Convención Constitucional en Chile | El Senado votará la próxima semana escaños reservados para pueblos indígenas

895

Por Emilio Lara

Para la semana del lunes 16 de noviembre quedó la votación en la Sala del Senado del proyecto que permite reservar escaños para representantes de pueblos indígenas en la elección de convencionales constituyentes.

La propuesta llegará a esa instancia sin acuerdo entre la oposición y el oficialismo, lo que complica su avance, propiciando aún más que la medida se zanje en comisión mixta.

Marcela Sabat, senadora de Renovación Nacional, dijo que este tiempo permite seguir conversando y buscar las mejores fórmulas para una efectiva representación.

El senador independiente Pedro Araya coincidió en que este tiempo permite retomar las conversaciones, pero a su juicio cualquier acuerdo debe ser contemplando la opinión de los pueblos indígenas.

Hasta ahora los choques se producen por la intención de la oposición que los escaños sean aparte de los 155 actuales para la convención y que los mismos indígenas puedan reconocerse como tal, a diferencia de la propuesta de Chile Vamos de instalar un padrón especial, entre otros puntos.

Biobio Chile


Evangélicos desestiman petición de Van Rysselberghe sobre escaños reservados para el proceso constituyente: “No necesitamos puestos, sino garantías de competitividad equitativas”

Luego de la petición de la presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, de reservar escaños para el mundo evangélico de cara al proceso constituyente, desde la agrupación Evangélicos por una nueva Constitución, desestimaron las dichos de la senadora gremialista.

“No necesitamos puestos reservados. Sino garantías de competitividad equitativas para todas y todos”, expresaron a través de sus redes sociales.

“Y no estamos disponibles como excusa, que solo buscan evitar los puestos reservados para los PUEBLOS ORIGINARIOS”, agregaron en su cuenta de Twitter.

Cabe recordar que, la timonel UDI pidió esto bajo el argumento de que “un grupo de interés también son aquellos que defienden los valores cristianos”.

El Mostrador


Las etapas que restan para la Convención Constitucional

Tras el triunfo del Apruebo en el plebiscito nacional, la ciudadanía optó por entregar a la Convención Constitucional la misión de redactar lo que será la nueva Constitución que viene a terminar con la Carta Magna escrita en 1980.

Además del proyecto que busca reservar escaños para los pueblos originarios, que se votará esta semana en Sala, en el Senado se está discutiendo también una reforma para facilitar la participación de independientes en la Convención.

La elección de los constituyentes se realizará el 11 de abril de 2021 y el proceso de calificación de esa elección deberá quedar concluido dentro de los treinta días siguientes a la fecha de ésta.

Funcionamiento

En su primera sesión, la Convención deberá elegir a un presidente y un vicepresidente por mayoría absoluta de sus miembros en ejercicio.

Además, para aprobar las normas y el reglamento de votación de las mismas, deberá hacerlo con un quórum de 2/3 de sus miembros en ejercicio y también tendrá que constituir una secretaría técnica, la que será conformada por personas de comprobada idoneidad académica o profesional.

La Convención no podrá intervenir ni ejercer ninguna otra función o atribución de otros órganos o autoridades establecidas en la actual Constitución y que mientras no entre en vigencia la nueva Constitución, la actual seguirá plenamente vigente sin que la Convención pueda modificarla.

Plazos estipulados

La Convención deberá redactar y aprobar una propuesta de texto de la nueva Constitución en un plazo de 9 meses contado desde su instalación. Dicho plazo podrá prorrogarse tres meses.

Una vez redactada y aprobada, la convención se disolverá de pleno derecho y sus integrantes no podrán ser candidatos a cargos de elección popular mientras ejercen sus funciones y hasta un año después de que cesen en sus cargos.

Cuando la Convención comunique que ha terminado su propuesta de texto, el Presidente debe convocar a un plebiscito nacional constitucional para que la ciudadanía apruebe o rechace.

En este caso, el voto será obligatorio para los que residen en Chile y en caso de que no voten, serán sancionados con una multa a beneficio municipal.

El día del plebiscito se le entregará al ciudadano una cédula electoral con la pregunta ¿aprueba el texto de la nueva constitución propuesto? y tendrá la opción de aprobar o rechazar.

Si se aprueba el texto propuesto por la Convención, el Presidente de la República deberá convocar al Congreso Pleno para que en un acto público en que se promulgue y se jure respetar y acatar la Carta Magna.

La nueva carta fundamental deberá imprimirse y repartirse gratuitamente para todos los establecimientos educacionales, públicos o privados, bibliotecas municipales, universidades y órganos del Estado.

Diario Concepción

Más notas sobre el tema