Uruguay | Diplomáticas denuncian acoso sexual, violencia y discriminación en la Cancillería

834

Este miércoles 10 de marzo, el canciller, Francisco Bustillo, recibió de parte de la subsecretaria, Carolina Ache, una misiva en la que se relatan diferentes situaciones de “acoso, violencia verbal y discriminación a lo largo del tiempo a funcionarias diplomáticas”, informó la Cancillería en su cuenta de Twitter.

La carta había sido entregada por una delegación de la Asociación de Funcionarios del Servicio Exterior del Uruguay (AFUSEU), el pasado 8 de marzo.

A través de un comunicado, la Cancillería expresó que la secretaría de Estado “viene trabajando en el tema género de forma constante y las denuncias generan honda preocupación”.

También se informó que a raíz de las denuncias, el canciller Bustillo se comunicó con el fiscal general de la Nación, Jorge Díaz; con la directora del Instituto Nacional de Mujeres (INMUJERES), Mónica Bottero; y con María Noel Vaeza, directora Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe, con el cometido de “poner en conocimiento la situación denunciada”.

A su vez, el ministro Bustillo “avanzará, junto con la subsecretaria Carolina Ache, quien preside la Comisión de Género, en evaluar medidas a corto plazo para la erradicación definitiva de este tipo de conductas en la Cancillería”, se informó.

Acoso sexual y laboral

Este miércoles, El Observador divulgó parte del contenido de la carta de las 65 funcionarias de Cancillería, en cuyo anexo se detallan distintos casos de acoso sexual y laboral y también discriminación.

Uno de los hechos denunciados se refiere a que un alto funcionario le dijo a una secretaria: “Hoy llamaron dos embajadores interesados en que vayas a trabajar con ellos. Ahora, si quieres mi ayuda para tu destino, eso dependerá de lo que hagas esta noche”.

Otra de las denuncias que trascendió se refiere a que en una misión oficial, un subsecretario de Cancillería expresó a una funcionaria: “Mmm, me enloquece tu perfume. ¿Cuál es?”.

Por otro lado, también denunciaron discriminación laboral por el hecho de estar embarazadas. “¡Al final usted nunca trabaja, se la pasa embarazada!”.

Las diplomáticas aseguran en su carta que los casos “son muchos más”, pero “no se denuncian por temor a consecuencias funcionales en la carrera”.

Por otro lado, realizan propuestas para evitar acoso y violencia, tales como: “revisar el protocolo de prevención y actuación frente a casos de acoso sexual, laboral y moral; profundizar el resguardo de las eventuales víctimas al realizar la denuncia; capacitar a los funcionarios que asuman como jefes o segundos de misión haciendo hincapié en una formación que reafirme la existencia de derechos; designar un ‘ombdusperson’ que recoja y canalice situaciones vinculadas a la equidad, paridad e igualdad”.

Otras de las propuestas: “reforzar a la Dirección de Recursos Humanos y a la Dirección de Asuntos Jurídicos con funcionarios en tema género; designar a un director en la Unidad de Género, y protocolos que garantice que se mida en base a los mismos criterios a hombres y mujeres en cada instancia de la carrera”.

La Red 21


VOLVER

Más notas sobre el tema