EEUU sanciona a Raúl Castro por “ser responsable de las crisis en Venezuela y Cuba”

EE.UU. sanciona a Raúl Castro por “violaciones de derechos” y por respaldar al régimen de Nicolás Maduro

Estados Unidos anunció este jueves sanciones contra el expresidente de Cuba y líder del Partido Comunista, Raúl Castro, por “su implicación en graves violaciones de derechos humanos”, en un intento de aumentar la presión contra La Habana por su apoyo a Nicolás Maduro.

“El Departamento designa públicamente (como sancionado) a Raúl Modesto Castro Ruz (…) debido a su implicación en graves violaciones de derechos humanos”, anunció en un comunicado el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, que se encuentra en Nueva York para participar en la Asamblea General de la ONU.

La medida impide la entrada en Estados Unidos de Castro y todos sus hijos: Alejandro, Deborah, Nilsa y Mariela, esta última diputada del Parlamento cubano y líder del movimiento oficialista pro LGTBI, quien en el 2013 ya viajó al país norteamericano para participar en una conferencia en Filadelfia.

“Como primer secretario del Partido Comunista de Cuba, Raúl Castro supervisa un sistema que detiene arbitrariamente a miles de cubanos y que actualmente mantiene cautivos a más de 100 presos políticos”, indicó Pompeo.

“Como primer secretario de las Fuerzas Armadas de Cuba, Castro es responsable de las acciones de Cuba para sostener al antiguo régimen de (el presidente venezolano Nicolás) Maduro en Venezuela mediante la violencia, la intimidación y la represión”, agregó.

El jefe de la diplomacia estadounidense alegó que “miembros de las fuerzas de seguridad cubanas” han cooperado con los agentes “militares y de inteligencia de Maduro” para cometer “graves violaciones y abusos de derechos humanos en Venezuela, incluida la tortura”.

“Castro es cómplice del hecho de que se haya socavado la democracia en Venezuela y desatado la mayor crisis humanitaria del continente, al forzar al 15% de la población venezolana a huir del país y precipitar una escasez de alimentos y crisis de salud de una escala sin precedentes en esta región”, subrayó Pompeo.

“Estados Unidos apoya rotundamente los derechos de los pueblos cubano y venezolano. Seguiremos persiguiendo todas las herramientas diplomáticas y económicas para ayudar al pueblo venezolano a lograr la transición que merecen”, concluyó.

La sanción contra Castro, de 88 años, se anunció un día después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, acusara a Maduro de haber “vendido el alma de su nación a una dictadura extranjera”, la cubana, mientras la Casa Blanca pedía al mundo reforzar su presión a Cuba por su “papel directo” en la crisis venezolana.

Cuba ha insistido en que no mantiene efectivos militares y de seguridad en Venezuela, algo de lo que Washington le ha acusado reiteradamente este año.

La medida recién anunciada se apoya en la ley presupuestaria del Departamento de Estado para el año fiscal del 2019, que permite a Pompeo vetar la entrada a Estados Unidos de “funcionarios de gobiernos extranjeros” cuando tenga “información creíble de que se han implicado en corrupción significativa o violaciones graves de derechos humanos”.

El Comercio


Canciller cubano condena en reunión del MNOAL política hostil de EEUU

El ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla, condenó este jueves en la reunión del Movimiento de Países No Alineados (MNOAL) el recrudecimiento de la política hostil de Estados Unidos contra la isla.

“Washington ha fortalecido su abierta hostilidad en su fracasada pretensión de destruir la Revolución cubana mediante la asfixia económica de nuestro pueblo”, resaltó en ese foro.

“Tales acciones incluyen medidas no convencionales contra el suministro de combustible a la isla y el aumento de la aplicación extraterritorial del bloqueo”, continuó.

“Esto constituye, agregó, un ataque al derecho internacional, a la soberanía de Cuba y también a la de todos los Estados, y resulta el principal osbtáculo para el desarrollo de mi país”.

Del mismo modo −dijo− es una violación masiva, flagrante y sistemática de los derechos humanos.

El canciller rechazó la activación de la Ley Helms-Burton que, expresó, es el principal instrumento político ilegal de la agresividad estadounidense, y viola normas y principios internacionalmente reconocidos.

Según explicó, ese mecanismo tiene una marcada pretensión extraterritorial al someter a ciudadanos e instituciones de terceros países a la jurisdicción de las cortes estadounidenses, lo cual es una aberración jurídica.

“Vivimos en momentos en los que deben afianzarse las relaciones de amistad, solidaridad y cooperación entre nuestros pueblos y Gobiernos, en que debemos defender por encima de todo la unidad del MNOAL, basados en el respeto a nuestra diversidad”.

“Cuba se opone también a la imposición de sanciones unilaterales e injustas contra la República Popular Democrática de Corea, y a la injerencia externa en sus asuntos”, afirmó Rodríguez Parrilla.

Asimismo, dio la bienvenida al proceso de acercamiento y diálogo intercoreano, “que constituye la vía para el logro de una paz duradera, la reconciliación y la estabilidad de esa área”.

El canciller reiteró la solidaridad con el pueblo y el Gobierno de Siria, que desde hace ocho años sufre una cruenta guerra que ha costado numerosas vidas.

Igualmente, se refirió a que el conflicto palestino-israelí requiere una solución amplia, justa y duradera, que permita a ese pueblo ejercer el derecho a la libre determinación.

Los palestinos deben disponer de un Estado independiente y soberano, con las fronteras anteriores a 1967, y con Jerusalén oriental como su capita, subrayó.

Por ello, añadió, rechazamos el “pacto del siglo”, elaborado por el Gobierno de Estados Unidos, en el que se desconoce la solución de dos Estados, universalmente aceptada.

Las decisiones unilaterales de reconocer a Jerusalén como capital de Israel, y al Golán sirio ocupado como parte del territorio de ese país agravan la situación, consideró.

Todos los Estados deben dejar de ejercer presiones y acciones contra otros países, recalcó el Canciller cubano, pero las medidas coercitivas unilaterales, pese a ser contrarias al derecho internacional, cobran cada vez mayor vigencia.

Cuba reitera solidaridad con Venezuela frente a agresiones estadounidenses

El Canciller cubano también reiteró en ese escenario la solidaridad de la isla caribeña con Venezuela, frente a las continuas agresiones que sufre por parte del Gobierno de Estados Unidos.

El jefe de la diplomacia cubana rechazó la politización y dobles raseros en el tratamiento del tema de los derechos humanos.

En tanto, condenó los actos o amenazas de agresión, y la interferencia en los asuntos internos de los Estados para socavar su independencia política e integridad territorial.

Todas estas son violaciones a la Carta de la ONU y al Derecho Internacional, subrayó, y Venezuela enfrenta ahora esas amenazas.

Allí se sufre una guerra no convencional, intentos de golpes de Estado, actos terroristas, sanciones económicas y otras acciones hostiles perpetradas u organizadas por Washington en su empeño de imponer la Doctrina Monroe, afirmó el canciller cubano.

En la hermana nación bolivariana se define hoy el futuro del derecho a la soberanía de nuestros pueblos y debemos defender los principios de este movimiento, así como la proclama de América Latina y Caribe como zona de paz, exhortó.

Por ello, Rodríguez Parrilla condenó las agresiones contra Venezuela, y reiteró el firme apoyo y solidaridad de Cuba con el gobierno del presidente Nicolás Maduro, con la Revolución bolivariana y chavista y con la unión cívico militar de su pueblo.

Asimismo, dijo, apoyamos las iniciativas de diálogo respetuoso y soberano como vía para solucionar la situación que se ha impuesto desde el exterior a Venezuela.

“Nos oponemos a cualquier intento de deslegitimar la representación de Venezuela ante la ONU y defenderemos el derecho legítimo de su gobierno a actuar en igualdad de condiciones en relación con los demás estados miembros de la ONU”.

El jefe de la diplomacia cubana también rechazó las sanciones y los intentos de deslegitimar a la hermana República de Nicaragua, un país de paz donde se consiguen notables avances sociales, económicos, y de seguridad ciudadana en favor del pueblo, bajo la guía del presidente Daniel Ortega.

Además, recalcó su apoyo y solidaridad con la revolución en Bolivia, liderada por Evo Morales, que ha colocado a ese país en la vanguardia de la lucha por el desarrollo sostenible, la justicia social y la reivindicación de las culturas originarias.

“Ratificamos la solidaridad con el pueblo de Puerto Rico, que no ha podido alcanzar su merecida independencia”.

Igualmente, el canciller expresó la solidaridad de Cuba con Bahamas, nación caribeña afectada por el huracán Dorian, y manifestó la disposición de su país a cooperar en la recuperación de ese archipiélago.

Frente a estos y otros problemas, reafirmó, urge que el MNOAL siga unido en defensa de los principios fundacionales del movimiento, para salvaguardar la paz y la seguridad internacionales y promover el desarrollo sostenible de nuestros pueblos.

CubaDebate


El bloqueo de EE.UU. crea dificultades al sector de la construcción

El bloqueo económico, financiero y comercial de Estados Unidos contra Cuba crea dificultades al sector de la construcción para el acceso a tecnologías más eficientes, ligeras, de menores consumos de materiales básicos y componentes energéticos.

Un ejemplo elocuente es que en 2018 no se pudieron adquirir las barrenadoras D55, necesarias para la industria de materiales, por medio de la empresa Atlas Copco, radicada en un país asiático.

La casa matriz de esa compañía prohibió la venta de esos equipos, de acuerdo con el Informe de Cuba sobre la Resolución 73/8 de la Asamblea General de las Naciones Unidas. “Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba.”

El impacto negativo del ensañamiento del gobierno del presidente Donald Trump contra la nación se evidenció también en el caso de las exportaciones, por el hecho de que no se pudo poner en práctica un contrato suscrito con Abs Trade Commerce Limited para la comercialización de 300 mil toneladas de piedras de la arenera Algaba, en la provincia de Sancti Spíritus.

Según la misma fuente, la compañía en cuestión no ha podido encontrar un buque dispuesto a trasladar la mercancía desde Cuba hacia el país de destino.

La Política sobre la vivienda en Cuba contiene un programa para la recuperación del déficit habitacional en un período de 10 años, anunció en 2018 René Mesa Villafaña, ministro de la Construcción, en una reunión informativa con diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP).

Explicó que la producción local de materiales es línea principal de esa estrategia, aprobada hace poco por el Consejo de Ministros, al igual que los de la industria nacional, las capacidades necesarias, inversiones, fuerza de trabajo y sistemas constructivos.

ACN


VOLVER