Ecuador: el gobierno ofrece acuerdo a docentes jubilados que llevan dos semanas de huelga de hambre

En un comunicado, el Gobierno Nacional anunció este lunes la forma de pago de los incentivos que reclaman jubilados del sector público. Se realizaría en tres grupos.

El primero: Aquellas personas que se acogieron a la jubilación antes de los 70 años recibirán un bono con plazos de entre 1 y 10 años, por un monto correspondiente a su compensación ($ 50.000 en promedio). El Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (Biess) comprará los bonos los que deseen negociarlos.

El segundo: Para los mayores de 70 años, con discapacidades o enfermedades catastróficas, el pago de su incentivo jubilar se hará en efectivo en cuatro cuotas mensuales sucesivas, a partir de este mes.

Y el tercero, a los 8.000 maestros a quienes no se les dio completas sus acreencias del 2008, 2009 y 2010, se les cancelará en el último trimestre 3.000 dólares. La diferencia será incluida en el Presupuesto 2020.

En el boletín, el régimen indicó que “a más de estos pagos por compensación jubilar (pago único), el Estado ecuatoriano cancela, mes a mes y puntualmente, las pensiones jubilares que totalizan 4.000 millones de dólares al año, a cerca de 600 mil jubilados y pensionistas”. De ese valor, $ 1.200 millones corresponden al aporte del Gobierno actual, que fue desconocido por el anterior.

Desde el inicio de este Gobierno, en mayo del 2017, hasta la fecha se han cancelado cerca de $ 700 millones a casi 13.000 jubilados, se indicó.

El Universo


Maestros jubilados de Guayaquil se sumarán a la huelga de hambre

Un grupo de maestros jubilados de Guayaquil, que desde la semana pasada realiza plantones en demanda del pago de sus incentivos, anunció la mañana de este lunes que se sumará a la huelga de hambre que mantienen los maestros jubilados en Quito.

“No podemos ir con bonos a los mercados, con bonos no podemos ir a la farmacia”, dijo el maestro jubilado Manuel Antón, que es parte de la Coordinadora de Jubilados y Pensionistas del Guayas.

“La huelga de hambre es la más alta expresión de lucha pacífica. Cuántos muertos necesita señor Presidente”, es la frase escrita en una de las pancartas que muestran los jubilados que se reunirán en la Asamblea para anunciar más tarde quiénes realizarán la huelga de hambre.

William Tomalá, de 65 años, y Gerardo Ortiz, fueron dos de los docentes jubilados que participaron cerca de cinco días en la huelga de hambre en Quito.

Ambos se retiraron de la medida por complicaciones en salud, pero ayer por la mañana no descartaron sumarse nuevamente a la huelga anunciada en Guayaquil.

Ricardo Ramírez, que preside esta coordinadora, expresó que la decisión de sumarse a la huelga es como medida de presión para que el Gobierno se vea obligado a firmar el acta del pago y el respectivo cronograma.

Cerca del mediodía los jubilados decidieron iniciar este martes la huelga de hambre a partir de las 08:00. Seis maestras jubiladas han expresado a los organizadores que iniciarán la medida.

El grupo formó dos comisiones para solicitar al Municipio que les facilite baños portátiles y a la Cruz Roja del Guayas para en caso de alguna emergencia.

El Universo