Sala Penal amplía a seis meses la prisión preventiva contra Áñez

2.193

Justicia amplía a 6 meses detención para Añez y dos de sus ministros

Luego de más de seis horas de audiencia, la Sala Penal Segunda del Tribunal Décimo de Sentencia de La Paz amplió este sábado de cuatro a seis meses la detención preventiva de la expresidenta Jeanine Añez y de sus ministros Álvaro Coímbra y Rodrigo Guzmán, de Justicia y Energías, respectivamente.

La Fiscalía, Procuraduría General del Estado y el Ministerio de Gobierno fueron las instancias que solicitaron la ampliación de la medida preventiva.

Las exautoridades fueron imputadas por la presunta comisión de los delitos de sedición, terrorismo y conspiración. En el caso de Coímbra y Guzmán, guardan detención preventiva en el penal paceño de San Pedro, mientras que Añez fue trasladada este sábado en la madrugada del Centro de Orientación Femenina (COF) de Obrajes a Miraflores, por afecciones en su salud.

Anteriormente, el Ministerio Público ya había solicitado la ampliación de imputación contra las exautoridades, y la detención preventiva por seis meses por probabilidad y autoría, peligro de fuga y obstaculización a las investigaciones que se desarrollan en el caso Golpe de Estado.

Los abogados de los detenidos habían pedido su excarcelación para asumir la defensa en libertad; sin embargo, los operadores de justicia consideraron que hay varios riesgos procesales si abandonan las cárceles.

Indicios de conspiración

La demanda la presentó la exdiputada Lidia Patty, puesto que considera que hay múltiples indicios de que Añez, Coímbra y Guzmán, entre otras personas, están involucrados en actos sediciosos y conspirativos contra el gobierno de Evo Morales, luego de conocerse los resultados de las elecciones de 2019.

Períodico Bolivia


Choquehuanca asegura que protestas por el caso ‘golpe de Estado’ buscan ‘obstaculizar la Justicia’

El vicepresidente David Choquehuanca aseguró en Cobija, Pando, que las protestas en defensa de los acusados en el caso “golpe de Estado” buscan “obstaculizar la Justicia” y confía en que los bolivianos superen cualquier situación que pueda “llevar a la confrontación”.

“En todo el país hay una movilización de querer obstaculizar la Justicia, en estos últimos días hemos visto que las autoridades judiciales han empezado a tomar algunas acciones para que muchas acciones realizadas durante el golpe de Estado no queden en la impunidad”, recordó.

En el marco de la denuncia planteada por la exdiputada Lidia Patty por los hechos que derivaron en la renuncia de Evo Morales, en noviembre de 2019, fueron encarcelados la expresidenta Jeanine Áñez, dos de sus exministros y dos exaltos mandos de las Fuerzas Armadas.

Cívicos y plataformas rechazaron los procesos y los calificaron de “persecución política”. Los cívicos amenazaron con un paro si persisten las aprehensiones, mientras que un cabildo en La Paz exigió el viernes la libertad de los detenidos.

Para Choquehuanca, el accionar judicial “ha generado reacción en algunas organizaciones políticas o algunos dirigentes de comités cívicos, esperemos que los bolivianos podamos entendernos y superar cualquier situación que nos lleve a la confrontación entre bolivianos”.

En el acto de inauguración del congreso de las mujeres campesinas Bartolina Sisa, el presidente Luis Arce aseguró el viernes que “no nos mueve el odio ni la venganza” para pedir justicia por lo ocurrido antes y después del “golpe de Estado” y advirtió que no se permitirá que quienes perdieron las elecciones generales y subnacionales pretendan “disputar el poder al pueblo”.

Choquehuanca llegó este sábado a Cabija para participar de actos de campaña al candidato del MAS a la gobernación Miguel Becerra, quien el 11 de abril irá a segunda vuelta por la gobernación con Regis Richter del Movimiento Tercer Sistema (MTS)

La Razón


Imagen revela reunión entre la Iglesia y la UE con Jeanine Áñez minutos antes de su autoproclamación

Una imagen de la Red Uno del 12 de noviembre de 2019 reveló que representantes de la Iglesia Católica y la Unión Europa (UE) se reunieron con Jeanine Áñez en el despacho de la Presidencia de la Cámara de Senadores, minutos antes de su autoproclamación como Presidenta del Estado, sin el quorum legislativo correspondiente.

La captura de la imagen de la reunión fue noticia esta jornada tras el pronunciamiento de la Iglesia Católica respecto a un supuesto “consenso” político el 2019 para que Áñez asuma la Presidencia del Estado, en el marco de las “jornadas de pacificación”, del 11 y 12 de noviembre de ese año, convocadas por la jerarquía eclesiástica en la Universidad Católica Boliviana (UCB), que fue el escenario en el que se gestó el plan del golpe de Estado.

La imagen fue registrada a las 17.35 del 12 de noviembre y en ella se observa a Áñez reunida con Aurelio Pesoa, secretario general de la Conferencia Episcopal de Bolivia (CEB); Eugenio Scarpellini, obispo de El Alto; Giovani Arana, obispo auxiliar de El Alto, además del embajador de la Unión Europea, León de la Torre.

A las 18.41, poco más de una hora después de la reunión política con la Iglesia y la UE, Áñez asumió la Presidencia del Senado, a pesar de ser la segunda vicepresidenta de esa instancia camaral, y posteriormente se dirigió al hemiciclo de la Cámara de Diputados para autoproclamarse como Presidenta del Estado, violando el Artículo 169 de la Constitución Política del Estado (CPE) que establece que la sucesión constitucional llega hasta la presidencia del Senado o de Diputados.

“‘La foto en el despacho destinado a quien es elegido presidente del senado. Al lado superior derecho la hora exacta del encuentro del día 12 de noviembre 2019. Los comentarios sobre los integrantes los dejo al pueblo boliviano (sic)”, escribió en su cuenta de Twitter la exdiputada Susana Rivero, quien participó en la segunda reunión de la “mesa de diálogo” que se llevó a cabo en la UCB el mismo día de la autoproclamación de Áñez.

La imagen de la reunión de Áñez con la Iglesia refuerza lo que denunció Rivero días atrás respecto a la ejecución del “Plan B”, pactado por actores políticos como Samuel Doria Medina, Carlos Mesa y Tuto Quiroga, en presencia de jerarquía eclesiástica, presidida por el monseñor Eugenio Scarpellini, para presionar la renuncia de Salvatierra, y promover la toma inconstitucional del Gobierno.

“Hace poco hablé sobre (la) única reunión a que asistí en la no transición constitucional del 2019, un integrante en entrevista confirmó que tenían plan b. De dónde saca el señor cura un acuerdo? Acuerdo de qué? Esa afirmación es una mentirilla que cae con la foto de una asamblea vacía (sic)”, escribió en su red social.

En esa línea, la exministra de Desarrollo Productivo, Teresa Morales, en su declaración legal ante la Fiscalía afirmó que los opositores que participaron en la reunión convocada por la Iglesia, en el rectorado de la Universidad Católica Boliviana, no estaban interesados en la pacificación del país, sino en presionar a Adriana Salvatierra para renuncie a la Presidencia de la Cámara de Senadores.

“¿Alguno de los presentes mencionados en su relato se opuso o manifestaron oposición a la renuncia de Adriana Salvatierra, o en su caso el respeto a la Constitución Política del Estado?”, fue la pregunta que se le hizo a Morales, a lo que ella respondió: “Ninguno, todos estuvieron de acuerdo con las líneas y criterios que ellos mismos generaban, ni siquiera el ausente monseñor Scaperllini, todos presionaban por la renuncia de Adriana Salvatierra”.

Bolivia


VOLVER

Más notas sobre el tema