México: Trump envía soldados a la frontera y amenaza con cerrarla

Tras incidente, Trump envía tropas armadas a la frontera con México

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció ayer que envía soldados armados a la frontera con México –tras un incidente en el que uniformados mexicanos apuntaron y desarmaron a tropas estadunidenses porque pensaron que estaban en su territorio. El mandatario renovó su amenaza de cerrar parte de la frontera.

En un tuit, Trump acusó a soldados de México de haber desarmado a elementos de la Guardia Nacional estadunidense, “probablemente como una táctica de desviación para los traficantes de droga en la frontera.

Más vale que no vuelva a ocurrir. Ahora estamos enviando soldados armados a la frontera, advirtió.

En su publicación en la red social, el mandatario republicano se quejó también de que México no está haciendo lo suficiente para detener la migración y devolver a las personas a sus países de origen.

Según un comunicado del Comando Norte de Estados Unidos, el 13 de abril entre cinco y seis militares mexicanos interrogaron a dos soldados estadunidenses que realizaban una operación de apoyo en la frontera en un vehículo que no llevaba la identificación de la Patrulla de Fronteriza.

El incidente ocurrió cerca de la localidad de Clint, en Texas, próxima al río Bravo, que marca el límite entre ambos países.

Una investigación de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza y del Departamento de Defensa reveló que los militares mexicanos pensaban que los soldados estadunidenses estaban del lado sur de la frontera, indicaron las autoridades estadunidenses, que destacaron que sus efectivos estaban en el lugar apropiado.

Según el comunicado, después de una breve discusión los militares mexicanos se fueron.

Un funcionario del Pentágono dio a conocer que actualmente hay 2 mil 900 efectivos desplegados y 2 mil guardias nacionales, y que siempre hay algunas tropas armadas para la protección del contingente.

Siempre estamos revisando nuestras políticas, explicó el oficial que pidió permanecer en el anonimato.

Trump insistió en Twitter que hay una gran caravana de más de 20 mil personas que avanza hacia Estados Unidos. Su tamaño ha sido reducido por México, pero aún está viniendo”, señaló el mandatario, quien agregó en Twitter: México debe detener a los que quedan o nos veremos forzados a cerrar esa sección de la frontera; no está haciendo lo suficiente.

Por otra parte, agentes de la Patrulla Fronteriza hallaron a un niño migrante de tres años caminando solo en un campo en Texas, luego de que probablemente fue abandonado por traficantes de personas en la frontera con México, informaron las autoridades estadunidenses.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza intenta localizar a la familia del niño, quien no habla lo suficientemente bien como para comunicarse.

La Patrulla Fronteriza logró aprehender a 9 mil menores de edad no acompañados sólo en marzo y más de 20 mil desde enero, conforme aumentan los cruces fronterizos, comparado con niveles recientes.

La Jornada


Responde Cancillería a Trump: comunes, incidentes entre militares de México y EU en la frontera

Ante los señalamientos del presidente Donald Trump, de que soldados mexicanos amenazaron cor armas a efectivos de Estados Unidos, la Secretaría de Relaciones Exteriores precisó que suelen darse incidentes comunes de este tipo en la frontera entre ambos países.

“Este tipo de incidentes es común, toda vez que se trata de una verificación de patrullaje ordinario, sin consecuencias para ambos gobiernos, quienes mantienen comunicación permanente y fluida. Sobre este hecho en particular, estuvieron en contacto directo y oportuno”, apunto la Cancillería a través de un comunicado de prensa.

La dependencia federal detalló que el 13 de abril pasado, en Ciudad Juárez, un grupo de militares mexicanos se encontraron con dos soldados estadounidenses que realizaban operaciones de apoyo en un vehículo sin identificación que se encontraba al sur de la valla fronteriza, dentro del territorio estadounidense, en una zona en la que los límites de la frontera no resultan claros por su geografía.

“Tras la investigación correspondiente, se determinó que el vehículo de los militares de ese país se colocara al norte de la valla fronteriza para evitar confusiones”, según lo descrito por la Secretaría de Relaciones Exteriores.

Reiteró que el gobierno de México tiene plena disposición para mantener una buena relación bilateral, basada en la confianza y respeto mutuo.

Esta mañana, el presidente estadounidense Donald Trump empezó su día en redes sociales arremetiendo contra México, lanzando tres tuits, en los que amenaza a México y reprocha la falta de actuación de autoridades mexicanas que, dice, “no han hecho lo suficiente” para frenar a los migrantes que intenta llegar a EU.

Razón


AMLO: no pelearé con el gobierno de Estados Unidos

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que revisará la acusación del presidente Donald Trump acerca de una presunta agresión de militares mexicanos a soldados estadunidenses. Sin embargo, subrayó que no va a pelear ni a caer en provocaciones con el gobierno del vecino país.

El mandatario mexicano fue informado durante la conferencia de prensa matutina de lo dicho por su homólogo, quien mediante un mensaje en Twitter aseguró: Los soldados de México recientemente apuntaron a nuestros soldados de la Guardia Nacional, probablemente como una táctica de desvío para los traficantes de drogas en la frontera.

Antes de entrar al salón Tesorería de Palacio Nacional, para la rueda de prensa matutina, el Presidente leyó el tuit anterior de Trump, del tema migratorio, por lo que al surgir el tema, el vocero de su gobierno, Jesús Ramírez, le acercó una tarjeta para informarle del segundo mensaje.

En el estrado se hallaban también el secretario de la Defensa Nacional, Cresencio Sandoval, y el director de Banobras, Jorge Mendoza.

Apenas leyó el más reciente tuit de Trump sobre México, López Obrador respondió: Nosotros no vamos a caer en ninguna provocación. Le digo al presidente Donald Trump que nosotros queremos mantener una relación respetuosa y de amistad con su gobierno, que vamos a analizar este incidente, a tomar en cuenta lo que él está señalando y se va a actuar de conformidad con la ley, en el marco de nuestra soberanía.

Lo más importante, agregó, es decirle que no vamos a pelearnos con el gobierno de Estados Unidos, lo más importante es decirle que queremos una relación de respeto mutuo y de colaboración para el desarrollo.

Así como nos hemos venido entendiendo durante varios meses, vamos a seguir actuando para mantener relaciones cordiales y de buena vecindad con el gobierno y el pueblo de Estados Unidos, expresó .

En este punto se comprometió a revisar lo dicho por su homólogo.

Había visto el primero (tuit), no había visto éste, pero ya por lo que estoy leyendo vamos a hacer la revisión del caso, tomando en cuenta lo que él está señalando y asegurarle que va a haber siempre de nuestra parte una actitud responsable y de respeto al gobierno y al pueblo de Estados Unidos, indicó.

La SG revisa el caso

La secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, reconoció que fue por una confusión que soldados de México cruzaron la frontera con Estados Unidos, lo que provocó el reclamo del presidente Donald Trump y la amenaza de enviar por este incidente tropas armadas a su frontera sur.

Precisó que se está recabando la información y analizando los videos para aclarar esta confusión. La línea divisoria entre México y Estados Unidos, así como entre nuestro país y Guatemala, es a veces muy imperceptible. Señaló que posiblemente los soldados mexicanos pensaban que los estadunidenses ya estaban cruzando la frontera.

Entrevistada en el foro de Análisis y reflexión del centenario de la Constitución política de Tabasco, Sánchez Cordero insistió: Creo que ahí hubo una confusión en la línea divisoria, hasta donde tengo entendido. Ya el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, dio una explicación; le corresponde a él, por supuesto, aclarar el tema.

La Jornada


VOLVER