Nicaragua expulsa a miembros de la CIDH y Argentina retira a su embajador

Nicaragua suspende presencia de la CIDH, Meseni y GIEI

El Canciller de la República de Nicaragua, compañero Denis Moncada en un encuentro con los representantes de las misiones informó acerca de la carta dirigida al Secretario General de la OEA, Luis Almagro y Secretario Ejecutivo de la CIDH, Pablo Abrao mediante la cual se da por concluido temporalmente la visita y permanencia del GIEI y de la CIDH-MESENI en Nicaragua.

“Esta suspensión temporal de la CIDH, MESENI y Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes GIEI será hasta que se restablezcan las condiciones de respeto a la soberanía y cese la injerencia en los asuntos internos de Nicaragua”, explica la misiva.

El Canciller afirmó en declaraciones posteriores que la carta contiene un relato comprendido desde el inicio de la visita de la CIDH, desde que se constituyeron tanto el GIEI como el MESENI y toda la actividad que han desarrollado.

“Cuyos informes, nuestro Gobierno ha dicho no los aceptamos, los rechazamos, los desconocemos, porque son subjetivos, porque son mentirosos, porque son sesgados, porque responden a una política de injerencia e intervención en los asuntos internos de Nicaragua, es decir que juegan un papel intervencionista, injerencista y de acuerdo con nuestra Constitución nuestro país se fundamenta precisamente en la independencia, la soberanía, la dignidad del pueblo nicaragüense y este tipo de actuaciones realmente son inaceptables y las rechazamos”, aseguró.

Reiteró que mientras continúen como instrumento del imperio para desestabilizar al país y contribuir con la continuación del Golpe de Estado por la vía internacional a través del uso de este tipo de organismos, ese motivo de terminar la relación temporalmente.

“Hasta que cese ese papel y esa actitud injerencista de estos organismos intervencionistas y jugando un papel dirigido realmente por los organismos, organizaciones internacionales, gobiernos externos y el financiamiento también de sectores ultraconservadores del Gobierno de Estados Unidos y el mismo Gobierno de Estados Unidos”, expresó.

Los miembros de la misión deberán abandonar el país inmediatamente.

A continuación carta enviada al Secretario General de la OEA.

El 19 Digital


Macri retiró embajador en Nicaragua y se tensa relación

El Gobierno formalizó ayer el retiro del embajador argentino en Nicaragua, en medio de la polémica por la denuncia contra el actor Juan Darthés, acusado de violación de una menor durante una gira en ese país, y tras haber retirado, Nicaragua también, a su representante diplomático en la Argentina.

Esta semana, inclusive, la Cancillería local se pronunció en contra de la situación del país que comanda Daniel Ortega y lo manifestó en un comunicado, mediante el cual rechazó “enérgicamente la decisión de la Asamblea Nacional nicaragüense de privar de personería jurídica a nueve organizaciones de la sociedad civil que han defendido la institucionalidad, la libertad y los derechos humanos en Nicaragua”. Entre esas instituciones figura la ONG que ayudó a la actriz Thelma Fardín en su denuncia contra Darthés.

Además, la Cancillería argentina, a cargo de Jorge Faurie, repudió “los allanamientos y saqueos a las instalaciones de esas organizaciones, así como a las oficinas de los medios de comunicación independientes” y manifestó que “nuestro país se une a la comunidad internacional comprometida con la situación en Nicaragua y reitera el llamamiento a sus autoridades para detener la violencia y solucionar la crisis política a través del diálogo con la participación de todos los sectores de la sociedad”.

Ayer se publicó el decreto que hace regresar al embajador Marcelo Valle Founrouge a Buenos Aires. El diplomático se hizo algo conocido, justamente a partir de la denuncia de Fardín, ya que al ser consultado sobre el caso, opinó que debía juzgarse en Buenos Aires y no en Managua donde sucedieron los hechos, algo que refutó la abogada de la actriz. La letrada se mostró “sorprendida” por esas afirmaciones porque consideró que “esa posibilidad no encaja en la denuncia de Thelma”.

Valle Founrouge había sido designado Embajador Extraordinario y Plenipotenciario en Nicaragua en 2013 y, con anterioridad, se había desempeñado como director de Asuntos Regionales de la Cancillería Argentina.

Por su parte, Ortega, mediante un acuerdo presidencial, el lunes decidió regresar a Nicaragua al exjuez electoral José Luis Villavicencio, quien se desempeñaba como embajador en la Argentina desde el 1 de marzo de 2016.

Resolución en el Boletín Oficial aquí. 

Ámbito Financiero


Organismos internacionales actuaron como punta de lanza de intentona golpista

El canciller Denis Moncada afirmó que frente a la buena voluntad del Gobierno Sandinista, el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), la CIDH y MESENI actuaron como punta de lanza de la intentona golpista.

En declaraciones a la Revista En Vivo, de Canal 4, denunció que orquestaron el actuar de ONG internas que eran como los Caballos de Troya de esa conspiración.

Obviamente, en este tipo de actuaciones, ellos vienen precisamente, como una punta de lanza, como Caballitos de Troya móviles, porque en nuestro país hay Caballitos de Troya permanentes, que ya conocemos quienes son, son parte de las ONG que precisamente nuestra Asamblea les ha quitado la personería jurídica, por estar desnaturalizándose en sus misiones, para la cual han sido conformadas; causan condiciones para que nosotros, el gobierno, les haya dicho al Meseni, a la CIDH, al GIEI, bien, suspendemos temporalmente, afirmó.

Reconoció que el Gobierno de Nicaragua actuó desde el primer momento de buena fe, con una voluntad política de buscar solución al Golpe de Estado planteado, “porque hay que decir que es un Golpe de Estado y hay que reiterarlo porque es el punto de partida de toda esta situación”.

Precisamente, en esa dinámica de buena fe, de buena voluntad política, de resolver, de dialogar, de conversar, se invitó a estos organismos, se invitó precisamente, y en la mesa de diálogo, con la asistencia de los dialogantes en aquel momento, de los golpistas; se invitó a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, se invitó a la Secretaría General de la OEA, que se hizo comunicación correspondiente a Almagro y a Abrao y se suscribió un acuerdo para conformar el GIEI, el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes que se llama, —obviamente de independiente no tiene nada—, precisó.

Reiteró que ese grupo desde el inicio se definió de una forma muy clara que venía a coadyuvar y a ayudar a las instituciones de nuestro país en la investigación de los hechos que habían ocurrido.

El objetivo del GIEI es contribuir, ayudar y coadyuvar, no ha venir a sustituir a las instituciones de Nicaragua. Y en eso nosotros fuimos muy claros y muy precisos con ellos. Inclusive tuvimos al inicio que ellos vinieron acá, varias reuniones, con los diferentes Poderes del Estado, enfatizó.

Explicó que en esas reuniones ellos pretendieron a partir de ese momento “sentar, precisamente, su forma de actuación injerencista, intervencionista y casi como decir, venimos a sustituir a la Policía, venimos a sustituir al Ministerio Público, a la Fiscalía y venimos a sustituir a los tribunales de Justicia”.

Nosotros fuimos muy claros en decirles, señores, debemos de partir de que aquí tenemos un Estado libre, soberano, independiente; que tenemos un ordenamiento jurídico, que tenemos las instituciones que funcionan normalmente, que están funcionando como corresponde, independientemente del intento de Golpe de Estado, no vamos a permitir imposiciones ni sustitución, ni invasión, ni competencia ni jurisdicción de los órganos que están conformados en el Gobierno nicaragüense, eso se lo dejamos bien claro desde el principio, subrayó.

El titular de Relaciones Exteriores indicó que la suspensión de la visita y permanencia de los organismos en el país es temporal y no es precisamente una expulsión como alegan para afectar al Gobierno de Nicaragua.

Hay que estar claros de eso, una suspensión temporal, no es una expulsión como ellos han estado manipulando en los medios de comunicación, es una suspensión temporal y lo hemos dicho, mientras no se restituya aquí la situación y ustedes actúen de una manera diferente, que no sea ni intervencionista, ni injerencista, la suspensión va a estar vigente, recalcó.

Condenó la actitud injerencista, desmedida y descarada con que iniciaron sus actuaciones.

Moncada rememoró que para la creación del GIEI se estableció un plazo de seis meses, que pudieran ser prorrogables, “pero también se establecía la suscripción de un protocolo de actuación, de alguna manera, iba a regular lo que ya se había conversado sobre cómo debería ser su actuación y el canal de comunicación en toda esta dinámica es la Cancillería para comunicarse con las demás instancias que fuera necesario”.

Ese protocolo de actuación se discutió, el Gobierno de Nicaragua hizo sus observaciones, la Secretaria General hizo su contrapropuesta, nosotros volvimos a mandar nuestras observaciones y ahí quedó perdido, digamos, en ese mar de la burocracia internacional, acotó.

Ratificó que esos organismos no pretendían ayudar a restablecer la paz y la convivencia pacífica.

Realmente como hay un Golpe de Estado que está diseñado, organizado, financiado, el objetivo de toda esta parafernalia interna y externa, precisamente es concluir y concretar ese Golpe de Estado, aseguró.

Señaló que el Gobierno de Nicaragua no le sorprende la actuación de los organismos “porque es la clásica y ha sido Nicaragua víctima en otros momentos de las actuaciones de estos organismos como en la década de los 80”.

Se ve a Luis Almagro, con quien se inició un diálogo también invitado por el Presidente Daniel Ortega en un momento determinado y precisamente para fortalecer la institucionalidad electoral, en una primera fase Almagro se comporta como una persona más o menos decente, más o menos con una visión que correspondía a lo que el Gobierno de Nicaragua estaba interesado en mejorar, precisó.

En ese sentido, afirmó que su comportamiento debería estar enmarcado dentro de la Carta de actuación de la OEA, “que precisamente se entiende que es un organismo para la cooperación, para la solidaridad, por lo menos teóricamente, aunque estamos claros que sobre eso subyace precisamente una intención imperial de que la OEA funcione como un instrumento del Imperio Norteamericano, para eso diseñaron y esa ha sido la práctica que ya conocemos en el acompañamiento a sus invasiones a República Dominicana, Guatemala y otros países”.

Entonces, Almagro, de pronto comienza en sus conferencias en organismos internacionales, en las conferencias diplomáticas, en Miami, en Naciones Unidas, en la misma OEA a arreciar una campaña precisamente ya dirigida a seguir expresamente por el tentáculo de los Estados Unidos, comienza a hacer señalamientos y acusaciones mentirosas, falsas, subjetivas, tendenciosas, acusando a Cuba, por ejemplo, de estar exportando el terror y que Nicaragua y Venezuela son víctimas y están siendo terreno de operaciones de la actividad cubana, lo cual es una falsedad y una mentira, rememoró.

Expresó que todo eso estuvo encaminado a crear un ambiente internacional “que es el que tiende a crearse, en la comunidad internacional, de decir, que Nicaragua es un país problema, el Gobierno de Nicaragua es problemático, para justiciar agresiones y continuar desarrollando el Golpe de Estado que comenzó con los grupos internos y el financiamiento internacional y con la operación de crimen organizado internacional”.

Enfatizó que como la operación no tuvo éxito, continuaron con la campaña diplomática política internacional impulsada por los organismos de derechos politizados, no en defensa de los derechos, “sino organismos que, con la cobertura de proteger derechos humanos, politizan sus funciones y su misión y hacen campaña mediática hacia el exterior”.

Moncada reveló que pretendían convertir esas campañas “en catapulta informativa para deslegitimar a nuestro Gobierno”.

El señor Almagro se monta sobre esa misma línea y continúa tratando de deslegitimar, mintiendo, falseando información para crear condiciones para que los grandes aparatos, sobre todo, en los Estados Unidos, como el Senado, la Cámara de Diputados, el Gobierno de Estados Unidos, tomen medidas unilaterales, medidas realmente que violan el Derecho Internacional, de sanciones contra Nicaragua, añadió.

En sus declaraciones, consideró que la actuación de Almagro está ligada a sus intenciones de reelegirse como Secretario General con el apoyo de Estados Unidos.

Cuando Almagro llegó a la OEA, una de sus primeras declaraciones es que él no iba a reelegirse, debe estar grabado su mensaje, que él no iba a reelegirse, pero obviamente a estas alturas, él ya está en campaña de reelección, precisamente está claramente definido que él es un agente de los Estados Unidos, porque son los Estados Unidos quienes precisamente están diciendo que Almagro, es su candidato para ser reelecto en la Secretaría General de la OEA, destacó.

Aseguró que en Uruguay, el país de origen de Almagro, el Frente Amplio lo expulsó.

El presidente Mujica hace algunos meses le había dicho adiós Almagro, tu comportamiento es indecente, políticamente es inaceptable y nosotros no estamos de acuerdo con lo que vos estás haciendo, esto nos da una idea, lo más cerca posible a su país y a sus compañeros políticos en un momento determinado, que al expulsarlo y decir adiós Almagro, lo que están diciendo realmente es que tu comportamiento no corresponde, digamos, con la decencia, con ética, política por un lado, humana por el otro, y de cumplir como está obligado a cumplir, los elementos de la Carta que le dicen que realmente es un funcionario internacional que lo eligen todos los Estados miembros de la OEA para que coordine las actividades de la OEA y no para que interfiera en los asuntos internos de otros Estados, como lo está haciendo de forma descarada, interviniendo en los asuntos internos de Nicaragua, mintiendo sobre y Venezuela, desarrollado campañas que no le corresponden a él, manifestó.

En su opinión, el mensaje es este: “estás actuando realmente fuera del comportamiento ético, moral y como corresponde a la Organización a la que perteneces, al país donde naciste y a la confianza que te dieron los Estados miembros de la OEA al elegirte como Secretario General, para que cumplieras la misión de Secretario General de la OEA y no de un agente intervencionista de los Estados Unidos, como está actuando actualmente”.

La Voz del Sandinismo


GIEI presentará informe final sobre crisis en Nicaragua este viernes en Washington

El Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) abandonó Nicaragua esta mañana, tras ser expulsados ayer por el régimen de Daniel Ortega. Minutos antes de irse de un hotel capitalino, algunos miembros informaron que su informe final sobre los hechos de violencia ocurridos en este país será presentado mañana viernes a las 10:30 (9:30 hora Nicaragua) en Washington, Estados Unidos.

“Vamos a presentárselos mañana, hubiésemos querido dárselo antes al gobierno, pero no ha querido recibirlo, más bien nos ha echado”, dijo Sofía Macher, miembro del GIEI, detalló que el informe consta de 460 páginas.

Macher aclaró que la misión del Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (MESENI) de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) abandonaron el país hoy más temprano.

Por su parte, Amérigo Incalcaterra otro miembro del GIEI, indicó que “el sistema de justicia en este país no tiene ninguna capacidad de investigar, ni de objetivamente alcanzar justicia”.

“Sentimos tristeza de no haber podido presentar el informe de nuestro trabajo aquí en Nicaragua. Lo que le puedo decir al presidente Daniel Ortega es que se abra, que no le tenga miedo al escrutinio internacional, que le hace bien al estado de derecho; y a los familiares de las víctimas les decimos que tengan fe, que tarde o temprano la justicia va a llegar”, agregó.

100% Noticias


VOLVER