Ministros de Agricultura coordinan acciones frente al hambre en la región

Ministros y Secretarios de Agricultura de 34 países de las Américas coordinan acciones para garantizar la alimentación frente al COVID-19

Ministros y Secretarios de Agricultura de 34 países de las Américas se reunieron hoy de forma remota para compartir sus políticas, acciones y planes para enfrentar el impacto de la pandemia del COVID-19 en la seguridad alimentaria de sus poblaciones, en la agricultura, los sistemas alimentarios y el mundo rural.

Autoridades de América del Norte, América del Sur, Centroamérica y el Caribe compartieron sus experiencias y las medidas que están implementando para garantizar su producción y oferta de alimentos.

Los ministros destacaron la importancia de que los alimentos estén disponibles a precios convenientes, y que su producción, distribución y venta se lleve a cabo con el menor riesgo a la salud de todos quienes participan en la cadena alimentaria. Asimismo, enfatizaron la necesidad de impulsar el comercio intrarregional de alimentos.

La inédita Reunión Hemisférica de Ministros y Secretarios de Agricultura fue organizada por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y por el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) en respuesta a una solicitud del Ministerio de Agricultura de Chile.

El encuentro fue presidido y moderado en forma conjunta por el Ministro de Chile, Antonio Walker, quien también representa al Consejo Agropecuario del Sur (CAS); por el Ministro de República Dominicana, Osmar Benítez, también presidente de la Junta Interamericana de Agricultura (JIA) y por el Ministro de Jamaica y presidente de la Conferencia Regional de FAO para América Latina y el Caribe, Audley Shaw.

“FAO e IICA tienen un rol muy relevante y gran experiencia para lograr una mejor coordinación de los esfuerzos que debemos realizar en materia de abastecimiento y alimentación para nuestros ciudadanos”, dijo Antonio Walker, Ministro de Agricultura de Chile.

“La cooperación internacional es una de las principales herramientas que tenemos para enfrentar los efectos de la pandemia; ningún país por si solo podrá garantizar la alimentación de su población”, dijo Julio Berdegué, Representante Regional de la FAO para América Latina y el Caribe: “Esta crisis nos enseña que hay que acelerar la transformación de los sistemas alimentarios para que sean más resilientes, incluyentes y sostenibles”.

“Esta reunión hemisférica es una señal de los tiempos que vienen, de cooperación, complementariedad y trabajo conjunto. Se requerirán políticas y Estados más innovadores e instituciones más flexibles. Los moldes de lo tradicional se rompieron. Necesitamos más que nunca más cooperación para tener mejores políticas públicas, sólidas, para un sector como el agro que es estratégico para mantener el mundo de pie”, dijo Manuel Otero, Director General del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA).

Medidas de los países

El Secretario de Agricultura y Desarrollo Rural de México, Víctor Villalobos, destacó la importancia de evitar acciones unilaterales que afecten el flujo de alimentos, implementar todas las medidas sanitarias necesarias para comercializar alimentos, y establecer canales internacionales e interregionales de comunicación para comercializar alimentos. Villalobos también propuso a los 34 países crear un equipo de tareas conjunto para enfrentar tanto la pandemia como la post pandemia. El Representante de la FAO y el Director General del IICA apoyaron la propuesta y señalaron que ambas instituciones podrían facilitar el trabajo de dicho equipo.

Antonio Walker, Ministro de Agricultura de Chile, señaló que el Consejo Agropecuario del Sur (CAS) está centrado en mantener el abastecimiento de alimentos, mercados internacionales abiertos y transparentes, disminuir las brechas territoriales urbano-rurales, y llevar a cabo un análisis de cómo enfrentar la situación post-pandemia. El ministro resaltó la importancia de la agricultura familiar campesina en este escenario y la necesidad de compartir protocolos sanitarios que cubran toda la cadena alimentaria.

Mauricio Guevara, Secretario de Agricultura y Ganadería de Honduras, explicó que el Consejo Agropecuario Centroamericano (CAC) está realizando un catastro para saber exactamente cuántos alimentos hay en cada país del CAC, cuáles son los excedentes y las necesidades.

Saboto Caesar, Ministro de Agricultura, Industria, Silvicultura, Pesca y Transformación Rural de San Vicente y las Granadinas, habló en representación de la Comunidad del Caribe (CARICOM): “Estamos viviendo una disrupción en el comercio de productos básicos agrícolas en CARICOM, por quiebres en la cadena de suministro alimentario y de insumos”.

Saboto Caesar destacó el apoyo gubernamental para que los productores tengan elementos de protección, la asistencia técnica para los países, el aumento del comercio alimentario entre los países de CARICOM, y de la cooperación Sur-Sur entre CARICOM y América del Sur para el comercio alimentario.

El Ministro de Agricultura y Ganadería de Ecuador, Xavier Lazo, en representación de los países Andinos, señaló que muchos pequeños agricultores han comenzado a usar plataformas tecnológicas para llegar de forma más directa con las personas, incluso proveyendo a los domicilios de forma directa.

“Las cadenas agroalimentarias serán fundamentales para mantener el empleo y serán motores para una rápida recuperación post-crisis”, explicó Tereza Cristina Corrêa, Ministra de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento de Brasil: “El comercio libre y justo es la llave para la provisión de alimentos, sobre todo para las áreas más pobres del mundo”. La ministra también destacó la importancia de la agricultura familiar.

El Subsecretario de Agricultura para Comercio y Asuntos Agrícolas Extranjeros de Estados Unidos, Ted McKinney, destacó la importancia de impulsar la innovación para aumentar la producción alimentaria, y la relevancia de la futura I Cumbre Mundial de Sistemas Alimentarios, promovida por las Naciones Unidas, como una instancia clave para fortalecer el sistema alimentaria global.

La reunión también contó con la participación de las autoridades regionales y expertos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), el Instituto de Investigación y Desarrollo del Caribe (CARDI), la Agencia de Salud Agrícola y Seguridad Alimentaria del Caribe (CAHFSA), el Banco de Desarrollo para América Latina (CAF), la Comisión Interamericana de Mujeres (CIM), la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), la Comunidad del Caribe (CARICOM) el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA), la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), la Organización Regional Internacional para la Salud Agrícola (OIRSA), Programa Mundial de Alimentos (WFP).

FAO


IICA aboga por Estados y políticas innovadoras para el agro frente a pandemia

El Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) señaló este miércoles 22 de abril de 2020 que se requieren políticas y Estados más innovadores en materia agrícola para hacer frente al reto que representa la pandemia del covid-19 para el sector agrícola de América y el Caribe.

“Se requerirán políticas y Estados más innovadores e instituciones más flexibles. Los moldes de lo tradicional se rompieron. Necesitamos más que nunca más cooperación para tener mejores políticas públicas, sólidas, para un sector como el agro que es estratégico para mantener el mundo de pie”, dijo el director general del IICA, Manuel Otero.

Otero participó este miércoles en una reunión hemisférica remota en la que junto con 34 ministros y secretarios de Agricultura y representantes de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), analizaron la coyuntura actual y acciones a futuro.

“Esta reunión hemisférica es una señal de los tiempos que vienen, de cooperación, complementariedad y trabajo conjunto”, expresó el director del IICA, organismo con sede en Costa Rica.

En la reunión los ministros y secretarios de Agricultura de América y el Caribe compartieron sus políticas, acciones y planes para enfrentar el impacto de la pandemia del covid-19 en la seguridad alimentaria de sus poblaciones, en la agricultura, los sistemas alimentarios y el mundo rural.

Los funcionarios expusieron sus experiencias y las medidas que están implementando para garantizar su producción y oferta de alimentos en sus respectivos países, y destacaron la urgencia de impulsar el comercio de alimentos entre los países de la región.

El IICA indicó en un comunicado que los ministros destacaron la importancia de que los alimentos estén disponibles a precios convenientes, y que su producción, distribución y venta se lleve a cabo con el menor riesgo a la salud de todos quienes participan en la cadena alimentaria.

La reunión fue organizada por el IICA y la FAO, en respuesta a una solicitud del Ministerio de Agricultura de Chile.

“FAO e IICA tienen un rol muy relevante y gran experiencia para lograr una mejor coordinación de los esfuerzos que debemos realizar en materia de abastecimiento y alimentación para nuestros ciudadanos”, dijo en el comunicado del instituto el ministros de Agricultura de Chile, Antonio Walker.

Por su parte, el representante de la FAO para América Latina y el Caribe, Julio Berdegué, argumentó que “la cooperación internacional es una de las principales herramientas que tenemos para enfrentar los efectos de la pandemia”.

“Ningún país por sí solo podrá garantizar la alimentación de su población. Esta crisis nos enseña que hay que acelerar la transformación de los sistemas alimentarios para que sean más resilientes, incluyentes y sostenibles”, señaló.

El Secretario de Agricultura y Desarrollo Rural de México, Víctor Villalobos, destacó la importancia de evitar acciones unilaterales que afecten el flujo de alimentos, implementar todas las medidas sanitarias necesarias para comercializar alimentos, y establecer canales de comunicación para el comercio.

La reunión también contó con la participación de representantes del Banco Interamericano de Desarrollo, el Banco Centroamericano de Integración Económica, el Instituto de Investigación y Desarrollo del Caribe, el Banco de Desarrollo para América Latina (CAF), la Comisión Interamericana de Mujeres (CIM), la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), entre otros.

El Comercio


Regional destilleries join in the fight agaist covid-19

As the world continues to fight the COVID-19 pandemic, CARICOM rum producers have modified their production lines to play their part by producing alcohol and hand sanitiser and making donations of sanitation products. Across the Caribbean, contributions have been made to governments, institutions, and frontline healthcare workers and to support local communities impacted by the virus.

Some of the initial actions taken by WIRSPA member-producers to assist their various countries include:

• Angostura in Trinidad & Tobago re-directed one of its product lines towards the creation of 70,000 bottles bulk and retail size sanitising liquid, which were donated to front line workers in the Ministry of Health and Ministry of National Security in Trinidad. A donation was also made to community-based organizations working with senior citizens and children’s homes and a shipment was sent to the prisons. The venture was part of the company’s aim to combat the spread of the virus and to assist with meeting the demand for sanitisers, which are in short supply.

• Antigua Distillery in Antigua & Barbuda has made 4,300 litres of 70% alcohol readily available to produce hand sanitiser and disinfectant. The company has further made donations to Emergency and Essential Workers in Antigua and Barbuda to include Health & Medical Personnel, EMS, the Police & National Guard, Her Majesty’s Prison, and other persons on the front line. In addition, the company has supported the Government’s social initiative to provide care packages to the most affected in the society by providing the aforementioned sanitising products and bottled water to those in need.

• Casa Brugal in the Dominican Republic provided hospitals and public centers with 150,000 litres  of 70% denatured alcohol donated through the National Health Service (SNS), for the purpose of using it as a disinfectant to protect patients and health personnel on the front line of the crisis. Another WIRSPA member, Vinícola Del Norte, partnered with Casa Brugal and packaging companies Plastidel and Nesplas to package the alcohol and provide containers and boxes so that the donation could be delivered swiftly and safely.

• Demerara Distillers in Guyana donated approximately 12,000 litres of Environ, an alcohol-based sanitising cleaner, to institutions around Guyana, such as senior citizen’s homes, orphanages, night shelters and prisons. In addition, 254 five-gallon bottles of Environ were given to the Health Emergency Operation Centre (HEOC), for distribution to public agencies such as health centers, public hospitals, post offices and police stations.

• Grenada Distillers produced some 1,200 cases of sanitising solution that was made available to all supermarkets and pharmacies island wide, with free distribution to various senior citizens’ and children’s homes. In addition, in collaboration with the Government of Grenada, sanitiser was donated to the public transport /bus association, traffic department, prison and other law enforcement entities. Hand sanitisers were also provided for all GDL employees.

• J. Wray and Nephew in Jamaica donated 50,000 litres of high strength alcohol and 20,000 litres of hand sanitizers to the national health service, through the National Health Fund (NHF) to ensure that public health facilities maintain international standards in responding to Jamaicans needs during this time. JWN also provided hand sanitizers to all staff, to first responders including police, fire brigade and vulnerable members of their communities including children’s home and infirmaries. JWN has committed US$37,000 to the Private Sector Organization of Jamaica’s COVID-19 Jamaica Fund, which will provide support for the Jamaican Government and persons affected by COVID-19.

• Mount Gay Distilleries  in Barbados donated  2,000 bottles of hand sanitiser (WHO formula) to health officials, with a further estimated total of 28,000 bottles to be handed over for community outreach. Hand sanitisers were distributed to all staff with anti-COVID-19 procedures.

• National Rums of Jamaica has ramped up production to ensure all excess capacity can be utilized to produce alcohol for denaturing, to supply to local manufacturers and the Government to make sanitization products. Just over 10,000 liters of 95% denatured alcohol was donated to the National Health Fund, for use in the national fight against COVID-19.

• Ron Barceló in the Dominican Republic has allocated a significant part of their alcohol production to donations of ethyl alcohol and sanitising hand gel to support the efforts towards reducing the risk of contagion among the Dominican population from COVID-19. It also started a public campaign under the hashtag #juntosporrd (together for DR).

A first donation of 32,000+ litres of 75% ethyl alcohol, in 145 tanks of 220 litres were distributed to 12 hospitals across the Dominican Republic, as identified and classified by the public health authorities. The first donation was followed by another 100,000 units of sanitising hand gel, distributed among the general population as part of a program lead by a worldwide recognized non-profit organization.

Ultimately, a third donation of 100,000 bottles of sanitising hand gel is to be distributed among delivery service employees and mom and pop’s stores, some other medium and small retailers that are currently working within the rank of “strictly indispensable”, during the declared state of emergency.

• St. Lucia Distillers has produced a 70% ABV rubbing alcohol sanitiser which helped alleviate an island wide shortage of sanitiser for citizens. Some 20,000 bottles of bulk and retail sizes were donated to schools, the police and fire departments and to homes for the elderly, to help keep the most vulnerable on island safe.

• St. Vincent Distillers Ltd. produced Mt. Bentick’s Hand Sanitiser, a disinfectant solution developed using the WHO’s guidelines to meet the demand for desperately needed hand sanitiser in St. Vincent and the Grenadines, A first donation, of some 13 cases, was donated to the country’s first responders, health care workers, police station, clinics and hospitals.

• Suriname Alcoholic Beverages N.V. made initial donations of up to 10,000 hand sanitisers to the Public Health Agency and other government institutions, with more donations projected in the coming days. Ready-to use disinfectant alcohol is also being sold at cost, to other local businesses active in the sale and distribution of hand sanitisers and detergents. Joint projects with local beer companies and other businesses are also underway to produce hand gels and hand sanitisers with a variety of fragrances.

• Travellers Liquors in Belize reconfigured its distillery and packaging facility into a production centre to manufacture the alcohol-based hand sanitiser according to the WHO’s formula. Several batches were made totaling about 4800 litres in half gallon, litre and personal sizes, and donated to the public hospital, senior citizens homes, the Customs and Police Departments. Local organisations also benefited from the donations – Hope Haven Food Bank, San Pedro Polyclinic and the San Pedro Isolation/Flu Unit.

• West Indies Rum Distillery in Barbados has donated 55-gallon containers of hand sanitiser to the Barbados Government for use at fire stations, COVID isolation centers and the Customs department. It ramped up production to meet increased local demand from pharmacies, supermarkets and companies that produce retail products with surgical alcohol.

West Indies Rum has been providing staff and contractors each with disinfectant weekly for their personal and family use, for the duration of this pandemic. West Indies Rum has also been exporting alcohol to neighbouring Caribbean countries since the start of the pandemic, to satisfy  much needed supplies.

• Westerhall Estate Ltd. in Grenada shifted from rum to production of hand sanitiser. Approximately 14,000 bottles of the solution, in 250ml and 1.75L quantities, were produced and donated to prisons, medical facilities, police stations and assisted living homes. The 69% proof alcohol-based sanitiser will become a permanent fixture on the product line.

Mr Komal Samaroo

WIRSPA Chairman, Komal Samaroo, “These contributions are just an early snapshot of our engagement to date, with many producers committed to further steps in the days ahead.

We are encouraging everyone to monitor their physical and mental health during this pandemic.

We are also encouraging consumers that if they choose to drink, to do so responsibly and be careful not to use alcohol as a coping mechanism for stress and anxiety, especially while in isolation.”

END

ABOUT WIRSPA

The West Indies Rum & Spirits Producers Association (WIRSPA) is one of the oldest, private sector trade associations in the Caribbean. It represents rum producers in Antigua & Barbuda, Barbados, Belize, Haiti, Dominica, Dominican Republic, Grenada, Guyana, Jamaica, St. Vincent & the Grenadines, St. Lucia, Suriname and Trinidad & Tobago.

Caricom


Especial de TTC.- El Caribe analiza respuestas emergentes al coronavirus

La presidenta pro tempore de la Comunidad del Caribe (Caricom) y primera ministra de Barbados, Mia Amor Mottley, convocó a una reunión de emergencia para analizar la situación de la región ante la pandemia.

El único tema será debatir e intercambiar experiencias sobre el nuevo coronavirus, así como establecer posiciones comunes para enfrentar la enfermedad.

Caricom está compuesto por Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Dominica, Granada, Guyana, Haití, Jamaica, Monserrat, Santa Lucía, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Trinidad y Tobago, todos combatiendo duramente contra la Covid-19.

El Caribe espera paciente pero no inactivo a que el nuevo coronavirus se hunda bajo el golpe de la ciencia.
Mientras tanto muestra sus playas y sus paisajes vía digital a sus nostálgicos visitantes que quieren un pronóstico de apertura del turismo en las paradisíacas islas que alimente la esperanza.

No obstante, las soluciones aún están lejanas. La mayoría de los especialistas hablan de mediados de 2021.
Por el momento, se buscan las mejores vías de subsistencia y la mejor manera de pasar este “tiempo muerto” turístico causado por la Covid-19.

El Caribe tiene 45 millones de habitantes, la gran mayoría vinculada a su primera y crucial industria, la del turismo.

Los enfermos en la pandemia aún no llegaban a los 10.000 en el área en el momento de escribirse esta nota.

No obstante ser una cifra baja de contagios las proyecciones actúan como una advertencia perentoria de que todo puede empeorar.

Del mar caribeño desaparecieron los cruceros y los continuos aviones comerciales que surcaban su espacio.
Todas son evidencias de que las islas necesitan ayuda financiera internacional. Una cooperación crucial que seguramente pedirá CARICOM.

Por su parte el Banco de Desarrollo del Caribe (BDC) ha anunciado que ofrecerá ayuda a la región ante la pandemia.

La entidad anunció que ofrecerá unos 140 millones de dólares en ayuda a las naciones de la región.
El banco es una institución financiera para promover la cooperación y la integración regional y financiar proyectos de desarrollo económico, social e institucional en el área.

Fue fundado el 18 de octubre de 1969 en la ciudad de Kingston, Jamaica, y entró en funciones el 16 de enero de 1970.

Los miembros regionales son Anguila, Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Colombia, Islas Vírgenes Británicas, Islas Caimán, Dominica, Granada, Guyana, Jamaica, México, Montserrat, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Trinidad y Tobago, Islas Turcas y Caicos y Venezuela.

Los miembros no regionales son Alemania, Canadá, China e Italia.

Warren Smith, presidente del BDC, calificó de severo el shock económico y social en la región por el SARS-CoV-2.
Smith dijo a Caricom Today que la situación podría exacerbarse para las naciones del Caribe en el futuro cercano dada la vulnerabilidad de la región a los desastres naturales y con la temporada de huracanes a menos de dos meses.

La cooperación financiera parece imprescindible. Por causa de la emergencia el decrecimiento económico del Caribe sería de 8%, si se extiende a dos meses, del 17% si se amplía a tres meses y puede llegar a ser del 25%, según análisis internacionales.

La pandemia del coronavirus está provocando un gran shock de oferta.

Expertos creen que los gobiernos deberán asumir la mayor parte de las pérdidas y será necesaria la participación de instituciones financieras y de los llamados empleadores estratégicos.

Travel Trade Caribbean


La nueva advertencia de la OMS: “Este virus nos acompañará durante un largo tiempo”

El mundo está lejos de someter al nuevo coronavirus, que ya ha causado más de 180.000 muertos a nivel global, advirtió este miércoles el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus. “No se equivoquen: tenemos mucho camino por delante. Este virus nos acompañará durante largo tiempo”, aseguró en una rueda de prensa virtual.

Ghebreyesus indicó a su vez que la OMS gestionó de manera adecuada el brote del coronavirus desde su concepción, en China. “En retrospectiva, creo que declaramos la emergencia en su momento adecuado”, aseguró. El organismo ha sido duramente criticado por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, que lo acusdó de haber sido demasiado benevolente con Pekín y no haber tomado los recaudos necesarios. En consecuencia, anunció la semana pasada que suspendería la financiación del organismo durante el desarrollo de una investigación al respecto. Sobre ello, Ghebreyesus dijo que el mundo “tuvo suficiente tiempo para responder” a esta emergencia sanitaria.

La OMS lanzó su alerta “en el momento adecuado”, agregó. Fue cuando fuera de China solo había 82 casos confirmados y ningún muerto, recordó. En Europa solo había 10 casos el 30 de enero. “Era suficiente para prepararse y combatir el virus”, reivindicó el titular de la organización.

La pandemia causó más de 182.000 muertos en el mundo desde su aparición en diciembre en China, según un balance establecido por la AFP a partir de fuentes oficiales en la tarde del miércoles (hora GMT).

En otro pasaje de la conferencia, indicó que si bien la propagación del Covid-19 en Europa occidental parece “estable o en declive”, la situación es contrastante en otras partes del pmundo: “Constatamos tendencias inquietantes al alza en África, América Central y del Sur y en Europa del Este”, dijo.

El director de la OMS recordó que el virus sigue siendo “extremadamente peligroso” y la “mayoría de la población” sigue siendo susceptible a infectarse. Advirtió también que las epidemias que ha provocado el COVID-19 en muchos países pueden volver a resurgir “fácilmente”, por lo ha pedido que no se asiente la “autocomplacencia” porque todavía queda un “largo camino” que recorrer en la lucha contra el virus.

“La mayoría de los países todavía están en las primeras etapas de sus epidemias, y algunos que se vieron afectados al comienzo de la pandemia ahora están comenzando a ver un resurgimiento en los casos. No se equivoquen: tenemos mucho camino por delante. Este virus nos acompañará durante largo tiempo”, dijo el director general del organismo de Naciones Unidas.

En este sentido, Tedros ha comprendido el hecho de que muchas personas quieran volver a la normalidad, algo en lo que la OMS “está trabajando todos los días”, si bien ha señalado que el mundo “no volverá ni puede volver” a ser como era antes, sino que deberá ser “más saludable, más seguro” y estar “mejor preparado”.

Por ello, Tedros ha comentado que las medidas de salud pública que se han defendido desde el comienzo de la pandemia por coronavirus deben seguir siendo la “columna vertebral” de la respuesta que den los países al virus, recordando que estas se basan en encontrar, aislar, evaluar y tratar los casos, así como rastrear los contactos y educar e involucrar a la sociedad.

“Los países que no hagan estas cosas y de manera consistente, verán más casos de Covid-19 y perderán más vidas. Para ser claros, el consejo de la OMS es encontrar y evaluar cada caso sospechoso”, comentó, tras mostrar su preocupación por los casos de discriminación relacionada con el Covid-19 que se están produciendo en “muchos países”.

Dicho esto, Tedros lamentó las “brechas” en la asistencia sanitaria que siguen existiendo a nivel global: para graficar el argumento, expresó que sólo el 66 por ciento de los países cuenta con un sistema de derivación clínica para atender a los pacientes contagiados y sólo un 48 por ciento tiene un programa de prevención y control de la infecciones a través del agua, saneamiento e higiene en centros hospitalarios.

Por otra parte, recordó también que, junto a la Organización Mundial del Comercio, se ha pedido que se garantice el flujo transfronterizo normal de suministros médicos vitales y de otros bienes y servicios, y que resuelvan interrupciones innecesarias en las cadenas de suministro mundiales. “Necesitamos asegurarnos de que estos productos lleguen rápidamente a los necesitados, y enfatizamos la importancia de la cooperación regulatoria y los estándares internacionales”, dijo.

Infobae


VOLVER