Uruguay | Dictadura: continúan las investigaciones y exmilitar relata el asesinato de militante

Ex militar relata la muerte de Mendieta

Un ex militar reveló detalles de la muerte del militante del Partido Comunista Revolucionario Óscar Felipe Fernández Mendieta en mayo de 1973, como consecuencia de las torturas recibidas en el Regimiento de Caballería Nº2.

Según el diario El Acontecer de Durazno, donde se publicó el testimonio, el testigo está dispuesto a declarar en la causa por la que la Fiscalía de Delitos de Lesa Humanidad.

El fiscal Ricardo Perciballe ya solicitó el procesamiento con prisión de los militares Daniel Blanco, Alberto Ballestrino(H), Líber Molineri y Gustavo Mieres. Mieres y Blanco, fueron señalados por el ex militar como responsables materiales de la muerte del militante, según reveló el periodista Dino Capelli, autor de la publicación.

Mendieta tenía 26 años cuando lo detuvieron sobre las 18h el 24 de mayo de 1973. Vivía a cinco kilómetros de la ciudad de Durazno, su esposa estaba embarazada de dos meses, era trabajador rural y pertenecía al Partido Comunista Revolucionario. Fue llevado al regimiento de Caballería N° 2 y murió el mismo día que lo detuvieron.

De acuerdo a las investigaciones el fiscal Ricardo Perciballe concluyo que la víctima falleció cuando lo estaban torturando. La justicia militar de aquella época dictaminó que había muerto a causa de un infarto de miocardio y sin embargo una segunda autopsia constató numerosas erosiones y hematomas en el cuerpo. El juez Tabaré Erramuspe será quien decida sobre el pedido del fiscal.

En mayo de 1973, el testigo era un soldado de 1ª y desempeñaba la función de cuidador del sótano nº 2, “el grande, donde a media mañana trajeron a este señor y lo pusieron en depósito en ese sótano”. Refiere al Regimiento de Caballería nº 2, al sur de la ciudad de Durazno.

“El hombre llegó muy bien, de salud lo vi bien cuando nos lo entregaron en custodia a nosotros. Sé que era un laburador rural, había sido estudiante. No tuvimos diálogo con él, los soldados custodiábamos. Para hablar lamentablemente venía gente especializada desde Montevideo, en aquel momento. A su vez, el día del insuceso fue previamente interrogado por dos alférez nuevos que había acá”.

“Me parece oportuno declarar por lo de Fernández Mendieta y que paguen por su muerte Mieres y Blanco. Estoy dispuesto a declarar”, publicó el periodista en el Acontecer de Durazno, según el diálogo mantenido con el testigo.

República


Gobierno aporta pruebas que vinculan a Tróccoli con el segundo vuelo

El gobierno espera que en julio la justicia italiana se expida y condene a cadena perpetua tanto a Tróccoli como al ex canciller Juan Carlos Blanco y a otros seis ex represores

El gobierno uruguayo aportó a la justicia italiana información que vincula directamente al ex capitán de navío Jorge Tróccoli de haber participado directamente en la organización del llamado segundo vuelo que le costó la vida a 22 uruguayos que permanecen desaparecidos.

El gobierno espera para julio una sentencia de condena a cadena perpetua tanto a Tróccoli como al ex canciller Juan Carlos Blanco y a otros seis ex represores.

Fuentes oficiales dijeron que en los diferentes viajes que el secretario de la Presidencia, Miguel Toma, y otros funcionarios gubernamentales realizaron a Italia, se debieron tomar estrictas medidas de seguridad ya que existe la convicción de que Tróccoli tiene fuertes vínculos con la organización mafiosa denominada Propaganda 2.

Luego de admitir públicamente que había participado en torturas, Tróccoli huyó de la justicia uruguaya en 2007 y fugó a Italia, donde tiene ciudadanía. El marino era acusado de haber participado en la desaparición de uruguayos y argentinos.

El gobierno contrató en primera instancia al abogado Fabio Galiani para que se encargara de los casos de uruguayos.

En esa oportunidad y luego de haber estudiado a fondo los legajos de Tróccoli el gobierno llegó a la conclusión de que eran falsos sus testimonios de que viajaba a Buenos Aires a recibir cursos.

https://media.cdnp.elobservador.com.uy/adjuntos/181/imagenes/014/769/0014769355.jpg

De hecho se registra un viaje dos días antes del 5 de octubre de 1976, cuando el vuelo 511 del Transporte Aéreo Militar Uruguayo (TAMU) viajó a Argentina para trasladar a Montevideo, de forma ilegal, a 22 uruguayos secuestrados en Buenos Aires y torturados en Automotores Orletti. Luego, fueron entregados a oficiales del Ejército uruguayo y hoy permanecen desaparecidos.

El argumento del gobierno es que Tróccoli viajó a reunirse con los militares que organizaron este llamado “segundo vuelo”.

Tróccoli se opuso a que se presentara esta prueba, lo cual fue rechazado por la Corte de Apelaciones de Roma.

El próximo 13 de mayo Toma comparecerá en Roma a escuchar los alegatos y se espera que en julio se dicte la sentencia definitiva que pide cadena perpetua para él y otros seis ex represores.

Tróccoli vive en un búnker custodiado por guardias privados y diversas notas de prensa lo vinculan a la logia mafiosa P2. En más de una ocasión funcionarios uruguayos viajaron a Italia sin previo aviso, hicieron los trámites en el juzgado respectivo y de allí regresaron al aeropuerto para evitar exponerse, dijeron fuentes oficiales.

El Observador


VOLVER