La UNA comenzó el Ciclo de Capacitaciones Obligatorias en Género en adhesión a la Ley Micaela

Conferencia inaugural al ciclo de capacitaciones en género en adhesión a la Ley Micaela

El miércoles 12 de junio, en la sede del Rectorado de la Universidad Nacional de las Artes, se desarrolló el encuentro inaugural del Ciclo de Capacitaciones Obligatorias en Género en adhesión a la Ley Micaela, a cargo de Dora Barrancos, Gabriela Diker y Sandra Torlucci.
En los últimos años se ha desarrollado en el sistema universitario argentino, un trabajo sostenido para erradicar las violencias y la discriminación por razones de género u orientación sexual. En 2019 por iniciativa de la Red Interuniversitaria por la Igualdad de Género y contra las Violencias -RUGE- del CIN se promovió la adhesión a la Ley Micaela (Ley N° 27.499) e invitó a todas las instituciones universitarias públicas a organizar capacitaciones obligatorias en materia de género para autoridades superiores, docentes, nodocentes, estudiantes y graduadas/os. En el ámbito de la UNA, en el mes de marzo, el Consejo Superior adhirió a la Ley Micaela y estableció la capacitación obligatoria en materia de género y violencia contra las mujeres y disidencias para todos los estamentos de la universidad.

Con la conferencia inaugural “Ley Micaela, la universidad y el compromiso contra las violencias” se dio comienzo al ciclo de capacitaciones obligatorias en materia de género en la universidad. En su discurso de apertura, la rectora de la UNA, Sandra Torlucci, agradeció la presencia de Gabriela Diker y Dora Barrancos y mencionó el trabajo sostenido que se viene desarrollando en la universidad y desde la RUGE, Red perteneciente al CIN, y de la cual ella es la coordinadora. Asimismo, anunció el comienzo de capacitaciones para autoridades y personal de gestión, y reforzó el compromiso de la institución con los contenidos de la Ley Micaela, incorporados a la reciente modificación del Protocolo de Género.

A continuación Gabriela Diker, rectora de la UNGS, celebró los avances que están desarrollando las universidades y señaló que a partir de ellos, se hace visible todo lo que falta por hacerse. La rectora de la UNGS hizo mención a la difícil tarea que implica la discusión y defensa sobre la igualdad de los géneros dentro del sistema universitario, donde la presencia de mujeres está subrepresentada (menos del 10%). En ese sentido, destacó la creación de la Red RUGE y subrayó la importancia del trabajo que viene desarrollando en la lucha contra las violencias en las universidades.

Por su parte Dora Barrancos, referente indiscutible del feminismo, celebró la lucha por la creación de la Red que impulsaron las rectoras mujeres al interior del CIN, para luego hacer una genealogía del patriarcado desde épocas arcaicas hasta su consolidación como sistema axiológico en la modernidad. Celebró el objetivo de la Ley Micaela en tanto desestructurante del orden patriarcal que históricamente gobierna las instituciones académicas. En ese sentido, animó al auditorio a potenciar, desde el arte, los cuestionamientos a los discursos científicos que convalidan el sistema patriarcal. Para cerrar citó a la escritora Virginia Woolf para invitar a pensar los sentidos del género por fuera de categorías binarias y moralizantes. Parafraseando a la autora inglesa, Barrancos dijo que “habrá un momento en que todo este combustible, todo este pesar, toda esta agitación, toda esta queja no será necesaria, el mundo que habitaremos no implicará necesariamiente que tengamos que obviamente esgrimir la lettre féminine, el mundo que nos espera será un mundo andrógino…” En el cierre de charla hizo una incitación a revocar las fórmulas absurdas e irracionales que atentan contra la dignidad de nuestra posición como seres humanos que es, en términos de la socióloga feminista, la penuria patriarcal.

A continuación del encuentro se abrió una instancia de preguntas de los asistentes, donde se consultó a Barrancos sobre el riesgo de que algunas corrientes del feminismo desarrollen una óptica punitivista, a lo que ella respondió “nosotras decimos siempre que no es con el código penal en la mano que vamos a desterrar la férula del patriarcado, (…). Necesitamos prevención. Estamos muy articuladas en este momento en torno a la punición, pero sobre prevención no hay una sola política pública hoy”.

La Universidad Nacional de las Artes celebra la inauguración de este ciclo de capacitaciones obligatorias en adhesión a la Ley Micaela que iniciará con las formaciones a autoridades superiores y de gestión. De esta manera refuerza su compromiso por la construcción de una universidad libre de violencias.

Ver transmisión en vivo aquí

Fuente-Universidad Nacional de las Artes


VOLVER