El Parlatino rechazó cualquier intento de intervención extranjera en Venezuela

Parlatino desaprobó toda intervención extranjera en Venezuela

El Parlamento Latinoamericano y del Caribe (Parlatino) rechazó este martes cualquier tipo de intervención extranjera, directa o indirecta, en los asuntos internos de Venezuela.

A través de una declaración firmada por el diputado panameño Elías Castillo, el Parlatino indicó que colocó a disposición de las partes en conflicto toda su capacidad institucional “para lograr la paz social, base del desarrollo integral y sustentable, con progreso, justicia social y en democracia plena, que es el poder y la autoridad del pueblo”.

El diputado instó al diálogo para el bien común del pueblo venezolano, empeñado en los valores éticos de vigencia universal sobre consideraciones ideológicas y partidistas, reseñó Prensa Latina, informa AVN.

La institución regional repudió “todo acto de violencia que atente contra la vida, integridad física y derechos humanos de las personas en dicho país”, y llamó a la regiones a colaborar con Venezuela en la búsqueda de soluciones “para la crisis económica, social y política interna que la aqueja”.

El documento, aprobado también por el secretario general del Parlatino, el diputado uruguayo Pablo Gonzaléz, agregó que el organismo se rige en función del Tratado de Institucionalización ratificado por los parlamentos regionales, incluyendo a Venezuela.

En el acuerdo se consideran principios permanentes e inalterables en la defensa de la democracia, la no intervención, condena a la amenaza, el uso de la fuerza contra la independencia política, la integridad territorial de los Estados y autodeterminación de los pueblos para elegir el sistema político, económico y social que libremente decidan.

El Universal


DECLARACIÓN SOBRE LA SITUACIÓN DE LA REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

El Parlamento Latinoamericano y Caribeño, PARLATINO
CONSIDERANDO
La delicada situación política que en este momento está viviendo la República Bolivariana de
Venezuela.
Que los principios y propósitos institucionales consagrados en el Tratado de Institucionalización del Organismo, en sus Artículos II y III, constituyen el mandato y la guía fundamental que orienta la acción institucional en todos los niveles y en todas las situaciones.
Que dicho Tratado de Institucionalización fue aprobado por unanimidad y sin reservas, tanto por los 18 países firmantes como por los 5 Estados adherentes, y ratificado por los 23 Parlamentos, de los cuales forma parte la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela.
Que de acuerdo con el mencionado Tratado de Institucionalización, el Parlamento Latinoamericano y Caribeño tendrá, entre otros, los siguientes “principios permanentes e inalterables”:
– La defensa de la democracia;
– La no Intervención;
– La condena a la amenaza y al uso de la fuerza contra la independencia política y la integridad
territorial de los Estados;
– La autodeterminación de los pueblos para darse, en su régimen interior, el sistema político,
económico y social que libremente decidan;
– La condena a la amenaza y al uso de la fuerza contra la independencia política y la integridad
territorial de los Estados;
– La prevalencia de los principios de derecho internacional referentes a las relaciones de amistad y a la cooperación entre los Estados, de conformidad con la Carta de la Organización de las Naciones Unidas.
Que el antedicho Tratado de Institucionalización establece, entre otros, los siguientes propósitos:
Defender la plena vigencia de la libertad, la justicia social, la independencia económica y el ejercicio de la democracia representativa con estricto apego a los principios de no intervención
y de libre autodeterminación de los pueblos;
– Velar por el estricto respeto a los derechos humanos fundamentales, y porque no sean afectados en ningún Estado latinoamericano en cualquier forma que menoscabe la dignidad humana;
– Oponerse a la acción imperialista en América Latina, recomendando la adecuada legislación
normativa y programática que permita a los pueblos latinoamericanos el pleno ejercicio de su
soberanía permanente sobre los recursos naturales y su mejor utilización y conservación;
– Contribuir a la afirmación de la paz, la seguridad y el orden jurídico internacionales y luchar
por el desarme mundial, denunciando y combatiendo el armamentismo y la agresión de quienes sustenten la política de la fuerza, que son incompatibles con el desarrollo económico, social, cultural y tecnológico a que tienen derecho los pueblos de América Latina.
DECLARA:
Que en cumplimiento de los principios y propósitos institucionales mencionados, rechaza cualquier intento de intervención extranjera, directa o indirecta, en los asuntos internos de la República Bolivariana de Venezuela; así como todo acto de violencia que atente contra la vida, integridad física y derechos humanos de las personas en dicho país.
Que la comunidad regional debe orientar sus esfuerzos a colaborar con la República Bolivariana de Venezuela en la superación de la crisis económica, social y política interna que la aqueja.
Que, como siempre lo hemos propuesto, instamos a las fuerzas en conflicto en la República
Bolivariana de Venezuela a iniciar a la mayor brevedad posible un diálogo constructivo que se
fundamente en el logro del bien común del pueblo venezolano en un marco de valores éticos de vigencia universal, por encima de consideraciones ideológicas o partidistas.
Que pone a disposición de las Partes confrontadas, toda la capacidad institucional del PARLATINO, para lograr la paz social, base del desarrollo integral y sustentable, con progreso, justicia social y en democracia plena, que es el poder y la autoridad del pueblo.
Dada en la sede permanente del Parlamento Latinoamericano y Caribeño, en la ciudad de Panamá, República de Panamá, a los 28 días del mes de enero de 2019.
Diputado Elías Castillo G.
Presidente

Diputado Pablo González
Secretario General

Parlatino


VOLVER