La OEA enviará una misión de observadores para las elecciones regionales del domingo

1.098

Las misiones de la OEA y Uniore observarán las elecciones en Bolivia

La Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión Interamericana de Organismos Electorales (Uniore) enviarán misiones de observación para los comicios subnacionales del próximo 7 de marzo en Bolivia.

El Tribunal Supremo Electoral confirmó este lunes que ambos organismos enviarán observadores al país para estar presentes el próximo domingo, el día en que los bolivianos acudirán a las urnas para elegir autoridades regionales, departamentales y municipales, según un comunicado de esa entidad.

El presidente del órgano electoral, Salvador Romero, indicó que también llegarán otras delegaciones internacionales, sin detallar cuáles, pero en menor cantidad a comparación de las presentes en los comicios generales del año pasado.

“Por lo general, los procesos electorales de alcance local despiertan un menor interés en la comunidad internacional y , por lo tanto, hay un número menor de delegaciones de observación”, indicó Romero, citado en el boletín.

El objetivo de la presencia de estas misiones de observación es “dar seguimiento a todas las acciones y características del proceso electoral” con la finalidad de verificar y comprobar su desarrollo normal.

Luego de la jornada de votación, esas misiones emitirán un informe sobre el desarrollo del proceso electoral y también realizarán recomendaciones para futuros comicios en el país.

Los partidos y agrupaciones políticas que participan en estos comicios realizan sus últimas actividades proselitistas con caravanas o caminatas a seis días de las elecciones subnacionales, los segundos comicios que se realizan durante la pandemia en el país.

Estas actividades, antes de los cierres de campañas previstos para esta semana, se realizan en medio del anuncio del órgano electoral de la inhabilitación del candidato opositor Manfred Reyes Villa, postulante por la agrupación Súmate a la Alcaldía de Cochabamba.

Esta situación derivó en protestas de sus simpatizantes y una huelga de hambre en rechazo a la decisión del órgano electoral y la agrupación del candidato presentó el fin de semana un recurso de revisión extraordinaria ante el órgano electoral para que sea restituida la postulación.

El órgano electoral también debe pronunciarse sobre otros casos de candidatos como el indígena Rafael “Tata” Quispe postulante a la Gobernación de La Paz, quien fue sentenciado a dos años de cárcel por un caso de supuesto acoso político a una excandidata del gobernante Movimiento al Socialismo (MAS) en las anteriores elecciones subnacionales de 2015, entre otros casos.

Más de 7,1 millones de electores asistirán a las urnas para elegir a unas 5.000 autoridades entre casi 20.000 postulantes a gobernadores y asambleístas departamentales en los nueve departamentos además alcaldes y concejales de 339 municipios.

Opinión


Parlasur enviará observadores para elecciones subnacionales en Bolivia

Por David Maygua

Al menos cinco legisladores del Parlamento del Mercosur (Parlasur) formarán parte de la delegación de observadores de las elecciones subnacionales en Bolivia.

El jefe de la Misión Electoral del Parlasur y diputado argentino, Óscar Alberto Laborde, confirmó el arribo de esa representación parlamentaria este jueves para cumplir con esa labor.

Laborde dijo que los parlamentarios se desplazarán entre las ciudades de La Paz, El Alto y Cochabamba.

Según el parlamentario argentino, no está en los planes ir a la ciudad de Santa Cruz y otras capitales de departamento de Bolivia para hacer seguimiento al proceso electoral subnacional a efectuarse este venidero domingo.

“Vamos a cumplir nuestra labor de observación, al igual que se hizo en las elecciones generales del país vecinos que se llevó adelante el 20 de octubre de 2020”, señaló Laborde en contacto desde Buenos Aires.

El Parlamento del Mercosur es una asamblea parlamentaria que funciona como órgano deliberativo del bloque regional constituido por Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y recientemente Bolivia.

Su creación data legalmente desde el 9 de diciembre de 2005 y dos años después el 7 de mayo de 2007 comenzó a funcionar.

El Deber


Bolivia se alista para venideras elecciones subnacionales

El próximo domingo están citadas las elecciones subnacionales en Bolivia, estando convocados los votantes a elegir a 4.962 nuevas autoridades entre titulares y suplentes. De ellas 583 son autoridades departamentales, 27 regionales y 4.352 municipales.

A falta de una semana para los comicios, la mayoría de las encuestas apuntan al Movimiento al Socialismo como el de mayores indicadores en las preferencias de voto, con algunas excepciones en determinadas regiones del país.

Las agrupaciones políticas están abocadas en los próximos días al cierre de sus correspondientes campañas electorales, en medio de las restricciones para aglomeraciones por la pandemia. Desde el próximo jueves rige el tiempo de silencio electoral que establecen las leyes.

Por su parte, la Policía Nacional anunció que unos 25.000 efectivos serán movilizados para garantizar la ejecución segura de la jornada electoral. La fuerza pública controlará el respeto al silencio electoral, asegurará los materiales electorales y velará por la tranquilidad ciudadana durante los comicios.

Observadores de la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión Interamericana de Organismos Electorales (Uniore) se desplegarán por todo el país, con la misión declarada de verificar la transparencia del proceso.

Más de 7,1 millones de electores están convocados a las urnas para decidir su preferencia entre los 20.000 candidatos postulados.

teleSUR


Semana final: Gobierno se las juega en la campaña del MAS

Por Leny Chuquimia

Cuando faltan  días para las elecciones, autoridades del Gobierno central se pusieron  en campaña para impulsar las candidaturas  del MAS. En la recta final, rumbo a las elecciones 2021, los aspirantes a las sillas ediles y departamentales firman acuerdos, gestionan pruebas Covid  y participan de actos oficiales.

“Estamos aquí para apoyar a nuestros candidatos, Franklin Flores y César Dockweiiler. El próximo domingo no solo vamos a  votar por ellos, sino por nuestros asambleístas, por Mario Silva, de nuestros transportistas (…) El 7 de marzo tenemos que apoyar nuestro proceso de cambio”, afirmó el vicepresidente David Choquehuanca en una proclamación realizada en el puente  Minasa para el candidato a gobernador Franklin Flores.

En esa misma línea, durante el fin de semana, ministros, senadores y diputados   aparecieron junto   a los candidatos del MAS.   El domingo, el ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo,   acompañó al postulante  a la alcaldía paceña  César Dockweiler  en una caminata por la sede de Gobierno. Días antes, también estuvo con los candidatos de  Potosí.

“La Paz merece un cambio después de tantos años de abandono y César sabe cómo hacerlo”, afirmó Del Castillo.

En Santa Cruz, el presidente del Senado, Andrónico Rodríguez, acompañó a la candidata a alcaldesa del MAS    Adriana Salvatierra  en una visita  al penal  de Palmasola. Días previos  también estuvo acompañando a Franklin Flores  en un recorrido por las provincias de La Paz y también en  Oruro.

En Cochabamba, el candidato a alcalde Nelson Cox organizó una caravana de bicicletas que tuvo la presencia del expresidente Evo Morales.

La semana pasada, el vocero presidencial, Jorge Richter, dijo que los servidores públicos  pueden hacer campaña pero fuera de sus horarios de trabajo.

Como parte de la  campaña, en La Paz  Flores instaló en la plaza Camacho un punto de detección de la Covid-19. Solo el sábado realizaron más de 100 pruebas, se detectó  a cuatro personas que ya  salían de la enfermedad. Dockweiler se reunió con juntas vecinales, como días antes con los transportistas, para firmar un “Pacto de unidad por La Paz”.

En Santa Cruz, donde ni el candidato a la gobernación ni  la postulante a la alcaldía del partido azul logran la preferencia de los electores, ambos fueron incluidos en los actos oficiales de la llegada de las vacunas. El hecho fue  criticado por el uso  electoral de los insumos médicos.

Violencia en la campaña  electoral 

El candidato a primer concejal por la agrupación SOL en el municipio cruceño de El Torno, Darwin Rivera Reyes, denunció que fue víctima de agresiones por parte del actual alcalde de esa localidad y personas afines a Demócratas.  Los hechos  dejaron varias personas  heridas.

En contraparte el burgomaestre Gerardo Paniagua contó que es el quien, con frecuencia, sufre  agresiones de parte de Rivera y otros militantes de SOL.

Ante ello la Defensoría del Pueblo  pidió a la Fiscalía General del Estado, la Policía y el Tribunal Supremo Electoral (TSE) realizar las investigaciones para sancionar a los responsables.

“Esta institución defensorial advierte que estas acciones, ocurridas el sábado en la noche, atentan contra el derecho a una convivencia pacífica y a participar en elecciones limpias y democráticas, lo que pone en riesgo la misma democracia”, se lee en el comunicado que la institución publicó este domingo.

Pero no es la única denuncia de este tipo. En menores o mayores niveles, la violencia se hace presente en la etapa final de la campaña electoral.

El candidato a la alcaldía paceña Amilcar Barral denunció que fue agredido verbalmente y con golpes de puño luego de participar en un foro la noche del viernes. Dijo que el grupo violento eran -presuntamente- seguidores del MAS.

“Con algunos golpes, pero estamos bien”, señaló el exdiputado en sus redes sociales, donde difundió los videos de la agresión,

La semana pasada, en diferentes puntos de El Alto,  los  vecinos expulsaron  a grupos de militantes del MAS que recorrían la urbe.  Al ser increpados, en algunos casos trataron de defenderse con los palos que usaban para sus banderas, mientras los vecinos les gritaban  que se vayan.

Página Siete


La Llajta tiene la campaña más violenta con ataques y amenazas

Por María Mena M.

Agresiones con gases lacrimógenos y bosta, quemas de banderines, amenazas, hostigamiento y otros hechos fueron denunciados en Cochabamba por militantes y candidatos de cuatro partidos políticos. La violencia caracteriza a la campaña en la Llajta.

Las agresiones más violentas se registraron en el Chapare –bastión del MAS- donde dos partidos opositores al oficialismo presentaron candidatos en cuatro de los cinco municipios del trópico: Villa Tunari, Chimoré, Puerto Villarroel y Entre Ríos. En Shinahota había la intención de postular a otro opositor, pero la presión y las amenazas obligaron al postulante desistir de su candidatura.

Violencia en el Chapare

“Llamaron por radio y dijeron que me vendí a la derecha. Yo acepté (candidatear por Pan-Bol) y tengo en mi conciencia que lo hice por mi pueblo (…). Sacan resoluciones declarándome persona no grata, dicen que debo irme sí o sí a Santa Cruz. Las resoluciones también son para saquear mi tienda y por tal motivo tuve que cerrar mi negocio”, cuenta Juana Rojas Choque, candidata a la Alcaldía de Puerto Villarroel, en el trópico, por el partido Pan-Bol.

El pasado 24 de febrero, Rojas presentó una denuncia por acoso y violencia política en la Defensoría del Pueblo y el Tribunal Departamental de Cochabamba. Estaba acompañada de la vicepresidenta de Panbol-Bol, Ruth Nina, y los candidatos a concejales.

Las agresiones se registraron hace aproximadamente dos semanas, cuando sus vecinos y dirigentes se enteraron de que Rojas postula a la Alcaldía por un partido opositor al Movimiento Al Socialismo (MAS). Desde entonces, las agresiones son permanentes, asegura la denunciante, motivo por el cual tuvo que declararse en clandestinidad para resguardar su vida y la de su familia.

Antes, todos los candidatos de su actual partido militaban en el oficialismo por “tradición y presión”. Pero se “cansaron” de la falta de obras y progreso en ese municipio tropical, aseguran.

“Allá (en el Chapare) todos son masistas. Hay mucha manipulación del MAS. A veces cuando uno tiene la oportunidad, no se la dan. Todo es entre ellos. Ahí no velan los intereses del pueblo, sino de los dirigentes y es por eso que a petición de las bases, de los compañeros, hemos decidido ir con otro partido, porque hay mucha necesidad en servicios básicos, seguridad y salud”, explica el candidato a concejal de Puerto Villarroel por Pan-Bol, Mario Arce Galarza.

Arce también recibe amenazas verbales y a través de las redes sociales, pero asegura que no desistirá. Está convencido de que muchos están cansados de la imposición y “dedazo” del MAS y que esa disconformidad se verá reflejada en las urnas.

Quema de casas

De acuerdo con la vicepresidenta de Pan-Bol, la candidata por la Alcaldía de Villa Tunari renunció debido a las agresiones violentas. “Han amenazado con quemar las casas de los candidatos a concejales y es por eso que, lamentablemente, han renunciado. Eso pasó en Villa Tunari. Hay una dictadura sindical en el Chapare (…). Debido al amedrentamiento es que no se ha podido consolidar la candidatura de nuestra compañera Rojas. Teníamos la esperanza de que vaya adelante, pero las amenazas hicieron que desista. Le dijeron ‘renuncias o te obligamos a renunciar’”, asegura Nina.

Considera que es riesgoso realizar campaña en el Chapare porque ante cualquier partido que no sea del MAS los militantes del partido azul reaccionan con violencia.

Menciona el caso de la candidata Rojas, que sufrió amenazas traducidas en la pega de carteles y afiches con propaganda del oficialismo en su casa. Además, los banderines de Pan-bol que flameaban en su vivienda y en las de sus familiares fueron quemados.

“Bandera que levantaban, la quemaban. Entonces, por esa clase de amenazas no hacen campaña. Todos, hasta el día de hoy, se organizan mediante reuniones clandestinas”, dice la vicepresidenta de Pan-Bol.

Sin cato de coca

Otro partido que se animó ingresar al bastión del MAS es el Movimiento Tercer Sistema (MTS). Tiene candidaturas en Entre Ríos, Chimoré y Villa Tunari, aunque en este último municipio la papeleta del TED no incluye a este partido.

“Estamos en Chimoré, en Villa Tunari y en Entre Ríos. Los candidatos del partido están sufriendo amedrentamiento. Les presionan para que renuncien o les quitan su cato de coca o su casa. Hay notas escritas con firmas y sellos donde de manera expresa les obligan a que renuncien al partido MTS”, denuncia José Carlos Sánchez, candidato a gobernador de Cochabamba por MTS.

Sus militantes no realizan campaña en el trópico debido a las amenazas y presión social, dice Sánchez. Asegura que no pueden comprar espacios publicitarios en las radioemisoras locales, ni exponer propaganda electoral en los espacios públicos o privados “ni pagando”. Su campaña está enfocada en las redes sociales y mensajes “de boca en boca”.

Sánchez pudo corroborar estas denuncias tras una visita, el 24 de febrero, al Chapare para reunirse con sus candidatos. No obstante confía que el domingo 7 de marzo los habitantes del trópico voten por su partido como muestra de disconformidad por 15 años de gestiones masistas.

Agresiones con piedras

El candidato por la Alcaldía de Sacaba por MTS, Riony Villarroel, también fue víctima de violencia. El 13 de febrero, mientras circulaba con su vehículo en la localidad de Titumayu –durante la campaña de un candidato del MAS- fue agredido con piedras y petardos. El vidrio lateral del motorizado quedó destrozado y una persona resultó herida.

“Los del MAS han lanzado petardos y han agredido a los miembros del Tercer Sistema. Le han roto sus ventanas”, dijo Sánchez.

Hostigamiento y amenazas

Desde hace más de una semana el candidato a la Gobernación de Cochabamba por la agrupación Todos por Cochabamba (TPC), Juan Flores, no va su casa en Quillacollo por las constantes amenazas y hostigamiento que recibe de militantes del partido azul.

“No llego a dormir a mi casa porque un grupo de masistas merodea. Hace un par de días mi hija vio a un grupo de motos y vehículos que circulaban por ahí. Se asustó mucho. Hay hostigamiento”, denuncia Flores.

Página Siete intentó comunicarse con un vocero o fuente oficial del MAS para conocer su versión acerca de las denuncias de agresiones y amenazas, pero no obtuvimos respuesta.

Gases y bosta

Los militantes y candidato de la alianza Súmate, de Manfred Reyes Villa, también fueron víctimas de agresiones físicas durante la campaña. Vecinos de la zona sur de Cochabamba utilizaron palos, bosta, piedras y gases lacrimógenos para ahuyentarlos cuando realizaban campaña electoral.

La primera agresión se registró el 15 de febrero en el barrio Politécnico Militar. Una caravana de militantes jóvenes de Súmate circulaba por la zona en vehículos y con una ambulancia que pretendía llevar atención médica contra la Covid, cuando fueron sorprendidos por un grupo que les lanzó piedras y bosta (estiércol de ganado vacuno) hiriendo a algunos. Los atacantes quemaron una insignia de esa agrupación e intentaron hacer lo mismo con sus banderas.

Cuatro días después, la campaña de Súmate se trasladó a Sivingani. Esa noche, mientras Reyes Villa, el candidato a la Alcaldía cochabambina, daba su discurso, personas no identificadas activaron gases lacrimógenos en el acto público. Los más afectados fueron ancianos y niños.

“No solo fueron esas dos agresiones. Una casa de campaña fue asaltada. Se llevaron material electoral. Las agresiones más violentas fueron a la caravana y en Sivingani”, dijo el vocero de Súmate, Enrique Mendieta.

Pan-Bol, único partido que presentó denuncia formal

Pan-Bol es el único partido que presentó una denuncia formal ante la Defensoría del Pueblo y el Tribunal Electoral Departamental (TED) por los delitos de acoso, violencia política, agresiones y amedrentamiento a la candidata por la Alcaldía de Puerto Villarroel, Juana Rojas Choque.

“Estamos acá para hacer seguimiento a la denuncia que hemos presentado por acoso y violencia política hacia nuestra candidata Juana Rojas. Hemos estado ya con las autoridades correspondientes para que viabilicen y deriven al Ministerio Público”, dijo la vicepresidenta de Pan-Bol, Ruth Nina.

El delegado interino del Defensor del Pueblo en Cochabamba, Edgar Flores, confirmó que ese partido presentó una denuncia en ambas instancias.

“No tenemos otra denuncia al margen de la candidata de Pan-Bol en Puerto Villarroel. No nos hemos enterado a través de los medios. Nosotros actuamos de oficio”, asegura Flores.

Después de la denuncia de Pan-Bol, el delegado defensorial sostuvo reuniones con el presidente del TED, Humberto Valenzuela, y el Comandante Departamental de la Policía, Maximiliano Dávila.

“Al presidente del TED se le exhortó a que, en cumplimiento de su rol constitucional en materia electoral, extreme los esfuerzos para garantizar el derecho de la candidata a participar de forma equitativa y en igualdad de condiciones en el proceso electoral en curso. Asimismo, a actuar en el marco de sus competencias para lograr el cese de los presuntos actos de acoso y violencia política”, dice un boletín de la Defensoría.

Flores solicitó al comandante de la Policía que alerte sobre el caso al Comando Regional en el Chapare para que realice vigilancia y brinde garantías a los candidatos opositores.

El candidato a gobernador por Movimiento Tercer Sistema (MTS), José Carlos Sánchez, asegura que en los próximos días presentará denuncia formal por las agresiones a sus candidatos en el Chapare.

Página Siete


VOLVER

Más notas sobre el tema