Venezuela | Guaidó admite fracaso del 30A y afirma: “Es bueno saber que EEUU también evalúa la intervención militar”

Guaidó estudia todas las opciones: “Es bueno saber que USA también evalúa la intervención militar”

El presidente de la Asamblea Nacional venezolana, Juan Guaidó, ha reconocido este sábado los errores cometidos esta semana al esperar que más militares apoyasen la denominada Operación Libertad, con la que espera lograr el “cese definitivo” de la “usurpación” del régimen de Nicolás Maduro.

En una entrevista concedida al diario The Washington Post, Guaidó ha admitido que esperaba que al producirse una oleada de deserciones dentro del Ejército, Maduro dimitiese. Sin embargo, el llamamiento de Guaidó para que los militares se “sumasen al proceso de cambio” no produjo deserciones masivas.

“Tal vez necesitemos más soldados o, tal vez, necesitamos que más altos cargos del régimen estén dispuestos a respaldar la Constitución”, ha señalado en esta entrevista.

Tras ser preguntado sobre qué haría en caso de que el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Bolton, le ofreciese una intervención en Venezuela, Guaidó ha respondido que le diría lo siguiente: “Querido amigo, John Bolton, gracias por toda la ayuda que ha brindado a esta causa. Gracias por la opción, la evaluaremos y probablemente la consideraremos en el Parlamento para resolver esta crisis. Y si es necesario, tal vez la aprobemos”.

En este sentido, Guaidó ha hablado sobre una posible intervención militar de Estados Unidos en Venezuela, en el marco de la última escalada de tensión en la nación caribeña. “Estamos evaluando todas las opciones. Es bueno saber que aliados importantes como Estados Unidos también están evaluando estas opciones. Eso nos da la tranquilidad de que si necesitamos cooperación, sepamos que vamos a poder encontrarla”.

“Sentarse con Maduro no es una opción”, ha dicho después de ser preguntado sobre si existía la opción de una mesa de negociación entre ambas partes. “Eso ocurrió en 2014, en 2016, en 2017… El fin de la usurpación es una condición previa para cualquier diálogo posible”, ha añadido. Además considera que Maduro no ha ordenado su arresto por que “tiene miedo”.

La crisis venezolana se agravó el 10 de enero, cuando Maduro inició un segundo mandato que ni la oposición ni buena parte de la comunidad internacional reconocen porque consideran que las elecciones presidenciales del pasado 20 de mayo fueron un fraude. El 23 de ese mismo mes el presidente de turno de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, se autoproclamó “presidente encargado” de Venezuela.

Guaidó anunció el 30 de abril, junto a un liberado Leopoldo López, el inicio de la ‘Operación Libertad’ para derrocar a Maduro, asegurando que contaban para ello con el apoyo de “un grupo importante” de militares. El presidente venezolano, por su parte, califica los hechos de “escaramuza golpista” y asegura que ha sido derrotada.

Sumarium


Ver entrevista completa a Juan Guaidó en The Washington Post


Pompeo: Guaidó no tuvo suficiente apoyo de militares venezolanos

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, reconoció el domingo que el líder opositor de Venezuela, Juan Guaidó, no contó con el apoyo suficiente cuando pidió a las fuerzas armadas que le ayudaran a expulsar al presidente socialista, Nicolás Maduro.

El líder opositor venezolano Juan Guaidó llamó la semana pasada a los militares a que depusieran a Maduro, lo que inició dos días de violentas protestas contra el gobierno y concitó el respaldo de Estados Unidos, pero no consiguió el objetivo.

“No lo hemos logrado. No tendremos éxito hasta el día en que lo tengamos, y estamos decididos a ver que el pueblo venezolano recupere su democracia, al igual que otros 54 países”, dijo Pompeo al programa Face the Nation de CBS.

“No lo obtuvo ese día”, dijo cuando se le preguntó sobre el apoyo militar a Guaidó durante las protestas.

Juan Guaidó, quien ha sido reconocido por más de 50 países como presidente interino de Venezuela, también aseguró el domingo en una entrevista con el diario Washington Post que calculó mal el apoyo que le darían las fuerzas armadas.

Maduro se dejó ver en la semana con mandos militares y tropas y se refirió a las protestas como un golpe de Estado fallido.

El ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, condenó el domingo lo que llamó una campaña para derrocar a Maduro, y pidió a Washington que abandone sus planes “irresponsables”.

Lavrov y Pompeo se reunirán el lunes en Finlandia.

Panorama


Cancilleres de Rusia y Venezuela se reúnen en Moscú: «Intervención de EEUU sería una humillación para América Latina», dice Lavrov

«Rusia insta a EE.UU. a abandonar sus planes de derrocar a Maduro por la fuerza», expresó el jefe de la diplomacia rusa, que aseguró que «solo los venezolanos tienen derecho a determinar el destino de su país, para lo que se necesita un diálogo inclusivo de todas las fuerzas políticas».

Mientras tanto, los intentos de «cambiar por la fuerza el Gobierno en Caracas no tienen nada que ver con el proceso democrático y solo socavan la perspectiva de una solución política de la crisis», aseveró Lavrov.

La opción militar, «una humillación para toda América Latina»

Durante la rueda de prensa posterior a la reunión, Lavrov ha denunciado la existencia de una «campaña irresponsable» contra Venezuela con el fin de derrocar el Gobierno legítimo del país, subrayando al mismo tiempo la solidaridad de Rusia con el país suramericano.

Asimismo, el ministro ruso dijo esperar que Washington «entienda la humillación que para toda América Latina supondría el uso de la fuerza militar en Venezuela».

Lavrov recordó que «no es la primera vez» que altos cargos en Washington no descartan una opción militar, pero confía en que sus declaraciones «no reflejen las intenciones del presidente». De hecho, en su reciente conversación telefónica con el presidente ruso, Vladímir Putin, Trump no expresó ese tipo de intenciones, subrayó el canciller, detallando que la conversación giró en torno a «cómo ayudar al pueblo venezolano a salir de esta crisis».

Por otro lado, Lavrov advirtió que «cualquier uso de la fuerza que eluda la Carta de las Naciones Unidas y la decisión del Consejo de Seguridad amenaza con consecuencias desastrosas para toda la arquitectura moderna de la seguridad internacional».

Según había anunciado la Cancillería rusa, los dos ministros tenían previsto discutir las perspectivas de una solución política y diplomática de las discrepancias existentes en el país caribeño «en el marco de la Constitución venezolana», así como las opciones para los esfuerzos de mediación internacional «para facilitar el diálogo entre el Gobierno y la oposición».

Canciller Arreaza: Rusia aboga por Carta de la ONU para proteger a Venezuela

Por su parte, el canciller Arreaza señaló que el gobierno de Rusia aboga por el respeto de la Carta de las Naciones Unidas (ONU) para proteger a la nación Bolivariana y a países de América Latina y el Caribe ante la amenaza estadounidense.

“Los propios voceros de Estados Unidos han dicho que hoy es Venezuela, pero en América Latina dicen que el próximo país es Nicaragua”, expresó en la rueda de prensa conjunta. Detalló que pretenden establecer leyes en contra de la soberanía de Cuba. “Es una arremetida del imperialismo bajo la Doctrina Monroe de 1823. Eso no lo podemos aceptar los pueblos de América Latina y el Caribe”.

En este sentido, el canciller Arreaza resaltó la relevancia de la cooperación bilateral sostenida hace una semana por ambas naciones. “Vamos a mejorar la cooperación técnica militar que es importante para Venezuela”.

Precisó que la nación Bolivariana cuenta con equipos sofisticados militares rusos; asimismo, en materia financiera, cultura, energética, entre otras áreas. “En todos los sectores tenemos una agenda de cooperación integral con Rusia de la cual nos sentimos orgullosos y agradecemos al presidente Putin y a su gobierno”.

Antes de la reunión de Lavrov y Pompeo

El encuentro entre Lavrov y Arreaza se celebra la víspera de la reunión prevista para este lunes en Rovaniemi (Finlandia) entre el canciller ruso y el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo.

«Está claro que Venezuela será el tema principal de las conversaciones», adelantó al respecto el viceministro ruso de Exteriores, Serguéi Riabkov, agregando que, además, es muy probable que se aborden la situación en Siria y «tal vez de Ucrania».

Lavrov y Pompeo mantuvieron este miércoles una conversación telefónica en la que el representante ruso le advirtió de «las graves consecuencias» que traería consigo la continuidad de «los pasos agresivos» del Gobierno norteamericano hacia Venezuela. En medio de la creciente tensión, agravada por el intento de un golpe de Estado dirigido por la oposición «con el claro apoyo de EE.UU.», el canciller ruso recordó que la interferencia en los asuntos internos de un Estado soberano «viola el derecho internacional».

La madrugada de este martes, el diputado opositor Juan Guaidó, autoproclamado ‘presidente encargado’ sacó de su arresto domiciliario a Leopoldo López, que había sido condenado a 13 años de cárcel. Guaidó apareció con López y un grupo de militares desertores en un video e hizo un llamado al pueblo y al Ejército a sumarse a un golpe de Estado contra el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

Tras los llamamientos de Guaidó, en diferentes zonas de Caracas se produjeron incidentes entre grupos opositores y las fuerzas del órden público.

Maduro pidió mantener «nervios de acero» e informó que todos los comandantes del ‘Comando Estratégico Operacional de la FANB’, conocida como REDI, y de las ‘Zonas de Defensa Integral’ (ZODI) manifestaron su lealtad «al pueblo, a la Constitución y a la patria».

El ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, también afirmó que «la FANB se mantiene firme en defensa de la Constitución y sus autoridades legítimas» y que «todas las unidades militares» reportan normalidad».

Alba Ciudad


Grupo de Contacto se reunirá para analizar la situación de Venezuela en Costa Rica

Costa Rica se prepara este domingo para acoger el lunes y martes la tercera reunión del Grupo Internacional de Contacto sobre Venezuela, que tiene como fin analizar situación venezolana.

El lunes los equipos técnicos se reunirán para preparar la agenda y un proyecto de declaración, con miras a la reunión de cancilleres del grupo que se efectuará el martes en la sede del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), situado en el noreste de la capital.

Para el lunes en horas de la noche está previsto que se inaugure el encuentro con la presencia del presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, y la vicepresidenta de la Comisión Europea y Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Federica Mogherini.

Esta será la tercera reunión del Grupo Internacional de Contacto. La primera reunión fue en Uruguay y la segunda se celebró en Ecuador a finales de marzo pasado.

“Para el Gobierno de Costa Rica, la reunión en San José, representa un reconocimiento de su liderazgo y los esfuerzos diplomáticos realizados en la búsqueda de una salida política a la crisis en Venezuela”, declaró en un comunicado el ministro costarricense de Relaciones Exteriores, Manuel Ventura.

El Grupo Internacional de Contacto está conformado por Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Portugal, España, Suecia y el Reino Unido, así como de América Latina: Costa Rica, Uruguay, Ecuador y Bolivia.

El Grupo Internacional de Contacto se conformó por iniciativa de la Unión Europea y es considerado el único mecanismo que hasta el momento tiene acceso a todas las partes relevantes en Venezuela.

El grupo tiene como fin promover una solución a la situación económica venezolana mediante nuevas elecciones presidenciales y la distribución de ayuda humanitaria.

Noticias 24


VOLVER