Ofensiva contra Venezuela: Pompeo dice que Maduro es una amenaza para la seguridad de EEUU y Pence pide a la ONU reconocer a Guaidó

Mike Pompeo: Maduro es una verdadera amenaza para EE UU

El secretario de Estado norteamericano Mike Pompeo afirmó este miércoles que Nicolás Maduro representa una “verdadera amenaza” para la seguridad de Estados Unidos debido a sus alianzas con Irán, Cuba y Rusia.

“No creo que haya ninguna duda de que el régimen de Maduro supone una amenaza para la seguridad de Estados Unidos”, dijo Pompeo en una comparecencia ante un comité del Senado.

Destacó el “riesgo muy real” que supone la supuesta presencia en Venezuela de la organización chií libanesa Hezbolá; así como el tráfico de drogas a través de territorio venezolano y sus lazos con Rusia, país que recientemente envió dos aviones con militares a Caracas.

“Combina todo eso con la relación con los cubanos y el círculo cubano que rodea a Maduro y queda claro que el antiguo liderazgo de Venezuela, el régimen de Maduro, es una verdadera amenaza para Estados Unidos”, insistió Pompeo, cuyo gobierno se refiere a Maduro como “ex presidente”.

El gobierno de Donald Trump asegura que Maduro está protegido por agentes de la inteligencia cubana, y por esa razón ha amenazado a La Habana con endurecer el embargo que desde hace más de 50 años dificulta el intercambio comercial con Estados Unidos, que está a solo 145 kilómetros de la isla.

Además, Trump ha instado a Moscú a retirar de Venezuela el centenar de militares que llegó a finales de marzo a Caracas a bordo de dos aviones.

El Kremlin, fiel aliado de Maduro, ha defendido que su cooperación con Caracas se enmarca en un acuerdo ratificado en 2001 por ambos países y ha rechazado “la injerencia destructiva” de otras naciones en los asuntos internos de Venezuela.

Washington lidera una campaña de presión internacional destinada a forzar la salida de Maduro, en el poder desde 2013 y que volvió a tomar posesión de la Presidencia el 10 de enero luego de unas elecciones celebradas en mayo de 2018 y que son cuestionadas por parte de la comunidad internacional.

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, pidió este miércoles a la ONU que expulse al embajador de Maduro y reconozca como presidente de Venezuela a Juan Guaidó, que asumió la jefatura del Estado el 23 de enero al considerar invalida la reelección de Maduro.

Estados Unidos fue el primer país en reconocer a Guaidó como presidente de Venezuela y desde entonces ha tomado medidas para presionar a Maduro, incluidas sanciones a la empresa Petróleos de Venezuela, principal fuente de este país.

El Nacional


Pence pide a la ONU que reconozca a Juan Guaidó como presidente de Venezuela

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, pidió este miércoles a las Naciones Unidas que reconozca al opositor Juan Guaidó “como presidente legítimo de Venezuela”.

“Ha llegado la hora de que la ONU reconozca a Juan Guaidó como presidente legítimo de Venezuela y acepte a su representante en esta organización” sin demoras, afirmó Pence en una reunión del Consejo de Seguridad sobre la crisis humanitaria en Venezuela, solicitada por Washington.

“Venezuela es un estado fracaso” y Nicolás Maduro “es un dictador” que “debe irse”, sostuvo.

Pence dijo que Estados Unidos seguirá presionando por una transición pacífica en el país sudamericano, pero como el presidente Donald Trump, insistió en que “todas las opciones están sobre la mesa”.

El vicepresidente estadounidense miró al embajador venezolano ante la ONU, Samuel Moncada, sentado en el Consejo, y se dirigió directamente a él: “Con todo respeto, señor embajador, usted no debería estar aquí”, le dijo.

“Usted debería regresar a Venezuela y decirle a Maduro que llegó su hora, que llegó la hora de que se vaya”, agregó, mientras Moncada sonreía con sorna y negaba con la cabeza.

Guaidó, líder del parlamento venezolano que se autoproclamó presidente interino de Venezuela el 23 de enero, es reconocido por Estados Unidos y más de 50 países.

Pero Maduro se aferra al poder con el apoyo de las fuerzas armadas y de Rusia y China, miembros permanentes del Consejo de Seguridad.

Rusia envió el mes pasado tropas a Venezuela, provocando un aumento de la tensión con Estados Unidos.

La reunión del Consejo fue solicitada por Washington para discutir el agravamiento de la crisis humanitaria en Venezuela, en momentos en que la ONU estima que siete millones de venezolanos -un cuarto de la población- carecen de alimentos y medicamentos básicos.

Venezuela atraviesa la peor crisis de su historia moderna, con una hiperinflación prevista en 10.000.000% este año y una escasez de alimentos y medicamentos que ha provocado la migración de 2,7 millones de personas desde 2015, según el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR), sobre un total de 3,4 millones radicados en el exterior.

“El problema humanitario en Venezuela es muy real”, dijo Mark Lowcock, jefe de ayuda de la ONU, y urgió a los integrantes del Consejo a aumentar la asistencia internacional al país.

Panorama


Pompeo visitará Chile y la frontera de Venezuela en una gira por Sudamérica

El jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, visitará el próximo domingo la ciudad colombiana de Cúcuta, en la frontera con Venezuela, en el marco de un gira por Sudamérica que también incluye Chile, Paraguay y Perú, informó el lunes el Departamento de Estado.

“El secretario de Estado Michael Pompeo viajará a Chile, Paraguay, Perú y Cúcuta, Colombia, del 11 al 15 de abril para profundizar las alianzas de Estados Unidos en el hemisferio occidental”, dijo el vocero de Pompeo, Morgan Ortagus, en un comunicado.

En Cúcuta, Pompeo “visitará entidades que apoyan a los refugiados venezolanos y evaluará los desafíos debido a la frontera cerrada”, dijo el Departamento de Estado en un comunicado.

Comenzando el viaje el viernes en Santiago, Pompeo “destacará el liderazgo regional de Chile” junto con los lazos económicos, científicos y de seguridad, dijo el Departamento de Estado.

Chile es el presidente de este año del foro de Cooperación Económica de Asia y el Pacífico, y se espera una cumbre en todo el Pacífico en noviembre.

En Perú, el Departamento de Estado dijo que el sábado Pompeo discutirá el apoyo a los refugiados venezolanos, así como el papel del país en liderar al Grupo de Lima, el grupo de naciones latinoamericanas y Canadá que se reúne sobre la crisis en Venezuela.

Estados Unidos y todos los miembros del Grupo de Lima, excepto México en enero, declararon ilegítimo al Presidente Nicolás Maduro, ya que la marca de fuego de izquierda encabeza una economía en ruinas que ha hecho que millones de personas huyan.

Washington ha incrementado la presión económica y diplomática con la esperanza de instalar al líder opositor Juan Guaidó, aunque Maduro ha mantenido el control con el apoyo de los militares, Rusia y China.

Pompeo será el primer secretario de estado en visitar Paraguay desde 1965 con su visita el sábado. El Presidente de Paraguay educado en Estados Unidos, Mario Abdo Benítez, ha compartido gran parte de la agenda de Washington, aunque retrocedió al unirse a Estados Unidos para trasladar la embajada de su país en Israel a Jerusalén.

El gobierno del Presidente Donald Trump también ha buscado fuertes lazos con el nuevo Presidente de extrema derecha de Brasil, Jair Bolsonaro, quien visitó Washington el mes pasado.

T13


Venezuela exige al Consejo de Seguridad de la ONU “parar la guerra de Trump”

El Consejo de Seguridad de la organización internacional se reunió por tercera vez desde enero, para tratar la situación en el país latinoamericano. En esta oportunidad, participaron el Secretario General, António Guterres, y el Secretario General Adjunto de Asuntos Humanitarios, Mark Lowcock.

En su intervención, el vicepresidente de EE.UU., Mike Pence, aseguró que la ONU debe reconocer al diputado Juan Guaidó como supuesto presidente legítimo de Venezuela.

Además, anunció “nuevas acciones” contra Cuba por su apoyo al Gobierno de Nicolás Maduro, e intentó amedrentar a dicho país y a Irán porque “están haciendo todo lo que pueden para ayudar a Maduro”.

De forma despótica y arrogante, Pence se dirigió a Moncada y le dijo: “señor embajador, usted no debería estar aquí. Usted debería regresar a Venezuela y decirle a Nicolás Maduro que se le ha acabado su tiempo. Ya es hora de que se marche”. Además, exigió al Consejo de Seguridad que “revoque las credenciales al representante de Venezuela ante las Naciones Unidas”, y que “reconozca al Presidente interino Juan Guaidó y siente aquí al representante del gobierno libre de Venezuela, sin más dilación”.

Moncada inició su discurso aclarando la situación que el vicepresidente estadounidense creó sobre la supuesta expulsión de Venezuela en la Organización de Estados Americanos (OEA). Además, informó que en su afán por desestabilizar al país, sacrificaron la carta fundamental de la organización y torcieron la ley aprobando la inclusión de un miembro de la asamblea nacional venezolana como representante ante la OEA.

Denunció la pretensión de Estados Unidos de convertir a la ONU en un centro de encuentro para los amigos de Trump en pro de la conocida doctrina Monroe, que data hasta 200 años, en la cual la nación estadounidense era un país esclavista y abiertamente racista.

El representante venezolano también denunció que, mientras que el gobierno de EEUU priva al pueblo venezolano de sus bienes primordiales con las sanciones impuestas, “las ganancias de las refinerías han sido confiscadas para pagar a los amigos de Trump”.

Dicho país busca que en Venezuela ocurra “una implosión social que permita una intervención militar en Venezuela”. “Se trata de un experimento inhumano, todo con el objeto de justificar el pillaje y el saqueo”.

Sobre la situación humanitaria en Venezuela, Moncada aseguro que debe ser atendida, con mucha atención de no tergiversar ni confundir el diagnóstico para poder atenderla adecuadamente.

Reiteró que el gobierno de Trump “aterroriza” a quienes quieren vender alimentos y medicamentos a Venezuela, amenazándolos con sanciones si tocan el dinero venezolano. Explicó que Venezuela tiene el dinero y los fondos para adquirir estos medicamentos y alimentos, pero la campaña de terror estadounidense busca aplicar un programa de destrucción económica contra el país.

El embajador venezolano también denunció que se busca hacer un bloqueo económico encubierto contra Venezuela, sin el consentimiento del Consejo de Seguridad de la ONU.

Deploró la falta de pronunciamiento por parte de la ONU sobre los intentos de injerencia, amenazas militares y el robo del dinero venezolano por parte del gobierno británico, y recordó que los artículos 24, 34 y 39 de la Carta fundamental de las Naciones Unidas indica que las Naciones Unidas tienen la responsabilidad de mantener la paz y seguridad de los países.

Moncada también se mostró en contra de que Reino Unido ofrezca 9 millones de dólares a Venezuela como “ayuda”, mientras el Banco de Inglaterra retiene más de 1.200 millones de dólares del país. Aunque el gobierno de Reino Unido afirma que dicho banco es independiente en sus actuaciones, el banco señala que el dinero está retenido por razón de las “sanciones” impuestas por el gobierno etadounidense, según explicó Moncada.

“La solución no está en donaciones de parte de países que quieren presentarse como salvadores”. Pide que se devuelva el dinero robado a Venezuela, en el cese al bloqueo económico contra la nación y el cese de sabotajes a instalaciones vitales con operaciones clandestinas. “¡Debemos parar la guerra de Trump, y este Consejo de Seguridad debe garantizar el derecho a la paz!”, enfatizó para culminar.

Por su parte, el embajador de Rusia ante la ONU, Vasili Nebenzia, acusó a EEUU de causar cuantiosos daños económicos a Venezuela y dijo que Washington “provocó artificialmente” una crisis para derrocar al Gobierno legítimo. El embajador ruso ha estimado en miles de millones de dólares el daño general provocado a la economía venezolana por las medidas de EE.UU. desde 2013.

“Lo que está sucediendo hoy en el Consejo de Seguridad, desafortunadamente, es solo otro episodio del ataque frontal al que están sometidos Caracas y los ciudadanos venezolanos”, dijo Nebenzia en la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU, convocada por la misión de EE.UU.

“Hoy estamos presenciando otro episodio de un drama en varios actos en un intento por cambiar el régimen en Venezuela. La situación en Venezuela no representa una amenaza para la paz y la seguridad internacionales. Sin embargo, actores externos amenazan directamente la paz y la seguridad de Venezuela”, dijo el representante permanente de Rusia ante la ONU.

Nebenzia también aconsejó a Washington que deje de interferir en los asuntos de otros Estados si realmente quiere “volver a ser grande” de nuevo.

“Instamos a EE.UU. a reconocer finalmente el derecho del pueblo venezolano y otros pueblos a determinar su propio destino. Si quieren hacer que EE.UU. sea grande de nuevo, que es algo en lo que todos estamos realmente interesados, dejen de interferir en asuntos de otros Estados”, dijo.

Alba Ciudad 


Rusia exige a EEUU respeto a la soberanía de Venezuela

El gobierno de Rusia solicitó a la administración de Estados Unidos (EEUU) respetar los principios de no injerencia en los asuntos internos de Venezuela e instó a reconocer la soberanía del pueblo venezolano.

“Instamos a los Estados Unidos a que reconozca la soberanía del Pueblo venezolano, dejen de intervenir en asuntos de otros Estados, el pueblo venezolano tiene el derecho de decidir su futuro”, expresó el embajador de Rusia ante el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Vasily Nebenzya.

Desde Nueva York, Estados Unidos, el representante ruso rechazó los planes de la administración de Donald Trump que “impiden el desarrollo económico de Venezuela”.

“Rechazamos los métodos de Estados Unidos contra Venezuela. Con una mano la agarran por el pescuezo con nuevas sanciones y restricciones (…) con la otra están metiendo la mano en los bolsillos de los venezolanos, están expropiando sus activos”, enfatizó.

Además resaltó que el gobierno estadounidense ha generado de forma artificial una crisis en el país suramericano.

El diplomático destacó que el gobierno norteamericano busca “ejercer su influencia en la región para revitalizar la Doctrina Monroe”.

Durante su ponencia, el embajador ruso subrayó que las sanciones e injerencias externas en los asuntos internos de cada país violan el derecho internacional y los principios de la Carta de la ONU.

Señaló que un plan de asistencia humanitaria debe estar avalado por las autoridades legítimas del Estado.

Nebenzya precisó que “la situación en Venezuela no es una amenaza para la paz y la seguridad internacional, sin embargo los actores externos si que son una amenza directa a la paz y la seguridad de Venezuela”.

Informó que su país está dispuesto a trabajar junto al Gobierno de Venezuela para solventar la situación en el territorio venezolano. “Estamos dispuestos a trabajar con el Gobierno venezolano para mejorar la situación”, puntualizó.

Últimas Noticias


China solicita que EEUU y la UE levanten bloqueo económico en Venezuela

China instó a Estados Unidos (EEUU) y la Unión Europea a levantar las sanciones que mantienen sobre Venezuela. El exhorto lo realizó ante el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El embajador de China ante el organismo, Ma Zhaoxu, abogó porque “los países pertinentes levanten rápidamente las sanciones contra Venezuela y creen condiciones normales para su desarrollo socioeconómico“.

Subrayó que históricamente se ha evidenciado que las sanciones unilaterales afectan la vida cotidiana de las personas y no ayudan a resolver los problemas a los que han sido sometidos los venezolanos, al tiempo que denunció que las sanciones no contribuirán a mantener la paz en el país suramericano.

Asimismo, precisó que el país asiático se opone a que fuerzas externas interfieran en los asuntos de Venezuela, así como a una intervención militar y al uso de una supuesta ayuda humanitaria para conseguir propósitos políticos.

Zhaoxu recordó que China ofreció asistencia a Venezuela con el propósito de ayudar al pueblo venezolano en su recuperación de los impactos causados por la injerencia externa, sin condiciones políticas.

“China seguirá cooperando con Venezuela, sobre la base de los principios de respeto mutuo, igualdad, beneficio mutuo y desarrollo común para el bienestar de nuestros pueblos”, señaló.

CiudadCCS


VOLVER