Llega a México la embajadora expulsada por el gobierno de facto boliviano

231

Embajadora expulsada de Bolivia llega a México

La embajadora de México en Bolivia, María Teresa Mercado, salió ayer vía aérea del país y llegó por la tarde tras ser expulsada por el gobierno luego de un incidente protagonizado por diplomáticos españoles en su residencia, donde están asilados colaboradores del expresidente Evo Morales.

* “La embajadora está abandonando nuestro país”, señaló por la mañana el jefe de la Policía Boliviana, Antonio Montero: “No se ha registrado ningún incidente, todo se desarrolló con normalidad”, agregó.

El vuelo partió desde La Paz rumbo a Lima, Perú, donde tras una escala viajó a Guayaquil, en Ecuador, y luego el tramo final que la llevó a la Ciudad de México.

El subsecretario de Relaciones Exteriores, Maximiliano Reyes, recibió a Mercado para conocer de viva voz los últimos acontecimientos en Bolivia.

Según su Twitter, Reyes reiteró la estrategia de defensa del derecho internacional y diálogo diplomático por parte de México.

Mercado fue declarada el lunes persona non grata por la presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, tras denunciar que diplomáticos de la embajada de España, junto a personal de seguridad encapuchado y aparentemente armado llegaron sin explicaciones a la delegación mexicana, en un barrio acomodado de La Paz.

Según el gobierno, la acción buscaba evacuar al exministro de la Presidencia Juan Ramón Quintana, brazo derecho de Morales desde que llegó al poder en 2006.

Mercado dijo antes de salir, desde su cuenta personal en Twitter, que estaba “orgullosa de servir a (su) país y de sus principios y tradición de asilo”.

La embajadora también agradeció las palabras del canciller mexicano Marcelo Ebrard, que valoró su trabajo al mando de la delegación diplomática en La Paz.

Ebrard manifestó su reconocimiento a “la valiosa actuación de la embajadora María Teresa Mercado en Bolivia, quien ha cumplido cabalmente representando a México y su causa”

LAMENTA MORALES EXPULSIONES

El expresidente de Bolivia Evo Morales criticó la expulsión de diplomáticos que ordenó el gobierno de Jeanine Áñez.

* El gobierno de facto, en un acto de desprecio por el derecho internacional, expulsa a embajadora de México y a diplomáticos españoles, rompe relaciones con Venezuela y cuestiona a Argentina”, lamentó Morales en su cuenta de Twitter.

Según el exmandatario, “los golpistas buscan legitimidad, pero solo ejercen violencia contra países hermanos”.

La ministra de Exteriores interina de Bolivia, Karen Longaric, justificó la expulsión de diplomáticos españoles, entre ellos la encargada de negocios, Cristina Borreguero, alegando que “violaron” las normas tanto nacionales como internacionales con su visita a la residencia de la embajadora mexicana en La Paz.

En el mismo sentido, el representante del gobierno de Jeanine Áñez para la comunidad internacional, Tuto Quiroga, ha acusado a España de conspirar con México para “extraer a criminales y delincuentes”.

El gobierno de Áñez declaró el pasado lunes persona non grata a la encargada de negocios de la Embajada de España, Cristina Borreguero y al cónsul de ese país, Álvaro Fernández, a quienes pidió dejar territorio boliviano en un plazo de 72 horas. También incluyó al personal de seguridad que participó en el incidente en la embajada de México.

España anunció de inmediato la expulsión de tres funcionarios de la embajada boliviana en la nación europea, en protesta por una decisión que consideró fue “un gesto hostil”. También los emplazó a que en 72 horas abandonen territorio ibérico.

Áñez también declaró persona non grata a la embajadora de México, María Teresa Mercado.

Excelsior


Bolivia enviará alto diplomático a España para bajar la tensión

El gobierno de transición de la presidenta Jeanine Añez busca resolver el impasse con España -por su decisión de expulsar a dos diplomáticos españoles- con el envío de un alto representante a su embajada en Madrid, sin dejar de defender la medida que desencadenó la tensión y que fue rechazada por varios Estados de la Unión Europea (UE).

La Cancillería emitió un comunicado, en el cual expresa su deseo de “superar este impasse a la brevedad y mantener estrechas relaciones con el Reino de España, en el marco del tradicional respeto y la amistad que siempre las han caracterizado”.

Para avanzar en esa dirección, “el Gobierno Constitucional de Bolivia acreditará en la Embajada de Bolivia en Madrid a un alto representante diplomático”, anunció el Ministerio de Relaciones Exteriores boliviano, que agregó que lo ocurrido el 27 de diciembre fue lo que condujo a declarar “personas no gratas” a los diplomáticos españoles.

La Cancillería informó que aquella situación fue “debidamente explicada en el comunicado emitido” en esa fecha por el Ministerio de Exteriores y, de ser necesario, se ofreció a entregar la información adicional que se requiera, señala el comunicado.

El ministerio que está a cargo de la canciller Karen Longaric también reconoció el apoyo de la UE al país en áreas como el fortalecimiento de la democracia y las nuevas elecciones generales que están previstas para este año, y aseguró que desea mantener en un alto nivel las “excelentes relaciones” con ese bloque y las naciones que lo conforman.

La posición de España

El Gobierno español calificó el lunes como un “gesto hostil” la decisión del Gobierno boliviano y replicó con la expulsión de tres diplomáticos del país que habían sido designados durante la administración de Evo Morales.

Por su parte, el subsecretario mexicano de Relaciones Exteriores para América Latina y el Caribe, Maximiliano Reyes Zúñiga, señaló, también el lunes, que el Gobierno de su país mantiene la “comunicación necesaria” con el de Bolivia, pero no existió un diálogo formal.

Al respecto, se pronunció desde la ciudad de Buenos Aires, Argentina, el expresidente Morales, quien condenó “enérgicamente” la decisión que tomó el gobierno de Añez y advirtió de que “no se han respetado los derechos internacionales”.

La decisión boliviana de expulsar a los diplomáticos españoles se originó en la visita de estos a la embajadora de México en su residencia en La Paz, el pasado viernes, acompañados de individuos encapuchados y “presumiblemente armados”.

La UE consideró que “la expulsión de funcionarios diplomáticos es una medida extrema e inamistosa que debe reservarse a situaciones de gravedad”. Bolivia se ratificó en su decisión, antes de invitar al país europeo a superar la tensión diplomática.

Página Siete


Tensión diplomática Bolivia-España preocupa a la UE; pide una explicación al gobierno

Por Baldwin Montero

La Delegación de la Unión Europea en Bolivia hizo conocer este viernes su “profunda preocupación” por la escala de tensión diplomática entre España y Bolivia. Hizo saber que agradecería al Gobierno una explicación más detallada de lo que ocurrió en este caso.

El pronunciamiento fue emitido un día después de que el gobierno de Jeanine Áñez decidiera declarar personas no gratas a la encargada de negocios de la Embajada de España, Cristina Borreguero y al cónsul de ese país, Álvaro Fernández, a quienes pidió dejar territorio boliviano en un plazo de 72 horas.

La respuesta española fue inmediata. Anunció la expulsión de tres funcionarios de la embajada boliviana en la nación europea, en protesta por una decisión que consideró que fue “un gesto hostil”.

La crisis diplomática entre ambos países se disparó luego que el viernes funcionarios encapuchados de la embajada de España fueron impedidos de ingresar a la residencia de la ahora también expulsada embajadora de México, María Teresa Mercado, donde se encuentran asilados nueve exfuncionarios del gobierno de Evo Morales.

En su comunicado, la Unión Europea hace saber que este lunes se realizó una reunión entre los jefes de misión de los países miembros para escuchar la versión de España sobre lo ocurrido, por lo que pide también tener una explicación del gobierno boliviano.

Advierte que “la expulsión de funcionarios diplomáticos es una medida extrema e inamistosa que debe reservarse a situaciones de gravedad”.

Aquí el comunicado de la Delegación de la Unión Europea en Bolivia:

Comunicado sobre tensión diplomática:

1. La Delegación de la Unión Europea en Bolivia expresa su profunda preocupación por la escalada de tensión diplomática que se ha saldado con la declaración de persona non grata de la encargada de negocios y del encargado de la sección consular de la Embajada de España, medida que rechaza.

2. Ayer tarde se ha celebrado una reunión de jefes de misión de los Estados Miembros y de la Unión Europea para conocer de parte de España lo sucedido. La Delegación de la Unión Europea también agradecería recibir a la mayor brevedad una explicación de parte del Gobierno interino de Bolivia.

3. La expulsión de funcionarios diplomáticos es una medida extrema e inamistosa que debe reservarse a situaciones de gravedad. El pleno respeto a la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas y el diálogo son fundamentales para reducir la tensión.

4. La Delegación de la Unión Europea expresa su firme deseo de que esta situación se supere con celeridad y que las tradicionales y excelentes relaciones de Bolivia con todos los Estados Miembros y la Unión Europea se restablezcan.

31 de diciembre de 2019

(21/12/2019)

La Razón


VOLVER
Más notas sobre el tema