Desnutrición afecta a alrededor de 20 mil niños y niñas menores de 5 años

Foto: Prensa Libre
136

Aumenta número de familias que necesitan asistencia alimentaria para combatir la desnutrición

Al dar a conocer la Gran Cruzada Nacional por la Nutrición, el presidente Alejandro Giammattei aseveró que es una prioridad para su gobierno reducir las tasas de desnutrición a nivel nacional, Pero, por el contrario, en los últimos meses el número de niños con desnutrición aguda y las familias que necesitan asistencia humanitaria han aumentado dramáticamente y los programas de gobierno no han llegado a ellos.

Según los datos oficiales del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSAPAS), los casos de desnutrición aguda reportados en niños y niñas menores de cinco años para lo que va del año roza los 20 mil.

Para el mes de junio, la organización Oxfam había detectado un incremento del 129.8 por ciento de los casos reportados y temen que con el paso de los meses esto siga aumentando.

Aunque mencionan que el incremento se debe también a que las autoridades de Salud cambiaron la forma en cómo se registran los datos, no dudan a que la crisis generada por la pandemia del covid-19 ha agravado la situación.

“La desnutrición crónica ya era un problema antes de la pandemia y esto se debe a situaciones estructurales que no han sido resueltas, pero la pandemia ha agravado estas carencias” explica Iván Aguilar, investigador de Oxfam y quien también lideró el estudio “El hambre es la medida del covid-19: Incremento de la población que requiere asistencia alimentaria en el Corredor Seco de Guatemala”.

El referente estudio menciona un incremento de 102.8 por ciento de hogares que requieren asistencia alimentaria en relación a 2019. En cuanto a la inseguridad alimentaria severa se ha incrementado en 289.2 por ciento y la moderada en 25.3 por ciento.

Según las estimaciones, más de un millón personas que viven en el corredor seco (1 millón 12 mil 292) requieren de asistencia alimentaria.

Los 6 departamentos que superan los mil casos de casos de desnutrición aguda reportados hasta el momento son San Marcos con 2 mil 386 casos, Guatemala con 2 mil 276, Escuintla con 2 mil 168, Huehuetenango con 1 mil 495, Alta Verapaz con 1 mil 259 y Quezaltenango con 1 mil 007, concentrando en su conjunto, el 66.2% de todos los casos del país.

La falta de empleo, la suspensión de contratos, los cierres de municipios para evitar el contagio del covid-19 y el toque de queda han sido algunos de los factores que han colaborado para que cada vez sea más difícil para las familias tener acceso a alimentos.

Esto era una de las razones principales por las que, según el gobierno, motivaban a crear el programa del Bono Familia para ayudar a las familias más vulnerables a enfrentar la crisis provocada por el covid-19, sin embargo, con el primer pago hecho se evidenció que quienes recibieron este beneficio no eran los más necesitados.

Según el primer informe “Monitoreo Participativo del Bono Familia” elaborado por Paraíso Desigual destaca el hecho de que en 133 municipios el número de hogares beneficiarios es menos de la mitad del número de viviendas en condiciones de pobreza.

Según evidenciaron, las familias con mayor necesidad que no cuentan con energía eléctrica o que comparten contadores no están incluidas. “Un ejemplo son las 86 comunidades que integran la Zona Reina y que no han recibido ninguna información de los 10 programas del Gobierno”, mencionan.

Ahora que se espera que en las próximas semanas se realice el segundo pago, las instituciones darán seguimiento al programa y a los beneficiarios para saber si se logrará tener una mejor cobertura.

“El área rural es más complejo y preocupa más porque la brecha digital hace que los hogares con vulnerabilidad alimentaria sean los que tiene mayores dificultades para acceder al bono”, menciona Aguilar.

Pero además, la pandemia también está exponiendo otros grupos poblacionales que no estaban visibilizados dentro del problema de la inseguridad alimentaria.

Andrea Aldana, Defensora de Seguridad Alimentaria y Nutricional de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), menciona a las poblaciones urbanos marginales y que pertenecen a la economía informal como uno de los sectores que cayeron en mayor precariedad tras la llegada de la pandemia al país.

“Antes de la pandemia, se hizo una encuesta que mencionaba que 2.3 millones de personas viven en inseguridad alimentaria a nivel nacional y ahora pos covid ese número será mucho más grande y será muy difícil para las familias poder superar esta situación”, menciona.

Según los entrevistados, los efectos de la pandemia todavía serán latentes el próximo año y para que las familias vulnerables puedan salir de esta situación sin mayores efectos a largo plazo el gobierno debe enfocar sus esfuerzos no solo en la asistencia inmediata por la emergencia, sino en fortalecer los programas de desarrollo comunitario como, por ejemplo, los relacionados con la agricultura familiar.

Prensa Libre


En Totonicapán los mismos comunitarios deben preparar los cementerios en medio de la pandemia

Por Leopoldo Batz

El pueblo K’ich’e de Totonicapán mostró su preocupación por el aumento de los casos positivos de covid-19 en el municipio, con los contagios también aumentaron los casos de fallecimientos y los espacios en los cementerios municipales es una preocupación de la población y de las autoridades.

Debido al repunte de casos y decesos por Covid 19 en la cabecera departamental, el viernes 28 de agosto en reunión del -COEM- Centro de Operaciones de Emergencia Municipal se abordó este tema en relación al manejo de los Cementerios.

Preocupa la falta de espacios en el cementerio general de la zona 3. El alcalde Municipal Luis Herrera en su intervención indicó que de los 58 decesos que equivalen al 70% de las víctimas han sido inhumados en los cementerios comunitarios y el resto en el Cementerio General de la localidad.

Vecinos que habitan en las cercanías del Cementerio General ven con preocupación que las áreas donde se cavan las fosas individuales, se ubican en las proximidades de las viviendas. Hacen un llamado para que se trasladen a los fallecidos por la pandemia a otros lugares por el riesgo que implica que la población esté cerca del cementerio.

“Se ha tratado de adquirir un terreno para un cementerio pero no se ha podido hallar el área adecuada” indicó Herrera.

Como una forma de resolver este problema se planifica usar nichos y áreas alejadas de las viviendas, para no crear conflicto con los vecinos que viven en las cercanías del cementerio, siguiendo los protocolos sanitarios para el manejo de cuerpos que señala en Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (Msapas), indicaron en dicha reunión.

En el municipio funcionan 16 cementerios comunitarios y el Cementerio General que se ubica en la zona 3 del centro de Totonicapán. Según el Tablero covid-19 del Mspas existen 685 casos positivos acumulados en el departamento y 39 fallecimientos.

Estos son los cementerios rurales ubicados en el municipio de Totonicapán:

Juchanep
Chotacaj
Vásquez
Chopuac
Coxóm
Paxtoca
Chuatroj
Barraneche
Rancho de Teja
Panquix
Chuixtoca
Tzanixnam
Maczul
Chimente
Pachoc
Cementerio General de Totonicapán zona 3.

Prensa Comunitaria


Guatemala registra 233 nuevos casos de coronavirus

Por Julio Morales

El Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS) informó que el pasado sábado en el país se registraron 233 nuevos casos de coronavirus (COVID-19).

El MSPAS, a través del tablero situación de COVID-19 en Guatemala, informó que el reporte de actualización corresponde del 29 de agosto de cero a las 23:59 horas. Se realizaron mil 204 pruebas y 12 personas fallecieron.

Detalles

En el país se registran 73 mil 912 casos acumulados, de los cuales, 9 mil 491 son activos; 61 mil 681 recuperados; y las autoridades lamentan el fallecimiento de 2 mil 740 personas.

El MSPAS recomienda continuar con las medidas de seguridad para evitar la propagación del virus, como el distanciamiento social, constante lavado de manos y el uso obligatorio y adecuado de la mascarilla.

El MSPAS recuerda que, en el tablero, los casos fallecidos se visualizan por fecha de defunción. Los casos suelen reportarse días después de su defunción por el tiempo de investigación individualizado y el proceso de notificación.

Para ello cada día se agregarán casos fallecidos reportados el día anterior por fecha de su defunción.

AGN


VOLVER
Más notas sobre el tema