Buque de EEUU se encuentra en Uruguay tras pasar por Brasil y Argentina para “reforzar la seguridad marítima”

2.605

El buque USCG Cutter Stone, de la Guardia Costera de Estados Unidos, arribó a Montevideo

En la mañana de hoy y bajo estricto protocolo sanitario, atracó en el puerto de Montevideo el buque USCG Cutter Stone de la Guardia Costera de los Estados Unidos, comandado por el Capitán Adam B. Morrison para hacer combustible y abastecerse de suministros. Dadas las medidas restrictivas por la pandemia, ningún miembro de la tripulación desembarcó y ningún uruguayo abordó la nave. Por la misma razón, no se coordinaron visitas públicas.

Según informara la Armada Nacional, el buque partió de Pascagoula, Mississippi, y pasó por Brasil y Argentina antes de atracar en el puerto de Montevideo. Este Guarda Costas, es el noveno cortador de seguridad nacional de clase Legend, el buque insignia de la flota de la Guardia Costera. Está impulsado por dos motores diésel y un motor de turbina de gas. Transporta una tripulación compuesta por aproximadamente 120 oficiales, marineros y civiles. Tiene 127 metros de eslora, un desplazamiento de 4500 toneladas y una velocidad máxima de 28 nudos.

El nombre completo del buque es : U.S. Coast Guard Cmdr. Elmer “Archie” Fowler Stone, en honor al primer aviador naval de la Guardia Costera en graduarse, el 10 de abril de 1917 en Pensacola, Florida.

El navío zarpó desde el país norteamericano hacia el Sur en su primera misión oficial, llamada Operación Cruz del Sur, desde que fue entregado en noviembre de 2019 con el objetivo de fortalecer lazos de amistad y cooperación con varios países de la región del Atlántico Sur, incluido Uruguay.

Desde la Embajada de Estados Unidos en Uruguay se detalla que, durante su viaje, el USCGC Stone reforzará la cooperación marítima regional para combatir la pesca ilegal en aguas del Atlántico Sur. La Operación Cruz del Sur tiene como objetivo promover la responsabilidad y la rendición de cuentas de acuerdo con las normas internacionales, ya que la pesca ilegal genera ventajas injustas para quienes la practican y dificulta o priva a los países de desarrollar una industria legítima en torno a sus recursos naturales, generando empleo y volcando ingresos legítimos a sus economías.

Montevideo


Visita del Buque USCG Cutter Stone de la Guardia Costera de EE.UU. al Puerto de Montevideo.

El lunes 25 de enero, la Encargada de Negocios de la Embajada de Estados Unidos en Uruguay, Jennifer Savage, junto con representantes de la Armada Nacional de Uruguay, recibió en el puerto de Montevideo al buque United States Coast Guard Cutter Stone (USCGC Stone) de la Guardia Costera de EE.UU., la primera visita de este tipo en más de una década. El barco, bajo el liderazgo del Capitán Adam B. Morrison, forma parte de la Guardia Costera de los Estados Unidos (USCG) bajo el Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos. La Guardia Costera juega un importante papel global en la seguridad marítima, la búsqueda y el rescate, y el cumplimiento de la ley. El Buque Stone se encuentra navegando a través del Atlántico Sur como parte de una misión de varios meses llamada Operación Cruz del Sur.

La Operación Cruz del Sur de la Guardia Costera es parte de los esfuerzos del gobierno de los Estados Unidos para crear asociaciones regionales de seguridad marítima y prevenir la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) en el Atlántico Sur debido a los daños económicos y ambientales que esta ocasiona. El objetivo general de los Estados Unidos es asegurar el manejo, conservación y restauración de manera sostenible de las poblaciones de recursos marinos vivos. Esto es vital para mantener un medio ambiente marino saludable y productivo, promover los beneficios económicos y la seguridad alimentaria de los pescadores y los consumidores, y proporcionar un liderazgo internacional mediante la adopción amplia de las mismas normas elevadas de conservación y manejo de la fauna marina en todo el mundo.

La pesca INDNR socava la conservación ambiental sostenible y la gestión de los recursos pesqueros, crea distorsiones comerciales que conllevan ventajas injustas y contribuye a los abusos de los derechos humanos. Se estima que se trata de uno de cada cinco peces capturados, con un costo anual de hasta 23.000 millones de dólares en todo el mundo. Las poblaciones de peces y otros recursos marinos vivos se desplazan libremente y no reconocen las fronteras nacionales. Por ello, ningún país puede gestionarlos solos de manera eficaz. Los países deben cooperar para establecer normas de pesca con base científica que garanticen la conservación y la gestión de las poblaciones de peces y otros recursos marinos vivos. Uruguay ha demostrado su compromiso con la prevención de la pesca INDNR al ser el primer, y hasta ahora el único, país del Atlántico Sur en ratificar el acuerdo internacional sobre Medidas del Estado Rector del Puerto, que proporciona a los países importantes instrumentos para evitar que sus puertos se utilicen en apoyo de la pesca INDNR.

“Durante esta misión, el Servicio de Guardacostas de los Estados Unidos se compromete a apoyar a nuestros socios del Atlántico en sus esfuerzos por garantizar la seguridad de los recursos y la soberanía marítima, los cuales son esenciales para mantener el estado de derecho y la seguridad de los océanos. Esta patrulla es necesaria para entrenar a la tripulación del más reciente barco de clase “Legend” y al mismo tiempo aprovechar la oportunidad de fortalecer relaciones trabajando con nuestros socios regionales y aliados”, señaló el Capitán del Buque Stone, Adam B. Morrison.

La visita del Buque Stone es también una oportunidad para reforzar nuestras largas relaciones de amistad y cooperación con los países del Atlántico Sur, incluyendo Uruguay. Los Estados Unidos y Uruguay cooperan en una amplia gama de temas, incluyendo el mantenimiento de la paz de la ONU, los esfuerzos para fortalecer la democracia regional, la erradicación del gusano barrenador en Uruguay y la reforma penitenciaria. “La fuerte amistad entre los Estados Unidos y Uruguay no es casualidad. Es el producto de más de un siglo de duro trabajo, cooperación y apoyo inquebrantable. Visitas como ésta sirven para subrayar la importancia de este vínculo. Estoy orgullosa de lo que hemos logrado juntos y espero seguir colaborando en cuestiones de importancia regional como la pesca INDNR”, señaló la Encargada de Negocios de la Embajada de los Estados Unidos, Jennifer Savage.

De parte de la Armada Nacional, además de darle la bienvenida y desearle una buena estadía al Buque Stone y su tripulación, el vocero de la institución Pablo González señaló que “es un honor para la Armada Nacional que el Guardacostas Stone tenga en su agenda el arribo de este moderno buque al Puerto de Montevideo. Estrechan una vez más nuestros lazos de amistad y cooperación.”

Antes de llegar al puerto de Montevideo, la tripulación del USCGC Stone ha tomado todas las precauciones para el COVID-19. Los miembros de la tripulación se aislaron antes de embarcar, y están siguiendo los protocolos de COVID-19 en cada país que visitan.

La Embajada de los Estados Unidos desea expresar su gratitud al gobierno de Uruguay y a todos los socios locales que hicieron posible esta visita histórica, entre los que se encuentran la Prefectura, la Administración Nacional de Puertos y la Dirección Nacional de Recursos Acuáticos, dependientes del Ministerio de Relaciones Exteriores, Ministerio de Defensa Nacional y el Ministerio de Transporte y Obras Públicas, y el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca.

Embaja de los Estados Unidos en Uruguay


Ejercicio entre los buques NPaOc amazonas y USCGC Stone – Noticias Defensa Vídeos

Espectaculares imágenes grabadas en helicóptero del ejercicio entre los buques NPaOc Amazonas (Brasil) y USCGC Stone (EEUU) (Vídeo: DAN TV, o canal do Defesa Aérea e Naval)

Defensa.com


¿Qué hace un buque de la Guardia Costera de EE.UU. en el Atlántico Sur?

El USCGC Stone (WMSL 758), United States Coast Guard Cutter (USCGC), salió de Pascagoula, Mississippi, el 22 de diciembre para un despliegue de varios meses en el Atlántico Sur con el objetivo de colaborar en la lucha contra la pesca ilegal, conocida a nivel internacional como INDNR o pesca ilegal no declarada y no reglamentada, que el Comité de Pesca (COFI )de la FAO (Food and Agriculture Organization) dependiente de las Naciones Unidas, en su sesión del año 1999, la consideró como una cuestión de alta prioridad y recomendó la elaboración de un plan de acción internacional para prevenir, desalentar y eliminar, este mal.

Para muchos la navegación de este sofisticado buque de patrullaje marítimo estadounidense, entregado a la fuerza en el mes de noviembre pasado, forma parte de una estrategia que busca intervenir en los asuntos internos de la región, con el foco puesto en los inestimables recursos naturales. Impresión que se ve incrementada por lo manifestado en el comunicado de prensa publicado en el sitio de la Guardia Costera, donde se expresa:

“La Operación Cruz del Sur se lleva a cabo en conjunto con el Comando Sur de los Estados Unidos, encargado de administrar las operaciones en América Central y del Sur trabajando en colaboración para garantizar que el hemisferio occidental sea seguro, libre y próspero. En septiembre de 2020, la Guardia Costera publicó la Perspectiva estratégica de pesca ilegal, no reglamentada y no declarada, que reafirma nuestro compromiso con la seguridad marítima mundial, la estabilidad regional y la prosperidad económica”.

Por su parte, fuentes de la Cancillería Argentina, consultadas por la agencia Télam, aclararon que las comunicaciones con las autoridades de EE.UU. se limitaron a acordar los términos de la visita a puerto y la bienvenida al barco y fueron totalmente independientes de las actividades que el buque patrulla Stone de la Guardia Costera estadounidense pueda tener o no previstas para la travesía que emprenderá durante varios meses a lo largo del Atlántico Sur, en el espacio soberano de otros países sudamericanos. O sea que no desmintieron ni confirmaron, nada.

Coast Guard USA 20210105

Cómo es el “USCGC Stone”

El USCGC Stone cuenta con el equipamiento más avanzado puesto a disposición de la fuerza marítima estadounidense. Forma parte de la última generación de buques conocida como Clase Legend, iniciada con el cutter Bertholf (WMSL 750) que entró en servicio en agosto de 2008.

Se supone que no contando con “poder de policía” por estas latitudes, tareas que ejercen la Armada Argentina (ARA) y la Prefectura Naval Argentina (PNA), el poder disuasorio del armamento del que dispone, un cañón automático de un tubo, calibre 57 mm. con control automático de disparo (instalado a proa), sistema de defensa antiaérea Phalanx, ametralladoras pesadas Browning, calibre .50 BMG y ametralladoras ligeras M240B, calibre 7,62 x 51 mm., no le hará falta.

Pero el Stone tiene un sofisticado sistema de electrónica capaz de obtener información de inteligencia muy valiosa, como el registro minucioso del movimiento de los pesqueros y sus tripulaciones, datos de matrículas y el registro de las comunicaciones.

El Stone tiene para estas misiones C4ISR (Mando, Control, Comunicaciones, Inteligencia, Vigilancia y Reconocimiento) un sistema de guerra electrónica AN / SLQ-32 y varios vehículos aéreos no tripulados (drones).

Coast Guard USA 20210105

Nueva ley de pesca

A nivel local, desde octubre del año pasado entró en vigencia una nueva ley de pesca que incrementó las multas para los buques que cometan ilícitos y le dio al tema una nueva perspectiva de acción, reflejada en el desarrollo de las misiones de vigilancia y control que la Armada Argentina y la Prefectura Naval Argentina, realizan en forma permanente en la Zona Económica Exclusiva Argentina (ZEEA) y el área adyacente. Recientemente se firmó un convenio marco entre los Ministerios de Defensa y de Seguridad, así como también un convenio específico ARA-PNA.

En los últimos días, el destructor ARA La Argentina, la corbeta ARA Granville, el aviso ARA Puerto Argentino, (un buque de apoyo que puede contribuir al control de los espacios marítimos), y unidades de la PNA, fueron desplegados sobre la línea que delimita el borde exterior de la Zona Económica Exclusiva Argentina (ZEEA) para seguir e identificar buques pesqueros, principalmente de China y Corea, concentrando los esfuerzos mar adentro, desde la altura de la Base Naval Puerto Belgrano (sur de la provincia de Buenos Aires) hasta Rawson (Chubut), extendiéndose el boca oriental del Estrecho de Magallanes. La acción naval fue consolidada con el reconocimiento aéreo efectuado por aviones Beechcraft B-200 y Grumman S-2T Turbo Tracker.

Coast Guard USA 20210105

El Atlántico Sur, un tesoro codiciado

La novedad más importante a nivel coordinación operacional la brindó la Armada, al proponer un proyecto al Estado Mayor Conjunto (EMC) de creación de un Comando Conjunto Marítimo (COCM), que tendrá por finalidad optimizar el empleo del instrumento militar para la vigilancia y control de los espacios marítimos; centralizando en un Comando Conjunto que dependa del Jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas toda la actividad operativa desarrollada, excepto las que correspondan a actividades de adiestramiento o que estén relacionadas con operaciones de Salvaguarda de la Vida en el Mar.

La fauna marina del Atlántico Sur es depredada por un número no determinado de pesqueros, por estas horas se cree que son más de 130, que se mueven muy cerca del límite de 200 millas que protegen el área económica de la Argentina. Aunque algunos de ellos se adentran más allá de lo permitido, en esa zona legal internacional que les facilita el saqueo. Los barcos son de origen chino, en su mayoría, y se dedican, principalmente, a la extracción de calamares.

Por lo pronto, el patrullaje del cutter estadounidense de 127 metros de eslora (largo), con una manga (ancho máximo) de 16 metros, un desplazamiento de 4.500 toneladas, velocidad máxima de 28 nudos (unos 61 Km/h), alcance de 12.000 millas (19.000 Km.) y una dotación de 120 tripulantes, se moverá en el límite de la zona económica y solo se adentrará a algún puerto cuando, por ejemplo, haga falta reabastecerse, en cualquiera de los países por los que pase en su derrotero.

Perfil


VOLVER

Más notas sobre el tema