Bolivia: otra masiva manifestación en La Paz en rechazo al golpe de Estado

Miles de bolivianos protestan en La Paz contra el golpe de Estado y la discriminación hacia los indígenas

Miles de bolivianos se movilizaron desde El Alto hasta La Paz (capital) en una manifestación autoconvocada para rechazar el golpe de Estado contra el presidente Evo Morales, orquestado por los dirigentes opositores Luis Fernando Camacho y Carlos Mesa, mediante una ola de violencia contra indígenas, campesinos y funcionarios gubernamentales.

Mientras dos aviones de la Fuerza Aérea Boliviana sobrevolaban la multitudinaria concentración en el casco histórico de La Paz, los manifestantes exclamaron “¡No tenemos miedo!”.

La protesta exigió que no se instalara la Asamblea Legislativa Plurinacional para evitar que se consume la situación irregular que atraviesa el país. Finalmente, el Parlamento debió suspender la sesión en la que debatirían la renuncia de Evo Morales, por falta de quórum.

Asimismo, los bolivianos expresaron su rechazo al discurso racista de la oposición y la quema de la whipala, bandera de las nacionalidades indígenas de Bolivia, que estaba dentro de la Asamblea Legislativa.

También exigieron a la Fiscalía abrir un proceso contra las personas responsables de romper la institucionalidad y democracia del país, así como por los hechos de violencia en El Alto (segunda ciudad más poblada del país), que dejó varias personas heridas y presuntamente un fallecido que no ha sido confirmado.

La gran concentración en La Paz se organizó para formar una asamblea ciudadana para tomar decisiones y debatir qué hacer para hacer valor sus derechos y pensamientos. En este sentido, solicitaron a los parlamentarios conversar para llegar a un acuerdo sobre el vacío de poder en el país, en base a las leyes bolivianas.

Telesur


COB da 24 horas a políticos y cívicos para restablecer la paz social en Bolivia

La Central Obrera Boliviana (COB) dio un plazo de 24 horas a cívicos y políticos para el restablecimiento de la paz social en Bolivia, caso contrario esa organización declarará un paro nacional y el repliegue de todos sus afiliados a la ciudad de La Paz, informó el martes el principal dirigente cobista, Juan Carlos Huarachi.

“La COB se dirige a los líderes políticos y cívicos que han ocasionado todo este caos y división y dolor en el pueblo boliviano. Les damos 24 horas para restablecer el orden constitucional, la paz social y la unidad del pueblo boliviano y evitar más derramamiento de sangre, llanto, luto y violencia”, explicó.

Huarachi indicó que de no darse una solución en ese plazo se declarará una huelga general indefinida con movilización y el traslado de sus sectores afiliados a la ciudad de La Paz para garantizar y restablecer el orden en el país, la paz social y el respeto a la democracia.

Trascurridas las elecciones del 20 de octubre estalló en el país un paro cívico y protestas por un supuesto fraude, más adelante las demandas pidieron anulación de elecciones y terminaron con demandar la renuncia del mandatario Evo Morales, lo que sucedió el domingo.

Lejos de retornar la paz social, la violencia y el temor se apropiaron de varias regiones del país y hasta la fecha no retorna la paz tan demandada por los habitantes que tuvieron que sufrir quema de viviendas, saqueo de negocios, destrucción de bienes públicos y otros.

El dirigente cobista aseguró que ante el desborde, el caos, la zozobra y la pérdida del orden constitucional ante una crisis política, es que la organización de pronunció.

“Nuestro país no se merece esto, la historia un día los juzgará”, agregó.

La segunda vicepresidenta de la Cámara de Senadores, Jeanine Añez, convocó este lunes a legisladores para que sesione la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) y tratar las dimisiones de las principales autoridades del país, la que está prevista para las 16h00 de esta jornada.

ABI


Sube a 7 la cifra de muertos por protestas en Bolivia

Los muertos durante las protestas en Bolivia aumentaron a siete en los 23 días que ya completan las movilizaciones en favor y en contra de Evo Morales, quien renunció a la Presidencia del país, informó este martes la Fiscalía General.

En los “23 días de conflicto social que vive el país, el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) registró dos personas fallecidas en La Paz, dos en Santa Cruz y tres en Cochabamba”, dijo el fiscal general, Juan Lanchipa Ponce.

Con relación a los casos suscitados el 11 de noviembre en el sector Pedregal de la zona Sur de la ciudad de La Paz y de acuerdo al examen médico forense emitido por el IDIF, Percy R. C. N. de 32 años perdió la vida por traumatismo torácico abdominal penetrante por proyectil de arma de fuego y Beltran P. C. A. de 21 años por traumatismo torácico penetrante por proyectil de arma de fuego.

Por su parte, el director del IDIF, Andres Flores, informó que de los cadáveres que fueron valorados en el departamento de Cochabamba, el primero corresponde a Limberth G. V. de 20 años y de acuerdo al examen forense la causa de la muerte sería por traumatismo encéfalo craneal grabe con fractura y hundimiento de cráneo compatible con la aplicación de objeto contundente. El segundo caso corresponde a Filemón S. D. de 45 años, quien fue encontrado en la zona EPI Sud de la capital y de acuerdo al examen forense habría sido maniatado a nivel de los pies y manos, estableciéndose como causa de fallecimiento asfixia por estrangulación a lazo.

El tercer cuerpo valorado en Cochabamba corresponde a Miguel L. G. de 24 años quien fue encontrado en el municipio de Sacaba y de acuerdo al exámen forense la causa de la muerte fue por traumatismo facio craneal por proyectil de arma de fuego.

Respecto a los fallecidos en Santa Cruz se tiene que Marcelo R. T. S. y Mario S. perdieron la vida en los conflictos de Montero y de acuerdo al examen forense, en ambos casos, los resultados establecieron que la muerte fue por herida a causa de un impacto de bala, además que los proyectiles no provienen de la misma arma.

Lanchipa hizo un llamado “a la población para recuperar la calma y tranquilidad” para que estos hechos “no se repitan más”.

En el balance de la Fiscalía no incluye la muerte del comandante de la unidad de operaciones especiales de la Policía de La Paz, que sufrió un accidente en una autopista de la ciudad cuando trataba de controlar unas protestas.

El coronel Herbert Antelo, comandante de la Unidad Táctica Operativa Policial (UTOP) de La Paz, tuvo el accidente al intentar esquivar un cartucho de dinamita y chocar contra un minibús, según versiones policiales.

El uso de dinamita por parte de los manifestantes es habitual en los disturbios que se registran en Bolivia tras el 20 de octubre, cuando la oposición denunció la existencia de un fraude en las elecciones presidenciales a favor de Evo Morales.

El pasado domingo un informe de la Organización de Estados Americanos (OEA) advirtió de graves irregularidades en el proceso electoral y Morales acabó anunciando su renuncia.

Las protestas han derivado en actos de vandalismo con incendios y asaltos a viviendas en ciudades como La Paz, unos disturbios que se han extendido a varias regiones del país.

El Día


Presidenta de la CIDH pide respetar el orden constitucional en Bolivia

La presidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Esmeralda Arosemena de Troitiño, pidió respetar el “orden constitucional” en Bolivia y preservar los derechos de la ciudadanía, de lo contrario se colocará a la población en “una situación de vulnerabilidad”.

“Es responsabilidad de las instituciones, de las autoridades, también de la sociedad”, dijo Arosemena en una entrevista con Efe durante el 174 Período Sesiones de la CIDH, que se celebra desde el viernes en Quito.

La jurista panameña, insistió en que debe respetarse el orden constitucional “en esta demanda de una transformación social, de la búsqueda de respuestas a los derechos de todas las personas sin exclusión alguna”.

Sin tomar partido en ningún momento por las reclamaciones políticas de las partes, y sin mencionar la teoría de si fue un “golpe de Estado” lo que propició la salida de Evo Morales del poder, Arosemena expresó únicamente su preocupación por la población.

“Si hay alguien que se sale de ese contexto (el constitucional) coloca a la población en una situación de inseguridad, de vulnerabilidad”, advirtió.

“Hay que trabajar sobre las bases de derechos, porque garantizar el estado de derecho nos garantiza la estabilidad social, económica, política de un país”.

A través de un comunicado, la Comisión expresó este lunes su “profunda preocupación” por la “grave escalada” de violencia en Bolivia, si bien no ha elevado este caso a audiencia “de oficio” como sí hizo por ejemplo con el de Chile.

La tarde del lunes, la Comisión dedicó más de dos horas a los violentos sucesos en este último país, con un batería de ONG que acusaron al gobierno de Sebastián Piñera de violación de los derechos humanos.

La convulsión social en Bolivia, que llevó a la renuncia de Morales tras un llamado del Ejército en ese sentido, deja al menos tres muertos y más de cuatrocientos heridos en enfrentamientos entre seguidores del ya expresidente y quienes temían que se perpetuara en el poder.

Este martes, Morales, quien renunció el domingo a la Presidencia, llegó como asilado a México en un avión de la Fuerza Aérea Mexicana que partió el lunes por la noche de Bolivia e hizo una escala en Paraguay antes de emprender una complicada ruta por la región.

Página Siete