México: pueblos indígenas piden que se reconozcan sus sistemas de gobierno

Indígenas exigen reconocimiento como sujetos de derecho público

El Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI) informó que en los tres foros de consulta que realizó esta semana, estas comunidades exigieron “reconocimiento constitucional como sujetos de derecho público”, pues manifestaron que sólo a través de este marco legislativo “accederán a un verdadero desarrollo desde su autonomía y no desde el tutelaje del Estado”.

Los foros se desarrollaron en la Ciudad de México, Morelos y estado de México, como parte del “Proceso de Consulta Libre, Previa e Informada para la Reforma Constitucional y Legal sobre Derechos de los Pueblos Indígenas y Afromexicano”.

En un comunicado, el INPI señaló que en Toluca, 242 personas indígenas mazahua, otomí, náhuatl, matlatzinca, tlahuica, totonaco y población migrante pidieron protección a sus tierras y territorios mediante la determinación de sus límites urbanos, así como el acceso a concesiones de los manantiales y acuíferos.

También solicitaron acceso a concesiones de fuentes naturales de agua, que se reformen las leyes correspondientes para que se reconozca la organización de los pueblos y su autonomía dentro sus propios territorios, fortaleciendo y respetando sus sistemas económicos y de organización.

En el foro de la Ciudad de México se contó con la participación de 514 personas pertenecientes a pueblos náhuatl, otomí, mazahua, matlatzinca, tlahuica y población indígena migrante, así como a los pueblos y barrios originarios de la capital.

Los participantes plantearon la urgencia de asegurar la conservación territorial ante la expansión urbana, y los pueblos indígenas y afromexicano asentados en la capital del país, expusieron sus necesidades en materia de derechos, tanto en lo colectivo como en lo individual, debido a que éstos se ven vulnerados cuando se desplazan de sus comunidades de origen, por lo que exigieron protección jurídica a través de abogados e intérpretes en sus propias lenguas.

Además, expresaron su inconformidad con ser llamados “pueblos indígenas migrantes”, y solicitaron ser denominados “pueblos residentes”, pues, expresaron que ninguna persona debe ser migrante en su propio país.

En Cuernavaca, participaron 228 personas del pueblo náhuatl y de la población indígena migrante, que, entre otros acuerdos, plantearon se reforme el artículo 27 constitucional, para garantizar el respeto y posesión de las tierras y territorios de los pueblos indígenas. Coincidieron en que sus autoridades comunitarias deben tener la facultad de resolver conflictos en materia civil, así como en los asuntos relacionados a sus tierras, territorios y recursos naturales.

Determinaron también que se debe hacer especial énfasis en los derechos colectivos e individuales de los migrantes indígenas, por lo que pidieron que las instancias gubernamentales aseguren la calidad y capacidad de los albergues en las entidades del país, y se implemente un albergue para migrantes indígenas en el extranjero, donde se les brinde atención en sus propias lenguas.

Las consultas continúa los días 5, 6 y 7 de julio con la realización de los siguientes 8 foros regionales en los estados de Hidalgo, Veracruz, Tabasco y Guerrero, de los 54 programados durante todo el proceso de consulta, concluyendo el 4 de agosto de 2019.

La Jornada


VOLVER