Maduro responde al Grupo de Lima: “En Venezuela al presidente lo pone el pueblo”

349

Nicolás Maduro: En Venezuela al presidente lo pone el pueblo

Ante las agresiones injerencistas del autodenominado Grupo de Lima, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró este domingo que está preparado para cumplir la soberanía popular y asumir el nuevo periodo presidencial (2019-2025) el próximo 10 de enero, cuando tomará posesión del mandato en el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

En una actividad deportiva en el estadio de la Academia Militar, en Caracas (capital) el mandatario destacó que en Venezuela “el Presidente de la República lo elige el pueblo con el voto, con el ejercicio de su soberanía (..) sólo la voluntad del pueblo tiene en sus manos la posibilidad de poner o quitar un Presidente”.

En este sentido, rechazó el intervencionismo de los países que conforman el llamado Grupo de Lima que busca desconocer la autodeterminación del pueblo venezolano. Se trata de Estados Unidos (EE.UU.) “moviendo un grupo de gobiernos satélites, de títeres”, indicó.

https://twitter.com/PresidencialVen/status/1082040334757044226?ref_src=twsrc%5Etfw%7Ctwcamp%5Etweetembed%7Ctwterm%5E1082040334757044226&ref_url=https%3A%2F%2Fwww.telesurtv.net%2Fnews%2Fvenezuela-presidente-nicolas-maduro-grupo-lima-soberania-20190106-0019.html

El secretario de Estado de EE.UU. Mike Pompeo “pretende ordenar cuál institución de Venezuela es legítima y cuál no, cuál es el mar territorial de Venezuela y cuáles son sus límites. Como si Venezuela no existiera, no tuviera soberanía, no tuviera a quien le doliera”, expresó Nicolás Maduro en referencia a la pronunciación de este grupo de países que además tomaron posición en favor de Guyana sobre la reclamación territorial del Esequibo.

Sobre este punto, el Jefe de Estado venezolano repudió como “un delito de traición a la patria” la acción de la Asamblea Nacional en desacato judicial de plegarse a esta posición contra la soberanía territorial del país. “Quieren dividir a Venezuela para tomar el poder y repartírsela en pedazos” pero “hay un pequeño detalle que no han tomado en cuenta: la unión cívico militar que le va a garantizar a Venezuela la paz, la tranquilidad, la soberanía, la constitucionalidad, ¡Los vamos a derrotar!”, enfatizó.

El secretario de Estado de EE.UU. Mike Pompeo “pretende ordenar cuál institución de Venezuela es legítima y cuál no, cuál es el mar territorial de Venezuela y cuáles son sus límites. Como si Venezuela no existiera, no tuviera soberanía, no tuviera a quien le doliera”, expresó Nicolás Maduro en referencia a la pronunciación de este grupo de países que además tomaron posición en favor de Guyana sobre la reclamación territorial del Esequibo.

Sobre este punto, el Jefe de Estado venezolano repudió como “un delito de traición a la patria” la acción de la Asamblea Nacional en desacato judicial de plegarse a esta posición contra la soberanía territorial del país. “Quieren dividir a Venezuela para tomar el poder y repartírsela en pedazos” pero “hay un pequeño detalle que no han tomado en cuenta: la unión cívico militar que le va a garantizar a Venezuela la paz, la tranquilidad, la soberanía, la constitucionalidad, ¡Los vamos a derrotar!”, enfatizó.

“Los problemas de cada país los resuelve cada pueblo y los problemas de los venezolanos los resolvemos los venezolanos sin la intervención metiche de ningún gobierno del mundo, en eso estoy plantado, en eso la Revolución está plantada, y la Revolución está más fuerte que nunca”, concluyó el presidente.

Telesur


‘El Ejército debe tomar el control’: Juan Guaidó

El nuevo presidente de la Asamblea Nacional opositora venezolana, Juan Guaidó, del partido Voluntad Popular, exigió al Ejército una intervención militar contra el mandatario Nicolás Maduro, quien el próximo 10 de enero jura su cargo para un nuevo periodo presidencial.

Guaidó tomó posesión de su cargo y presentó una hoja de ruta para expulsar a Nicolás Maduro de la Presidencia, formar un gobierno provisional y convocar elecciones libres.

Hoy está rota la cadena de mando, al no tener un legítimo comandante en jefe que derive de la soberanía popular”, argumentó Guaidó en su intervención tras jurar el cargo. Por eso exigió al Ejército “actuar para restituir el orden constitucional” porque considera que es momento de que todos actuemos, incluidos los militares, destacó el partido Voluntad Popular en un comunicado.

Recordó que los militares padecen los mismos problemas que cualquier venezolano. “Llegan a sus casas y la nevera está vacía por falta de comida. Tienen a un familiar enfermo y no pueden curarlo por falta de medicinas. Ustedes mismos han enterrado a sus compañeros que han sido víctimas del hampa, de la guerrilla o grupos irregulares a quienes se les ha entregado nuestra soberanía, pisoteando el uniforme que ustedes representan”, afirmó.

Guaidó hizo un llamado a la ciudadanía para una movilización en las calles. “Estamos claros: la sola movilización en la calle no nos dará la libertad, pero sin presión en las calles lo demás es insuficiente. Retomemos la protesta, que es un derecho constitucional, para conquistar la libertad”, advirtió.

La nueva dirección de la Asamblea Nacional subrayó que asumirá la representación del Estado ante la comunidad internacional y conformará un Consejo de Transición como primeros pasos para lograr la “restitución del hilo democrático”.

En su intervención se refirió al Grupo de Lima, que el viernes instó a Maduro a ceder el poder a la Asamblea Nacional para que se puedan convocar elecciones presidenciales libres. “Si Maduro se niega a ello, tenemos que lograr la unificación y actuación conjunta de la movilización popular, la Asamblea Nacional, la comunidad internacional y la Fuerza Armada Nacional para que no tenga otra opción”, agregó Guaidó.

El as bajo la manga

La Asamblea Nacional de Venezuela, el único poder que controlan los detractores de Nicolás Maduro, está presidida por el joven diputado Juan Guaidó, un líder que asume el cargo ante las ausencias forzadas de las figuras de su partido, Voluntad Popular.

Es un ingeniero, tiene 35 años y cuenta con maestrías en administración pública.

Sobrevivió a la “tragedia de Vargas”.

En 2015 participó en una huelga de hambre para exigir que se fijara la fecha de los comicios parlamentarios, en los que fue electo como legislador.

Excelsior


Comunicado | Venezuela rechaza las declaraciones del autodenominado Grupo de Lima

La República Bolivariana de Venezuela expresa su mayor perplejidad ante la extravagante declaración de un grupo de países del continente americano que, tras recibir instrucciones del gobierno de Estados Unidos a través de una videoconferencia, han acordado a alentar un Golpe de Estado en Venezuela, en un hecho sin parangón en la historia de la región, al intentar desconocer tanto el Gobierno democráticamente electo, como a las instituciones legítimamente constituidas, llegando al extremo de pretender modificar los límites territoriales del país, atribuyendo territorio indiscutidamente venezolano a una nación vecina, interviniendo en una controversia territorial de exclusivo alcance bilateral.

Sobre el particular, la República Bolivariana de Venezuela tiene a bien informar que el próximo 10 de enero, el Presidente Nicolás Maduro Moros tomará posesión legítima y constitucional de la Presidencia de la República para el período comprendido entre los años 2019 y 2025, en perfecta sintonía en tiempo y en forma con lo establecido en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, para lo cual no requiere la venia de ningún gobierno extranjero.

El mundo ha sido testigo de cómo el pasado 20 de mayo de 2018, en Venezuela se celebraron elecciones presidenciales, con una amplia participación popular contando con la concurrencia de diversos candidatos en representación de un número aún superior de partidos políticos, resultando vencedora la candidatura de Nicolás Maduro Moros, con un margen superior al 67% de los votos válidamente emitidos.

Este proceso electoral contó con la presencia de más de doscientos acompañantes nacionales e internacionales, y durante su desarrollo fue objeto de dieciséis auditorías públicas que han dado fe de la justeza de sus resultados, sin que consten en las instituciones venezolanas impugnaciones de ninguna naturaleza por parte de los participantes que no resultaron favorecidos por el voto popular.

Consecuentemente, la inmensa mayoría de los países del mundo han expresado su reconocimiento a esta elección y su felicitación al Presidente Maduro.

Se trató, ni más ni menos, de un proceso electoral que contó con idénticas garantías y condiciones que aquellas elecciones parlamentarias de las cuales derivó la actual Asamblea Nacional, incluso dirigidas por las mismas autoridades del Poder Electoral, en razón de lo cual, las autoridades surgidas de ambos comicios cuentan con idéntica legitimidad.

Más allá de esta declaración, del autodenominado Grupo de Lima que ha escrito una vergonzosa página en la historia de las relaciones internacionales de la región, la República Bolivariana de Venezuela sabrá responder, a la luz del principio de la reciprocidad, a las acciones que individualmente decida tomar cada país, en la proporción correspondiente y en el terreno que cada uno escoja.

Conviene recordar que a lo largo de su gloriosa historia como nación, ningún país o coalición de países ha logrado, ni logrará, intimidar al heroico Pueblo venezolano, heredero de la más grande estirpe libertaria del continente americano.

Caracas, 6 de enero de 2019

Ministerio de Relaciones Exteriores de Venezuela


Uruguay | El gobierno descarta acompañar declaración del Grupo de Lima

El gobierno descarta acompañar la declaración del Grupo de Lima, Integrado por 14 países, el cual define como ilegitimo el nuevo periodo de gobierno de Nicolás Maduro al frente de Venezuela, según señalaron fuentes de Cancillería a LA REPÚBLICA. Es la primera vez que este grupo de países, casi todos neoliberales, no vota en bloque debido a que el México de López Obrador no firmó el documento.

La salida es otra

El gobierno uruguayo, desde que los conflictos en Venezuela fueron tomando relevancia, ha tenido una postura pacifica con una apuesta por el diálogo, lo cual los sectores neoliberales de nuestro país no han entendido. Cancillería entiende que el camino para que problemas entre oficialistas y oposición se resuelvan en Venezuela, es mediante a una “actitud pacífica”, donde de un lado y del otro dejen de atacarse, encontrando una solución común, “de acuerdo”, señalan desde el gobierno nacional.

En Venezuela, ante una nueva declaración del Grupo de Lima que manifiesta como ilegitimo el nuevo periodo de gobierno de Nicolás Maduro, el cual iniciará el próximo 10 de enero, continuando con un proceso que viene desde el fallecimiento de Hugo Chávez, trascendió que nuestro país podía acompañar la declaración del bloque pese a no integrarlo. Fuentes del gobierno descartaron a LA REPÚBLICA esta posibilidad indicando que “Uruguay no participará de esa declaración”, debido a que “es una declaración que marca que ninguno de los países del Grupo de Lima”, con una excepción, “legitima y reconoce el gobierno de Nicolás Maduro”.

En otra línea, desde el gobierno analizan que hay un giro en este Grupo de Lima, debido a que “es la primera vez que no pueden votar algo en bloque porque México López Obrador no firma ese documento. Por lo que el nuevo gobierno mexicano, que en medio del avance neoliberal metió un freno y esperanza para las ilusiones de los progresistas, “reconoce el gobierno de maduro”, al igual que “Uruguay que también lo reconoce”.

Un canal de entendimiento

Uruguay no se separa de la búsqueda de una salida pacífica para los conflictos que hay en Venezuela. Vale recordar que tiempo atrás Uruguay exhortó al gobierno de Venezuela a establecer un canal de entendimiento y diálogo con su sociedad y al pleno respeto de los derechos humanos antes de la instalación de la Asamblea Nacional Constituyente, y a la oposición, a comprometerse responsablemente en el diálogo para encontrar un camino de paz y democracia. “El gobierno de Uruguay sigue con enorme preocupación el desarrollo de los acontecimientos, sobre todo teniendo en cuenta el clima de violencia imperante, y exhorta al gobierno de Venezuela a establecer un canal de entendimiento y diálogo con la sociedad, así como el pleno respeto de los derechos humanos, antes de la instalación de la Asamblea Nacional Constituyente, y a la oposición, a comprometerse responsablemente en dicho diálogo para encontrar un camino de paz y democracia para el pueblo venezolano”, indicó tiempo atrás el Canciller, Rodolfo Nin Novoa. “El gobierno ha mantenido con firmeza el rumbo recomendado por la prudencia, la moderación y el escrupuloso respeto de la legalidad internacional, aun a costa de las críticas, que le reclamaban mayor indulgencia por una parte y mayor severidad por la otra”, sostuvo.

Piden que Maduro ceda el PE a la Asamblea General

La declaración del Grupo de Lima señala que los gobiernos de Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay, Perú y Santa Lucía, frente al inicio el “10 de enero del ilegitimo periodo presidencial del régimen” de Nicolás Maduro, declara que “reiteran que el proceso electoral” llevado a cabo en 2018 “carece de legitimidad por no haber contado con todos los actores políticos venezolanos”. A su vez ratifican y reconocen la Asamblea general, elegida “legítimamente” en 2015. Instan a Nicolás Maduro “a no asumir la presidencia” y le “transfiera” a la Asamblea “el Poder Ejecutivo” de forma provisional hasta nuevas elecciones. Por su parte “condenan cualquier provocación o despliegue militar que amenace la paz y la seguridad en la región”; reiteran su profunda preocupación por la “grave crisis política y humanitaria de Venezuela”.

Tras lo señalado, el Grupo de Lima resolvió acordar las siguientes medidas: “reevaluar el estado o nivel de relaciones diplomáticas con Venezuela; impedir a altos funcionarios del régimen venezolano la entrada al territorio de los países del Grupo de Lima; evaluar con criterio restrictivo el otorgamiento de préstamos al régimen de Maduro; suspender la cooperación militar; unir a otros miembros de la comunidad internacional a que adopten medidas semejantes a las acordadas por el Grupo de Lima”.

Reconoce el gobierno de Maduro

“Uruguay no participará de esa declaración”, señalaron fuentes del Gobierno a LA REPÚBLICA, debido a que “es una declaración que marca que ninguno de los países del Grupo de Lima”, con una excepción, “legitima y reconoce el gobierno de Nicolás Maduro”. “Uruguay reconocerá el nuevo período de Maduro” bregando por una salida “pacifica” en base al diálogo”, añade la misma fuente.

República

Más notas sobre el tema