Golpe de Estado en Bolivia: Luis Camacho y Marco Pumari conforman binomio electoral tras acusaciones y denuncias cruzadas

594

Camacho y Pumari: el cuestionado binomio que pasó de la guerra sucia al pacto político

El exlíder cívico Luis Fernando Camacho y el presidente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Marco Pumari firmaron hoy un acuerdo para conformar un binomio e ir juntos a las elecciones en 2020.

Ambos cobraron protagonismo durante los 21 días de paro en el país, previos a la renuncia del expresidente Evo Morales, después de las elecciones del 20 de octubre anuladas por fraude.

Sus apariciones en cabildos ciudadanos masivos, pronunciamientos públicos y declaraciones en redes sociales los posesionaron como líderes ciudadanos y posibles candidatos, pese a que durante ese tiempo ambos aseguraron que no buscaban la Presidencia ni la Vicepresidencia.

El anuncio inicial

El 26 de noviembre, 16 días después de la renuncia de Morales y la conformación de un Gobierno de transición a la cabeza de Jeanine Áñez, Camacho y Pumari anunciaron la posibilidad de ser candidatos.

El anuncio fue cuestionado y criticado por gran parte de la ciudadanía, ya que antes habían afirmado que no serían candidatos.

Sin embargo, nada estaba dicho hasta que Camacho presentó, el 29 de noviembre, su carta de renuncia a la presidencia del Comité Cívico Pro Santa Cruz, para comenzar su carrera electoral con miras a las elecciones generales.

“Presidir esta institución es un sueño de toda la vida quien me conoce desde chico sabe lo que trabajé para eso y anhelé a tener esta oportunidad; pero la tengo que abandonar por otro sueño, otro anhelo más fuerte, ser presidente de la República de Bolivia y poder desde ahí servir con todas mis fuerzas para ver a mi Patria próspera, unida y libre”, expresó en aquella oportunidad.

Inmediatamente Pumari dijo sentirse sorprendido con la renuncia de Camacho a la entidad cívica de Santa Cruz.

A partir de ahí se generó una tensa situación entre ambos. Camacho comenzó a presionar a Pumari para que tome la decisión de ir como su aliado, en calidad de candidato a la Vicepresidencia.

Pumari dijo reiteradamente que debía consultar con sus bases en Potosí, mismas que le pedían ser candidato a la Presidencia y no la Vicepresidencia.

La primera ruptura

Tras varios días, en los que no se logró ningún consenso. Camacho anunció el 7 de diciembre que Pumari no sería su acompañante en los futuros comicios y que buscaría una mujer para que sea su candidata a la Vicepresidencia.

Pumari inmediatamente aseguró sentirse sorprendido por el anuncio de Camacho. Dijo que se cerró una puerta para una alianza entre el oriente y occidente del país.

Ese mismo día Comcipo decidió que Pumari se postule a la Presidencia.

El audio que concretó la división

El 8 de diciembre se difundió un audio en las redes sociales, en el que Pumari habría pedido al excívico cruceño 250.000 dólares y el control de las Aduanas de Potosí y Oruro para acompañarlo como candidato a la Vicepresidencia.

Pumari, admitió que la voz que se escucha en el audio difundido hoy es suya y negó haber pedido 250.000 dólares para acceder a la postulación por la Vicepresidencia junto con el exlíder cívico Luis Fernando Camacho.

El polémico audio acrecentó las diferencias entre los cívicos. Pumari aclaró que ese audio solo presentaba una parte de la conversación y que el dinero del que se hablaba era para financiar la logística de su campaña electoral y que no era un pago por aceptar la candidatura vicepresidencial.

“Cuando se habla de un monto determinado, yo he sido claro al responderle, se ha hablado ni siquiera con él, con un familiar de Luis Fernando Camacho, le decíamos claramente, si se encara una campaña yo voy a necesitar independencia, voy a hacer una campaña muy distinta a él por lo cual se va a necesitar la logística, la logística necesaria (…) (Previamente) No hemos hablado en ningún momento de un pago, solo hemos hablado de logística para campaña “, declaró Pumari en aquella ocasión.

Asimismo, el líder de Comcipo acusó a Camacho de grabar y filtrar su conversación para promover una guerra sucia en su contra, algo que el acusado negó y rechazó rotundamente.

Sin embargo, en entrevista con CNN hace 3 semanas, el cívico cruceño reveló que el hotel Cortez, lugar donde se realizó la reunión con Pumari, realizó la grabación de la conversación de los cívicos.

Poco después, mediante un comunicado público, dicho hotel, desmintió las declaraciones de Camacho y aseguró que sus salones no contaban con equipos para el registro de audio o video. Según Pumari, desde la filtración del audio en cuestión no volvió a tomar contacto con el cívico cruceño.

La conformación del cuestionado binomio

La novela entre Camacho y Pumari tuvo el peor final con audios filtrados, acusaciones de presuntos cobros y denuncias de presiones, lo que desató una guerra sucia entre ambos.

Sin embargo, hace dos semanas, Pumari afirmó que el país “no merece ser más decepcionado” y aseguró que la posibilidad de un binomio con Camacho, que fue oficializado hoy con la firma de un acuerdo.

En el documento firmado por ambos se establece un “acuerdo político y ciudadano nacional”. Indican que el binomio podrá ser postulado por “cualquier tipo de alianza, movimiento ciudadano o partido político”.

Aseguran que su gabinete ministerial será conformado en base a “decisiones consensuadas”. “Los mejores hombres y mujeres que sean representativos de cada región del país” serán candidatos a diputados y senadores, según el acuerdo.

“Nos quisieron dividir, nos quieren divididos, pero demostraremos que la unión hace la fuerza”, manifestó Pumari en sus redes sociales.

“Hasta hace poco, la historia de Bolivia la escribían por nosotros, desde ahora la escribiremos todos los bolivianos”, dijo Camacho, también en sus redes.

El acuerdo incluye 14 puntos y fue denominado “Bolivia Unida con dignidad, libertad y democracia”. Indica que la responsabilidad de Camacho y Pumari es escuchar las demandas de la gente porque “el pueblo les exige estar juntos”.

Los Tiempos


Cuál fue el conflicto: La filtración de un audio sepulta la alianza cívica entre Camacho y Pumari

Fernando García T.

La filtración de un audio en el que se escucha a Luis Fernando Camacho y Marco Antonio Pumari negociar la conformación de su binomio rumbo a las elecciones presidenciales, sobre la base de 250 mil  dólares y dos oficinas de la Aduana Nacional, sepultó la alianza cívica que existía entre oriente y occidente.

El final del idilio entre los líderes de Santa Cruz y Potosí comenzó con el ultimátum que Camacho le puso a Pumari para responder si aceptaba ser su candidato a vicepresidente. El potosino dijo que no respondía a “presiones” y que llevaría la consulta a las bases de su organización.

Camacho se anticipó a la decisión del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), y la noche del viernes anunció que buscaría una acompañante para completar su fórmula electoral. Aprovechó la ocasión para asegurar que él había tomado la decisión de distanciarse de Pumari, dándole la oportunidad de “aclarar” por qué ya no estaba en sus planes.

El presidente de Comcipo se declaró “sorprendido” y hasta le deseó suerte al extitular del Comité Cívico pro Santa Cruz, todo eso antes de que se filtre el audio en el que ambos hablan de dinero y condiciones para ir como candidatos a las elecciones.

El audio de la discordia

“No podemos empezar con las condiciones que hemos empezado (…). Yo estoy prácticamente pagando por una candidatura cuando hablamos de 250 mil  dólares y no es correcto; cuando hablamos de las aduanas, no es mi Gobierno y te lo dije. Yo anoche decidí que yo voy a ir tranquilo y usted vaya tranquilo por donde quiera ir, Marquito. Entrar con un vicepresidente que me condiciona con plata y con Aduana, no puedo ir”, se   escucha decir a Camacho  en la grabación de una de las últimas, si no la última, reunión con Pumari.

Pero la respuesta del cívico de la Villa Imperial no se hace esperar y rechaza la versión de que planteó sus condiciones para sumarse a la candidatura.

“No ha sido siquiera condicionamiento, era tener logística necesaria para movernos y asumir la responsabilidad. El tema de la Aduana por simple responsabilidad de Potosí y nada más (…). En esta situación, que quede bien claro: la diferencia de lo que hemos hablado la última vez, de llevar adelante este proceso y decir ‘dos semanas denme, yo voy a cumplir con ustedes y listo’”.

El titular de Comcipo aclaró a El Potosí que la grabación fue “preparada” para que parezca que él planteó sus exigencias para hacer binomio con Camacho.

“Decepciona que utilicen toda la bajeza posible para defenestrar a Marco Pumari; se nota nomás de que existe el miedo correspondiente y que he significado un obstáculo en los intereses de algunas personas”, aseguró.

Consultado sobre si presentó exigencias para aceptar la candidatura, Pumari señaló que, en principio, él no conversó de esos temas con Camacho, sino con uno de los familiares de éste.

“Ni siquiera se ha hablado con él, se ha hablado con un allegado, un familiar de Luis Fernando Camacho, manifestando que si se encara cualquier campaña,  yo voy a necesitar independencia porque voy a hacer una campaña muy distinta a él. Esa persona me habló de un financiamiento ya presupuestado si yo aceptaba la candidatura”, manifestó.

En lo que respecta a la administración de las aduanas regionales, el titular de Comcipo aclaró que al familiar de Camacho se le habló de la necesidad de hacer cambios en los entes descentralizados, en favor de Potosí.

“A esa persona le he hablado de que en Potosí se hagan los cambios en las diferentes direcciones de las descentralizadas, sin nombres ni apellido”, sostuvo.

Sobre la calidad del audio y sus características, Pumari indicó que el material fue editado para extraer la parte que es útil a los intereses del líder cruceño.

“Ese audio es muy preparado, la guerra sucia ha comenzado. Yo veo que ha sido planificado;  él habla indignado de todo lo que estaba sucediendo, cuando durante todo este tiempo me han presionado para que sea vicepresidente. Imagínense el extremo al que han llegado”, lamentó.

Pumari remarcó que si el audio no estaría editado, también se escucharía la parte en la que Camacho le insiste en firmar un documento para confirmar su candidatura como vicepresidente.

El dirigente potosino recibió el sábado la orden de Comcipo, de buscar alianzas para ser candidato en las próximas elecciones, en las que, por lo que se ve, tendrá que competir con quien hasta hace poco fue su aliado.

Camacho asegura que no grabó ni difundió la conversación

El ahora candidato a la Presidencia Luis Fernando Camacho publicó anoche un comunicado, en el que asegura que no grabó ni mucho menos difundió la conversación que sostuvo con Marco Antonio Pumari, en la que hablan de dinero y dos instituciones.

“Si yo hubiera grabado la conversación y hubiera querido que se conozca, les aseguro que el mismo día lo hubiera publicado, de frente, sin esconderme”,  manifestó.

El exlíder cívico detalló que la grabación corresponde a una cita del 3 de diciembre, y que los supuestos pedidos de Pumari surgieron dos días antes.

“Este audio es una versión parcial de lo que se dijo.  Si la verdad salió a flote de esta manera, develada por una persona suya, sería bueno que se sepa todo y no solamente una parte de la conversación”, sostuvo Camacho en la nota.

Más temprano, Pumari dijo que pone “las manos al fuego” por la persona que lo acompañó a la reunión, por lo que acusó a Camacho de engañarlo.

Página Siete


Pumari denuncia ‘guerra sucia’ y niega cobros para ser candidato

Ángel Guarachi

“La guerra sucia ya empezó antes de las elecciones”. Así respondió el presidente del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), Marco Pumari, sobre la difusión de audio que develó un presunto cobro de $us 250.000 además de la disposición de dos aduanas a cambio de aceptar la candidatura a la Vicepresidencia de Bolivia en la fórmula con Luis Fernando Camacho.

Marco #Pumari dice, me engañaron con la #Biblia en la mano#COMPARTE

Publicado por Infodiez.com en Lunes, 9 de diciembre de 2019

De acuerdo al audio, entregado por un presunto seguidor del presidente Comcipo) al programa Detrás de la Verdad, el dirigente potosino presuntamente demandó ese dinero y las aduanas de Oruro y Potosí.

“Si queremos generar un mejor país, nuevo, renovado, con esperanza, con juventud, no podemos nosotros empezar con las condiciones. Yo no lo quería decir (…), pero no podemos hablar, por lo menos yo me siento así, de que yo estoy pagando prácticamente por una candidatura, cuando hablamos de los $us 250.000, y no es correcto. Cuando hablamos de la Aduana, ‘no es mi gobierno’, te lo dije. Anoche decidí que yo voy a ir tranquilo y usted vaya tranquilo, Marquito, por donde quiera ir, con el apoyo de su directorio”, le dice Camacho a Pumari en la grabación, en una reunión celebrada entre ambas comitivas el martes 3 de diciembre en Santa Cruz.

“Yo no puedo con mi conciencia, porque todo lo he hecho recto. Y entrar con un (candidato a) Vicepresidente que me condiciona con plata y con Aduana, no puedo ir”, se escucha continuar a Camacho.

La Razón intentó sin éxito conocer la posición de Camacho respecto de esa conversación.

“La guerra sucia ya empezó antes de las elecciones, ni siquiera hay convocatoria a elecciones y ya le tienen miedo a Marco Pumari; eso es lo que pasa en este momento. No voy a ingresar a ese juego, pero la guerra sucia ya ha empezado”, dijo Pumari en La Paz tras participar de la entrega de una plaqueta en el barrio de Achumani en La Paz por la lucha encarada el pasado mes.

El cívico potosino continuó su alocución por la polémica al decir que “son bajezas que no son características de un líder”, sin mencionar nombres.

Negó además que quien grabó la conversación haya sido un acompañante suyo de Comcipo y quien además pudo haber entregado el audio al pama Detrás de la Verdad. “Eso es falso, sabemos que esto ha sido intencional”, dijo.

Antes, en otra entrevista con el diario El Potosí, Pumari señaló que hubo un ofrecimiento de dinero de parte de personas vinculadas a Camacho par la campaña electoral que ambos se aprestaban a encarar en caso de consolidar el binomio con miras a las elecciones de 2020.

“Ellos (gente de Camacho) me hablan de un financiamiento, o él o la persona me habla de un financiamiento, que supuestamente estaría ya presupuestado para lo que va a ser la campaña que se iniciaría si en todo caso yo aceptada la vicepresidencia conjuntamente con Luis Fernando Camacho. O sea, es la palabra logística para encarar una posible campaña si íbamos juntos”, dijo.

Pero no fue solo eso, reveló que en la reunión del 3 de diciembre en Santa Cruz conversó del tema con Camacho y consideró que se sintió presionado para aceptar la oferta de la candidatura a la Vicepresidencia.

“Imagínese el extremo que ha llegado a preparar toda esta situación para que sea o condicionarme o chantajearme para que yo sea vicepresidente”, señaló al diario potosino.

“Claramente han pretendido hacernos firmar un documento que garantice que yo sea vicepresidente; no lo dicen, no lo dicen ahí. ¿Por qué me querían obligar en ese momento a forma a como dé lugar un documento?”, cuestionó.

Mientras Camacho tiene ofertas de varias siglas para su postulación, Pumari intenta cerrar acuerdos para su propia fórmula.

La Razón


VOLVER
Más notas sobre el tema