Chile: Diputados aprueban propuesta para reformar la Constitución pero rechaza paridad de género y cuota indígena

Contexto Nodal
El 4 de octubre el presidente Piñera anunció el aumento del transporte público en unos 30 pesos (1,16 USD, aproximadamente), lo que provocó que estudiantes secundarios impulsaran “evasiones” en el Metro para no pagar el pasaje. Esa forma de protesta se masificó desde el 18 de octubre y dio lugar a un estallido social en el que salieron a la luz las múltiples demandas del pueblo chileno. La respuesta del gobierno fue la represión y la implementación del Estado de Emergencia y el Toque de Queda. Las movilizaciones, huelgas y cacerolazos continúan en todo el país. Hay numerosas denuncias de violaciones a los DDHH: asesinatos, detenciones arbitrarias, desapariciones y violencia sexual por parte de las fuerzas de seguridad.

Cámara aprobó en general reforma a la Constitución pero rechazó paridad y cuota indígena

La Cámara de Diputados aprobó en general el proyecto de reforma constitucional que modifica el Capítulo XV de la Constitución que habilita el proceso constituyente.

Sin embargo, por falta de quórum, los diputados rechazaron las indicaciones sobre paridad de género, facilidades para la representación de independientes y cuotas para los pueblos indígenas.

Estas disposiciones contaron con 80 votos a favor, 62 en contra y siete abstenciones, los que no fueron suficientes para aprobar las indicaciones.

Así votaron los parlamentarios las indicaciones sobre paridad y escaños reservados:

Imagen foto_00000001

La jornada de votación estuvo marcada por manifestaciones de agrupaciones feministas a favor de que haya un Convención Constitucional paritaria.

El momento de mayor tensión ocurrió cuando varias manifestantes lograron ingresar a la Sala en pleno debate, obligando a suspender la sesión por varios minutos.

Al retomarse el debate, la bancada de la UDI anunció que van a censurar a la mesa que preside Iván Flores (DC), acusando que no ha tenido una conducción adecuada.

El rechazo a las indicaciones se anticipaba desde la pasada jornada, ya que desde el oficialismo estaban por no dar votos a paridad y cuotas reservadas porque, sostienen, pone en riesgo el transversal Acuerdo por la Paz y la Nueva Constitución, documento que, en el marco de la crisis social, dio pie a este proceso y en el cual aquellos puntos habían quedado pendientes por falta de consenso.

Sin embargo, a modo de ratificar la postura de algunas parlamentarias, RN ingresó ayer martes un proyecto paralelo que plantea los mismos puntos que hoy fueron rechazados.

Cooperativa


Cámara aprueba en general reforma para proceso constituyente pero rechaza paridad de género

A dos meses del estallido, la Sala de la Cámara de Diputados aprobó en general el proyecto de ley que reforma la Constitución Política de la República, pero votó en contra respecto a la paridad de género.

En esencia, la reforma constitucional es consecuencia del “acuerdo por la paz” firmado transversalmente por todos los partidos -a excepción del PC y FRVS- hace 33 días, con la finalidad de abrir paso al plebiscito y proceso constituyente.

La Sala comenzó la discusión a partir de las 09:30, extendiéndose por cerca de 8 horas, cuando comenzó a ser votada después de las 17:00 horas.

Luego que se aprobara en general la reforma constitucional con 127 votos a favor y 18 en contra, se pasó a la votación particular. En ese sentido, se aprobó el plebiscito de entrada, así como el artículo que regula la conformación de convenciones constitucionales.

En tanto, con 80 votos a favor y 62 en contra se rechazaron los artículos transitorios respectivos a paridad de género, cuota de pueblos indígenas e independientes, ya que no se alcanzó el quórum de 103 votos.

A su vez se aprobó el artículo que establece un quórum de 2/3 para la probación de normas. Además se aprobó el artículo que permite a la convención constituyente pedir una prórroga de tres meses en su trabajo.

La Cámara de Diputados también aprobó los artículos que habilitan las convenciones mixta y constituyente; el plebiscito ratificatorio, y que la actual Constitución se mantenga vigente en caso que se rechace la eventual propuesta de Carta Magna en el plebiscito de salida.

De esta forma, el proyecto de reforma constitucional pasa al Senado para ser revisado.

Paridad de género y escaños reservados

Durante la extensa votación, los puntos que más acaloraron la jornada fueron las indicaciones que presentó la oposición para asegurar paridad de género en la Convención Constituyente, además de escaños reservados para representantes de pueblos originarios y delegados independientes.

Incluso, el debate llegó a su punto más álgido cuando un grupo de feministas irrumpieron en la Sala gritando consignas y suspendiendo la sesión por al menos 10 minutos.

Pasado el mediodía un grupo de mujeres también protestó a las afueras del Congreso con banderas y lienzos. Además, le entregaron una manzana con un mensaje a la diputada Marcela Sabat. “Le hicimos entrega de una manzana que dice ‘haga su tarea, paridad es democracia’“, dijo la vocera de la coordinadora 8M, Valeria Cárcamo.

Tras una maratónica jornada, la madrugada del 15 de noviembre -28 días después del estallido- los partidos acordaron, entre otras cosas, la conformación de una comisión técnica que definió los cimientos y materializó el pacto.

Se esperaba que aquella instancia definiera qué ocurriría con los escaños reservados, no obstante el oficialismo presionó para postergar la discusión en el Congreso, donde finalmente fue rechazada.

Bío Bío