Equipos de la UNQ facilitan la incorporación de alimentos cooperativos y de la economía popular en la asistencia por el Covid-19

27

El Municipio de Ensenada incorporó alimentos cooperativos y de la economía popular para incluir a los diez mil bolsones mensuales de alimentos que se reparten en el Sistema Alimentario Escolar (SAE), en el marco de la asistencia alimentaria por el COVID-19.

La iniciativa fue posible a partir de la articulación de Central Cooperativa, coordinada por docentes del Departamento de Economía y Administración de la Universidad Nacional de Quilmes (UNQ) y la Incubadora de Economía, Mercados y Finanzas del PUIS, junto al Instituto para la Producción Popular, con el financiamiento de Fundación La Base y la coordinación de la Subsecretaría de Economía Popular (Ministerio de Desarrollo Social) de la Provincia de Buenos Aires.

Rodolfo Pastore, director del Departamento de Economía y Administración de la UNQ, destacó que “este tipo de iniciativas permiten acceder a mejores precios, ofreciendo alimentos de manera más directa y generando trabajo e ingresos para los y las trabajadoras de la Economía Popular”.

También Martín Garo, docente UNQ e integrante de la Incubadora de Economia Mercado y Finanzas (PUIS), comentó: “Este tipo de acciones, sientan un precedente importante que demuestra que las organizaciones cooperativas y de la economía popular, están a la altura de poder dar respuesta a la problemática del abastecimiento de alimentos a precios justos, desde una lógica redistributiva, evitando que en muchos casos las grandes empresas generen dinámicas especulativas en el acceso a los alimentos de los que más necesitan”.

El Sistema Alimentario Escolar de Ensenada abastece de alimentos a los comedores escolares del municipio. A partir de la pandemia por el COVID-19, con los colegios cerrados, empezaron a realizar bolsones de alimentos para entregar a las familias de la comunidad educativa. Desde ahora incluirán alimentos producidos por cooperativas de trabajo y agricultura familiar. Esta iniciativa favorece tanto a las organizaciones productoras como al Municipio y las familias que logran, de esta manera, acceder a alimentos de calidad, generando un impacto positivo en el entramado socio productivo de la economía popular, social y solidaria.

Central Cooperativa es el Centro de Distribución Regional de Alimentos de la Economía Popular, Social y Solidaria en el Mercado Central de Buenos Aires, impulsado por equipos del Departamento de Economía y Administración de la UNQ. Desde ese espacio se desarrollan acciones de logística, acopio y distribución a gran escala, para potenciar circuitos socioeconómicos que vinculan de forma directa a pequeños productores y cooperativas de alimentos, con diferentes actores. Este vínculo impulsa iniciativas de acceso alimentario e intermediación solidaria, tales como comercializadoras de la economía social, almacenes populares, redes de consumidores organizados, centros de complementación alimentaria (comedores y merenderos), organizaciones comunitarias, centros de jubilados, movimientos sociales y gobiernos locales.

Fuente-Universidad Nacional de Quilmes


Más notas sobre el tema