Bolivia: Áñez clausura el año escolar y Unicef y ONU manifiestan preocupación

29

La oficina en Bolivia del Fondo Internacional de Emergencia de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef por sus siglas en inglés), la Oficina de las Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito en Bolivia (UNODC) y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo en Bolivia (PNUD), expresan su preocupación por la clausura del año escolar que anunció este domingo el Gobierno central.

“La Unicef manifiesta su preocupación por el cierre anticipado del año escolar, lo que representaría una terrible pérdida para los niños, niñas y adolescentes de Bolivia”, dice parte de un comunicado de la oficina internacional.

A consecuencia de la falta de condiciones para implementar una educación virtual, en especial, en el área rural de Bolivia, el Gobierno decidió clausurar la gestión educativa 2020 para el subsistema de educación regular de los niveles inicial, primario y secundario de la educación fiscal, privadas y de convenio. Esta disposición entra en vigencia a partir de este lunes 3 de agosto, informó en conferencia de prensa el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez.

La autoridad explicó que se determinó la clausura “porque principalmente los niños del área rural no tienen Internet, el sistema de fibra óptica sólo llega a las ciudades. Esto implica la promoción de los estudiantes al curso superior”.

La Unicef recuerda que “el derecho a la educación es universal por lo que necesitamos actuar con urgencia y unidad para brindar alternativas formales de educación que aseguren la continuidad de su desarrollo emocional y cognitivo en este tiempo excepcional del Covid 19”.

Del mismo modo, la UNODC Bolivia se adhiere a la preocupación expresada por Unicef y expresa su disposición de coadyuvar a las autoridades en sus esfuerzos para la continuidad de la educación en el país.

Similar criterio fue expresado por el PNUD Bolivia, y en un mensaje en su cuenta oficial en twitter, se ponen “a disposición del Estado para identificar soluciones alternativas para la continuidad educativa y la inversión en el capital humano de Bolivia”.

La clausura del año escolar en Bolivia generó una ola de críticas en varios sectores del país, ante lo cual, el ministro de Educación a través de su cuenta en twitter expresó: “¡Clausura del año escolar no significa dejar de estudiar! Por favor, lean el comunicado oficial en lugar del prejuicio ideológico, de la conveniencia partidista o el escándalo mediático.
No dejaremos de estudiar pero sin el bullicio de los enemigos de la modernización educativa”.

Página Siete


Añez clausura el año escolar 2020 y ordena aprobar, sin examen, a todos los estudiantes

Ante las dificultades para avanzar con las clases por la emergencia sanitaria del COVID-19, el Gobierno determinó este domingo la clausura inmediata del año escolar, cuatro meses antes de la fecha que estaba prevista.

«La presidenta Jeanine Áñez comunica la clausura de la gestión educativa 2020 para el subsistema de educación regular en sus niveles inicial, primario y secundario de la educación fiscal, privada y de convenio, que entrará en vigencia desde el lunes 3 de agosto», informó el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez.

La autoridad indicó que el cierre del año escolar implica que todos los estudiantes de los tres niveles mencionados deben pasar automáticamente al siguiente curso, en ratificación de lo anunciado el pasado mes respecto a que esta gestión no pueden haber reprobados. Hasta hace unas tres semanas, el Ministerio de Educación preveía que la clausura de la gestión educativa sería el 22 diciembre.

«Se instruye a las unidades educativas cumplir con los trámites administrativos de rigor. Durante el resto del año 2020 el Ministerio de Educación, Deportes y Cultura continuará fortaleciendo la formación y capacitación de los maestros en manejo de los recursos educativos en las modalidades a distancia y virtual».

Núñez explicó que en este tiempo se tratará de mejorar el alcance y cobertura del internet y admitió que fue precisamente por las limitaciones de este servicio que se dificultó el avance de las clases durante la emergencia sanitaria.

«La gran mayoría del área rural, los niños no tienen internet, el sistema de fibra óptica lamentablemente solo llega a las ciudades y se corta el internet entonces no hay las condiciones, hay organizaciones y sindicatos políticas que quieren que se haga las clases presenciales pero eso significa un serio riesgo la salud y la vida de los bolivianos y nuestros niños, por lo tanto no habrá clases presenciales ni virtuales; no hay otra salida que clausurar el año escolar», declaró.

La determinación se produce en medio de un quiebre de diálogo entre el Ministerio de Educación y las dirigencias de los maestros urbanos y rurales y de los padres de familia que observaron y rechazaron el Decreto Supremo 4260, que determina la aplicación de la educación en cuatro modalidades: virtual, presencial, semipresencial y a distancia.

Las labores educativas presenciales estaban suspendidas desde el 12 marzo, dos días después de que se detectaron los primeros casos de coronavirus en el país.

Plurinacional

Más notas sobre el tema