Uruguay será el último país de Suramérica en empezar a vacunar

813

El anuncio del secretario de Presidencia, Álvaro Delgado, de que Uruguay recibirá sus primeras vacunas contra la covid-19 en marzo pone al país en el último lugar de la lista a la hora de recibir las inoculaciones de toda América del Sur, por detrás de Venezuela, Guyana y Surinam.

Los primeros dos países sudamericanos que comenzaron con la campaña de vacunación fueron Chile y Argentina. Este último con la rusa Sputnik V en la última semana de diciembre. La campaña de Argentina, no obstante, viene a un ritmo bastante lento y fueron vacunadas actualmente apenas 374.000 personas, según registra el sitio web Our World in Data. Esto equivale a menos de 1% de la población del país, de casi 45 millones de personas. Por otra parte, Argentina recibió el miércoles 580.000 dosis de la vacuna AstraZeneca/Oxford producida en India.

En el caso de Chile, la vacunación, que se viene realizando con dosis de Pfizer/BioNTech y Sinovac (principalmente), está expandiéndose a uno de los ritmos más rápidos del mundo. En este país, actualmente 2,5 millones de personas recibieron al menos una dosis (casi 13% de la población), según dijo ayer en una conferencia de prensa el ministro de Salud de ese país, Enrique Paris. Ayer arribaron a Chile otras 160.000 dosis de Pfizer/BioNTech y llegarán la semana que viene otras cuatro millones de Sinovac.

Brasil, por su parte, comenzó su campaña masiva el 17 de enero y actualmente ha vacunado con al menos una dosis a 5,33 millones de personas, lo que representa 2,5% de la población. En este país se aplican dosis de Sinovac y AstraZeneca/Oxford.

Ecuador comenzó su campaña de vacunación a mediados de enero, aunque apenas inoculó con al menos una dosis a 6.228 personas al 17 de febrero, lo que representa 0,04% de su población. El miércoles llegaron unas 16.380 dosis de las vacunas de Pfizer y BioNTech que permitirán continuar con el “plan piloto” que Ecuador viene aplicando a personal sanitario y ancianos que residen en centros geriátricos, según resalta en una nota la agencia de noticias Efe.

Bolivia se sumó a la carrera a fines de enero con la llegada de 20.000 dosis de la vacuna rusa Sputnik V. Se esperan otras 5,2 millones de dosis de este laboratorio que llegarían entre marzo y mayo, otras cinco millones de Oxford y AstraZeneca que arribarían en abril, y unas 15 millones de dosis del mecanismo Covax de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Según Our World in Data, actualmente el país apenas alcanzó a procesar 10.000 dosis, lo que representa 0,09% de la población.

Perú, en tanto, comenzó el martes 9 de febrero su campaña de vacunación luego de que llegara al país, el domingo 7, la primera partida de 300.000 dosis que el gobierno le compró al laboratorio chino Sinopharm. En total, este laboratorio le vendió un millón de vacunas. Desde esa fecha Perú ha logrado dar la primera dosis a apenas 0,36% de la población.

Quienes aún no empezaron a vacunar masivamente son Colombia y Venezuela, pero ya han recibido dosis para comenzar la campaña. El gobierno de Iván Duque recibió un primer cargamento el pasado martes con 50.000 dosis de Pfizer/BioNTech y comenzó la campaña el miércoles, mientras que a Venezuela llegó el cargamento con 100.000 dosis de Sputnik V el fin de semana.

Paraguay recibió este jueves las primeras 4.000 vacunas de Sputnik V. El canciller paraguayo Euclides Acevedo había admitido en diálogo con Radio Uruguay que la cifra es irrisoria para las necesidades del país, que aspira a un mecanismo para la compra conjunta de dosis entre países de la región.

En tanto, Guyana recibió de Barbados una donación de 3.000 dosis de la vacuna AstraZeneca. Este país aún no empezó su campaña de vacunación y espera obtener otras 104.000 mediante el mecanismo Covax y unas 20.000 de Sinopharm. Según Our World in Data, el país ya ejecutó esta dosis a 668 personas.

Por su parte, Surinam también recibió unas 1.000 dosis de AstraZeneca/Oxford desde Barbados, pero esperaba que la OMS autorizara la vacuna para desarrollar la campaña de inoculación, informó el sitio de noticias local dwtonline.com.

Mientras jerarcas del gobierno de Uruguay como el ministro de Defensa, Javier García, hablan de una etapa de “prevacunación”, el expresidente José Mujica había sostenido la semana pasada que casi seguramente Uruguay sería el “último país de Sudamérica” que empezaría a vacunar.

No obstante, de llegar la primera partida, de cerca de 200.000 dosis, anunciada por Delgado para los primeros días de marzo, permitiría inocular a casi 3% de la población, lo que implicaría la cobertura de un porcentaje mayor en esta primera tanda que la que abarcó la primera partida en la mayoría de los países de Sudamérica.

La Diaria


NOTA RELACIONADA | Así avanza la vacunación contra el coronavirus en América Latina

Más notas sobre el tema