Movimientos sociales se movilizan en Argentina y Venezuela en apoyo a Evo Morales

Movimientos sociales y partidos de izquierda convocaron movilizarse en apoyo a Evo Morales

Organizaciones sociales y partidos de izquierda llamaron a movilizarse este lunes en apoyo a Evo Morales, quien renunció a la presidencia de Bolivia este domingo acorralado por las protestas y las presiones de las Fuerzas Armadas.

El líder de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), Juan Grabois, publicó en las redes sociales que “los pueblos de la Patria Grande” deben movilizarse “contra este nuevo plan cóndor que sobrevuela América Latina”.

Y agregó: “Como Perón en 1955, Evo Morales eligió el tiempo y no la sangre. Un golpe de estado se ha consumado”.

Su organización marchará este lunes a las 13 hacia el Obelisco “contra el golpe de Estado y en solidaridad con el pueblo boliviano”. Daniel Menéndez, Coordinador nacional de Barrios de Pie, también compartió la misma convocatoria.

“Mañana nos movilizamos para defender la democracia en Bolivia y en Latinoamérica, y en solidariad con el pueblo boliviano. Nos reunimos a las 13 en el obelisco para marchar hasta Embajada de Bolivia”, dijo Menéndez.

Por su parte, el Frente de Izquierda también realizará un acto este lunes a las 13 frente a la Embajada de Bolivia -Corrientes 545- bajo la consigna “Fuera el imperialismo de América Latina”.

“Evo Morales capituló al renunciar a la presidencia, dejando que la oligarquía y el imperialismo se salgan con la suya. Se repite la historia de 1955, cuando Perón también se retiró sin luchar”, dijo el dirigente del Partido Obrero Gabriel Solano.

Desde el colectivo Encuentro por la Memoria, Verdad y Justicia convocaron a movilizarse a las 13 en el Obelisco para luego marchar hacia la Embajada de Bolivia.

Infobae


PSUV convoca una gran jornada de movilizaciones contra el fascismo en apoyo al presidente Evo Morales

El Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) convocó para la semana del 11 al 16 de noviembre a grandes movilizaciones populares en todos los estados del país que culminarán este sábado 16 en la Gran Marcha y Concentración anti-facista y anti-imperialista, en respuesta al golpe de Estado consumado contra el Presidente de Bolivia Evo Morales.

“Queremos anunciar al país que el pueblo chavista comienza una gran jornada de movilizaciones contra el golpismo y el fascismo, en apoyo al Presidente Evo Morales y en rechazo a la injerencia norteamericana y de la OEA contra los pueblos”, dijo el primer Vicepresidente del Partido Socialista Diosdado Cabello.

“El sábado 16 de noviembre haremos una gran concentración y marcha en Caracas, nos vamos a mover desde todos los estados hacia Caracas”, agregó.

Ante el mundo advirtió que la derecha “queda expuesta tal cual como es. A la derecha no le gusta las elecciones, sino llegar al poder como sea”, dijo, recordando que Evo Morales es presidente hasta el 10 de enero, que es la fecha constitucional de su mandato previo antes de ser reelecto el pasado 20 de octubre.

Recordó que Evo convirtió a Bolivia en el país con mejor crecimiento económico de la región y sacó de la pobreza a millones de personas, por lo cual la causa del derrocamiento no es por razones económicas sino políticas, ideológicas, tal como ha ocurrido en Brasil contra Lula y en otros países donde ejecutaron golpes parlamentarios.

“Que cada quien asuma su responsabilidad y nosotros asumimos la nuestra y debemos mantener la voluntad de un pueblo que votó por Nicolás Maduro y decidió cambiar con Hugo Chávez”.

Cabello anunció el cronograma de actividades en Venezuela para manifestar el repudio total de los pueblos a este bochornoso acto.

– Este lunes 11, en Puente Llaguno se realizará una Gran Cantata contra el imperialismo, el fascismo y el golpismo de la derecha.
– El martes 12, los pueblos afrodescendientes realizarán una gran movilización popular desde la Plaza Morelos.
– El miércoles 13, se iniciará una Marcha en Yaracuy que saldrá a Caracas
– EL Jueves 14, el pueblo de Anzoátegui también preparará su marcha rumbo a la capital.
– El viernes 15, desde el estado La Guaira el pueblo participará en la gran marcha hacia Caracas.

“Y el sábado estaremos aquí, en Caracas. Vamos a ver qué ocurre y los que andan diciendo si el 16-N, ese día habrá pueblo en la calle con alegría, en defensa de la Patria y la Revolución”, concluyó Cabello.

Persecución derechista:

Desde el Congreso Internacional Afrodescendiente, instalado este fin de semana en el hotel Alba Caracas, el líder socialista condenó el golpe de Estado consumado por la oligarquía civil y militar boliviana y el aval de la Organización de Estados Americanos (OEA) cumpliendo órdenes del imperio gringo.

“Hay que utilizar a todos los amigos del mundo porque se viene una gran persecución contra el pueblo boliviano, la persecución de EEUU y sus lacayos de la OEA, contra el pueblo boliviano”.

Denunció que se ha desatado una persecución brutal contra los dirigentes progresistas bolivianos. Además, también intentan atacar la embajada de Venezuela en total violación del derecho y la ley internacionales.

“Hoy ha ocurrido uno de esos hechos que la derecha está acostumbrada a dar en el mundo. Golpe de Estado consumado al Presidente Evo, ejecutado por la oligarquía racista y clasista de Bolivia en conjunto con la Organización de Estados Americanos (OEA) y el imperialismo de Estados Unidos. Prepararon el escenario y hoy consumaron el golpe de Estado que nos regresa a tiempos lejanos con las consecuencias de un evento de estas características”, lamentó.

VTV


Izquierda chilena acusa “golpe de Estado” en Bolivia y cuestiona rol de Fuerzas Armadas

No hubo matices. Desde el Frente Amplio hasta el PPD, la izquierda chilena reaccionó este domingo tras la renuncia de Evo Morales a la presidencia de Bolivia cuestionando lo que calificó como un “golpe de Estado”, poniendo el peso en las declaraciones de las Fuerzas Armadas y llamando a realizar con rapidez nuevas elecciones.

Por ejemplo, el senador PS y exsecretario general de la OEA, José Miguel Insulza, recordó que tuvo duros roces con Morales, pero fue enfático en su análisis. “La renuncia tiene por objeto impedir el derramamiento de sangre. Pero este es un golpe de Estado por donde se le mire”, señaló en Twitter. En una línea similar, el excanciller y presidente del PPD Heraldo Muñoz planteó que “es una modalidad de golpe, es muy deplorable. Una mala señal para Bolivia y la región”.

Tanto el Partido Socialista como el Partido Comunista reacionaron con sendos comunicados. “Condenamos el golpe de Estado que realizaron las Fuerzas Armadas de Bolivia”, planteaba el primer punto de la declaración del PS, mientras que la cuenta oficial del PC en Twitter manifestó que “instamos a organismos de DD.HH. y a las naciones democráticas a proteger la vida u derechos de las personas partidarias de Evo Morales, militantes de partidos y organizaciones sociales, ante la represión de policías y militares golpistas”.

Desde el Frente Amplio, el diputado de Convergencia Social Gabriel Boric planteó una postura casi idéntica. “Terrible lo de Bolivia. Los golpes de Estado y la intervención militar nunca son las soluciones a crisis institucionales”, afirmó.

En el oficialismo, en tanto, hasta anoche el tema se monitoreaba con prudencia. De hecho, en las primeras horas tras la renuncia de Morales no hubo una declaración oficial del gobierno.

Una de las voces que se pronunció fue el diputado UDI Issa Kort, quien integra la comisión de RR.EE. de la Cámara Baja. “Es una decisión que obedece estrictamente a la política interna boliviana, y la postura oficial de nuestro país debiera ser de total respeto al pueblo boliviano”, señaló.

La Tercera


Al PIT-CNT le preocupan «protestas llamadas por la derecha» en Bolivia

El PIT-CNT se pronunció respecto a la situación de Bolivia, en la que el presidente Evo Morales decidió hoy que se realizarán nuevamente las elecciones.

El comunicado hizo énfasis en que «Evo Morales solicitó al TSE que se realizara una auditoría y convocó incluso a la Organización de Estados Americanos (OEA)», mientras que el opositor Carlos Mesa la «rechazó y reclamó la realización de una segunda vuelta electoral independientemente de los resultados».

El organismo sostuvo que «se está orquestando un golpe de Estado en este momento» y que, «desde el Gobierno nacional el presidente Evo Morales llama al dialogo social para desactivarlo».

El texto afirmó que comparten «gran preocupación por la ola de violencia en la que está sumergida América Latina» y que «el caso de Bolivia es uno más en el abanico de países que están pasando por coyunturas terribles».

A su vez, agregó que, en Bolivia, por un lado están las «protestas llamadas por la derecha para derrocar un Gobierno popular electo democráticamente, solo con el fin de repetir la misma receta de siempre: hambrear al pueblo y que los poderosos tengan aún más poder»; y por otro, hay un «pueblo que se revela a la opresión que vive durante años y sale a las calles a pedir más equidad».

La solución que transmitió el escrito fue «reconocer el resultado de las elecciones» y, en caso de dudas recurrir a «mecanismos legales y constitucionales para llevar a cabo un proceso de transparencia, pero siempre preservando la paz».

En el cierre, se hizo referencia a una frase del exmandatario de Brasil, Lula da Silva, quien recientemente fue liberado de la cárcel: «Nunca pensé que poner un plato de comida en la mesa de un pobre generaría tanto odio en una elite que tira toneladas de comida en la basura todos los días».

Backstage Magazine


VOLVER