Perú | Insólito fallo: absuelven a violador porque la víctima usaba ropa interior roja

1.348

Ica: Madre de presunta víctima de violación sexual pide que separen a los jueces que absolvieron a acusado

Por Fiorella Terrones Cortez

Los jueces absolvieron al acusado de violación sexual en Ica, bajo el argumento que la prenda íntima roja que usaba la denunciante predisponía a tener relaciones sexuales. La madre que denuncia la violación de su hija pidió que separen a los jueces por los términos usados en la sentencia.

“Espero que revisen y retiren a los jueces, porque no es solamente el caso de mi hija, sino de tantas mujeres que pasan por esos jueces y las que van a seguir viniendo. Por eso, he pedido que revisen de cerca mi proceso, desde el parte policial”, señaló a RPP Noticias.

En enero del 2019, su hija de 20 años acompañó a Giancarlo Miguel Espinoza, su vecino y promoción del colegio, a celebrar la obtención de su título de Administración de Empresas. Lo último que recuerda la víctima es que a las 6:14 a. m. del día siguiente amaneció desnuda en la habitación de su amigo y con él encima de ella.

Los jueces Ronald Nilton Anayhuaman Andia, Diana María Jurado Espino y Lucy Juliana Castro Chacaltana, integrantes del Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial Transitorio Zona Sur, absolvieron al joven argumentando, entre otros motivos, que la mujer usaba una prenda íntima roja.

“La supuesta personalidad que presenta la misma (tímida) no guarda relación con la prenda íntima que utilizó el día de los hechos, pues por la máxima de la experiencia, este tipo de atuendo interior femenino suele usarse en ocasiones especiales para momentos de intimidad, por lo (que) conlleva a inferir que la agraviada se había preparado o estaba dispuesta a mantener relaciones sexuales con el imputado”, dice parte de la resolución.

Tras hacerse público la sentencia, la Oficina de Control de la Magistratura (OCMA) inició una investigación a los jueces y la Sala Penal de Apelaciones revisará la sentencia. Sin embargo, para la madre no es suficiente, porque luego de un proceso irregular, según su percepción, ya no confía en la justicia.

La Corte Superior de Justicia emitió este pronunciamiento.

“Mucha indignación, aparte que sentí agresión de parte de ellos. Tan machista, por tan solo vestir del color rojo, porque llevaba encaje. Si bien es cierto esa trusa fue requerida por tener una mancha de sangre, lo peor es que sorpresivamente todas las pruebas que debían haber arrojado (positivo) salen negativo y para mí es bastante sospechoso”, señaló a través de la línea telefónica.

Durante todo el proceso judicial, la víctima ha tenido como vecino al supuesto agresor, quien vive a dos casas de la suya. Además, hasta la fecha no cuenta con las medidas de protección.

“He intentado vender la casa, pero nadie me compra, porque yo hecho mi casa con préstamos del banco. Quiero venderlo porque es feo estar en el lugar y verlo como si nada. Lo peor es que siempre se ha burlado, en las redes o en todo lugar”, cuenta la madre.

Para Mayra Ramirez, abogada de Promoción de Derechos de la Coordinadora de Derechos Humanos de Ica, el argumento de la prenda íntima no fue el único estereotipo de género utilizado en la sentencia.

“Los magistrados se detienen en la conducta de la madre, si no llegaba a determinada hora, por qué no salió a buscarla, pero no se detienen analizar si estaban en aparente estado de ebriedad, sabiendo que la chica vivía a dos o tres casas de la víctima, por qué no la llevaron a su casa. Ese argumento que sí tiene un tinte machista, porque al hombre se lo permite todo, pero a la mujer, no. La mujer debió estar en su casa”, indicó.

Además, refirió que el problema no es la falta de leyes, sino su aplicación. “Aquí se trata de un problema de mentes patriarcales, de prejuzgar a la víctima, una falta de aplicación de los marcos normativos que ya existen, pero es una cuestión de formación”.

Luego que el caso generó indignación en la población y varias instituciones se pronunciaron, en Ica, la Coordinadora de Derechos Humanos invitó al Ministerio Público, Corte Superior de Justicia y a la Dirincri a un curso intensivo de género. Hasta el momento, la Fiscalía ha aceptado.

RPP


Investigan a jueces que archivaron denuncia de violación con argumento de ropa interior de la agraviada

La Oficina de Control de la Magistratura (OCMA) inició las investigaciones a los jueces Ronald Nilton Anayhuaman Andia, Diana María Jurado Espino y Lucy Juliana Castro Chacaltana, integrantes del Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial Transitorio Zona Sur, quienes decidieron archivar una denuncia de violación sexual en Ica.

La OCMA informó que viene coordinado con la ODECMA de la Corte Superior de Justicia de Ica luego de que, a través de la Órgano Desconcentrado de Control de Ica, se toma conocimiento de la denuncia periodística en la cual se informó sobre la resolución absolutoria de los citados magistrados ante un caso de violación sexual.

Durante las indagaciones preliminares, los magistrados de control a cargo de las pesquisas acopiarán todos los elementos necesarios que les permita analizar y esclarecer la supuesta inconducta funcional de los jueces mencionados, a fin de determinar el inicio o no de la investigación disciplinaria.

Según la denuncia, los miembros de esta Sala de ica absolvieron a Giancarlo Miguel Espinoza Ramos (22) argumentando, entre otros motivos, que la joven utilizada una ropa interior que “suele usarse para momentos de intimidad”.

Esto motivó que el Ministerio Público solicitara la nulidad de la sentencia para que se disponga un nuevo juicio ante otro juzgado, además de un cuestionamiento del Ministerio de la Mujer debido a que los argumentos del Juzgado “no se encuentran conforme con las normas vigentes nacionales e internacional al contener un razonamiento estereotipado y revictamizante para la denunciante”.

“La supuesta personalidad que presenta la misma (tímida) no guarda relación con la prenda íntima que utilizó el día de los hechos, pues por la máxima de la experiencia, este tipo de atuendo interior femenino suele usarse en ocasiones especiales para momentos de intimidad, por lo (que) conlleva a inferir que la agraviada se había preparado o estaba dispuesta a mantener relaciones sexuales con el imputado”, se lee en la resolución.

Al respecto, la Jefa de la OCMA comunicó a la opinión pública que su despacho contralor “está en permanente vigilancia del actuar de jueces y servidores a nivel nacional, para garantizar a los justiciables una correcta administración de justicia”, señalaron en un comunicado”.

RPP


Casi 7 mil casos de violación sexual: la última víctima es una policía

Por Carlos Contreras

El machismo está latente en el sistema de justicia. A pocos días de que se revelara que tres magistrados de Ica archivaron una denuncia de violación sexual, culpando a la víctima y liberando al agresor, ayer surgió un nuevo caso, pero esta vez dentro de la Policía Nacional.

Una suboficial PNP denunció haber sido abusada por un alférez de su institución tras ser dopada en un restaurante. Sucedió el sábado 31 de octubre.

Se trata del alférez PNP Jhoel Gonzales Sánchez, con quien labora en la Unidad de Patrullaje a Pie del Callao. Según la víctima, él la llamó al complejo policial Alipio Ponce señalándole que tenían un servicio especial. Luego le pidió que se vistiera de civil, la esperó en un taxi y la llevó al restaurante de un centro comercial. Después de eso, ella despertó desnuda en la habitación de un hotel, el 1 de noviembre, sin recordar nada y sin su celular ni placa policial.

Pero ahí no acabó todo. Cuando se acercó a su unidad para hacer la denuncia, según narra, el mayor PNP Dilton Torres Lugo hizo llamar a Gonzales para que explique lo sucedido. Ella refiere que este le pidió perdón y le devolvió sus pertenencias. Tras ello, el oficial no tomó más acciones, agregó. Sin embargo, la afectada llevó el caso a la Depincri de Bellavista.

Conocido ello, la Policía informó que la suboficial fue trasladada al médico legista y se avisó de la denuncia a la Fiscalía. También dijo que la Inspectoría realiza la investigación disciplinaria contra el alférez (quien está no habido) y se procedió a detener al jefe de la Unidad de Patrullaje a Pie del Callao por presunta omisión de funciones.

Más casos y jueces de Ica

De acuerdo con estadísticas del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), de enero a setiembre del 2020 se han registrado 6.893 denuncias por violencia sexual. Las regiones con más casos son Lima, La Libertad y Arequipa.

Ayer, en Ica, un grupo de mujeres realizó una protesta en la plaza de Armas por el fallo de los jueces Ronald Anayhuamán Andía, Diana Jurado Espino y Lucy Castro Chacaltana, quienes absolvieron a Giancarlo Espinoza Ramos, acusado de violación sexual, después de que supieran que la ropa interior de la víctima era de color rojo y tenía encaje. La Oficina de Control de la Magistratura (OCMA) realiza una investigación disciplinaria.

Más allá de capacitaciones a jueces y policías

La representante de la Defensoría del Pueblo, Eliana Revollar, precisó que los cuestionamientos hacia las víctimas de violencia sexual confirman que “somos un país donde el machismo está muy asentado”.

La abogada de la organización Demus, Jeannette Llaja, dijo que si bien en los últimos años ha habido capacitaciones a jueces, fiscales y policías sobre la violencia de género, aún falta definir una estrategia integral para desarraigar el machismo en esas instituciones que, desde su creación, tienen instaurado modelos masculinos, sobre todo la PNP. “Ese fallo de los jueces, por el calzón rojo de una víctima, también arrastra una investigación policial bajo una mirada machista. Es una cadena”.

La República


VOLVER

Más notas sobre el tema