Bolivia | El gobierno y Evo Morales denuncian campaña mediática contra la vacuna Sputnik V

572

Richter: ‘Hay una campaña para atemorizar a la gente de usar la vacuna’

El expresidente Evo Morales denunció ayer la existencia de una campaña de desinformación para desprestigiar a la vacuna Sputnik V, la cual será adquirida por el Gobierno, con recursos propios, con el fin de prevenir el COVID-19. El vocero presidencial, Jorge Richter, habló de este tema con este medio y aclaró varios aspectos.

—¿Cuándo llegarán las primeras 6.000 dosis de la vacuna?

—Llegan este mes y con esas 6.000 dosis llegaremos a alrededor de 3.000 personas. Esa va a ser la prioridad, las personas que tengan una emergencia, por supuesto, y los sectores de salud.

—¿En cuántas entregas y cuándo llegarán las 5,2 millones de dosis de la Sputnik V que han comprado a Rusia?

—Hemos firmado un contrato con el Fondo de Inversión de Rusia. Las vacunas llegarán en tres entregas. Hacia fines de marzo llega algo más de 1.730.000 dosis. Las otras dosis llegan hacia fines de abril y fines de mayo. En total son 5,2 millones de dosis de la vacuna Sputnik V.

—¿Realizarán compras de otro laboratorio para alcanzar el total de dosis para inmunizar a la población boliviana?

—El presidente Luis Arce ha señalado que el Estado va a iniciar un proceso de inmunización al conjunto y totalidad de la población. No existe un laboratorio que tenga la capacidad de atender a todos los países en la integralidad de sus requerimientos. Entonces, lo que nosotros estamos haciendo lo están realizando también otros países. Es decir, una compra mixta con vacunas de uno y otro laboratorio.

—¿El Gobierno ya ha definido cuál será el otro laboratorio del cual comprarán dosis?

—No se define de esa forma. Se negocia simultáneamente con varios proponentes, de manera tal que con quien podamos encontrar mejores plazos de tiempo y condiciones de entrega, se debe cerrar el acuerdo. Se está negociando con distintos laboratorios, yo conozco con quiénes, pero lo prudente es mantener un espacio de no dar una información que es irrelevante. Una vez que tengamos el acuerdo con otro proveedor adicional, que esperemos sea pronto, vamos a dar a conocer. Por ejemplo, México está recibiendo vacunas Pfizer en este momento. Tiene acuerdos también con AstraZeneca y también con Sinovac de China y está en negociaciones con Sputnik. Todo esto para poder alcanzar el número de vacunas de forma rápida porque usted puede tener solo con Sputnik y las entregas, en el caso nuestro, de llegar hasta las 11 millones de dosis, eso nos significaría un año entero. Para ello se precisa acortar plazos y para eso se negocia con diferentes laboratorios. Lo importante es que Bolivia está negociando con otros laboratorios para poder entrar en las cantidades que requiere.

—¿Cuándo van a tener los resultados de esta negociación?

—Cuando tengamos los resultados, que va a ser pronto, vamos a hacer una presentación como la de la semana anterior. Es importante decir algo, las vacunas Oxford, del programa Covax, no han sido todavía repartidas; recién han logrado, en Inglaterra, la certificación y recién han logrado la certificación en la Argentina. Si nosotros decimos queremos las vacunas Covax como malintencionadamente dicen algunos actores políticos que mencionan que solo con esas vacunas quedamos bien, eso no es cierto porque solo con ellas alcanza para el 20% de nuestra población. Recién han logrado certificación, hace 48 horas, no es que mañana se va a repartir a Bolivia como si fuera el único país que existiera. Por eso, los países realizan compras bilaterales.

—¿En cuánto tiempo llegarán las dosis al país tomando en cuenta la premura de vacunar?

—Eso depende de muchos factores como el laboratorio, capacidades de entrega y rapidez con la que pueden hacerlo. No es serio aventurar una fecha de la cual no podemos tener certeza y son negociaciones que están muy bien encaminadas. Vamos a tener un segundo laboratorio y el plan Covax y con eso vamos a tener tres vacunas que llegan al país y en tiempos distintos.

—¿Cuánto invierten para la compra de las 5,2 millones de vacunas Sputnik?

—Todos los países, no estamos exentos de ello, tienen firmados contratos con cláusulas de confidencialidad respecto al precio y formas de distribución (…). Estamos en precios internacionales ni más ni menos. A las Sputnik V vamos a ir a buscar y hay que asumir los costos de traslado.

—¿Qué opina de las apreciaciones negativas sobre la vacuna Sputnik V?

—Del conjunto de personas que se han referido a las vacunas, han hecho apreciaciones que no tienen ningún conocimiento (…). En ese sentido, no se puede montar una campaña tratando de atemorizar a una población a no usar una vacuna (Sputnik 5) cuando la misma está corriendo por el mundo con gran cantidad de dosis, debidamente certificada, entre ellos Argentina, México, Chile, por citar a algunos países.

La Razón


Morales denuncia campaña de desinformación contra la vacuna Sputnik V

El expresidente Evo Morales denunció la existencia de una campaña de desinformación para desprestigiar a la vacuna Sputnik V, la cual será adquirida por el Gobierno con el fin de prevenir el COVID-19, según informó la Agencia Boliviana de Información (ABI).

“Denunciamos una campaña político-mediática de grandes consorcios que hacen negocio con la salud en contra de la vacuna Sputnik V que acordó comprar @LuchoXBolivia para luchar contra el Coronavirus. La desinformación, en temas de salud, es un atentado contra el derecho a la vida”, escribió Morales en su cuenta de twitter.

El Gobierno firmó el miércoles un contrato con Rusia para la adquisición de 5,2 millones de dosis de la vacuna Sputnik V contra el COVID-19. El objetivo es inmunizar, de forma gratuita y voluntaria, a al menos al 80% de la población boliviana contra el virus.

Según informa ABI, debido a la alta demanda mundial de vacunas, un envío de 1,7 millones dosis llegará al país en marzo y otra cantidad similar en abril. Además, en este mes ya llegarán unas 6 mil dosis para utilizarlas en la población más vulnerable ante este virus.

La Razón


VOLVER

Más notas sobre el tema