Diez países del Grupo de Lima modifican posición en diferendo entre Venezuela y Guyana por el Esequibo

Venezuela califica como “Triunfo de paz” la rectificación de 10 de los 12 países del Grupo de Lima

Como un “triunfo de la Venezuela de paz” calificó este sábado el canciller venezolano, Jorge Arreaza, la rectificación de diez de los doce países que firmaron la declaración del autodenominado Grupo de Lima, acudiendo al llamado de Nicolás Maduro, con respecto a modificar su postura con respecto al punto 9 del documento publicado el pasado 4 de enero.

“Hasta el momento debemos decir que de los doce países que se atrevieron a firmar ese documento, diez países han rectificado”, comunicó Arreaza, en referencia a los Gobierno de Argentina, Chile, Costa Rica, Panamá, Guatemala, Brasil, Perú, Santa Lucía, Honduras y Colombia.

Aún faltan por hacerlo Paraguay y Canadá, por lo que el Gobierno de Venezuela amplió hasta el día lunes la posibilidad para ello.

“Errar es humano y rectificar es de sabios” dijo el canciller quien, en conferencia de prensa, leyó parte de cada uno de los comunicados y notas enviadas por los países que dirimieron su postura inicia.

“Por más diferencias, por más ataques políticos contra Venezuela y su Gobierno, (las naciones que rectificaron) han sabido ponderar las diferencias y han logrado que la diplomacia y el respeto por el derecho internacional se impongan, y que no pongamos en riesgo la seguridad de nuestra región”

El canciller venezolano calificó el párrafo nueve como “infame, grosero y violatorio del derecho internacional”. El plazo de 48 horas exigido por el presidente Maduro para modificar su postura respecto a ese punto del documento, fue cumplido por la mayoría de los firmantes.

Además, Jorge Arreza, reiteró la propuesta realizada por Nicolás Maduro de llevar a cabo una cumbre de la CELAC (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños) para tratar el tema de Venezuela. “Allá iría (el presidente Maduro) con la verdad de Venezuela, a responder lo que tenga que responder con la legitimidad que le ha dado el pueblo venezolano”.

Asimismo, el político venezolano pidió apoyo de los Gobiernos latinoamericanos para facilitar el diálogo, el entendimiento y la paz, por sobre las declaraciones injerencistas y que se cometan intromisión en asuntos internos de los países.

Telesur


Venezuela da nuevo plazo a Paraguay y Canadá para rectificar postura sobre punto Guyana

Venezuela otorgó un plazo hasta este lunes a Paraguay y Canadá, del Grupo de Lima, para que manifieste su rectificación con respecto a la posición sobre a la presunta incursión de buques sísmicos, pertenecientes a la empresa petrolera ExxonMobil en territorio marítimo venezolano.

“Vamos a dar un compás de espera. Apenas faltan dos países, Paraguay, que a pesar de las recientes informaciones consideramos que puede rectificar, y Canadá, en América del Norte que sabemos cuáles son sus características de su política exterior. Vamos a dar hasta el día lunes para que estos países puedan rectificar”, señaló Arreaza en declaraciones desde la sede de la Cancillería, en Caracas.

El canciller destacó que hasta ahora han rectificado 10 países de la coalición de gobiernos de derecha que firmaron el documento del Grupo de Lima.

“Ojalá impere de nuevo el diálogo en nuestra región sin intolerancia política. La intolerancia ideológica es contraria a los principios del Derecho Internacional”, remarcó.

El viernes 4 de enero, países que integran la coalición internacional emitieron una declaración en la que señalaban “preocupación por la interceptación” de las embarcaciones de la transnacional ExxonMobil, dado que, a su juicio, se encontraban “dentro de la zona económica exclusiva de Guyana”.

Ante ello, el jefe de Estado, Nicolás Maduro, otorgó un plazo de 48 horas, contados a partir del miércoles 9 de enero, a los gobiernos del Grupo de Lima para rectificar su postura, a la cual calificó como “injerencista”.

Durante un encuentro con medios de comunicación nacionales e internacionales, indicó que de no cumplirse la solicitud en el lapso establecido se adoptarían medidas diplomáticas “más crudas” puesto que resulta “inaceptable” que pretendan modificar los límites marítimos y territoriales de la nación.

Panorama


El ministro para las Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza, ratificó este sábado el llamado al Gobierno de Guyana para retomar el diálogo y ceñirse al Acuerdo de Ginebra de 1966, instrumento legal que rige la controversia territorial entre las dos naciones.

“Volvamos al diálogo, a la mesa de negociaciones, volvamos al Acuerdo de Ginebra, resolvamos esto por vía del derecho internacional y por la vía del respeto entre los países”, enfatizó Arreaza en declaraciones en la sede de la Cancillería, en Caracas.

En junio del año pasado, la vicepresidenta Ejecutiva de la República Bolivariana de Venezuela, Delcy Rodríguez, en compañía del canciller Arreaza, entregó una carta al presidente de la Corte Internacional de Justicia (CIJ), Abdulqawi Ahmed Yusuf, durante una reunión realizada en La Haya, Países Bajos.

La misiva ratificaba la posición histórica y jurídica del Gobierno de Venezuela en defensa de los derechos legítimos sobre la Guayana Esequiba, además de mantener su postura de solución amistosa y satisfactoria para ambas partes conforme al Acuerdo de Ginebra.

A través de un comunicado, Venezuela dio a conocer en esa oportunidad su decisión de no participar en el procedimiento introducido ante la CIJ de manera unilateral por el Gobierno de la República Cooperativa de Guyana, que solicitó que se legalice el laudo arbitral de 1899, el cual Venezuela considera írrito y fraudulento al surgir de la ocupación británica del territorio Esequibo, que abarca unos 160.000 Km cuadrados.

“La representación de Venezuela ha comunicado al presidente de la corte, mediante misiva suscrita por el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros, su decisión soberana de no participar en el procedimiento que pretende incoar Guyana, por carecer la Corte manifiestamente de jurisdicción sobre una acción planteada unilateralmente por el país vecino, que no cuenta con el consentimiento de Venezuela”, recalcó el comunicado.

La región del Esequibo está bajo mediación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a partir de la firma del Acuerdo de Ginebra, en 1966, que establece los mecanismos para iniciar un proceso de tratamiento del llamado diferendo histórico por el Esequibo, entre la República de Venezuela y la República que se derivaba de la concepción de la independencia de Guyana —por parte del Reino Unido—, que para ese momento tenía un gobierno interino.

En reiteradas oportunidades, el canciller Arreaza ha rechazado la acción unilateral de Guyana al considerar que es contraria al Acuerdo de Ginebra e imposibilita el avance hacia una solución a la controversia.

El Gobierno Nacional ha insistido en restablecer el diálogo entre ambas naciones para dirimir pacíficamente la controversia, mientras que el Gobierno de Guyana ha amenazado con sanciones si Venezuela no acata el eventual dictamen de la CIJ.

Además, la disputa territorial se agudizó en los últimos años tras el descubrimiento por parte de Exxon Mobil de yacimientos de petróleo en aguas en la zona.

AVN


VOLVER