La UNA conmemoró el Día Internacional de la Mujer Trabajadora

El 8 de marzo es el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, declarado por la Asamblea General de las Naciones Unidas. Conmemora la lucha de las mujeres por la igualdad, el reconocimiento y ejercicio efectivo de sus derechos. Ese día, en consonancia con el reclamo por una ampliación de los derechos de las mujeres se realizarán asambleas feministas en todo el territorio nacional en reclamo por la autonomía de los cuerpos de las mujeres y contra los fundamentalismos religiosos.

El 9 de marzo se realizará un paro de las trabajadoras en todo el territorio nacional que culminará a las 17 h con una movilización hacia el Congreso en reclamo por el aborto legal, seguro y gratuito.

A diferencia de otros años, en esta ocasión el poder ejecutivo acompaña los reclamos de los feminismos: se creó el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad; el presidente informó en la apertura de sesiones del Congreso que enviará un proyecto para la legalización del aborto; la Ley Micaela se encuentra en plena implementación en las altas esferas del Estado, etc. Sin embargo, el paro sigue siendo necesario porque la crisis económica profundizó una situación desigual en el ámbito laboral, así como en la participación de las mujeres en la economía.

La crisis económica en Argentina afecta con mayor virulencia a las mujeres trabajadoras quienes se encuentran sobrerrepresentadas en el trabajo informal. De base existe una brecha de ingresos que en la actualidad llega hasta 30%. Por otra parte, aunque se empieza a generar conciencia, el 76% de quienes realizan tareas del hogar son mujeres según la Encuesta Permanente de Hogares. También, según este informe el desempleo juvenil en las mujeres ascendió al 23,4% en el segundo trimestre de 2019. Es decir, las mujeres se vieron más perjudicadas por la crisis económica en la distribución desigual de recursos y derechos.

El paro internacional visibiliza el lugar que tienen las mujeres en la economía y en el ámbito laboral. Esta herramienta de lucha se encuentra más vigente que nunca para exigir, entre otros reclamos, paridad de género en el ámbito laboral y una distribución igualitaria de la riqueza para un sector de la población que sufre múltiples desigualdades.

#9M Nosotras Paramos

Fuente-Universidad Nacional de las Artes