Mike Pompeo encabezó en Argentina una conferencia hemisférica que apuntó contra Hezbollah y Venezuela

Desde Argentina, Pompeo vuelve arremeter contra Venezuela

En medio del cerco económico y político de Estados Unidos sobre Venezuela, el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, volvió a arremeter aquí contra ese país al asegurar que el Gobierno de Nicolás Maduro ya terminó.

En su visita a esta capital, primera parada de una gira por varios países de la región, uno de los halcones del presidente Donald Trump consideró que ‘es solo una cuestión de tiempo antes de que todos podamos comenzar a ayudar a los venezolanos a restaurar su democracia y su economía’.

Estados Unidos mantiene una ofensiva contra el Gobierno de Maduro, afectado hoy por un bloqueo económico, financiero y comercial que genera pérdidas millonarias a esa nación y provoca daños a varios sectores y además llama a reconocer al autoproclamado presidente interino Juan Guaidó.

De visita para participar en la II Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo, el jefe de la diplomacia estadounidense aprovechó también para alabar a Argentina por declarar a la organización libanesa Hezbollah como terrorista e insistió que otros países le sigan los pasos.

En conferencia de prensa, tanto Pompeo como el canciller argentino Jorge Faurie anunciaron acuerdos estratégicos en materia de seguridad, derechos humanos, democracia y desarrollo económico.

También anunciaron junto al canciller brasileño, Otavio Brandelli, y al paraguayo, Luis Alberto Castiglioni, otra alianza multilateral entre esos cuatro países para combatir el financiamiento ilícito y ‘crear un mecanismo de seguridad regional’.

En su estancia de unas 20 horas en Buenos Aires, Pompeo también sostendrá un encuentro con el presidente Mauricio Macri en la Residencia de Olivos.

Prensa Latina


EE.UU. acusa a un jefe de Hezbollah por el ataque a la AMIA

Estados Unidos acusó hoy formalmente al miembro de la organización libanesa Hezbollah identificado como Salman Rauf Salman de organizar el atentado contra la AMIA, que se produjo en Buenos Aires el 18 de julio de 1994, y ofreció una recompensa de 7 millones de dólares por información que lleve a su arresto.

Así lo informó la agencia DPA y otras agencias internacionales, que recuerdan que se trata del mayor atentado terrorista de la historia de Argentina contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) en Buenos Aires, donde murieron 85 personas y 300 resultaron heridas.

El gobierno estadounidense ha ofrecido una recompensa de hasta siete millones de dólares por cualquier información que lleve al arresto de Salman, tras acusarlo formalmente de organizar el atentado terrorista.

Asimismo, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos ha emitido sanciones contra Salman por “coordinar este devastador ataque” y dirigir, desde entonces, “operaciones terroristas para Hezbollah en el hemisferio occidental”, según ha hecho saber la subsecretaria del Departamento del Tesoro para Terrorismo e Inteligencia Financieras, Sigal Mandelker, según consigna DPA.

Salman, de nacionalidad colombiana y también conocido bajo el alias de ‘Samuel Salman El Reda’, es uno de los fugitivos más buscados por Interpol bajo los cargos de “homicidio con agravante de odio racial o religioso”.

Durante tres décadas ha conseguido esconderse entre Líbano y América Latina. Posee múltiples refugios, variadas identidades y ha tejido una red de contactos lo suficientemente amplia como para evadir la prisión y armar una estructura de lavado de activos y tráfico de cocaína a su país, y desde allí a Europa y Oriente Próximo, informó la prensa internacional.

Esta información se conoce mientras el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, visita la Argentina.

Pompeo -que llegó esta madrugada al país- participa hoy en la sede de la Cancillería argentina de la “Segunda Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo”, y en el marco de esa actividad estuvo más temprano en un homenaje a las víctimas del atentado a la AMIA, en la sede de la mutual judía, donde fue uno de los oradores.

Cadena 3


Comunicado Conjunto II Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo

El día 19 de julio de 2019, la República Argentina organizó la Segunda Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo, como continuación de la Conferencia realizada en Washington en Diciembre de 2018 sobre el mismo tema.

Participaron en la Conferencia: Argentina, Bahamas, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Estados Unidos de América, Guatemala, Honduras, Jamaica, Panamá, Paraguay y Perú. Asimismo asistieron México, Uruguay y el Comité Interamericano Contra el Terrorismo (CICTE), en calidad de Observadores.

En la Conferencia, los Gobiernos participantes:

– Condenaron al terrorismo en todas sus formas y manifestaciones, cualesquiera que sean sus motivaciones, enfatizando que constituye una amenaza para la paz y la seguridad de los países y de la comunidad internacional toda, así como para los derechos humanos, para la estabilidad democrática, para el desarrollo económico y social y para los ciudadanos dentro y fuera de sus territorios nacionales, deplorando sus efectos en el disfrute de los derechos humanos y las libertades fundamentales de las víctimas;

– Subrayaron la importancia de implementar las Resoluciones relevantes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, particularmente las Resoluciones 1267(1999), 1373(2001), 1540(2004), 2178(2014), 2242(2015), 2396(2017) y la 2462(2019) como así también la importancia de ratificar e implementar los instrumentos internacionales contra el terrorismo, particularmente la Convención Interamericana contra el Terrorismo.

– Ratificaron el convencimiento de que los esfuerzos de los Estados en la lucha contra el terrorismo y su financiamiento -tanto en el ámbito de las respuestas individuales como colectivas- deben realizarse en el marco del Estado de Derecho y la legislación nacional, el respeto a los Derechos Humanos y las libertades fundamentales de conformidad con el Derecho Internacional vigente;

– Reconocieron que la lucha contra el extremismo violento y la radicalización de la violencia deberían ser un aspecto de importancia dentro del marco de los esfuerzos en la lucha contra el terrorismo.

– Afirmaron que las organizaciones terroristas ISIS/Daesh y Al-Qaida, y sus organizaciones afiliadas, constituyen una amenaza a la seguridad colectiva, a la seguridad de los ciudadanos dentro y fuera de sus territorios y a todas las personas dentro de sus respectivas jurisdicciones;

– Expresaron su preocupación por las actividades que redes de Hezbollah continúan realizando en algunas áreas del Hemisferio Occidental.

– Reconocieron como una amenaza a la estabilidad de la región la acción del Ejército de Liberación Nacional (ELN), el cual perpetra actos de inaceptable violencia y obtiene financiamiento de origen ilícito. Asimismo, expresaron su rechazo a las actividades criminales de Sendero Luminoso.

– Enfatizaron que la cooperación bilateral, regional e internacional es esencial para prevenir que el Hemisferio sea aprovechado para actividades operacionales, logísticas y de financiamiento en apoyo de actividades terroristas o de otros delitos conexos;

– Notaron, asimismo, que redes terroristas y de crimen organizado que constituyen amenazas ponen en peligro el Hemisferio, y que los países deben mantener una robusta cooperación contra esas redes como también contra sus facilitadores y aquellos que las apoyan;

– Se comprometieron a tomar medidas para prevenir que grupos terroristas se beneficien de la delincuencia organizada nacional y trasnacional.

– Resolvieron continuar desarrollando herramientas para prevenir y luchar contra el extremismo violento y el terrorismo, conscientes de que los variables desafíos que se presentan dada la continua evolución de la crecientemente compleja y descentralizada amenaza terrorista, requieren una respuesta que debe evolucionar de manera acorde;

– Condenaron el uso del secuestro como medio del terrorismo, sea con fines políticos, religiosos o económicos y expresan su profundo compromiso en el combate para la erradicación de este mal, así como se solidarizan con las víctimas, familias y la sociedad en su conjunto que han sufrido por este despreciable flagelo;

– Resolvieron incrementar sus esfuerzos para contrarrestar el extremismo violento, particularmente la apología de los actos terroristas, del terrorismo y de los grupos terroristas, así como el uso -por parte de los terroristas- de las nuevas tecnologías y plataformas de comunicaciones informáticas para reclutar o radicalizar, difundir contenidos de terrorismo e incitar a la violencia; permaneciendo al mismo tiempo comprometidos con una internet abierta, libre y segura;

– Señalaron la necesidad de incrementar la cooperación internacional en la lucha contra el terrorismo y su financiación, a través del intercambio ágil de información y buenas prácticas a fin de reducir las vulnerabilidades como también a través del uso de la asistencia judicial mutua y de la extradición y de la implementación de alertas de viaje;

– Se comprometieron a negar cobijo o estatus de refugiado o asilo, de conformidad con sus legislaciones nacionales, a los terroristas y financistas del terrorismo que se desplazan hacia y desde zonas de operaciones y a impedir que sus respectivos territorios sean utilizados para el reclutamiento terrorista, la radicalización y para propaganda terrorista,

– Expresaron su preocupación acerca del riesgo de que grupos terroristas puedan ampararse en situaciones de debilidad institucional, conflicto interno u otros similares, como por ejemplo Venezuela, para potenciar sus actividades delictivas en la región.

– Señalaron la necesidad de implementar efectivamente los estándares internacionales en la lucha contra los delitos de lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo y en el control de otras operaciones financieras ilícitas o vulnerables y a incrementar los esfuerzos para evitar la utilización de sus territorios nacionales para el financiamiento de organizaciones, individuos o actividades terroristas por medios lícitos o ilícitos, incluyendo la consideración del desarrollo y uso de sistemas de sanciones a nivel nacional.

– Alentaron a las autoridades competentes, en particular a las unidades de inteligencia financiera y otros servicios de inteligencia, a establecer y fortalecer las alianzas entre sí y con el sector privado a efectos de evaluar y monitorear los patrones y tendencias de terrorismo y su financiación e intercambiar información operativa con fines de inteligencia.

– Se comprometieron a establecer, en el marco del CICTE, una red 24-7 de Puntos de Contacto Nacionales de Seguridad para la Lucha contra el Terrorismo, para facilitar el intercambio oportuno, mediante plataformas de comunicación seguras, de alertas tempranas de amenazas y otros temas relacionados con el terrorismo y otra información relevante;

– Solemnemente evocaron y condenaron el más grave atentado de terrorismo transnacional ocurrido en la República Argentina, el perpetrado hace 25 años en la Sede de Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), por el cual se encuentra bajo investigación judicial la participación de Hezbollah, y confirmaron su compromiso en materia de cooperación jurídica internacional respecto de la investigación judicial actualmente en curso, ratificándolo con su presencia en la misma sede de la Asociación.

Cancillería Argentina


Faurie: “La lucha contra el terrorismo depende de la cooperación multilateral, de que estemos todos informados y alerta y compartamos soluciones para erradicar este fenómeno sangriento”

“En este mismo Palacio, en 1992, vibraron las paredes cuando explotó la bomba en la Embajada de Israel, a 300 metros de aquí. Argentina se despertó ese día y el terrorismo pasó a ser una realidad cruda”, enfatizó el Canciller Jorge Faurie al inaugurar hoy la Segunda Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo, que tuvo lugar en el Palacio San Martín.

Faurie, junto al Secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo, la Ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y cancilleres y ministros de todo el continente se refirió luego al atentado a la AMIA, en 1994, cuyo 25° aniversario dio marco a la conferencia. “Argentina no cesará en sus esfuerzos para que los sospechosos del ataque se presenten en los tribunales de nuestro país”, reiteró.

El Canciller remarcó “el deber de los estados, como responsables políticos, de cortar el financiamiento del terrorismo, quitar el cobijo en nuestros estados a los acusados, de incrementar la prevención ante el uso de nuevas tecnologías desarrollando herramientas para limitar la propagación de su ideología”.

“En Argentina padecimos dos ataques brutales. El terrorismo es una amenaza global y constante que trasciende fronteras cuya traducción siempre es un sufrimiento y dolor desgarrador. La lucha contra el terrorismo depende de la cooperación multilateral, de que estemos todos informados y alerta y compartamos soluciones para erradicar este fenómeno sangriento”, enfatizó.

Faurie puso de relieve la enorme convocatoria hemisférica y destacó el compromiso de la Argentina. “Nuestro país condena el terrorismo en todas sus formas, sin importar motivaciones ni justificaciones. Creemos que el terrorismo debe combatirse con herramientas que brinda el Estado de Derecho, mediante la cooperación internacional”, añadió.

“En la región vemos con preocupación la presencia de personas y entidades vinculadas a grupos terroristas y elementos radicalizados, sea mediante financiamiento o intento de reclutamiento. El gobierno del Presidente Macri, interpretando el sentir de nuestra sociedad, puso el combate al terrorismo un enorme objetivo de seguridad, imponiendo una exigente coordinación a nivel hemisférico y doméstico”, destacó

“Tenemos que seguir trabajando para combatir este fenómeno hacerlo defendiendo la vida. Tenemos que cooperar todos juntos para lograrlo”, concluyó. Luego, Faurie agradeció el apoyo de los Estados Unidos, representado por el Secretario de Estado Mike Pompeo, en colaboración con el Departamento de Estado y demás agencias, para la concreción del evento.

Cancillería Argentina