Ecuador: maestros y estudiantes alistan marchas contra las medidas económicas del gobierno

Maestros alistan movilización para mañana

Convencidos de que no es posible que el pueblo pague por la ineptitud y el abuso del Gobierno anterior, los maestros del gremio, que fue eliminado por el Gobierno anterior,  la Unión Nacional de Educadores de Cotopaxi (UNE-C), saldrán mañana a las calles para expresar su descontento por las medidas económicas implementadas.

La concentración se realizará a las 16:00 en La Estación, recorrerán las principales calles de la ciudad  y esperan dejar un manifiesto en la Gobernación.

Luis Chillagana, presidente de la UNE Cotopaxi, informó que ya es hora que el Gobierno Nacional recupere el dinero que se llevaron los funcionarios del gobierno de Rafael Correa, porque no es posible que sea el pueblo ecuatoriano el que tenga que pagar una crisis que fue generada por altos funcionarios del régimen correísta.

Considera que el incremento de la gasolina solo es el inicio, de una serie de medidas para palear la crisis económica que atraviesa el país, por lo que no consideran muy lejana la elevación del gas y de las tarifas eléctricas.

Se conoció que en esta marcha también participarán los integrantes del Frente Popular y los obreros de los sindicatos municipales.

Chillagana hizo la invitación a todos los gremios y al pueblo en general, porque aseguró que estas medidas afectan a todos los ciudadanos.

Agregó que esta movilización puede ser el inicio de una gran marcha, porque los indígenas también preparan acciones para los próximos días.

La Hora


FEUE anuncia movilizaciones en contra de las medidas económicas

La Federación de Estudiantes Universitarios del Ecuador (FEUE) se movilizará en rechazo a las medidas económicas planteadas por el Gobierno. Además aseguraron que sí hubo un recorte en el presupuesto de la educación superior.

La mañana de este lunes 7 de enero del 2018, en una conferencia de prensa, los representantes de las federaciones estudiantiles a escala nacional declararon persona no grata al ministro de Economía y Finanzas, Richard Martínez, de forma simbólica. “Por haberle mentido al pueblo Ecuatoriano. El recorte a la educación sí ocurrió, pese al compromiso establecido con rectores universitarios”, sostuvo Andrés Santos, presidente de la FEUE Nacional.

Santos indicó que la Pro forma Presupuestaria, disponible en el portal de Finanzas, establece una reducción de más de 92 millones a las universidades y escuelas politécnicas públicas. Dijo también que quieren respuestas del Gobierno, para conocer en qué sectores se verán reducidos los recursos. Durante esta semana esperan ser recibidos en comisión en el Palacio de Carondelet, para un diálogo con el presidente Lenín Moreno.

“Con el único sector con el que el Gobierno no ha tenido diálogo es con los estudiantes. Si esta semana no tenemos respuesta nos veremos en la obligación de intensificar las movilizaciones”, aseguró Santos.

Además informaron que desde el jueves 10 arrancarán las denominadas asambleas universitarias; en esos encuentros se decidirá en qué fechas se desarrollarán las movilizaciones. En la Universidad Central la reunión será este viernes 11 de enero. En la U. de Guayaquil será el próximo lunes 14. Mientras que en Cuenca ya se iniciarán las marchas el 16 de enero.

Cristian Flores, vicepresidente de la FEUE, añadió que las marchas son también en contra del alza de los combustibles y por la reducción de recursos para salud y educación media.

Él considera que el recorte al presupuesto de universidades afectará al incremento de cupos para educación superior. “Es lo que se verá directamente afectado. Más cupos significa contratar más docentes y tener mejor infraestructura. Se hablaba de garantizar el acceso a la educación pero sabemos que con esto no será posible”.

Por su para Andrea Espinoza, quien preside la Asociación Femenina Universitaria de Cuenca, dijo que la educación se verá afectada y que por ello el llamado no solo es a los alumnos sino a toda la sociedad. “Esto no es un problema de nosotros los universitarios, es de todos porque afecta a la economía de nuestros padres, de los trabajadores”.

El Comercio