República Dominicana: más de 132 mil extranjeros fueron deportados o no admitidos en 2018

La Dirección General de Migración (DGM) dominicana informó que en 2018 un total de 132.322 extranjeros procedentes de 35 países fueron deportados por encontrarse en situación migratoria irregular o no admitidos por no cumplir con la Ley de Migración.

De ellos, 57.190, la mayoría haitianos, fueron deportados, mientras que 75.132 no fueron admitidos por las vías aérea y terrestre por no cumplir con la citada Ley.

Los extranjeros procedían de países como Afganistán, Albania, Alemania, Bélgica, Bermudas, Bolivia, Colombia, Cuba, España, Estados Unidos, Francia, Haití, Italia, Malí, Nepal, Nigeria, Pakistán, Perú, Rusia, Sudáfrica, Turquía o Venezuela y Vietnam.

En lo que respecta a los movimientos migratorios por la frontera entre la República Dominicana y Haití, la DGM informó de que el año pasado fueron registradas 276.203 entradas y 227.972 salidas, principalmente por el paso fronterizo de Jimaní (suroeste), donde se reportó el mayor flujo, seguidos por Dajabón (noroeste) y Elías Piña y Pedernales, también en el suroeste.

La DGM indicó, además, que durante 2018 fueron deportados 2.170 dominicanos tras cumplir condenas por diferentes delitos en 42 países.

A la vez, agregó, que en 2018 fueron emitidas 16.709 residencias de diferentes categorías a ciudadanos de 124 países, mientras que 1.165 extranjeros decidieron retornar de manera voluntaria a sus países.

Según datos oficiales, la población extranjera residente en República Dominicana asciende a 847.979 personas y el 88,5 % de esta es nacida en Haití o es descendiente de inmigrantes haitianos.

Acento


Residentes en comunidad de San Juan sacan haitianos a la fuerza

Residentes en el sector de Villa Flores en San Juan de la Maguana procedieron a sacar a la fuerza a los haitianos que allí vivían.

Según los comunitarios del sector, optaron por tomar la medida debido a la “gran cantidad de haitianos que reside allí de manera ilegal”.

Dijeron que bajo ninguna circunstancia permitirán que ese sector sea invadido por indocumentados.

Durante las acciones se produjeron fuertes discusiones y enfrentamientos entre dominicanos y haitianos, ya que estos se negaban a salir de la zona, luego muchos optaron por recoger sus pertenencias y marcharse de allí.

Criticaron además las políticas migratorias y la actitud asumida por el gobierno dominicano ante la masiva presencia de nacionales haitianos ilegales en la República Dominicana.

CDN