Expresidentes, políticos e intelectuales de América Latina piden la condonación de la deuda de los países de la región

Piden la condonación de la deuda externa de todos los países de América Latina

El Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (CELAG) y diversos protocolos políticos internacionales impulsan una campaña mundial para el FMI , el Banco Mundial y otros organismos multilaterales condonen la deuda externa soberana de los países de América Latina en un contexto de avance mundial del coronavirus en el mundo.

Según los últimos datos del Ministerio de Economía al 29 de febrero pasado , la deuda bruta de la administración central de la Argentina al tipo de cambio del último día hábil de ese mes, totalizó u $ s324.374 millones.

Al mismo tiempo, la iniciativa también busca que los acreedores privados internacionales acepten un proceso inmediato de reestructuración de la deuda que contemple una mora absoluta de dos años sin intereses. Días atrás Ámbito reveló la primera pista la primera pista abierta para conocer la intención de la Argentina sobre la quita que se les ofrecerá a los acreedores privados: aproximadamente 55% . En total, el Gobierno reconoció bonos a negociar por un total de u$s68.842.528.826.

La campaña por la condonación de la deuda se denomina “La hora de la condonación de la deuda para América Latina” , y ya el apoyo de Rafael Correa, Dilma Rousseff, Álvaro García Linera, José Luis Rodríguez Zapatero, Ernesto Samper, Jorge Taiana , Alfredo Serrano Mancilla, Rafael Correa, Álvaro García Linera, Gustavo Petro, Dilma Rousseff, Marco Enríquez-Ominami, Fernando Lugo, Celso Amorim, Ernesto Samper, Luis Guillermo Solís, Óscar Daniel Jadue, Camila Vallejo Dowling, Juan Carlos Monedero, Mario Delgado y John Ackerman , entre otros.

Los promotores de esta campaña, argumentan que “ante tantas dificultades económicas, producto del avance de la pandemia del COVID-19, la condonación de la deuda externa es una acción tan justa como necesaria”.“Lo mismo en otros momentos históricos marcados por grandes catástrofes como guerras, enfermedades y pandemias. Esta es una oportunidad única para evitar que el peso de la deuda sea un escollo aún mayor que añadir al complejo reto de superar este momento social y económico tan crítico “, detalla en un comunicado conjunto al que accedió este medio.

Además, los firmantes solicitan a las Naciones Unidas que “a la mayor urgencia convoque a la Asamblea General para discutir una resolución que proporcione el marco legal internacional para llevar a cabo esta estrategia efectiva de condonación de la deuda externa de América Latina y fomentar el proceso de reestructuración con los acreedores privados “.

“Nadie puede dudar de que este es un momento oportuno para hacerlo si se quiere enfrentar con éxito esta situación tan difícil. No podemos exigir a los países que hagan políticas efectivas en materia de salud pública para enfrentar la pandemia y, al mismo tiempo, pretendiente que sigan cumpliendo con sus obligaciones de deuda ” , afirmaron los líderes internacionales.

Según la campaña del CELAG, en este contexto “no podemos exigirles que implementen políticas económicas que compensen los daños de esta catástrofe a la par que deben seguir pagando a sus acreedores”.

“Es absolutamente incompatible hacer efectivo un plan de reestructuración económica en el futuro próximo con los actuales niveles de endeudamiento externo (en promedio, supone el 43,2% del PIB en América Latina)”, remarcaron.

El FMI admite la situación crítica de los países emergentes

Esta semana, la directora del FMI, Kristalina Georgieva, admitió la catastrófica situación financiera de los países emergentes y alertó que “el mundo entró en una recesión” con las consecuencias que pueden resultar peores que las del 2009.

Durante una conferencia virtual brindada ante periodistas de todo el mundo, Georgieva advirtió por el “parate repentino” de la economía mundial por el coronavirus y estimó las necesidades financieras generales de los mercados emergentes de, como mínimo, u $ s2,5 billones “.

El FMI comunicó que

El FMI comunicó que “explorará opciones adicionales para ayudar a los miembros que experimentan escasez de divisas”, según adelantó más temprano un comunicado conjunto firmado por Georgieva y el presidente del Comité Monetario y Financiero Internacional, Lesetja Kganyago. Estos temas, serán discutidos por la Junta Ejecutiva del Fondo Monetario en las próximas semanas, con miras a aportar un sólido paquete de medidas para su consideración en las Reuniones de Primavera (boreal).

La titular del FMI precisa además de en la actualidad hay 81 países que requieren asistencia al organismo, una cifra sin precedentes, y de ellos 50 son de bajos ingresos y los restantes 31 emergentes. “Nunca habíamos tenido tantas solicitudes al mismo tiempo” , reconoció.

En medio de la crisis desatada por la pandemia, el FMI y el Banco Mundial firmaron un documento en el que solicitaron a los acreedores bilaterales de países pobres que tienen un comportamiento contemplativo con sus deudores. “El Grupo Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional llaman a todos los acreedores bilaterales oficiales a suspender los pagos de la deuda de los países de la AIF que solicitan período de gracia” , expresó los organismos.

Al argumentar su pedido de condonación, el CELAG recuerda el caso de Alemania, lo que quedará devastado en la Segunda Guerra Mundial, en la Conferencia de Londres de 1953 se acordó perdonar cantidades de sustancias de su deuda. “No fue la única vez que esto se llevó a cabo a lo largo de nuestra historia más reciente. Hay un sinfín de casos en los que la deuda externa fue perdonada ” , agregó.

Ámbito Financiero 


La hora de la condonación de la deuda para América Latina

Por Alfredo Serrano Mancilla, Rafael Correa, Álvaro García Linera, Gustavo Petro, Dilma Rousseff, Marco Enríquez-Ominami, Fernando Lugo, Jorge Taiana, Celso Amorim, Ernesto Samper, Luis Guillermo Solis, José Luis Rodríguez Zapatero, Óscar Daniel Jadue, Camila Vallejo Dowling, Juan Carlos Monedero, Mario Delgado y John Ackerman

Ahora que el mundo ha asumido un tono más humano y cooperativo en lo económico ante la pandemia del Covid-19, desde el Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (CELAG) solicitamos la condonación de la deuda externa soberana de los países de América Latina por parte de FMI y de otros organismos multilaterales (BID, BM, CAF) e instamos a los acreedores privados internacionales a que acepten un proceso inmediato de reestructuración de la deuda que contemple una mora absoluta de dos años sin intereses.

La Conferencia de las Naciones Unidas para el Comercio y Desarrollo prevé una pérdida de ingresos globales de 2 billones de dólares como consecuencia de esta crisis. Y, por su parte, la Organización Internacional del Trabajo estima que 25 millones de empleos en el mundo están en riesgo. Y sigue la salida de capitales de los países emergentes. Ya está en valor récord: 60.000 millones de dólares en menos de dos meses (Instituto Internacional de Finanzas). Ante tantas dificultades, la condonación de la deuda externa es una acción tan justa como necesaria. Lo mismo ocurrió en otros momentos históricos marcados por grandes catástrofes como guerras, enfermedades y pandemias. Esta es una oportunidad única para evitar que el peso de la deuda sea un escollo aún mayor que añadir al complejo reto de superar este momento social y económico tan crítico.

Uno de los ejemplos más conocidos fue el que se produjo después de que Alemania fuera devastada en la Segunda Guerra Mundial. En la Conferencia de Londres de 1953 se acordó perdonar cantidades sustanciales de su deuda. No fue la única vez que esto se llevó a cabo a lo largo de nuestra historia más reciente. Hay un sinfín de casos en los que la deuda externa fue perdonada.

Nadie puede dudar de que este es un momento oportuno para hacerlo si se quiere afrontar con éxito esta situación tan difícil. No podemos exigir a los países que hagan políticas efectivas en materia de salud pública para afrontar la actual pandemia y, al mismo tiempo, pretender que sigan cumpliendo con sus obligaciones de deuda; no podemos exigirles que implementen políticas económicas que compensen los daños de esta catástrofe a la par que deben seguir pagando a sus acreedores. Es absolutamente incompatible hacer efectivo un plan de reestructuración económica en el futuro próximo con los actuales niveles de endeudamiento externo (en promedio, supone el 43,2% del PIB en América Latina).

Tal como se hiciera con la resolución aprobada el 10 de septiembre de 2015 sobre los Principios Básicos de los Procesos de Reestructuración de la Deuda Soberana, ahora debemos dar un nuevo paso y, por eso, desde CELAG solicitamos a las Naciones Unidas que a la mayor urgencia convoque a la Asamblea General para discutir una resolución que proporcione el marco legal internacional para llevar a cabo esta estrategia efectiva de condonación de la deuda externa de América Latina y fomentar el proceso de reestructuración (con mora de dos años) con los acreedores privados.

También instamos al resto de organizaciones internacionales a que se sumen a esta iniciativa de solicitud de la condonación de la deuda.

Invitamos a centros de pensamiento, universidades, instituciones religiosas, sindicatos, patronales y gobiernos a que se unan a este pedido.

No sólo es una cuestión de solidaridad, sino también de eficiencia.

CELAG


OMS confirma más de 120.000 pacientes de Covid-19 en América

La Organización Mundial de la Salud, OMS, confirmó la existencia de 120.798 casos de Covid-19 en el continente americano, contabilizando 20.484 nuevos pacientes en la última fecha.

El reporte, actualizado este domingo, da cuenta además de que 1.973 personas han muerto en América, por causa del nuevo coronavirus, 488 de ellas en las pasadas 24 horas.

Corresponden a América Latina y el Caribe 12.720 casos confirmados, 250 de los cuales han fallecido. Brasil es el país de la región con una incidencia numérica más alta, con 3.417 personas infectadas y 92 decesos.

Chile ocupa el segundo lugar en la región en cuanto a los casos confirmados, con 1.909, no así en el caso de los fallecidos, puesto que ocupa Ecuador, con 57 muertes, amén de sus 1.890 infectados.

Siguen en la lista República Dominicana, Panamá, México y Argentina, en ese orden en cuanto a los casos confirmados, que suman 859, 786, 717 y 690, respectivamente.

Por su parte, Perú reporta 852 pacientes confirmados con la enfermedad, de los cuales 18 han perdido la vida, y Uruguay ascendió hasta los 304 pacientes positivos para Covid-19, de los cuales no ha fallecido ninguno.

Colombia suma 608 enfermos de Covid-19 con 6 fallecidos, y Cuba reportó 139 pacientes detectados con el nuevo coronavirus, de los que 3 han perdido la vida.

Los países que más incrementan los casos en las últimas 24 horas son Brasil, con 502, Chile, con 299, Ecuador, con 228, México, con 128, Panamá, con 112 y Argentina, con 101.

Telesur


VOLVER