Argentina: exdiplomáticos condenan el uso del TIAR contra Venezuela y la postura de Macri

Rechazo a Macri y al uso del TIAR en Venezuela

Tras la reunión del órgano de consulta del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR), que se llevó adelante el pasado lunes en la ciudad de Nueva York con la pretención de abrir paso a una intervención armada en Venezuela , un grupo de ex diplomáticos lanzó un comunicado en el que criticaron la postura sostenida por el gobierno de Mauricio Macri en el asunto. Lo hicieron luego de que Uruguay se retirara del organismo tras votar en contra de las sanciones que el TIAR resolvió imponer a la administración de Nicolás Maduro. Entre los firmantes se encuentran distintos ex embajadores y el ex canciller y actual diputado del Parlasur, Jorge Taiana.

Juan Carlos Olima, ex embajador y uno de los autores del escrito, dijo en diálogo con Página 12 que las acciones de dicho organismo implican “acercarnos al abismo”, porque, según sus palabras: “Lo peor que puede suceder para la región es que haya un conflicto armado en Venezuela”. Más tarde, el ex diplomático incluso detalló que “la posición que toma Argentina es contraria a la política tradicional que ha seguido nuestro país de no inmiscuirse en los conflictos internos de otros países y de neutralidad política”.

Olima indicó, además, que la neutralidad frente a conflictos externos no fue una medida tomada por un solo gobierno e hizo un racconto en el que recordó que “la neutralidad fue aplicada por Argentina durante la Primera y Segunda Guerra Mundial,  por Juan Domingo Perón con la famosa ‘tercera posición’, por Arturo Frondizi cuando se mantuvo neutral en la crisis de Cuba, por Arturo Illia en 1965 cuando se mantuvo neutral en la invasión en Santo Domingo y, por último, también la respetó Raúl Alfonsín cuando fue neutral en el conflicto de Centroamérica”. Es decir, según Olima, “el Gobierno está contrariando una línea en materia internacional que Argentina trabajosamente construyó a lo largo de toda la historia del siglo XX”. En cuanto al rol de Estados Unidos, Olima afirmó que “su rol es seguir empujando porque ellos son los que toman este tipo de iniciativas. Esto va en línea con una serie de actitudes que tiene el presidente Donald Trump que, en general, son bastante belicistas y no tienden a favorecer la paz, sino el conflicto”.

En el documento, los ex diplomáticos expresaron que “lamentan y deploran” la posición sostenida por el gobierno argentino “habilitando el uso del TIAR para tratar y resolver la grave crisis por la que atraviesa el pueblo venezolano” y subrayaron que saludan y agradecen “fraternalmente” la posición sostenida por el gobierno uruguayo que el miércoles pasado anunció que su país saldrá del tratado ya que “había sido invocado por Argentina en 1982 ante el ataque de una potencia transcontinental”, refiriéndose a la guerra de Malvinas, y que “aquella solicitud no tuvo eco y dejó en evidencia la inoperancia del Tratado cuando quienes lo invocan carecen de la fuerza necesaria para imponer a los demás países su aplicación”, en palabras del canciller uruguayo Rodolfo Nin Novoa.

Finalmente, los firmantes, entre los que -además de Taiana y Olima- se encuentran, los ex embajadores Hernán Patiño Mayer, Federico Mirré, Victorio Taccetti y José Gutiérrez Maxwell, expresaron que “en homenaje a la historia y sufrimientos de nuestro pueblo durante los regímenes dictatoriales afirmamos nuestro irrenunciable compromiso con la restauración pacífica de las instituciones democráticas y el pleno respeto por los Derechos Humanos, allí donde los mismos se vean amenazados”.

Informe: Melisa Molina.

Página 12


VOLVER