Desempleo en Chile: en marzo se registraron casi 300 mil cartas de despido

182

La otra secuela del coronavirus: Gobierno confirma casi 300 mil cartas de despido en marzo y 56 mil empresas se registran en Ley de Protección del Empleo

A pocos días de su entrada en vigencia, la polémica ha rondado la nueva Ley de Protección del Empleo. La normativa impulsada por el Gobierno que permite a las empresas suspender contratos laborales o pactar reducciones de la jornada laboral, permitiendo a los trabajadores acceder a las prestaciones del Seguro de Cesantía, suma y suma compañías que se arriman a su sombra, la noticia vislumbra al empleo como una de las posibles víctimas del Covid-19 en el país.

La ministra del Trabajo, María José Zaldívar, informó que desde que la Administradora de Fondos de Cesantía (AFC) habilitó el pre-registro para acogerse a la nueva normativa a través de su sitio web, ya son 56.986 las empresas que han decidido acogerse a la iniciativa estatal, que abarcan 786.790 trabajadores.

Cabe mencionar que esta mañana desde la cartera de Trabajo reportaron que ya había más de 23 mil compañías que se inscribieron para optar a la suspensión del vínculo laboral o bien la reducción de jornada.
Ola de despidos

Asimismo, la ministra reportó un alza -durante marzo- de cerca de 100 mil cartas respecto de febrero de este año. Así, en el tercer mes del año, la Dirección del Trabajo recibió 299.519 cartas de despidos.

Respecto a las causales de las cartas, Zaldívar apuntó a un incremento de los términos de contrato por “vencimiento del plazo”, anotando un aumento de 101 mil cartas de despido por esa causal, cifra 44% mayor a la de marzo de 2019 y que representa el 34% del total de las cartas del pasado mes. Esto mientras que la causal de “caso fortuito o fuerza mayor” muestra un incremento de 2,8% respecto a marzo de 2019, con un total de 5.465 cartas de despido, representando un 1,82% del total.

Las actividades económicas que se han visto más afectadas son la construcción, servicios administrativos, comercio y en mayor cantidad -respecto al año anterior- es el turismo y los servicios de comida.

La región más afectada es la de Magallanes, que pese a no tener un número absoluto alto presenta una variación del 76,5% respecto a marzo del 2018. Luego sigue Tarapacá, (59,6%), Coquimbo (56,5%), Los Lagos (51,7%) y Biobío (51,6%).

La Región Metropolitana es en la cual se han emitido cartas de despido para una mayor densidad de personas, con una variación de un 39,9% respecto a marzo del año pasado.
Reacciones del mundo político

Las cifras tienen impacto político. El senador PS y presidente de la comisión de Trabajo, Juan Pablo Letelier, sostuvo que “estas cifras entregadas ponen nuevamente el énfasis que exigimos hace semanas: es necesaria una intervención robusta del Estado para garantizar que a nadie le faltarán los ingresos en los meses que vienen”.

“Los trabajadores y trabajadoras no pueden ser quienes deban sobrellevar el mayor peso de esta pandemia (…) El Gobierno no puede seguir quedando atrás. Debe tomar medidas más rápidas, directas y profundas. Al Gobierno le ha costado asumir los problemas y por lo mismo, llegar a las soluciones. Los socialistas venimos planteando una renta o ingreso garantizado desde hace tiempo para quienes no están obteniendo ni obtendrán ingresos en los próximos meses”, agregó el parlamentario.

En medio de este debate, en la Democracia Cristiana propusieron congelar las dietas de los directores de grandes empresas que suspendan relación laboral de sus trabajadores, acogiéndose a la Ley de Protección

Esto, tras conocer un listado con las 70 mayores remuneraciones de directores publicado por Pulso. El presidente de la Falange Fuad Chahín recordó que el balance del 2019 arroja que directores de empresas como Latam, Ripley y Cencosud –que rebajaron el sueldo a la mitad o se acogieron a la ley- ganaron entre 1.200 y 300 millones.

Por lo tanto, “y como se trata de empresas que o contarán con apoyo del Estado vía la Banca –como Latam- o empresas que se acogieron a la Ley de Protección, la señal sana es que las empresas suspendan esas remuneraciones mientras dure la suspensión de la relación laboral, cuyo importe escapa a lo que cualquiera persona ganará en su vida”. “No puede ser que los directores mantengan intactas sus millonarias dietas, mientras los trabajadores vean suspendidas sus remuneraciones”, indicó.

En concreto, la DC ingresará esta propuesta en la Comisión Mixta en el trámite del proyecto que modifica la Ley 21.227 que faculta el acceso a prestaciones del seguro de desempleo.

Por su parte, el diputado de la UDI e integrante de la comisión del Trabajo, Guillermo Ramírez, señaló que estos datos son “el adelanto de la profunda crisis económica que vamos a vivir, no solamente en Chile, estas cifras son consistentes con lo que está ocurriendo en todas partes del mundo”.

Respecto a la nueva Ley de Protección de Empleo, Ramírez aseguró que “hay 800 mil personas que se acogieron a la suspensión de contrato y que van a recibir parte de sus ingresos habituales con cargo al seguro de cesantía; el vaso medio vacío es que son 700 mil personas a las cuales se les suspendieron el contrato de trabajo, el vaso medio lleno es que esas personas podrían haber triplicado la cantidad de despidos y afortunadamente ellas mantienen su trabajo”.

El Mostrador


Sindicato de Walmart protesta en Plaza de La Dignidad por reapertura del comercio: “Que el costo no lo paguen los trabajadores”

Esta mañana, el Sindicato SIL de Trabajadores Walmart realizó una intervención en Plaza de La Dignidad, copando el lugar con un lienzo gigante en el que se leía “Que el costo de la crisis no lo paguen los trabajadores“, haciendo alusión a las medidas que está tomando el Gobierno para la apertura de los malls y centros comerciales, acusando que se expone a los trabajadores a situaciones de contagio por COVID-19.

“Esta pandemia sanitaria puede transformarse en una pandemia social si es que el Gobierno no toma medidas urgentes“, afirmó Juan Moreno, presidente del SIL y consejero nacional de la ramal de comercio de la CUT, aludiendo que las medidas de protección que se aplicarían en el comercio no esencial “son similares a las que hoy vemos en los supermercados, lugares donde ya tenemos un importante número de trabajadores contagiados con trazabilidad del COVID-19 en el puesto laboral”.

Además, agregó que “vamos a aumentar el nivel de contagiados creando una falsa sensación de normalidad”, destacando que “hasta que no existan garantías sanitarias no se puede abrir. No se entiende la codicia de esos gerentes y la poca empatía del señor Soublette de la Cámara de Santiago con los trabajadores del comercio”.

Moreno también criticó a las AFP, Isapres y Mutuales, indicando que “vemos como se reducen dramáticamente nuestros fondos de pensiones mientras las AFP reparten millonarias utilidades a sus controladores. Vemos como las ISAPRES suben sus precios en medio de una crisis. Vemos que las Mutuales, que son instituciones que manejan recursos de los trabajadores, no se preocupan de nuestra salud. Hasta cuándo el gobierno sigue aguantando los abusos de este supuesto sistema de seguridad social chileno, que de seguridad tiene poco y de social mucho menos“.

El dirigente llamó al Gobierno y las empresas al diálogo, argumentando que “en Walmart hemos dado un ejemplo de que el diálogo es lo más efectivo para enfrentar juntos la crisis. Logramos que la empresa proteja nuestras remuneraciones a cambio de que nosotros accediéramos a la flexibilidad horaria que requieren estas circunstancias. Todos salimos ganando“.

Finalmente, criticó a las grandes empresas que se acogen a la ley de protección de empleo, sentenciando que “eso es sencillamente inmoral“.

El Desconcierto


VOLVER
Más notas sobre el tema