Cuba: la Unión Europea rechaza “la activación plena” de la Ley Helms-Burton por considerarla “ilegal”

Declaraciones del ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla.

Hemos celebrado hoy el Segundo Consejo Conjunto Cuba-Unión Europea, que constituye un nuevo paso de avance en el desarrollo de las relaciones bilaterales, particularmente en lo relativo a la instrumentación del Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación (ADPC), firmado hace dos años.

Apreciamos profundamente la exitosa visita a Cuba de la alta representante, Federica Mogherini, presidiendo la delegación de la Unión Europea a este Consejo Conjunto.

Hemos constatado que la celebración de los cinco diálogos políticos institucionales acordados, del primer Subcomité de Cooperación, y del Primer Comité Conjunto, han contribuido a esta evolución positiva.

Hemos coincidido en la importancia de estas acciones para la consolidación del acuerdo bilateral como marco regulatorio, confirmando que es posible construir espacios para el diálogo y la cooperación en beneficio mutuo, respetando nuestras diferencias.

Se ha ratificado una vez más, que el diálogo abierto y respetuoso, siempre bajo los principios de igualdad, reciprocidad y no injerencia, permite abordar cualquier tema y acercar o al menos entender mejor nuestras respectivas posiciones.

La Unión Europea es un importante actor internacional en materia de cooperación, con el cual realizamos proyectos relevantes en sectores de especial interés para Cuba, entre los que destaca el desarrollo de las fuentes de energías renovables, la agricultura, el enfrentamiento al cambio climático y la modernización de nuestra economía.

Coincidimos en la importancia de continuar desarrollando y ampliando progresivamente la cooperación, al existir potencialidades que puedan explotarse en beneficio mutuo, en otros sectores donde compartimos intereses y objetivos comunes. Hemos propuesto en particular desarrollar proyectos de cooperación triangular con terceros países del sur.

También desde el punto de vista comercial, la Unión Europea es un importante socio que Cuba aprecia. Hay también experiencias igualmente exitosas en materia de inversiones, las cuales pueden multiplicarse, de manera que la Unión Europea y sus Estados Miembros tengan una mayor y más efectiva participación en nuestro Plan de Desarrollo Económico y Social 2030 y otras perspectivas.

Agradecemos la tradicional posición de la Unión Europea de rechazo a la política de bloqueo de los Estados Unidos, así como más recientemente, a la aplicación del título III de la Ley Helms-Burton.

El bloqueo sigue constituyendo el principal obstáculo para el desarrollo de los vínculos económicos, comerciales, financieros y de inversión entre la Unión Europea y Cuba; y la aplicación extraterritorial de sus medidas afecta la soberanía y los intereses de los europeos, de sus compañías y ciudadanos.

Cuba otorga gran relevancia al papel de la Unión Europea como actor global y esperamos que pueda ejercer toda su capacidad e influencia, haciendo uso de los instrumentos a su disposición, o podría dotarse de otros, para preservar los intereses económicos y la soberanía, los intereses de sus personas naturales y jurídicas, ante la aplicación extraterritorial de las leyes estadounidenses.

Este Segundo Consejo Conjunto marca el inicio de un nuevo ciclo en el avance de nuestros vínculos bilaterales. Estamos seguros de que sus resultados contribuirán a la continuidad y profundización de las relaciones bilaterales, que cuentan con un desarrollo satisfactorio.

Cancillería de Cuba


Mogherini: Europa está muy comprometida con el desarrollo y con Cuba

La afirmación de que Europa está muy comprometida con el desarrollo en América Latina y el Caribe, y en especial, con Cuba, expuesta por Federica Mogherini, Alta Representante de la Unión Europea (UE) para los Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, y Vicepresidenta de la Comisión Europea, prima hoy en las sesiones del Segundo Consejo Conjunto entre la Mayor de las Antillas y la UE.

En la cita que tiene lugar en estos momentos en la capital cubana, la distinguida representante señaló que el Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación (ADPC) ha permitido intensificar las relaciones y ha generado numerosas oportunidades de intercambio, además de numerosos encuentros bilaterales.

Con motivo del Acuerdo ya se han celebrado cinco diálogos políticos sobre temas de interés mutuo, como los derechos humanos, las medidas coercitivas unilaterales y el desarrollo sostenible, apuntó.

Añadió que los estados miembros de la UE están interesados en fortalecer el seguimiento de los diálogos políticos y al mismo tiempo lanzar nuevos intercambios sectoriales sobre agricultura, energía, cambio climático y medio ambiente.

De manera especial, apuntó que desde que la cooperación para el desarrollo se reanudó en el año 2008, la UE ha comprometido más de 200 millones de euros para apoyar el desarrollo de Cuba en tres sectores prioritarios: agricultura sostenible y seguridad alimentaria, el medio ambiente y cambio climático, y la modernización del país.

Precisó que en los últimos años la cooperación se ha centrado en los objetivos que resultan más pertinentes para ambas partes, es decir, acabar con el hambre, avanzar hacia la igualdad de género, la construcción de un mundo con energía sostenible, trabajo digno y con un crecimiento económico que ayude a la reducción de las desigualdades.

No obstante, aseveró que aún son muchos los retos globales que necesitan acciones a nivel local, y tenemos que coordinarnos para defender los logros y seguir avanzando en la lucha contra el cambio climático, enfatizó.

En ese sentido, dijo que la UE es consciente de la vulnerabilidad de Cuba y del Caribe frente al cambio climático, y aseguró que están dispuestos a ayudar a buscar soluciones, y ser aliados a largo plazo en dicha lucha.

Durante su intervención también refirió que la Mayor de las Antillas es un socio clave para la UE porque puede servir de puente entre América Latina y el Caribe, pero que en la actualidad se enfrenta a considerables retos para llevar a cabo su modernización económica en un entorno muy difícil.

En tal contexto, queremos ver cómo podemos aprovechar aún más el potencial de muestra cooperación económica, incluido el comercio y la inversión, afirmó.

Finalmente, comentó que este año es especial, debido a que La Habana celebra cinco siglos de fundada y de relaciones y amistad con Europa, las cuales espera sean más fuertes a partir de la realización de encuentros como el de la presente jornada.

ACN


Afianzan vínculos históricos y comerciales Cuba y la Unión Europea

La celebración del Segundo Consejo Conjunto entre Cuba y la Unión Europea (UE) es una muestra del avance del intercambio con el Viejo Continente, de la consolidación del Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación como marco regulatorio para las relaciones bilaterales y del fortalecimiento del vínculo transparente y respetuoso.

Así aseguró Bruno Rodríguez Parrilla, ministro cubano de Relaciones Exteriores, al comienzo de las sesiones del Segundo Consejo Conjunto entre Cuba y la UE, que se realiza en la capital de la Mayor de las Antillas.

El canciller recordó que es la primera vez que La Habana se convierte en sede del encuentro, que constituye el mecanismo de diálogo de alto nivel establecido mediante el Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación suscrito en diciembre de 2016 entre la UE y sus estados miembros y Cuba, por lo que goza de especial significación.

Refirió que los vínculos bilaterales con estados miembros han contribuido de manera significativa al desarrollo de las relaciones entre la UE y la nación caribeña, antes y durante la etapa de instrumentación del Acuerdo.

El Consejo Conjunto permitirá dar seguimiento a los temas de la agenda bilateral e intercambiar visiones sobre otros asuntos.

Además, dará la oportunidad de hacer un balance respecto a lo avanzado desde el primer Consejo que se celebró en Bruselas hace un año y proyectar las acciones futuras de beneficio mutuo, comentó Rodríguez Parrilla.

Señaló que en la jornada de este lunes se concluye un ciclo durante el cual se ha trabajado de manera sistemática y rápida con el propósito de lograr la ampliación y profundización del diálogo político y la cooperación.

A la cita asiste Federica Mogherini, Alta Representante de la Unión Europea para los Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, y Vicepresidenta de la Comisión Europea, quien señaló que el Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación entre Cuba y la UE es una muestra de la importancia que concede el Viejo Continente a las relaciones en los tiempos inciertos que corren.

Granma


VOLVER