Comenzó la producción a gran escala del candidato vacunal Soberana 02

1.220

El presidente del grupo empresarial BioCubaFarma, Eduardo Martínez, recorrió hoy la planta Biocen donde se produce a gran escala un nuevo lote del candidato vacunal Soberana 02, el más avanzado del país contra la COVID-19.

A través de su cuenta en Twitter, BioCubafarma reiteró que el prototipo cubano se produce en esa planta de parenterales para utilizarlo en la fase III de los ensayos clínicos que comenzarán en marzo próximo.

Desde el punto de vista tecnológico toda transferencia, constituye un reto. En el caso de #Soberana02, el reto está siendo mayor, por la emergencia sanitaria. Biocen, cumple con altos estándares de calidad y tiene capacidades productivas suficientes, tuiteó el grupo empresarial.

Durante el recorrido, la vicedirectora de Operaciones Industriales del Instituto Finlay de Vacunas, Roselyn Martínez, dijo que el escalado productivo representa otro gran paso en la estrategia de desarrollo de las vacunas cubanas contra la COVID-19.

Recientemente, la industria biofarmacéutica cubana produjo el primer lote de 150 000 bulbos de Soberana 02, un hito científico-tecnológico para el archipiélago caribeño, y comunicó que ya se producía el segundo grupo.

Soberana 02 comenzó la fase II de ensayos clínicos el 22 de diciembre último y se convirtió así en el primer candidato latinoamericano en llegar a esa etapa, que incluye a casi 900 voluntarios.

De acuerdo con fuentes especializadas, se trata de una vacuna conjugada, en la cual el antígeno del virus, el dominio de unión al receptor (RBD), está enlazado químicamente al toxoide tetánico.

Cuba tiene otros candiddatos vacunales: Soberana 01, Mambisa y Abdala, que avanzan en diferentes fases de ensayos clínicos con resultados positivos.

Cuba Debate


Un tercio de la humanidad ha recibido la mano de los profesionales cubanos de la salud

En las seis décadas de la colaboración médica cubana en el exterior, el personal de la Mayor de las Antillas ha atendido a mil 988 millones de personas en el mundo, casi un tercio de la humanidad, afirmó el Dr. Jorge Delgado Bustillo, director de la Unidad Central de Cooperación Médica (UCCM).

El doctor también aseguró que los galenos de la Isla han realizado más de 14 millones 500 mil operaciones quirúrgicas, 4 millones 470 mil partos y han salvado 8 millones 700 mil vidas, resultados que elevan el prestigio de la medicina cubana en el ámbito internacional.

Actualmente más de 30 mil 407 profesionales de la salud de Cuba se encuentran en 66 naciones, distribuidos en brigadas médicas permanentes y otras del Contingente Henry Reeve, justo cuando la pandemia de la COVID-19 provoca la muerte de miles de personas a diario.

Expresó Delgado Bustillo que debido a la solicitud de los gobiernos, el Contingente llegó por primera vez a Europa, a la región italiana de Lombardía y a la ciudad de Turín; también estuvieron en el Principado de Andorra, y en decenas de naciones de América Latina y el Caribe, África, Asia y Medio Oriente.

En total han sido 56 las brigadas que se conformaron para combatir el SARS-CoV-2, de las que se encuentran activas 25, con alrededor de dos mil 500 colaboradores.

Ante esta emergencia sanitaria no es la primera vez que Cuba da el paso al frente, comentó el director de la UCCM, y recordó la presencia de la Isla luego del terremoto en Pakistán, en 2005, y en 2010 durante otro terremoto en Haití y la epidemia de cólera, cuando fueron los galenos cubanos quienes primeros atendieron a los damnificaron e identificaron la enfermedad en ese país.

También estuvieron 265 profesionales en Sierra Leona, Liberia y Guinea Conakry, durante la epidemia de ébola en 2014, mientras que desde Cuba otros 12 mil voluntarios estaban dispuestos a cumplir esa misión.

Cuba tiene miles de profesionales de la salud que van hacia las naciones más distantes y las condiciones más difíciles de forma voluntaria, sin que medie ninguna presión; pues es una decisión espontánea de cada profesional de la salud. El doctor reiteró que el aporte económico que la colaboración médica realizan al país para respaldar el sistema de salud gratuito, pero que le cuesta a la nación en materias primas, medicamentos y equipamiento.

La historia de hermandad con otros pueblos se remonta al año 1960, cuando marchó a Chile una brigada emergente para socorrer a los damnificados de un terremoto en la ciudad sureña de Valdivia, de 9,5 grados en la escala Richter, el sismo mayor registrado en la historia.

Tres años después, inició de forma oficial la colaboración médica cubana con el envío de brigadas permanentes a la República Argelina Democrática y Popular, nación que alcanzaba su independencia tras culminar una guerra anticolonial con Francia. Desde entonces, Cuba ha estado presente en más de 150 países con más de 420 mil profesionales de la salud.

Gobierno de Cuba

Más notas sobre el tema