Expresidenta de Costa Rica retira candidatura del BID con críticas a Claver-Carone y pide postergar las elecciones

115

Laura Chinchilla desiste de presidir el BID y señala a EE. UU. por cambiar reglas de elección

La expresidenta de la República, Laura Chinchilla Miranda, señaló este jueves a Estados Unidos por cambiar, sin consulta, las reglas para la elección del próximo presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), luego de anunciar que desistirá de postularse para el cargo.

En una carta enviada, esta mañana, al presidente de la República, Carlos Alvarado, Chinchilla le informó que no inscribirá su candidatura para el puesto y agradeció el apoyo del gobierno.

La exgobernante indicó que uno de sus motivos es la decisión de Estados Unidos de cambiar, sin que mediaran procesos previos de consulta o acuerdos institucionales, las reglas de juego de dicha elección para poder inscribir a su propio candidato, Mauricio Claver-Carone.

Alegó que dicha modificación rompió una regla que estuvo vigente durante 60 años para que un centroamericano o un caribeño ocuparan la presidencia del BID y que un estadounidense desempeñara la vicepresidencia.

En su misiva, el exgobernante afirmó que esta situación representa una preocupante señal para la gobernanza del Banco, pues sostuvo que la entidad financiera debe apegarse a las normas establecidas para generar confianza.

La postulación Claver-Carone, asesor para las Américas del presidente estadounidense Donald Trump, es considerada como histórica, pues es la primera vez que Estados Unidos opta por la silla principal del BID.

Según señaló Chinchilla tanto la ruptura de la regla anterior como la necesidad de atender la pandemia de la covid-19 y sus consecuencias han llevado a diversos políticos y gobiernos a consejar la posposición de la elección, pensamientos que ella dice compartir.

“Considero que la actitud más responsable, constructiva y consecuente de mi parte, es no inscribir la candidatura para el proceso fijado para los días 12 y 13 de setiembre. Seguir adelante con nuestra aspiración nacional equivaldría a endosar un proceso que no considero conveniente ni para el BID ni para el hemisferio”, indicó.

El anuncio lo confirmó Chinchilla en sus redes sociales, donde además publicó la misiva enviada a Alvarado.

Tanto en su publicación como en la carta, la exmandataria manifestó su agradecimiento al presidente Alvarado y al gobierno por su “respaldo sincero”, así como el apoyo de las bancadas legislativas, expresidentes, medios de comunicación y ciudadanos.

Afirmó que las muestras de apoyo fueron lo más gratificante del proceso. ”Es algo que siempre guardaré con gran aprecio y agradecimiento”, expresó en sus redes sociales.

Por su parte, el presidente Alvarado publicó en su cuenta en Twitter la carta enviada por la exmandataria y un mensaje en donde reconoció la labor realizada por ella en medio de la pandemia.

“Doña Laura es una mujer excepcional, que puede aportar mucho a la región. Respetamos su decisión de no inscribir su candidatura a la presidencia del BID en este contexto. Aplaudo su labor en tiempos difíciles, y su mensaje de unidad y responsabilidad. Muchas gracias!”, publicó

Tras la salida de Chinchilla, quedan com aspirantes a la presidencia del BID , para el periodo 2020-2025, Claver-Carone, asesor político de Trump y el argentino Gustavo Béliz .

La elección del nuevo jerarca se realizará mediante una reunión virtual que tendrá la Asamblea de Gobernadores del Banco, cúpula a cargo de hacer la escogencia.

En agosto, la Unión Europea pidió reprogramar los comicios del BID para marzo de 2021, argumentando que la pandemia por la covid-19 no permite prestar “la atención necesaria” al relevo de la institución.

La Nación


Carta de Laura Chinchilla al presidente de Costa Rica Carlos Alvarado Quesada


Ahora solo quedan Béliz y el candidato de Donald Trump en la puja por el BID

La carrera por la presidencia del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) está plena de controversias y sobresaltos. Este jueves la ex presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, anunció que no se inscribirá como candidata para las elecciones programadas para dentro de 10 días y que Argentina busca aplazar. Quedan ahora solamente en la contienda el aspirante estadounidense Mauricio Claver Carone y el argentino Gustavo Béliz, aunque el asesor de Donald Trump tiene amplia ventaja y va “ganando el partido 21 a 4”, según estimó.

“Considero que la actitud más responsable, constructiva y consecuente de mi parte, es no inscribir la candidatura para el proceso fijado para los días 12 y 13 de septiembre. Seguir adelante con nuestra aspiración nacional equivaldría a endosar un proceso que no considero conveniente ni para el BID ni para el Hemisferio en las presentes condiciones”, dijo Chinchilla en un comunicado.

Aludió así a la pandemia y “sus devastadoras consecuencias”, que dificultó “tener un debate amplio y reposado sobre el relevo en el BID” del presidente colombiano Luis Alberto Moreno. Y, además, mencionó el “cambio abrupto de las reglas” del Banco, cuya tradición establece que la presidencia la ocuparía siempre latinoamericano o un caribeño y la vicepresidencia un estadounidense.

Estados Unidos decidió presentar a Mauricio Claver Carone, asesor de Donald Trump para la región, como candidato y eso alteró una tradición de 60 años en el organismo. La elección fue postergada por la pandemia y en julio se decidió que se concretarían el 12 y 13 de septiembre en forma virtual. Pero la Argentina, Chile, México, Costa Rica y la Unión Europea (que tiene voto no vinculante) lanzaron una iniciativa para aplazarlas por el coronavirus hasta marzo del año próximo y así complicar las chances de Claver Carone, muy crítico con la situación de Cuba y Venezuela.

Sin decirlo formalmente, apuestan a que, si Trump pierde las elecciones en noviembre, su candidato al BID quedaría debilitado. Argentina tiene un postulante para ese cargo: Gustavo Béliz, que trabajó varios años en el organismo, y que por ahora permanece en carrera, aunque no se ha inscrito formalmente ni ha dado entrevistas ni participado en foros sobre el tema. Pero el canciller Felipe Solá tuiteó el 10 de agosto que la Argentina mantenía a su candidato. Beliz tiene tiempo de inscribir formalmente su candidatura hasta el 10 de septiembre.

También estaba Chinchilla, que podría haber funcionado como una candidata de consenso, aunque terminó renunciando este jueves.

Argentina apuesta a bloquear la elección en los próximos días sumando el 25% de votos para no dar quorum en la sesión. Estados Unidos debería entonces lograr el apoyo del 75% para que la votación prospere y luego se daría la elección del candidato que es por mayoría de países y también cuenta el peso accionario de cada uno.

Pero la estrategia liderada por Argentina parece que no está funcionando. Según supo Clarín, se estuvo a punto de conseguir que algunos países firmaran un documento pidiendo el aplazamiento, pero México no se sumó y eso hizo que otros dudaran. El gobierno de Andrés Manuel López Obrador, si bien se suele sumarse a las iniciativas del de Alberto Fernández, tiene estos tiempos buena sintonía con el de Trump.

En una entrevista con el diario El País, Claver Carone dijo este jueves que él no pensaba retirar su postulación. “En absoluto. ¿Cómo la candidatura que tiene el apoyo de las dos terceras partes de la región va a querer retirarse? 21 países han apoyado públicamente nuestra candidatura, cuatro se han expresado en contra. Cuando un partido va 21 a 4, ya se puede ir acabando, pero algunos países quieren agarrar la pelota y salir corriendo del campo para dominar el partido. 21 a 4 es un margen de victoria mayor que el que obtuvo Luis Alberto Moreno en 2005”, dijo.

Respecto de Claver Carone, en una entrevista con Clarín días pasados, Chinchilla había dicho que se necesitaban para el Banco “candidatos que no polaricen” y que “politizar la gestión en el BID pone en riesgo su credibilidad y la gestión financiera”.

Clarín


VOLVER
Más notas sobre el tema