Chile | El Festival Internacional de Cine de Valdivia trae la cinefilia del mundo al público chileno

767

FICValdivia 2020 comienza este lunes con formato 100% online: puedes inscribirte gratis

Por Francisca Rivas

La 27a edición del Festival Internacional de Cine de Valdivia, FICValdivia 2020, se realizará entre el 5 y el 14 de octubre, a través de un formato online que permitirá al público acceder a las películas de la programación del festival desde la comodidad y seguridad de sus hogares.

El festival se ha fijado como objetivo acompañar a sus audiencias en Chile, esfuerzo que se realiza durante todo el año desde el Centro Cultural de Promoción Cinematográfica de Valdivia (CPCV), espacio de formación, encuentro, conversación y de experiencia cinematográfica.

Este tuvo su correlato online con la puesta en marcha, en mayo de este año, de Play FICValdivia, plataforma gratuita de streaming en la que se exhibe una destacada selección de obras de cine independiente, con estrenos cada jueves de la semana, entre los que destacan obras de Sebastián Lelio, Vivienne Barry, Marialy Rivas, Dominga Sotomayor, Maite Alberdi, Raúl Ruiz, Pepa San Martín, entre otros realizadores, además de colecciones de carácter patrimonial, infantil y familiar.

Este nuevo formato online sigue este curso de acción y llevará la 27ª edición de FICValdivia a los hogares del público. Es por eso que se dispondrá de una ventana de inscripción gratuita, donde las personas podrán acceder sin costo a una credencial virtual que les permitirá ver la programación durante los 10 días de esta edición del festival.

“Siempre hemos defendido la idea de que quienes aman y/o disfrutan ver películas se convierten en habitantes de ese bello país que no sale en los mapas llamado cine”, explica Raúl Camargo, director de FICValdivia.

“Bajo esa línea, los festivales son las embajadas que este arte tiene repartidas por todo el mundo, y que año a año son felices de reunir a esos ciudadanos que se encuentran a través de la pantalla grande (…) Creemos firmemente que la palabra conexión hoy recupera su significado inicial, que va mucho más allá del actual asociado a las lógicas virtuales. FICValdivia 2020 será una invitación a conectarse desde nuestra ventana en Valdivia para reunirnos desde la región de los Ríos con todo Chile”, destaca.

Raúl Camargo

Como cada año y aún en su formato online, el festival es realizado de forma íntegra desde Valdivia, capital de la región de los Ríos.

Películas de Apertura

Para la Apertura de esta 27a edición, FICValdivia presentará dos obras. El primero es el cortometraje Correspondencia, documental de Dominga Sotomayor (De jueves a domingo) y Carla Simón (Verano 1993) que aborda, en un formato epistolar, el intercambio de ideas de dos jóvenes directoras sobre temas como el cine, la maternidad y la contingencia.

El segundo es el largometraje El tango del viudo y su espejo deformante, de Raúl Ruiz y Valeria Sarmiento, cuyo adelanto exclusivo fue visto en la pasada edición del festival.

Rodada por Ruiz en 1967 y concluida por Sarmiento este año, cuenta la inquietante historia de un hombre y la presencia de un extraño fantasma que lo atormenta.

Ambas películas tendrán su premiere en FICValdivia, tras su paso por los festivales de Visions du Réel (Correspondencia) y la sección Forum de la 70° de la Berlinale (El tango del viudo y su espejo deformante).

Raúl Ruiz y Valeria Sarmiento son autores de la casa del certamen valdiviano, que ha exhibido en distintas ediciones La telenovela errante, Tres tristes tigres en su aniversario 50, el estreno mundial de La maleta, entre otras.

Por su parte, Dominga Sotomayor inauguró la pasada edición número 20 con La isla, en 2013 y ganó con De jueves a domingo como Mejor película en la Competencia Internacional en 2012. Gran parte de su filmografía se puede ver actualmente en PlayFICValdivia.

Películas de Clausura

La Clausura de FICValdivia presentará, en premiere mundial, las dos últimas películas del director chileno Cristián Sánchez (El zapato chino): Date una vuelta en el aire y La promesa del retorno, primeras producciones del cineasta tras Tiempos malos, estrenada mundialmente en FICValdivia 2009.

El tango del viudo y su espejo deformante – Sarmiento y Ruiz

Sánchez también es un cineasta de la casa, ha sido jurado del certamen, participante del mismo y ganador del Work in Progress.

Estos anuncios se suman a las recientes convocatorias de las nuevas secciones de industria, agrupadas en el espacio denominado Encuentros Australes: Cine Chileno del Futuro, Escuela de Oficios y Desarrollo Austral.

Para más información sobre las inscripciones, puedes ingresar a FICValdivia.cl

BioBio Chile


Entrevista a Raúl Camargo, director del #FICValdivia: “Con una edición 100% online apuntamos a sumar nuevos públicos”

Por Ezequiel Boetti

Un día antes del inicio de la 27ª edición, Camargo -que desde 2014 está al frente de la muestra chilena- anticipa las características de la programación y desafíos de una versión que será 100% online con motivo de la pandemia del Coronavirus.

Todo listo para la 27ª edición del Festival Internacional de Cine de Valdivia. Como ocurre con casi todos los eventos audiovisuales desarrollados en los últimos meses, la máxima particularidad de la cita chilena será la “mudanza” temporaria del terreno presencial al virtual, algo que su director, Raúl Camargo, considera una oportunidad “para sumar nuevos públicos ávidos de conocer distintas propuestas de la cinematografía contemporánea”. Es así que desde este lunes 5 y hasta el miércoles 14 de octubre el público de aquel país podrá acceder de manera gratuita a una programación con epicentro en los 40 títulos que integran las cinco secciones competitivas. Además, en el apartado Gala, estarán las últimas películas de cineastas de la talla de Matías Piñeiro, Nicolás Pereda, Radu Jude, y Sion Sono, quien también dará una de las clases maestras de esta edición.

-¿Cuáles son las expectativas de cara a un festival que por primera vez se realizará de manera virtual?

-En estos tiempos de pandemia tan complejos, lo que esperamos es poder ser una alternativa cultural que acompañe a nuestra audiencia tradicional y sume nuevos públicos ávidos de conocer distintas propuestas de la cinematografía contemporánea, combinadas con clásicos de la historia del cine y rescates de cineastas invisibilizados, que es el sello de FICValdivia.

-Más allá de que el festival pierda su carácter de punto de encuentro, la virtualidad implica un acceso más sencillo a las películas incluso para quienes no vivan en Valdivia. ¿Por eso hablás de “sumar nuevos públicos”?

-Sí, pero es un doble desafío, porque si bien está esa posibilidad de sumar nuevas audiencias, también es importante fidelizar a aquellos que nos han acompañado durante años. Por lo mismo hemos mantenido nuestra programación habitual y sumado nuevas actividades para ofrecer a antiguos y nuevos espectadores una programación variada y de calidad.

-Desde que varios festivales anunciaron su cancelación o realización remota, varias películas postergaron sus estrenos a la espera de circular por festivales en 2021. ¿De qué manera se reflejó esta situación al momento de la convocatoria? ¿Se notó el “efecto pandemia” en la recepción de material?

-Sí, hubo una merma cercana al 25 por ciento de las postulaciones habituales y, si bien muchas películas se guardaron para 2021, también están las que no se rodaron este año y por ende no estarán disponibles el próximo año. El tiempo de ajuste post-pandemia aún es incierto, pero creemos que 2021 y 2022 serán años difíciles y luego todo tenderá a estabilizarse.

-La Competencia Internacional tiene una docena de títulos provenientes de todo el mundo, desde la inclasificable My Mexican Bretzel hasta la ficción boliviana de época Chaco. ¿Cuál es el eje artístico que vincula las películas del apartado competitivo?

-Nuestra Selección Oficial siempre se ha caracterizado por tener películas que combinan lo artístico con lo político, y cuya fuerza está en la propuesta autoral sin importar su valor de producción. Películas muy personales, más bien frágiles, que no requieren un presupuesto alto y que logran conectar con problemáticas contemporáneas sin hacer usufructo de ellas. Películas totalmente ajenas a lo que nuestro gran amigo Roger Koza denomina “estética de la crueldad”. Nuestra Selección Oficial se compone de films que no aprovechan las miserias del mundo para hacer carrera artística a partir de ese horror, sino que desde la resistencia ofrecen un destello que nos muestra que aún existe humanidad.

-El Festival de Valdivia es una de las principales plataformas de visibilidad para un cine chileno que desde hace varios años es reconocido en todo el mundo. Incluso podría pensarse que ya hay directores de una generación que empezaron a ver cine cuando nombres como Sebastián Lelio, Pablo Larraín o Sebastián Silva ya eran reconocidos internacionalmente ¿Has notado alguna tendencia en común entre estos nuevos directores?

-En general vemos que existen más trabajos que difuminan los límites de la ficción y el documental y exploran nuevas posibilidades narrativas. A su vez, se adquiere más conciencia del territorio a nivel político y ambiental y un importante sentido de rescate de procesos históricos que aún repercuten en el presente. 

-El cine argentino está presente en toda la programación, desde Las Mil y Una hasta la última película de Matías Piñeiro, pasando por una charla con Lucrecia Martel y hasta un Foco sobre Ana Poliak, una directora que hace años no filma y no es lo suficiente reconocida en la Argentina. ¿Qué les interesó de su obra para dedicarle una sección?

-La verdad considero inexplicable que Ana Poliak no esté en el altar que merece. Nuestra idea inicial era conmemorar los 25 años de ¡Qué vivan los crotos! en Valdivia porque nos parecía fascinante que ese aniversario coincidiera con los 25 años de la desaparición de la vida oficial del protagonista del film, y a la vez eso se sumara a la propia desaparición de Ana como cineasta. Por lo mismo este 2020 se armaba en base a esa conmemoración y la de los 10 años del film Los materiales, del colectivo Los Hijos. En lo personal, me resulta fascinante el eje libertad-trabajo del cine de Poliak en base a personajes con oficios particulares que son capaces de transferir su visión de mundo, sobre todo por su impronta anarquista en una sociedad que gira en torno al capital. Por eso dedicarle un foco a su obra nos parecía un imperativo histórico y por supuesto que cuando el festival se vuelva presencial la invitaremos a Valdivia para que reciba el reconocimiento que merece.

Otros Cines


Programación Completa FICValdivia

Selección Oficial Largometraje Internacional

  • My mexican bretzel, de Nuria Giménez. España
  • Chaco, de Diego Mondaca. Bolivia-Argentina
  • Las mil y una, de Clarisa Navas.
  • Letter to a friend, de Emily Jacir. Palestina
  • Don’t rush, de Elise Florenty & Marcel Türkowsky. Bélgica-Francia-Alemania
  • El Otro, de Francisco Bermejo. Chile
  • IWOW: I walk on water, de Khalik Allah. Estados Unidos-Reino Unido
  • Intimate distances, de Phillip Warnell. Reino Unido-Estados Unidos
  • Tendre, de Isabel Pagliai. Francia
  • Toda la luz que podamos ver, de Pablo Escoto. México
  • Mes chers espions, de Vladimir León. Francia
  • Cartas de una fanática de Whistler a un fanático de Conrad, de Claudia Carreño. Chile

Selección Oficial Largometraje Chileno

  • Cantos de represión, de Marianne Hougen-Moraga & Estephan Wagner.
  • Folil, de Ignacio Montenegro
  • Frontera, de Paola Castillo
  • La mujer de los gatos, de Pedro Vodanovic
  • Mosca, de Christian Aylwin
  • Vestigios, de Brian Cullen

Selección Oficial Largometraje Internacional Juvenil

  • En medio del laberinto, de Salomón Pérez. Perú
  • Niña mamá, de Andrea Testa. Argentina
  • The plastic house, de Allison Chhorn. Australia
  • Mamá, mamá, mamá, de Sol Berruezo Pichon-riviére. Argentina
  • Pyrale, de Roxanne Gaucherand. Francia-Bélgica
  • Punta sacra, de Francesca Mazzoleni. Italia

Selección Oficial Cortometraje Latinoamericano

  • Las fauces, de Mauricio Maldonado. Colombia
  • Egum, de Yuri Costa. Brasil
  • Heliconia, de Paula Rodríguez Polanco. Colombia-Francia
  • Julieta y la luna, de Milena Castro. Chile
  • Rubicón, de Manuel Muñoz. Honduras-Colombia-Argentina
  • Sueños de Pedro, de Fernando Restelli y Juan Fantin. Argentina
  • Desastres naturales, de Andrea Novoa. Chile
  • Eroticam, de Paola Meza y María Díaz. Chile
  • La gambeta, de Catalina Alarcón. Chile
  • Litre, de Sebastián Salfate. Chile
  • Perdurare, de Francisco Rojas. Chile
  • Tan perdida como convencida, de Mariana Sanguinetti. Argentina

Selección Oficial Cortometraje Infantil Latinoamericano

  • Entre baldosas, de Nicolás Conte. Argentina
  • La pócima, de Gabriela Martínez Garza. México
  • Napo, de Gustavo Ribeiro. Brasil
  • El punto de las líneas es saber a dónde llevan, de Elena Guerra Cuellar. México,
  • Un poco de fiebre, de Elisa Eliash. Chile, 2020, 10 minutos. Premiere Mundial.

Gala

  • If It Were Love, de Patric Chiha. Francia
  • Fauna, de Nicolás Pereda. México-Canadá
  • Isabella, de Matías Piñeiro. Argentina-Francia
  • Red post on Escher Street, de Sion Sono. Japón
  • Uppercase print, de Radu Jude. Rumania
Más notas sobre el tema