Compra de respiradores con sobreprecio en Bolivia: detienen y echan al ministro de Salud y el BID pide sanciones

235

Navajas es imputado por cuatro delitos y este jueves va a cautelares

El exministro de Salud, Marcelo Navajas, fue imputado por cuatro delitos en el marco de la investigación por la presunta compra con sobreprecio de los 170 ventiladores españoles Respira, y se apresta a acudir este jueves en una audiencia de medidas cautelares.

Navajas fue aprehendido y trasladado a dependencias de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), donde estuvo prácticamente toda la jornada brindando sus declaraciones informativas. Pasadas las 22:00, el exministro fue trasladado a celdas judiciales del Tribunal de Justicia de La Paz, donde este jueves, a media mañana, un juez definirá si es detenido preventivamente o si se defenderá en libertad. Navajas no brindó ninguna declaración al abandonar dependencias policiales, ante la atenta mirada de los medios de comunicación.

La abogada defensora de Navajas, Rosario Canedo, informó a los medios en La Paz, que se explicó a los fiscales que no existe delito y que la contratación de los ventiladores fue legal respondiendo a un estado de necesidad que vive el país por la pandemia.

Canedo detalló que Navajas está imputado por cuatro delitos, entre ellos daño económico al Estado e incumplimiento de deberes, entre otros y que esta noche será trasladado a celdas judiciales a la espera de que este jueves comparezca en una audiencia de medidas cautelares.

La defensa alegó que se vulneraron los derechos humanos y garantías constitucionales de Navajas por el procedimiento de su aprehensión y que en descargo se presentó la factura de la venta por parte de la empresa proveedora, que coincide con los precios determinados.

De acuerdo a las primeras pesquisas, el 8 de mayo se conoció un informe técnico de una dependiente de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (Aisem) en la que no recomdaba comprar los respiradores en cuestión porque eran muy básicos, no cumplían certificaciones de calidad, eran nuevos en el mercado y tampoco fueron recomendados por un profesional intensivista.

Funcionarios aprehendidos revelaron, en sus declaraciones, que navajs tomó contacto con la proveedora IME Consulting Global Services SL y que instruyó a la Aisem a proceder con la compra.

El ministro de Justicia, Álvaro Coímbra, adelantó que solo se desembolsaron $us 2,2 millones por la compra de los 170 respiradores recibidos y que el otro 50% restante no será cancelado. Se prevé realizar una conciliación de cuentas con la empresa proveedora y, si hay sobreprecio, rescindir el contrato.
Coímbra adelantó a BTV que el Gobierno apoyará la investigación tanto en Bolivia como en España, hasta esclarecer el hecho. Acotó que pidió a la Fiscalía una investigación objetiva y que se sancione a los responsables.

También la presidenta Jeanine Áñez se pronunció esta noche en Twitter. “Como Presidenta he instruido una auditoría a todas las compras que se han hecho en salud en toda mi gestión y desde la creación de Aisem. Voy a presentar ese detalle a las familias bolivianas”, dijo.

Correo del Sur


El BID responsabiliza a Bolivia por la compra y pide sanciones para quienes cometen actos prohibidos

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) volvió a pronunciarse a través de un comunicado sobre la compra de respiradores artificiales de emergencia que financió para Bolivia.

El organismo, que hace dos días respaldaba la adquisición, este miércoles pide “sanciones públicas a empresas e individuos que cometen prácticas prohibidas en licitaciones financiadas por el Banco” y responsabiliza al Gobierno de Bolivia por la compra. Por este caso, dos asesores del BID fueron aprehendidos en las últimas horas.

“El BID examinó el proceso de adquisición de acuerdo con los procedimientos convenidos con el Gobierno de Bolivia, el cual fue responsable de estas compras a través de su agencia ejecutora”, señala y añade que “respeta las medidas de fiscalización que las instituciones públicas del país están tomando para aclarar el caso”.

Es el segundo pronunciamiento del organismo desde que se destapó el presunto sobreprecio en la compra de respiradores. El 18 de mayo, el BID respaldó la adquisición diciendo que examinó el proceso y no lo objetó.

El 14 de mayo llegaron 170 respiradores de España que no son aptos para terapia intensiva. El Estado boliviano pagó 4,7 millones de dólares a una empresa intermediaria por los equipos que, según el fabricante, costaban en total 1,4 millones de dólares.

Por este caso han sido aprehendidos varios funcionarios del Ministerio de Salud, entre ellos Marcelo Navajas que hasta el momento de su detención fungía como ministro. En su lugar fue posesionada Heidy Roca.

El Deber


Caso respiradores: citarán al cónsul de Bolivia en Barcelona en calidad de testigo

El ministro de Justicia, Álvaro Coímbra, informó que el cónsul de Bolivia en Barcelona, David Alberto Pareja Lozada, será citado para prestar su declaración en calidad de testigo, dentro del marco de las investigaciones del caso respiradores.

El Ministerio Público investiga un presunto sobreprecio en la adquisición de los equipos por los cuales el Gobierno pagó $us 28.088 por unidad, cuando según la empresa que los fabrica, la española GPA Innova, su costo es de $us 6.540.

De acuerdo con Coímbra, el cónsul de Bolivia en Barcelona tuvo la tarea de dirigirse hasta los almacenes de la empresa española para verificar la cantidad de respiradores que serían trasladados a Bolivia en un vuelo de Boliviana de Aviación (BoA).

“El cónsul va a ser citado como testigo porque de las primeras investigaciones que nosotros tenemos él no es parte del proceso de contratación en ninguna instancia. El señor Valenzuela le pidió al cónsul que vaya a los almacenes, como representante del Gobierno, para verificar la existencia y la cantidad de estos respiradores”, indicó Coímbra.

La autoridad agregó que se citarán a más personas en calidad de testigos para dar con los responsables de las presuntas irregularidades observadas en la compra de respiradores automáticos en España.

Por el caso existen cinco personas aprehendidas, entre ellos el exministro de Salud Marcelo Navajas, el asesor jurídico del Ministerio de Salud, Fernando Valenzuela, el director ejecutivo de la AISEM, Geovanni Pacheco y dos consultores.

El Deber


Tres días antes de la firma del contrato, un informe advirtió que los respiradores no eran adecuados

Tres días antes de la firma del contrato con la empresa española IME Consulting Global Services S.L. para la compra de 170 respiradores para Bolivia, el Director General Ejecutivo de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (AISEM), Giovanni Pacheco Fiorilo, recibió un informe técnico que advirtió que ese equipamiento no cumplía con las especificaciones técnicas que recomienda la OPS/OMS.

El informe, enviado el 8 de mayo, está firmado por la profesional en equipamiento médico de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (AISEM), Ana Fernanda Espinoza, quien detalla además que esa valoración fue ratificada por el Jefe Médico del Hospital de Clínicas Universitario de La Paz, Alejandro Enriquez.

Pese a ello, Pacheco estampó su firma en el contrato con la empresa española el 11 de mayo y el ahora investigado exministro de Salud, Marcelo Navajas, dio curso al mismo. Los tres fueron aprehendidos este martes para que brinden sus declaraciones informativas en la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crímen (FELCC).

Además de ellos, también fueron derivados a celdas judiciales el director de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Salud, Fernando Valenzuela, y la consultora del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) Gabriela Pérez .

El informe del 8 de mayo, Espinoza señala que “con respecto a la revisión de la oferta de la empresa IME Consulting Global Services S.L. Marca: Respira, modelo: Respira device, de procedencia española y de acuerdo a las especificaciones técnicas que recomienda la OPS/OMS para el equipamiento Covid-19, este equipo no cumple con lo solicitado”.

Agrega que “se evidencia que es una unidad muy básica, de poca durabilidad, nueva en el mercado y no cuenta con todas las certificaciones de calidad. Además que no es conocida por los profesionales médicos, que tal vez rechacen el uso del equipo”.

Luego hace referencia a la consulta con el doctor Enriquez y concluye que él ratificó las observaciones.

La Razón Digital se contactó con Enriquez para verificar esta referencia, pero el médico se limitó a indicar que “seguramente en su momento se llamará a las personas correspondientes y se dará veracidad de todo esto”.

El escándalo de la compra de los respiradores con un presunto sobreprecio le costó el cargo a Navajas, quien fue sustituido este miércoles por Eidy Roca, quien hasta ayer ocupaba el cargo de viceministra de Salud.

Además de las investigaciones que fueron activadas en el país por el Ministerio Público, la Asamblea Legislativa aunció la conformación de una comisión investigadora y el BID también anunció que comenzó una persquisa para determinar si hubo irregularidades en esta adquisición.

El informe sobre los respiradores enviado el 8 de mayo

La Razón


Paso a paso: Lo que se cuestionó y lo que el Gobierno justificó en la polémica compra de los respiradores

La compra de respiradores de fabricación española, con un presunto sobreprecio de más de $us 3 millones, ha puesto en jaque a funcionarios estatales y en apuros a la mismísima presidenta del Estado, Jeanine Áñez. El 14 de mayor arribaron 30 de estos equipos a Santa Cruz, el departamento más infectado por la pandemia de coronavirus en el país, y desde entonces investigaciones periodísticas y denuncias a través de redes sociales revelaron irregularidades en esta adquisición.

EL DEBER le muestra paso a paso los cuestionamientos que llegaron como lanzas de todas las direcciones al poder Ejecutivo, por esta escandalosa compra.

15 de mayo

1.- Elevado costo para Bolivia

Se compraron respiradores a un costo de $us 27.683 la unidad, cuando la empresa GPA Innova dijo que comercializa cada equipo en $us 6.561, en su versión básica, y entre $us 9.000 y 10.000, en su versión avanzada. En ninguno de los tres precios se acerca el monto pagado por el Gobierno de Bolivia.

Justificación

El entonces ministro de Salud, Marcelo Navajas, afirmó que la compra de los respiradores fue menos cara de lo que adquirió Chile, pues por unos respiradores similares pagó a un precio de $us 33.500, mientras que Estados Unidos compró en $us 56.000.

16 de mayo

3.- Críticas desde Santa Cruz

Las autoridades cruceñas cuestionaron al Gobierno porque solo dio 30 equipos al departamento de Santa Cruz, pese a ser el más afectado por la pandemia y el que más aporta económicamente al país.

Justificación

En el acto de entrega de los respiradores, la presidenta Jeanine Áñez afirmó que “todos los bolivianos merecen una digna atención médica” y que solo por ahora se entregaban 30 en este departamento, dejando la puerta abierta de más dotación.

17 de mayo

2.- No aptos para terapia intensiva

El expresidente de la Sociedad Boliviana de Medicina Crítica y Terapia Intensiva, Carlos Ibáñez, advirtió que los respiradores comprados por el Gobierno no servían para la atención de pacientes críticos del Covid-19. “Son solo para terapia intermedia”, dijo.

Justificación

El ministro Navajas justificó la compra al afirmar que era una parte de la adquisición (anunció 500 unidades), que después llegarían nuevos equipos y que los que se habían comprado “salvaban vidas”.

18 de mayo

4.- Acusados de corrupción

Además del ministro de Salud y de funcionarios de esa cartera de Estado, la lluvia de críticas salpicó a todo el gabinete de Jeanine Áñez

Justificación

Ante los duros cuestionamientos, el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez, dijo que había pedido una investigación y que sería el Ministerio Público el que establezca si hubo sobreprecio y quiénes son los responsables.

19 de mayo

5.- Ola de crítica y paños fríos de la presidenta

Algunos ciudadanos, candidatos y políticos, especialmente de la oposición, empiezan a pedir la “cabeza” de los responsables de la compra con sobreprecio.

Justificación

Para frenar la ola de críticas, sale a la palestra la presidenta Jeanine Áñez e intenta poner paños fríos por la tormenta desatada en contra de su Gobierno. En un mensaje a la nación, la noche del martes, afirmó que propiciará la devolución de cada centavo que se hubiera robado y que impulsará una investigación para que se aplique todo el peso de la ley a los responsables.

19 de mayo

6.- Caen funcionarios clave del Ministerio de Salud

Geovanni Pacheco, director general de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (AISEM) y Fernando Valenzuela, director general de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Salud, fueron detenidos en medio de la tormenta.

Justificación

Valenzuela dijo que era inocente y que él solo cumplió con el proceso de la compra y que obedecía a sus superiores.

20 de mayo

7.- Marcelo Navajas en la Felcc

El ministro de Salud se presenta en la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de La Paz para declarar por la polémica compra de los respiradores y queda en calidad de aprehendido. Navajas insiste en que no hubo sobreprecio.

Pasado el mediodía la ministra de Comunicación informa que la presidenta decidió “apartar” del cargo al ministro Navajas y a otros funcionarios vinculados en el escándalo.

El Deber


VOLVER
Más notas sobre el tema