México: canciller Ebrard anunció que se redujo 39.3% el flujo migratorio y pide a EEUU que cumpla el acuerdo de invertir en Centroamérica

114

México quiere que EEUU cumpla su promesa tras asegurar que ha frenado el flujo migratorio

Luego de pasar el periodo de 45 días en el que México se comprometió con Estados Unidos a contener y reducir el flujo de migrantes centroamericanos que buscan cruzar la frontera entre ambos países y, conseguir, según cifras del gobierno, una reducción considerable, el canciller mexicano Marcelo Ebrard exigió al gobierno de EEUU comprometerse y aportar una millonaria inversión para poner en marcha el Plan de Desarrollo Integral de Centroamérica.

Durante la conferencia de prensa matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador de este martes, el canciller afirmó el número de migrantes que llegan a Estados Unidos desde México cayó en un 39.3 % desde el mes de mayo, cuando se firmó el acuerdo entre ambas naciones. Por lo que, asegura, toca a EEUU invertir con alrededor de 2,000 millones de dólares.

“Eso se lo dije al secretario de Estados Unidos, Mike Pompeo, hace unos días cuando vino a México y nosotros asumimos que este es un compromiso exigible frente a Estados Unidos. Así como estamos revisando los números del flujo migratorio, vamos a revisar los números de cuánto se está invirtiendo”, señaló.

Aseguró que, si México se ha comprometido en invertir 100 millones de dólares en Centroamérica, a Estados Unidos le corresponderían proporcionalmente 2,000 millones de dólares, lo que permitiría crear más de un millón de empleos en la región.

“El flujo sigue reduciéndose y el número de empleos creado en El Salvador y Honduras está creciendo por parte nuestra, de México. Para el mes que está por concluir estimamos que tendremos una cifra de 87,648 personas que llegaron a la frontera norte, y en mayo eran 144,278. (…) Esto significa una reducción considerable”, dijo el canciller Marcelo Ebrard desde el Palacio Nacional.

De acuerdo con las cifras oficiales ofrecidas este martes, esto implicaría una reducción del 39.2 % en el flujo migratorio hacia Estados Unidos. Sin embargo, de acuerdo con diversos expertos, esta baja en el flujo de migrantes aún está lejos de ser confirmada como una tendencia, pues los números deben seguir disminuyendo para ser considerado una constante y hablar de un plan exitoso.

Para lograr esta reducción, México ha recurrido a la detención masiva de extranjeros que circulan por territorio mexicano. De acuerdo con registros del Instituto Nacional de Migración (INM), en 45 días, del 1 de junio al 15 de julio, un total 39,267 migrantes fueron detenidos por las autoridades mexicanas, y de ellos, 31,146 fueron deportados a sus países de origen.

Tan solo en el mes de junio, fueron detenidos 29,153 migrantes, un aumento de 204.4% respecto a junio de 2018, cuando fueron arrestados 9,577 migrantes. Por su parte, las deportaciones aumentaron 183% respecto al año anterior.

De esta cifra, las personas que han sido detenidas en centros de detención en el sur de México, han tenido que vivir en precarias condiciones, entre hacinamiento, falta de comida y agua, así como de servicios médicos.

Tan solo en la estación Siglo XXI, ubicada en la ciudad fronteriza de Tapachula, en el mes de abril había más de 2,000 personas, un lugar construido para 960.Otras instalaciones en Tuxtla Gutiérrez, también en Chiapas, albergaban a 400, aunque están habilitadas sólo para 80.

Plan de desarrollo para Centroamérica, ¿la solución?

Para terminar con estos arrestos masivos, el gobierno de México ha asegurado que con el Plan de Desarrollo Integral para Centroamérica se podrán atacar las causas de la migración con recursos y empleo.

“Somos el único país del mundo que crea un número de empleos mayores al de las personas que estamos regresando, de acuerdo a la ley mexicana, a sus países de origen”, aseguró Ebrard durante la conferencia.

De acuerdo con las autoridades mexicanas, este acuerdo forma parte de un plan que fue presentado el pasado 20 de mayo conjuntamente con la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) en colaboración con los gobiernos de Guatemala, Honduras y El Salvador para combatir las causas de la migración en la región.

El acuerdo comenzó entre México y El Salvador el pasado 20 de junio, cuando López Obrador y el mandatario de El Salvador, Nayib Bukele, anunciaron el establecimiento del programa “Sembrando vidas en ese país centroamericano.

La migración aumentó en México desde octubre de 2018, cuando caravanas con miles de migrantes centroamericanos comenzaron a ingresar al país para llegar a Estados Unidos.
El 7 de junio, Estados Unidos y México llegaron a un acuerdo migratorio que evitó que el primer país impusiera aranceles a todos los productos provenientes del segundo.

Como parte de este acuerdo, México envió a las fronteras norte y sur a la Guardia Nacional -un nuevo cuerpo de seguridad impulsado por el Ejecutivo- y se contrató a más personal migratorio.

México


Cae 40% paso de migrantes por México: Ebrard

México le pone el ejemplo a Estados Unidos con la inversión de 100 millones de dólares para crear 60 mil empleos en Centroamérica, dijo el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard. El funcionario preguntó al gobierno de Donald Trump: “¿Y ustedes cuándo empiezan?”

En la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador, el canciller dijo que en la relación de inversiones que realiza México del Fondo Yucatán, Estados Unidos debería destinar 2 mil millones de dólares.

Asimismo, informó que el gobierno federal continúa reduciendo el número de migrantes que provienen de Centroamérica y que quieren cruzar a Estados Unidos, e inició el programa de empleo a migrantes que esperan en México su situación de asilo, como parte del compromiso con Estados Unidos.

El funcionario informó que al cierre de julio se estima el paso de 87 mil 648 migrantes que llegarán a la frontera norte; en contraste, en mayo fueron 144 mil 278, dijo. El balance representa una caída de 40 por ciento.

Esto “significa una reducción considerable”, agregó Ebrard. En tanto, 4 mil 700 personas que esperan se resuelva su solicitud de asilo en México ya cuentan con un trabajo en Ciudad Juárez, de acuerdo a las leyes mexicanas, refirió.

Al defender los programas de inversión de México en Centroamérica, expuso: “Queremos mostrar a los países poderosos que si se hace una inversión, podría cambiar radicalmente el problema. Falta voluntad política, dinero hay”.

El titular de la SRE recordó que en el acuerdo suscrito en junio con Washington se incluye un compromiso para que Estados Unidos contribuya en los programas de desarrollo de los países de alta migración y que, en la reunión del fin de semana se lo recordó al secretario de Estado, Mike Pompeo.

“Se lo dije a Mike Pompeo y ese es un compromiso exigible frente a EU. Así como estamos revisando los números del flujo, de cuánto se está invirtiendo”, resaltó.

El presidente reconoció que el plan de desarrollo para los países centroamericanos formó parte de su proyecto inicial de gobierno.

“Este plan se aceleró a partir de la amenaza de la imposición de aranceles, cuando de manera unilateral se querían imponer aranceles a mercancías producidas en México y se venden en Estados Unidos.

“Hubo diferencias y, al final, se llegó a un acuerdo y se está cumpliendo y se evalúa permanentemente. Se dijo, cuando se llegó al acuerdo que se iba a llevar a cabo la primera evaluación a 45 días, que ya transcurrieron y fue buena la evaluación. Vamos hacia los tres meses, que se cumplen en septiembre”, resaltó.

Ebrard informó, a su vez, que la Policía Federal logró la liberación, ayer, de una familia de Honduras que fue secuestrada.

Respecto de los programas en esos tres países, Sembrando Vida y Jóvenes Construyendo el Futuro, dijo que México “es el único país que está creando un número de empleos mayor al de las personas que estamos regresando a sus países de origen”, que se financiarán con el denominado Fondo Yucatán.

Detalló que en El Salvador se crearán 20 mil nuevos empleos, y sostuvo que Honduras representa 47 por ciento del total de migrantes, a niveles incluso de “casi un éxodo”.

Señaló que del mismo fondo se destinarán 60 millones de pesos para apoyar al Instituto Nacional de Migración, que incluye fondos para reparación de albergues.

Estimó que la primera Conferencia de países donantes del Plan de Desarrollo Integral del Sur de México constituirá un “respaldo global significativo para la estrategia promovida por México”.

Informó que los programas de desarrollo son independientes de los operativos de la Guardia Nacional que, acotó, prácticamente no tiene reportes de violación a derechos humanos.

La Jornada


VOLVER

Más notas sobre el tema