Nicaragua, dice el informe, “hay numerosas evidencias de policías e integrantes de grupos paraestatales disparando directamente contra personas en contextos de manifestaciones, de tomas de universidades y de procedimientos para desarticular barricadas o tranques”. Y en muchos casos, “se han utilizado armas de alto poder ofensivo, incluyendo armas de guerra, disparadas directamente contra las personas”.

Esta información, según el GIEI, confirmaría la calificación de los hechos como crimen de lesa humanidad de asesinato. Y no solo son relevantes los hechos consumados, sino también los atentados. Es decir, situaciones en las que se puso en riesgo la vida de las personas, como en la masacre del Día de las Madres.

Otro crimen de lesa humanidad verificado por el GIEI es la encarcelación u otra privación grave de la libertad física.

Para los expertos son “rasgos definitorios de este crimen el hecho de que las personas hayan sido privadas de la libertad sin orden judicial, o sin que se les informasen sus derechos o el contenido de la acusación que pesaba sobre ellas”.

Otros elementos que muestran la gravedad de las privaciones de libertad cometidas en Nicaragua durante los primeros momentos de la represión son: las capturas masivas y sin ningún tipo de control judicial, el hecho de que las personas hayan quedado sometidas a la voluntad de la Policía Orteguista y el que los encarcelamientos se hayan ejecutado, en numerosos casos, en condiciones infrahumanas que incluyeron diversas formas de maltrato.

La más notoria de las modalidades para encarcelar a manifestantes y opositores al régimen fue “la criminalización y la prisión preventiva de cientos de personas sometidas a procesos irregulares“, señala el GIEI. Por si esto fuera poco, “muchas de estas privaciones de la libertad fueron ejecutadas por grupos paraestatales, y en otros casos por fuerzas policiales pero sin orden judicial, sin hacer saber los derechos a las personas detenidas y, en ocasiones, negando toda información sobre su paradero a sus familiares”.

Persecución

El tercer crimen de lesa humanidad verificado por el GIEI es la persecución. Esto implica que el autor del crimen haya “privado gravemente a una o más personas de sus derechos fundamentales” y que su conducta se deba a motivos inaceptables, como los motivos políticos.

“Si bien los hechos de asesinatos, torturas, encarcelaciones y violaciones podrían configurar el crimen de lesa humanidad de persecución, los actos de persecución no se limitan a ellos”, aclaran los expertos. Una privación de gravedad comparable que puede constituir el crimen de persecución es “la falta de atención médica dirigida a manifestantes y otras víctimas de ataque por parte de fuerzas policiales y parapoliciales”.

También se documentaron “violaciones de derechos a la integridad, a la libertad y la seguridad de las personas, a la libertad de expresión, al derecho de reunión, y al debido proceso, así como afectaciones graves al derecho de propiedad, entre otros“, detalla el GIEI. Y estas acciones igual pueden definirse como persecución.

Un rasgo importante de este crimen de lesa humanidad “es el ánimo discriminatorio“, subraya el informe.

La Prensa


ONU emite tercer boletín sobre la crisis en Nicaragua

La Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos (Oacnudh) emitió el miércoles un tercer boletín sobre la crisis en Nicaragua, destacando que no observa mejoras en materia de derechos humanos y que persisten las restricciones a las libertades de expresión, asociación y reunión pacífica.

“La Oacnudh no observó ninguna mejora en la situación de los derechos humanos en Nicaragua en noviembre. Continuó recibiendo denuncias de hostigamiento y detenciones arbitrarias contra dirigentes campesinos y estudiantiles y defensores y defensoras de derechos humanos”, indica el boletín en su primer acápite.

La publicación de Oacnudh se conoce cinco días después de que la misión del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) presentara en la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA), en Washington, un informe de 465 páginas sobre los hechos de violencia ocurridos en el país entre el 18 de abril y 30 de mayo.

En este tercer boletín, la Oficina de la Alta Comisionada precisa que además del deterioro a los derechos humanos, hubo restricciones a las libertades de expresión, asociación, reunión pacífica y “los derechos a un juicio justo y a la presunción de inocencia de las personas que participaron en manifestaciones durante el primer semestre de 2018 continuaron siendo violados”.

Ciudadanos arrestados

Oacnudh destaca que durante el seguimiento, correspondiente al mes de noviembre, fue objeto de su preocupación el arresto de cuatro defensores de derechos humanos que desempeñaron un papel activo durante las protestas, las que surgieron en abril por una reforma fallida al seguro social.

Los casos a que hace referencia el organismo, son el de Lener Fonseca y Freddy Navas, representantes del Movimiento Campesino, el representante estudiantil Ramón González y la feminista Ana Quirós, deportada a Costa Rica.

El organismo afirma que “siguiendo el patrón observado por la Oacnudh desde el inicio de la crisis político-social y política a mediados de abril, todas estas detenciones presentaron elementos de arbitrariedad o ilegalidad que contravienen normas y estándares internacionales de derechos humanos”.

No permiten marchas

La Oacnudh señala también que la Policía Nacional no permite que se realicen movilizaciones pese a que se solicita permiso:

“El 21 de noviembre, la Unidad Nacional Azul y Blanco notificó a la Policía que realizaría una manifestación con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. El 23 de noviembre, la Policía anunció que no autoriza ni autorizará movilizaciones públicas por parte de personas, asociaciones o movimientos que participaron, y que están siendo investigadas por sus acciones en el intento fallido de golpe de Estado que dejó traumas, luto y dolor a las familias nicaragüenses”.

Igual que en el informe del GIEI, el boletín de la Oacnudh expresa que conocieron de las agresiones e intimidación que sufrieron algunos medios de comunicación, y este organismo tomó nota de casos particulares como el canal 100% Noticias, en Managua, y Radio Mi Voz, en la ciudad de León, en el occidente del país.

Sobre el director de 100% Noticias, expone que “el 24 de noviembre, mientras conducía con su esposa, un oficial de policía que llevaba un pasamontañas lo amenazó de muerte, mientras que otro oficial apuntó con un arma de fuego a su esposa. Los trabajadores de Radio Mi Voz, en la ciudad de León, también fueron objeto de hostigamiento”.

La detención y situación legal de manifestantes antigubernamentales, también ha interesado al Oacnudh, pero reconoce que no podría establecer un número exacto de privados de libertad en el período de seguimiento, debido a que no contaron con cifras oficiales y es probable que después de las 48 horas, algunos detenidos hayan sido liberados.

Indica que el 6 de noviembre, por primera vez, el Gobierno proporcionó información detallada sobre 272 personas detenidas, 255 hombres, 17 mujeres. De ellas, 26 ya habían sido condenadas por cargos relacionados con las protestas.

Diario Metro


VOLVER